En la muñeca: Chopard Mille Miglia Race Edition

Chopard Mille Miglia Race Edition frontal 1

Aunque Chopard ya tiene una colección de tres relojes llamados Mille Miglia que revisamos de manera extensa en este artículo, esta es la edición limitada conmemorativa de la carrera de este año. Al contrario de lo que suele ser habitual, que es tener un cronógrafo para la edición especial, esta vez es sólo el modelo con reserva de marcha, y me parece una buena idea porque Chopard lleva tiempo imitando el indicador de combustible de un automóvil, pero nunca le ha quedado tan bien como en este modelo.

Chopard Mille Miglia Race Edition detalle reserva de marcha

La esfera roja, asociada al color de los coches de carrera italianos le queda muy bien al modelo y la indicación de reserva, siempre complicada de encajar en la esfera, queda de fábula. Realmente transmite la idea de indicador del depósito de combustible.

Chopard Mille Miglia Race Edition frontal

Además el rojo es vibrante, pero no chillón. Y el blanco de los índices y manecillas y el negro que lo perfila hace que la presencia del reloj sea impactante. Transmite sensación de deportividad siendo simplemente un reloj de tres agujas y fecha. Eso habla de lo conseguido que está el diseño. Yo sólo le pongo una pero, y es que me hubiera gustado ver la ventana de fecha con el fondo rojo y los numerales en blanco.

numeros rojos

Como siempre en los relojes deportivos de Chopard -y en los no deportivos también- la legibilidad es intachable, tanto en la luz del día como en la oscuridad.

Chopard Mille Miglia GTS Automático - calibre

El reloj se mueve gracias a un calibre de manufactura salido de la fábrica de Chopard Fleurier Ebauches y tiene certificación COSC. Es un calibre bien realizado, atractivo, con sólo una pega: tiene un diámetro de sólo 28,6 mm, demasiado pequeño para una caja de 43 mm de diámetro. En la trasera queda bien porque el acero sirve para el grabado conmemorativo, pero en la esfera se nota que la fecha queda muy alejada de las tres. Pero como está incluida dentro de la flecha del logotipo de la carrera el efecto estético es adecuado.

Chopard Mille Miglia Race Edition en la muñeca

También como siempre el reloj queda muy bien en la muñeca, con el efecto retro de la ya mencionada indicación de reserva de marcha, el bisel sencillo y la correa barenia tipo racing.

El precio de la versión de acero es de 5.820 euros y está limitada a 1.000 unidades. Hay también una versión en oro rosa limitada a 100 unidades con un precio de 18.950 euros. Esta es su Ficha Técnica.