Oris Staghorn Restoration Limited Edition: fotos en vivo y precio

 

El nuevo Oris Staghorn Restoration Limited Edition es un excelente reloj de buceo que además ayuda a una buena causa: la conservación de los arrecifes de coral.

 

Hacía demasiado tiempo que no me había puesto ningún Oris, y en el momento que me probé éste me di cuenta de lo que hecho de menos los relojes de la marca. Oris siempre ha sabido hacer instrumentos bien pensados, bien construidos y muy atractivos. Combinan perfectamente practicidad con presencia sin necesidad de diseños estridentes. Este Oris Staghorn Restoration Limited Edition es un buen ejemplo.

Por otro lado el apoyo de las marcas relojeras a proyectos solidarios es de larga tradición, y en el caso del cuidado y protección de los océanos hay muchas marcas que ofrecen distintos tipos de ayuda. Y qué bien que lo hagan, porque ya sabemos el alarmante mal estado de un elemento tan absolutamente indispensable y abundante como para dar nombre a nuestro Planeta Azul.

En concreto, Los arrecifes de coral del mundo se enfrentan a una grave amenaza. Según los informes, una cuarta parte de estos delicados ecosistemas ya han sido dañados más allá de la reparación a través del blanqueo, la sobrepesca y el turismo descuidado, con dos tercios que permanecen bajo mayor amenaza.

La Coral Restoration Foundation es una organización de conservación sin ánimo de lucro que trabaja para preservar los arrecifes de coral del mundo. Coral Restoration Foundation ha logrado una diferencia tangible en los océanos del mundo. En 2015 plantó 22.502 nuevos corales a través de sus programas de voluntariado de replantación y está preparando otros 40.000 para repoblar los arrecifes nativos. También organizó 72 programas de buceo para educar y fomentar el voluntariado para tomar medidas y salvar a nuestros océanos. El Oris Staghorn Restoration Limited Edition nace para apoyar esta labor.

El reloj comparte los criterios estéticos de la colección Aquis, renovados en 2017, y es muy atractivo. Tiene una caja de acero de 43,5 mm, lo que le hace visible pero no desproporcionado. Por encima se ubica un bisel con disco de cerámica negra pulida y numerales blancos. Para el conteo de 15 minutos se ha elegido el color naranja, que es el color del coral.

El Oris Staghorn Restoration Limited Edition es hermético hasta los 300 metros, con toda seguridad 250 metros más del límite máximo al que se van a sumergir muy poquitos de aquellos que tengan el reloj. Pero una hermeticidad de ese nivel y el bisel de cerámica le permite competir en la liga de otros relojes de buceo de mucho más precio. Para conservar la hermeticidad la corona es roscada y tiene dos protectores a ambos lados.

La esfera está muy bien resuelta. A juego con el naranja del bisel está la aguja del segundero central, además de la fecha y el día. Éste se indica de manera muy ingeniosa, con una secuencia de siete ventanillas caladas sobre una sección circular que discurre en la parte interior central de la esfera, cada una de las cuales se rellena de color naranja en el día apropiado.

El conjunto queda muy bien. Resulta armonioso y a la vez muy dinámico. Los índices están aplicados, con una buena inyección de Super-LumiNova. Lo mismo ocurre con las manecillas, que además tienen distinta anchura para que se distingan bien en la oscuridad. Y, como es preceptivo para un reloj de buceo, el segundero también es fosforescente, al igual que el triángulo sobre las doce.

El resultado es impecable, como se puede ver. El reloj está disponible con una correa de caucho, como es obvio en reloj de inmersión. Pero a mí me ha gustado mucho el brazalete de acero, porque combina el pulido con el satinado de manera intachable. Da auténtica sensación de calidad, y queda muy, muy bien. Por dentro lleva el calibre automático 735,  cuya base es el más que conocido Sellita SW 220-1.

El Oris Staghorn Restoration Limited Edition es -claro- una edición limitada, en este caso a sólo 200 unidades. Por supuesto es discutible, pero a mí me parece el más bonito de todos los relojes de buceo de Oris, exceptuando los de inspiración vintage. El reloj ya está disponible y su precio es de 2.100 euros. Más información en Oris.es.