El nuevo The Longines Heritage 1969 ya es un clásico

The-Longines-Heritage-1969-1-Horasyminutos

Qué buen ojo tiene Longines. Se le podrá reprochar que continuamente reedita modelos sacados del fondo -muy al fondo- de su armario (que es más profundo que el de Narnia), pero es que todos son preciosos. Y algunos ya nacen con la impronta de clásico. Tal es el caso de este The Longines Heritage 1969, del que vamos a ver su historia, especificaciones y precio.

The-Longines-Heritage-1969-original-Horasyminutos

Éste es el reloj original que Longines ha actualizado para convertirlo en el The Longines Heritage 1969. Estoy seguro que en aquel entonces era un reloj como tantos otros, en el sentido que la caja con forma de cojín cepillada -o pulida, según los casos- era muy habitual entonces. También entonces la idea de Longines era la de ser un reloj para todo el mundo, y como tal el modelo se lanzó en acero, en acero chapado en oro y en oro de 18 quilates. La caja medía 36 x 36 mm, y esa es la medida que se ha mantenido en la versión actual.

The-Longines-Heritage-1969-original-y-actual-Horasyminutos

Como se puede ver la presencia del The Longines Heritage 1969 es extraordinariamente fiel, aunque con algunos pequeños cambios: el tamaño de la esfera parece menor, más cuadrado, dejando más espacio a la carrura para darle más solidez. El reloj sólo ha sido lanzado en acero, una buena decisión para llegar a un público más amplio. Aún así no me extrañaría que en el futuro lanzaran versiones en otros metales. Es de señalar cómo la marca ha querido mantener la medida original -como ya hizo con el Conquest Heritage que vimos  en vídeo aquí-. Eso habla de su amor y respeto por su fecunda historia.

The-Longines-Heritage-1969-esfera-Horasyminutos

La esfera es muy bonita con su satinado vertical plateado y, sobre todo, con esa sección intermedia cepillada de las manecillas de horas y minutos, que no solo mejoran la lectura por el contraste con el pulido sino que además le da un toque distinguido. Lo mismo que los índices aplicados, muy bonitos. Incluso la ventana de fecha queda bien. Aunque la hubiera preferido del mismo color que la esfera, es verdad que en ese caso habría resultado menos legible.

Por dentro lleva un calibre ETA L888.2 (ETA A31.L01), que es una evolución del ETA 2892 modificado para proporcionar 68 horas de reserva de marcha, que consigue rebajando su frecuencia de las 28.800 a las 25.200 alternancias hora. El reloj se ata a su dueño con una correa de caimán negra, y lo hace tras pagar un precio muy atractivo: el The Longines Heritage 1969 cuesta 1.760 Euros, y estoy deseando tenerlo en mis manos para poder saborearlo (y traerlo a Horas y Minutos, claro). Más información en Longines.es.

The-Longines-Heritage-1969-Horasyminutos