Archivo de la etiqueta: cronógrafo



Los nuevos Panerai Luminor 1950 PCYC, en la muñeca

 

 

Pocos espectáculos tan bellos, evocadores y emocionantes como una competición de vela. Panerai, que podríamos decir nació para el mar, comanda los Panerai Classic Yacht Challenge, el origen de losPanerai Luminor 1950 PCYC que vamos a ver ahora.

 

Angelo Bonati gobierna la nave de Panerai desde el puente de la Dirección General desde 1997. Veinte años en los que ha conseguido que una marca que sólo tenía el nombre se convirtiera en una manufactura por su propio derecho. Y sin duda ninguna una de las pocas casas que en estos años no han hecho sino aumentar su caché y deseabilidad de manera palpable.

El propio Bonati es un consumado aficionado a la navegación, así que no es de extrañar que Panerai lleve desde 2004 patrocinando los Panerai Classic Yacht Challenge. Panerai tiene incluso su propio yate, el Eilean, un maravilloso queche de 22 metros de eslora construido en 1936 (el año del primer prototipo del Radiomir), abandonado en Antigua y descubierto por Angelo Bonati en 2006 y restaurado durante tres años por Panerai.

A mí la unión de la navegación a vela y la relojería me parece un matrimonio natural. Al fin y al cabo, la cronometría tal como la conocemos se la debemos a John Harrison, creador del cronómetro precisamente para poder calcular la longitud durante la navegación en mar abierto. Si la navegación transoceánica fue el verdadero motor del cambio mundial, la relojería fue la que hizo posible que ese cambio ocurriera.

Pero la navegación no es algo estático, sino que históricamente ha sido -y aún es- una búsqueda continua de mejores materiales, más duraderos, más precisos y, al mismo tiempo, más bellos. Esa es también la historia de la relojería. El resultado de ese continuo avanzar son, por ejemplo, las naos supertecnológicas como las que acuden al America’s Cup. Panerai ha creado unos relojes para el Oracle Team USA (que vimos con fotos en vivo en este reportaje).

Pero los Panerai Luminor 1950 PCYC están a otra cosa. Celebran la belleza de la mecánica. O la Belleza; así, pura y con mayúscula. Celebran el reto humano de competir contra otros con unos recursos puramente manuales, al estilo antiguo, en un enfrentamiento regido por la nobleza. Es una canto a la pureza del mar y del dominio de sus artes.

Decía antes que Panerai lleva 13 patrocinando estos “desafíos” náuticos, y sin embargo es ahora cuando lanza unos relojes específicos para la colección. ¡Nunca es tarde si la dicha es buena!

Vamos a ver cada uno de los tres modelos.

PANERAI LUMINOR 1950 PCYC REGATTA 3 DAYS CHRONO FLYBACK AUTOMATIC TITANIO (PAM 652)

 

El reloj más importante, mecánicamente hablando, es el PAM 652. Mide unos contundentes 47 mm de diámetro, pero al estar hecho de titanio resulta muy cómodo de llevar. Quiere decirse que el reloj no va a poder navegar escondido porque su presencia y tamaño -incrementados física y visualmente por el protector de corona y los pulsadores- no son precisamente de Pulgarcito, pero el equilibrio de pesos y dimensiones es intachable, así que se ubica sobre el pulso de manera instantánea. Y de todas formas, quién iba a querer llevarlo tapado.

Mientras que la carrura está satinada el bisel está pulido a espejo, para darle el toque de elegancia necesario si te tienes que bajar del barco y cenar en el club marítimo. Aunque en la foto el PAM 652 parece un cronógrafo rattrapante, en realidad no lo es. La doble aguja es, por un lado, para marcar los segundos del cronógrafo (la aguja anaranjada) y por otro para marcar la cuenta atrás de la regata (la rodiada).

Mediante el botón a las cuatro la manecilla va atrasando un minuto por cada pulsación. En una regata se anuncia la marca de los 5 minutos previos al comienzo, de manera que los barcos pueden maniobrar como consideren para estar lo más cerca posible de la línea de salida cuando suene la sirena de arranque. Cuando se presiona el pulsador a las 10 se lanza el cronógrafo y empieza la cuenta atrás. Cuando llega a cero comienza a contar los minutos hacia adelante, como un cronógrafo normal.

En puridad “la manecilla de regata” podría retrasarse hasta 59 minutos, simplemente pulsando repetidamente hasta llegar donde se quiera. De esta manera el reloj vale tanto para una regata como para algo tan mundano como, por ejemplo, medir el tiempo de cocción de la pasta. Pues sí. No juzgues y no serás juzgado. El encargado de zarpar a tiempo (o del sabor al dente) es el calibre de manufactura P.9100/R, en el que la R marca la variación para regatas del conocido P.9100. Dos barriletes, reserva de marcha de 3 días y frecuencia de 4 hercios. El calibre no se ve porque está tapado por un fondo conmemorativo, también de titanio.

La Super-LumiNova se limita a los numerales 12 y 6, las manecillas de horas y minutos, el pequeño segundero a las 9 horas y el contador de 12 horas del crono a las 3. El reloj se ata con la correa de piel de becerro Assolutamente. Es, en efecto, absolutamente Panerai. Habría que saber qué correa de la casa se vende más, pero yo apostaría que es esta.

 

PANERAI LUMINOR 1950 PCYC 3 DAYS CHRONO FLYBACK AUTOMATIC ACCIAIO (PAM 653)

Con el segundo de los Panerai Luminor 1950 PCYC bajamos de complicación, bajamos de material y bajamos de tamaño también. El PAM 653, como su nombre italiano indica, está fabricado en acero y sólo mide 44 mm de diámetro, 3 milímetros menos que su hermano mayor. ¿Se nota la diferencia? Pues sí. ¿Mucho? Pues no. Ya he dicho que el PAM 652 está muy bien equilibrado. Los Panerai son relojes-instrumento pensados para trabajar y por tanto tienen que ser una ayuda en el tajo, no un estorbo. En Panerai se rigen por el concepto de “la forma sigue a la función”, así que sus relojes cumplen perfectamente sea cual sea su tamaño.

Este PAM  653 también opera bajo el mando del calibre de manufactura P.9100. No tiene la R porque en realidad es sólo (aunque lo que corresponde es un “nada menos que”) un cronógrafo flyback. En este caso la doble aguja tiene la misma función que en la versión de regata, pero lógicamente sin una cuenta atrás de minutos. La función de tiempos cortos se acciona y para con el pulsador a las diez, mientras que la función flyback se acciona mediante el pulsador a las 8. Además incluye un sistema que al tirar de la corona detiene el volante de inercia variable y pone el segundero a cero; de esta manera el ajuste del reloj se hace con la máxima precisión.

También en este caso el reloj viene con la correa Assolutamente, terminada en la conocida hebilla de la marca. Como se puede ver, el reloj queda fantástico en la muñeca.

 

PANERAI LUMINOR 1950 PCYC 3 DAYS CHRONO FLYBACK AUTOMATIC ACCIAIO (PAM 654)

El PAM 654 es exactamente igual que el que acabamos de ver, pero es completamente distinto. Quiero decir que forma, tamaño y calibre son los mismos, pero en este caso la esfera es de un color marfil casi blanco que, personalmente, me ha enamorado y que hace que el reloj se distinga de sus hermanos de colección. De hecho uno diría que ni pertenece a ella. Y eso es bueno.

Como cronógrafo flyback que es y con el contador de minutos también central, en este caso se ha optado por una trotadora azul y una contadora de minutos dorada. Azul es también la aguja del pequeño segundero a las 3 horas, un uso -el de usar el azul en el segundero- que ha comenzado a aplicarse este año. El resultado es precioso.

Debo confesar que de los tres Panerai Luminor 1950 PCYC este PAM 654 es el modelo que más me gusta. Es más “Panerai” la esfera sandwich, lo sé, pero a mí éste me parece el más marino de los tres (quitando la función regata, claro). Me parece una belleza que llevaría todos los días.

Había olvidado decir que los tres relojes tienen un taquímetro, pero en vez de medir kilómetros mide nudos marinos (con toda lógica). El PAM 654 viene con una correa también de becerro, pero en este caso es la Ponte Vecchio más oscura. Un perfecto contraste.

Los tres Panerai Luminor 1950 PCYC ya están disponibles en las boutiques de Panerai (en España hay dos, y las dos en Madrid). Su precios son: PAM 652, 16.700 euros. PAM 653, 12.000 euros. Por último, el precio del PAM 654 es también de 12.000 euros.

Digamos para acabar que este año los Panerai Classic Yatch Challenge van a pasar por España. Del 29 de agosto al 2 de septiembre se va a celebrar en Mahón la decimocuarta edición de la Copa del Rey de Barcos de Época – Vela Clásica. Momentazo para visitar un isla maravillosa (Menorca) y una ciudad igualmente preciosa. El que pueda, que no se lo pierda. Le doy permiso para después contármelo y hacerme morir de envidia. Para los afortunados y para todos los demás, más información en Panerai.es.

 

 



Fotos en vivo y precios de los nuevos Bell & Ross Vintage Garde-Côtes

 

 

En este año en el que muchas marcas han limitado sus lanzamientos para capear mejor la crisis, Bell & Ross ha seguido con su prolífica actividad relojera. Hoy traemos los Vintage Garde-Côtes, dos relojes que en principio y por su temática iba a tener una distribución reducida, pero que la marca ha decidido dar el mismo rango que a los demás modelos.

 

Bell & Ross cubre todo el abanico militar, con numerosos relojes relacionados con la infantería (como estos Desert Type). Pero donde más se ha fijado siempre ha sido en la aviación, de los que en Horas y Minutos hemos visto unos cuantos ejemplos ya. Por citar algunos, el BR 03 94 RafaleO también el WW 1 Guynemer, de la I Guerra Mundial. Incluso una edición dedicada a nuestra Patrulla Papea. También ha homenajeado a las tropas aeronavales con los Vintage BR Aéronavale.

Los Vintage Garde-Côtes están también inspirados en un cuerpo oficial del Estado, con el nombre genérico de “Guardacostas”. Pertenecen a las fuerzas armadas o los cuerpos policiales o son puramente civiles, porque en esto cada país sigue su propio criterio. En realidad la Guardia Costera abarca todo lo que tiene que ver con la vigilancia del perímetro marítimo de cada país. Eso incluye la primera línea de defensa del territorio, la persecución de delitos como el contrabando y el rescate.

En España la labor de rescate la llevaba a cabo desde 1880 el cuerpo de voluntarios de la Sociedad Española de Salvamento de Naúfragos, y a partir de la firma en 1985 del Convenio Internacional Sobre Búsqueda y Salvamento Marítimos pasó a coordinar todas las partes implicadas en estas labores (tanto civiles como militares), y a llamarse Sociedad de Salvamento y Seguridad Marítima (comúnmente conocida como Salvamento Marítimo). Es en esta parte tan importante de las labores costeras en las que se ha fijado Bell & Ross para crear los Vintage Garde-Côtes.

Algo que tienen en común en todo el mundo las fuerzas de rescate marítimo es el color naranja. Cualquiera que haya visto -es decir, todos nosotros- las desafortunadas y desdichadamente inacabables noticias sobre rescate de inmigrantes, comprenderá rápidamente el por qué del color: destaca sobremanera sobre los infinitos tonos que puede tener el mar, desde el azul brillante al gris oscuro. Por eso es el color dominante en estos relojes.

Bell & Ross ha combinado el naranja con el gris, que es un color habitual de la marina militar (en España Salvamento Marítimo es todo naranja, si acaso mezclado con blanco). Así se ve en la foto superior, en la que un buzo -de naranja- sale del helicóptero pintado en gris. Para aquellos que les interese, la nave es la versión naval del Airbus AS565 MBe. Es un helicóptero utilizado para la guerra de superficie porque puede localizar objetivos más allá del horizonte, y además está pensado para operar en cualquier condición climática. Estas dos características lo hacen ideal para la búsqueda de desaparecidos en el agua.

Los Vintage Garde-Côtes derivan de los  Vintage BR V2-92 (la versión de tres agujas) y BR V2-94 (cronógrafo). Ya hablé de manera extensa sobre las nuevas versiones Vintage en este artículo, así tan sólo voy a resumir aquí los datos principales: ambas cajas tienen 41 mm de diámetro, lo que las hace aptas para prácticamente todas las muñecas. Aunque la marca no da el dato exacto, la altura del reloj no es en absoluto excesiva, por lo que es fácil domarlos en la muñeca. El cristal, a pesar de su forma tan retro, es de zafiro y no de Hesalite.

El V2-92 tiene un bisel de aluminio anodizado bidireccional, que puede servir perfectamente en las misiones de rescate para medir tiempos. En la versión cronógrafo el taquímetro se ha sustituido por un pulsómetro. Tiene todo el sentido, ya que se va a rescatar a personas que normalmente requieren atención clínica inmediata.

La esfera está bordeada por una escala de minutos en naranja, con subdivisiones en cada minuto en la versión cronógrafo para una medida más exacta de los tiempos cortos. Los acentos naranjas se repiten en las manecillas: en el segundero del tres agujas y en las del cronógrafo. El contraste es notable, y me hace pensar por cierto lo bien que quedarían estos relojes con una esfera color antracita.

Otro de los elementos comunes a todos los servicios de guardacostas es el escudo: en todas partes del mundo utilizan un ancla (parece mentira que esta colaboración no se le haya ocurrido a Ulysse-Nardin, ¿verdad?). Es el emblema que Bell & Ross ha grabado elegantemente en el zafiro posterior, que permite ver los movimientos automáticos usados. Como es costumbre, el tres agujas lleva un Sellita SW 300 y el cronógrafo un ETA 2894-2.

Los Vintage Garde-Côtes pueden llevar tanto una correa de caucho gris como un brazalete metálico. Mientras que la correa de caucho es demasiado espartana (no es el gris un color que invite a mucho, sobre todo si es plano), el brazalete está muy bien resuelto y le da mucha presencia al reloj.

Afortunadamente para la vida comercial de los relojes no hay ninguna marca en la caja o en la esfera que haga referencia a los guardacostas, por lo que el reloj puede gustar a cualquiera que se sienta atraído por su estética. Los precios de los Vintage Garde-Côtes son: BR V2-92 con correa de caucho, 2.600 euros. Si preferimos la versión con brazalete, el precio es de 2.900 euros. El cronógrafo tiene un precio de 3.900 euros en su versión de caucho, mientras que si queremos el BR V2-94 con brazalete el precio es de 4.200 euros. Los relojes estarán pronto disponibles en el e-boutique de la marca y en los puntos de venta autorizados. Más información en Bell&Ross.es.

 

 

 



Nuevos Omega ETNZ para competir en la America’s Cup

 

La America’s Cup ha pasado de ser un deporte súper elitista a ser cada vez más popular y un espectacular muestrario de las más altas tecnologías. Por eso Omega lleva participando desde 1995. Vamos a ver los dos Omega ETNZ, con fotos en vivo y precios.

 

El CEO de Omega, Raynald Aeschlimann con el equipo ETNZ

¿Qué significa Omega ETNZ? Pues es la abreviatura del Emirates Team New Zealand, del que Omega es patrocinadora y Cronometradora Oficial. Es lógico por tanto que Omega creara un reloj que celebrara esa colaboración. Pero como Omega es una marca orientada al producto, no al marketing del producto, los navegantes realmente van a llevar el reloj puesto durante la competición que es, para aquellos que no la conozcan, realmente dura y exigente.

OMEGA SPEEDMASTER X-33 REGATTA ETNZ EDICIÓN LIMITADA

El primero de los Omega ETNZ honra a una familia muy conocida del Speedmaster: el X33. El original fue lanzado en los 90 como actualización del Moonwatch, y se le equipó con la mejor tecnología que se podía incluir para ayudar a los pilotos. Pero ahora le toca mojarse.  La caja es de 45 mm de diámetro, de titanio de grado 2 cepillado y tiene una esfera negra con aros azules e índices transferidos blancos, además de ventanas para las lecturas digitales. El aro del bisel combina cerámica y titanio y luce en los 60 segundos una estrella que, igual que los índices y las agujas, está rellenada con Super-LumiNova blanco y emite un resplandor verde.

Junto con la estrella a los 60 segundos, el bisel luce también estrellas situadas en los 15, 30 y 45 segundos, que representan en conjunto la Cruz del Sur de la bandera neozelandesa. Un aro cerámico negro con
LiquidMetal® forma la escala de minutos y la esfera está decorada con el logotipo OMEGA, la palabra Speedmaster en rojo y “Professional”. El tiempo analógico lo marcan una aguja horaria esqueleto blanca y negra, otra de minutos roja y un segundero blanco y negro. Para las lecturas digitales, la esfera tiene pantallas de cristal líquido (LCD), con segmentos grises sobre fondo negro.

El fondo de caja es doble, con lámina acústica interna, para la óptima
transmisión del sonido en las funciones de alarma. El fondo externo va fijado por 8 tornillos y lleva estampado en el centro un logotipo del Emirates Team New Zealand y grabados “CHALLENGER FOR THE 35TH AMERICA’S CUP“ y “X-33 REGATTA“, además del número de la edición limitada.

El reloj se presenta con una pulsera de tejido de nailon revestido negro, con forro en caucho azul, pespuntes azules y hebilla de titanio pulido y cepillado. Incorpora un movimiento multifuncional de cronógrafo en cuarzo: el calibre OMEGA 5620. La edición se limita a 2017 ejemplares, con un precio de 5.000 euros, IVA incluido.

 

OMEGA SEAMASTER PLANET OCEAN ETNZ “DEEP BLACK” MASTER CHRONOMETER

El otro Omega ETNZ hace honor a la tradición mecánica de los relojes Omega, y lo hace con una versión del Seamaster Planet Ocean Deep Black, cuya presentación en vivo recogimos en este artículo. De caja en cerámica negra y 45,5 mm de diámetro, tiene un bisel cerámico con escala de inmersión en OMEGA LiquidMetal® que destaca los 15 minutos de la cuenta atrás para la salida; en caucho azul y rojo para los primeros 10 minutos y START en LiquidMetal® para los 5 últimos. El círculo situado a las 12 está relleno de Super-LumiNova y emite un resplandor verde.

La esfera cerámica negra cepillada en vertical luce índices en oro
blanco de 18 qt y un aro GMT con zonas de día/noche. Un logotipo del Emirates Team New Zealand en rojo domina el fondo de la caja, que está circundado por la frase CHALLENGER 35TH AMERICA’S CUP.

Para completar el look de regata, el reloj se presenta con pulsera estructurada negra, forro de caucho negro y azul, pespunte rojo y una nueva hebilla en cerámica negra cepillada. El Omega ETNZ “Deep Black” incorpora el calibre OMEGA Master Chronometer 8906. Su precio es de 10.500 euros. Más información en Omega.es.

 



Calidad y precio con los Tissot Chrono XL: modelos y precios

Sacar la cabeza en el mundo de los relojes de cuarzo es muy difícil. La oferta es tan grande, abarca tantos estilos, que las propuestas deben ser muy buenas como para que el cliente potencial les preste atención. Eso es lo que ocurre con los nuevos Tissot Chrono XL, una de las apuestas fuertes de la casa para esta temporada.

 

Los cronos son la complicación más usada en los relojes de cuarzo (después de la fecha, claro), pero en el caso de Tissot es que además tiene razón histórica, dada la conexión de la marca con distintas disciplinas deportivas. Empezó a patrocinar coches de carreras en 1974. En los 90 aumentó su actividad deportiva, empezando con los campeonatos mundiales de ciclismo y hockey sobre hielo. La Federación Internacional de Esgrima, La Federación Internacional de Baloncesto, la NBA, el campeonato de SupeBikes… todos (y muchos más) han estado o están ligados a las labores de cronometraje de la marca.

En Horas y Minutos hemos visto, por ejemplo, el reloj de Jorge Lorenzo o el de la Vuelta Ciclista a España. De ahí que los Tissot Chrono XL sean herederos naturales de la historia de la casa.

Los Tissot Chrono XL toman la esencia de los relojes vintage de inspiración militar -grandes numerales, manecillas terminadas en punta- para reafirmar su masculinidad al máximo. Y lo hace negando la tendencia actual de reducir los tamaños de las cajas, ya que todos los modelos tienen 45 mm de diámetro. Además los biseles son proporcionalmente pequeños, por lo que las esferas, que de por sí son grandes, lo parecen aún más.

Peo además, como decía, la casa ha conjugado la medida de tiempos cortos con la estética de los relojes vintage, lo que incrementa enormemente su atractivo. Y si encima le añades colores bien elegidos, sin duda la colección va a tener éxito. Como las esferas son grandes todos los datos tienen un tamaño perfectamente legible, un requisito imprescindible tanto en un reloj deportivo como en uno de inspiración militar. Además de una esfera verde, que no pude fotografiar en Baselworld 2017, hay una negra con numerales blancos, negra con numerales amarillos y por último una azul, seguramente la que mejor compensa el aspecto deportivo con el de reloj urbano. Además la caja es hermética hasta 100 metros.

Las cajas son de acero quirúrgico 316L recubierto de PVD gris o negro, para aguantar mejor el trajín de todos los días (y durante muchos días). Las manecillas están recubiertas de material fosforescente y, como tienen una proporción de tamaño entre la de horas y la de minutos, la lectura es instantánea.

Por último, los Tissot Chrono XL  se ofrecen con correas de piel, que acentúan su aspecto de reloj de estilo retro, y con brazalete de acero. Tienen un precio de 330 euros, y a partir de junio estarán disponibles en la e-boutique de la casa y en los comercios del ramo. Más información en Tissot.es.

 



Longines Conquest 1/100th Roland Garros: Fotos en vivo y precios

 

Ya ha comenzado Roland Garros y Longines es, un año más, el cronometrador del torneo en tierra más importante del circuito. El Longines Conquest 1/100th Roland Garros es el reloj que celebra el torneo y merece la pena revisar qué nos ofrece.

 

Dentro de Longines la colección deportiva es una de las más apreciadas. Los modelos Conquest (y más aún los Hydroconquest) son reverenciados como modelos de gran calidad a un precio excelente. Como Longines tiene una presencia más que notable en el deporte (la última muestra que hemos tenido ha sido el Longines Global Champions Tour que narramos en este artículo) ha tomado el nombre Conquest para crear un cronógrafo que se adapte a las distintas disciplinas que patrocina. Todos comparten las mismas características, con la única variación visible en la esfera.

El Longines Conquest 1/100th Roland Garros tiene una caja de acero de 41 mm de diámetro, sólida,  con mucha presencia y además con un peso notable, sorprendente en un reloj de cuarzo pero que sin embargo reafirma la sensación de “buen reloj”. La carrura y las asas se han satinado para ayudar a sobrellevar mejor el trajín diario, en contraste con el bisel, alto y poderoso, y el conjunto de corona y pulsadores del cronógrafo.

Hay que detenerse un momento en ese tándem corona/pulsadores porque cómo resuelto. Los pulsadores -que tienen la función clásica de puesta en marcha/paro y puesta a cero a las 2 y a las 4 respectivamente- se integran de manera suave con los protectores de corona y menguan elegantemente hasta casi fundirse con la caja. La corona por su parte aporta al conjunto la elegancia de su acanalado. Además el diseño resultante recuerda al logotipo alado de Longines, que aparece en relieve sobre la corona.

La esfera está decorada con un fondo gris antracita en rayos de sol, sobre el que se disponen tres subesferas y acentos naranjas. Recordemos que el Longines Conquest 1/100th Roland Garros vio la luz en 2015, que fue un año con muchos modelos en los que el naranja era el color dominante (sí, los relojes también pasan por modas). Pero en este caso tiene sentido porque recuerda el color de la arcilla sobre la que se juega el torneo. Esa fecha de lanzamiento es también el motivo por el que la forma de la corona y los pulsadores no es como la nueva que vimos en el VHP que presentamos aquí.

La visibilidad es impecable: las manecillas de bastón tiene un buen tamaño y además están recubiertas de SuperLuminova, al igual que los índices aplicados. Las subesferas tienen una base gris plata que resalta perfectamente sobre el antracita de la base, y están decoradas con un guilloché circular que contrasta con los rayos de sol. Y además las esferas tienen un bisel propio que alterna el naranja con con el negro: imposible perderse un dato. Curiosamente lo que peor se lee es el indicación 1/100, que queda difuminada sobre la esfera. Habría quedado mejor en gris, o quizá mejor aún con esa misma leyenda pero en pequeño y sobre una de las esferas.

La referencia está ahí porque el reloj es capaz de indicar la centésima de segundo, gracias a un movimiento que Longines encargó a ETA con esa capacidad. El calibre contiene un microcontrolador con memoria flash integrada que le permite, además de la medida centesimal, puestas a cero instantáneas. Por supuesto el movimiento no se ve (ni falta que hace, siendo un cuarzo) porque está tapado con un fondo roscado con la inscripción relativa a Roland Garros. Esta es la única referencia al torneo, lo que permite que el reloj se pueda llevar como un reloj normal, no como un homenaje. La tapa y la corona roscada permite al reloj ser hermético hasta 300 metros, nada menos.

La aguja de la centésima de segundo no se mueve cuando se pone en marcha el cronógrafo; si lo hiciera el consumo de la pila sería enorme porque la esfera giraría a toda velocidad. Lo que ocurre es que al poner en marcha el cronógrafo la memoria flash comienza a trabajar y, cuando se para, mueve automáticamente la aguja naranja para señalar la centésima, marcada en el bisel inclinado que rodea la esfera. Por supuesto, también con acentos naranjas.

El Longines Conquest 1/100th Roland Garros es vistoso y a la vez elegante en la muñeca, a la que se ata con un brazalete con la clásica combinación satinado en los eslabones exteriores y pulido en el interior. Como decía al principio es difícil no darse cuenta de que te has dejado el reloj sobre la mesilla de noche porque tiene un peso significativo (más que el de un Omega Speedmaster Moonwatch original, por dar una referencia conocida).

Sin embargo el reloj es muy cómodo de llevar, gracias a sus medidas contenidas y unas asas con la curvatura adecuada. Además, aunque el bisel es grande, la altura general del reloj es lo suficientemente moderada para que el reloj pueda llevarse a diario, si ese es el deseo de su dueño (que lo será).

En definitiva el Longines Conquest 1/100th Roland Garros es un excelente reloj si se quiere una pieza deportiva con unas formas discretas que le permitan alternar en ambientes variados. Tiene un precio de 1.400 euros, y este año Longines ha lanzado una versión femenina de 36 mm de diámetro. Tiene la misma presencia que la versión masculina, pero sin la medida de la centésima de segundo y con un precio de 1.200 euros. Más información en Longines.es.

 

 



Dior Chiffre Rouge A05: fotos en vivo y precio

 

Esto es que es personal: a mí siempre me han gustado los relojes masculinos de Dior y siempre había querido hablar más de ellos, pero nuestros caminos habían divergido durante mucho tiempo. Hoy me he encontrado este Chiffre Rouge A05 y me he saltado la cola de publicación para hablar de él, porque me he vuelto a enamorar. Estas cosas pasan.

 

Es difícil dotar de personalidad propia a un reloj basándose en las formas. En la mayoría de los casos los relojes sacan la cabeza por encima del inmenso mar de relojes masculinos gracias a la esfera, no a la caja. Los relojes que consiguen hacerlo se convierten en modelos de referencia porque no necesitan de cambios en los diales para ser reconocidos. No son muchos los que pueden presumir de ese logro, pero este Chiffre Rouge A05 y sus hermanos de colección son de esos pocos.

La caja de los relojes “Cifra Roja” -que es lo que significa el nombre- tiene una forma asimétrica. Si sólo nos fijamos en la parte izquierda estaremos viendo un contorno clásico redondeado, con la carrura extendiéndose hasta las asas. Sin embargo, si miramos hacia la derecha las curvas se convierten en rectas que dotan a la pieza de una apariencia musculada, poderosa.

Además las proporciones de dichas rectas son también asimétricas con respecto al círculo de la esfera, lo que singulariza su porte aun más. Y para terminar, los pulsadores del cronógrafo tampoco ocupan lugares equivalentes, porque el de puesta en marcha se asienta sobre el plano inclinado y el de reseteo, que además tiene forma cilíndrica, está en el plano recto.

Es, a todas luces, un despropósito. Y sin embargo es un despropósito que funciona maravillosamente y que sirve para hacer del Chiffre Rouge  05 un reloj sin complejos, fresco, que se desenvuelve con paso resuelto y descarado en el mundo de la relojería masculina. Es cierto que últimamente -y para mi desdicha- la propia Dior tiene un tanto arrumbada la colección en favor de las colecciones femeninas (las verdaderas best-sellers de la casa). Pero eso no le resta ni un ápice de atractivo a un modelo que ya lleva al menos tres años en el mercado.

Aunque tradicionalmente los Chiffre Rouge tenían unas medidas muy contenidas, con un máximo de 38 mm de diámetro, cuando se rediseñó la caja para fortalecerla los diámetros crecieron; el reloj de tres agujas subía a 39 mm y el cronógrafo pasaba de 39 a 41 mm. Nada que ver con la esa locura que sufrimos años atrás de los cronos descomunales, 41 mm es una medida incluso comedida. Sin ser desde luego un reloj delgado tampoco tiene una altura desproporcionada. Yo creo que debe rondar los 13 mm de altura, por lo que no tiene demasiados problemas para socializar con los puños de camisa. Por cierto que Dior aprovecha el lateral para grabar el número de referencia del reloj, algo que yo no había visto antes.

Además las asas cortas e inclinadas permiten que el reloj complemente incluso muñecas delgadas sin que cabecee sobre ellas. Toda la estructura del reloj está construida en acero sobre el que se ha adherido caucho, que además está texturado de tal manera que a primera vista uno diría que es un metal graneado. No es así. El caucho tiene una textura rugosa que es visualmente muy atractiva y sobre todo tiene un tacto único.

Es una sensación muy orgánica, porque tampoco tiene el tacto duro al que estamos acostumbrados en los cauchos habituales en las correas. Es mucho más textil, podríamos decir. De hecho pensaba que era algún tipo de tela o de piel hasta que he leído las características técnicas. Me ha dejado realmente sorprendido, y sobre todo me ha cautivado. Además en el brazalete Dior ha dejado a la vista un perfil de acero satinado, lo que reduce el aspecto más deportivo para darle un toque elegante y francamente ponible.

Hay un detalle más sobre la caja que me gusta mucho, aunque no sé si tiene una base real: me gusta pensar que la corona se diseñó para recordar al tapón de la colonia Eau Sauvage, uno de los iconos de Dior que, habiendo nacido en 1966, sigue plenamente vigente (y que usé durante mucho tiempo y de la que todavía conservo un precioso neceser).

La esfera es más sobria, y con buen criterio: demasiados estímulos difuminan el efecto del reloj. Sobre un plano con decoración rayos de sol se asientan tres registros: pequeño segundero a las 3 horas, contador de 30 minutos a las 9 y de 12 horas a las seis. Por supuesto, como en toda la colección, el reloj presenta la fecha en rojo, en una sencilla ventana a las 4:30. Es el mismo rojo que colorea la trotadora del cronógrafo, y que se repite en el pulsador de reseteo. Alrededor de la esfera se sitúa un discreto taquímetro. Las manecillas tienen una franjas luminiscentes, pero la lectura en la oscuridad no es la más destacada de las características del reloj.

El calibre del reloj es el ETA 2894-2, la alternativa de la casa al 7750. Se mueve por tanto a 8 hercios y tiene una autonomía de 42 horas. No sólo eso, es la versión más alta y por tanto tiene la certificación COSC, por lo que estamos hablando de un cronómetro. La masa oscilante tiene el nombre de la casa grabado, pero queda eclipsada por el rojo vibrante del zafiro posterio. Desafortunadamente, y a pesar de que la corona es roscada, el Chiffre Rouge 05 es hermético sólo hasta 50 metros.

No hace falta que diga lo bien que queda el reloj en la muñeca porque no hay amor sino hay conjunción con la pieza, ¿verdad? Pues sí, queda muy bien. Elegante y atrevido, con una textura muy seductora. Incluso el cierre desplegable está muy bien diseñado, con un diseño sobrio pero elegantemente resuelto. Le va que ni pintado.

El Dior Chiffre Rouge 05 se puede encontrar en las boutiques de la marca, y tiene un precio de 5.900 euros. Por este precio te llevas un reloj muy singular, con mucha personalidad y que seguro que inicia más de una conversación, además de tener una construcción y acabados intachables. Me gusta mucho, mucho. Más información en Dior.es.

 

 



El innovador Ulysse Nardin Marine Regatta, con fotos en vivo y precios

 

La manufactura que nació por y para el mar sublima ahora su vocación con los Ulysse Nardin Marine Regatta, un cronógrafo pensado para las competiciones marinas pero que aporta una solución técnica revolucionaria tanto entre las olas como en seco. Vamos a ver los relojes en detalle.

 

Antes de entrar a fondo en estos Ulysse Nardin Marine Regatta es conveniente repasar por qué hay relojes específicamente dedicados a este deporte. Todas las carreras tienen una línea desde la que comienzan, y las carreras marinas también. Pero en el mar no se puede estar parado sobre la línea hasta que se da el pistoletazo de salida, porque el agua está siempre en movimiento. Por eso lo que ocurre es que comienza una cuenta atrás -habitualmente de entre cinco y diez minutos- en la que los barcos procuran mantenerse lo más cerca posible de la salida para estar en buena posición cuando suena la sirena de inicio.

Para resolver este problema en que un segundo de diferencia puede ser capital, algunos relojeros crearon relojes de cuenta atrás en los que seleccionar los tiempos establecidos hasta la salida y así poder acercar al máximo los barcos a la línea de salida en el momento necesario. Pero los cronógrafos de regata eran sólo eso, relojes de cuenta atrás sin ninguna otra utilidad. O bien cuando llegaban al final de la cuenta atrás la trotadora seguía girando y la aguja que antes señalaba la cuenta atrás pasaba a contar los minutos del cronógrafo normal. Así son, por ejemplo, los Panerai que vimos aquí (y que por cierto se verán las caras con los de Ulysse Nardin en la America’s Cup).

El nuevo Ulyssse Nardin Marine Regatta propone un sistema mucho más visual y desde luego aún más complejo: cuando se selecciona la cantidad de tiempo deseada para la cuenta atrás la trotadora del cronógrafo empieza su conteo, pero en el sentido contrario a las agujas del reloj. Cuando llega el segundo 0 y comienza la carrera, la aguja para y cambia el sentido de la marcha de manera instantánea, comenzando así a medir el tiempo real de carrera. Creo que lo mejor es ver el vídeo promocional para entender cómo funciona el mecanismo:

Al acabar la cuenta atrás la aguja con la que se ha seleccionado los minutos -mediante el pulsador a las 10- queda en reposo, porque el Marine Regatta tiene una subesfera a las 6 con dos manecillas que indicarán los minutos y horas transcurridas (60 y 12 respectivamente). En esa subesfera aparece también la ventana de fecha, circular como es casi normativo en los relojes de la casa, donde cuesta encontrar una forma cuadrada. La excepción más notable y celebrada, la del Marine Deck Tourbillon que vimos aquí. No es desde luego la complicación más atractiva del reloj, pero es una demanda del mercado.

El motor del reloj encargado de esta proeza técnica es el calibre UN-155, que está basado en el cronógrafo de manufactura UN-153. Entre sus 650 componentes se encuentra un inversor que permite girar a la trotadora en los dos sentidos, y cuyo conjunto ha sido enviado a la oficina de patentes para su aprobación. Como su antecesor, el movimiento del Marine Regatta es automático, se mueve a 4 hercios y aguanta 3 días sin necesidad de cuerda. Por supuesto el silicio es el material utilizado para el espiral y el escape.

Toda esta delicia relojera se aloja en una caja de acero de 44 mm de diámetro, hermética hasta 100 metros. Sobre ella se acomoda un bisel  con un dentado muy pronunciado e inserciones de caucho que le dan un toque refinado y que se repiten en los pulsadores del cronógrafo, la corona roscada y el pulsador a las 10 para la cuenta atrás. El número de fabricación aparece, como siempre, en una placa a las 9 horas.

Como ya hemos visto en las fotos el Marine Regatta se ofrece con dos esferas: una azul marino y otra en blanco hueso. La azul empareja el color con las inserciones de caucho y la correa, mientras que en la versión de esfera blanca se utiliza el negro para esos puestos. En mi opinión la versión azul es la más lograda, porque la combinación azul/amarillo es más resultona que la blanca, en la que el amarillo queda más desvaído. Aunque en esto de los colores, ya se sabe. Sin embargo la ventana de fecha queda mejor en la versión en blanco, porque se integra mejor.

Utilizar numerales romanos es delicado porque enseguida imponen su presencia y tienden a comerse las intenciones de la esfera para llenarla de un irremediable aire clásico y poco dinámico. No es este el caso, sin embargo, ya que se han estilizado mucho y se funden bien con los índices horarios. Eso sí, ninguno lleva tratamiento luminiscente, reservado tan solo a las manecillas tanto horarias como del cronógrafo (menos la trotadora).

Estos Ulysse Nardin Marine Regatta llegarán a España en junio, con un precio de 16.050 euros, a mi parecer muy razonable para todo lo que ofrece. En la siguiente página vamos a ver la versión especial del reloj creada para el equipo Artemis Racing. Es interesante saber que dos de sus miembros, Loïk Peyron e Iain Percy, han participado en el desarrollo de este modelo. Imagino que si alguien sabe de regatas será esta gente.

 



Tercera generación de los Bell & Ross BR Vintage: Fotos en vivo y precios

 

 

Veinte años y nueva cara: Bell & Ross ha rediseñado parte de su colección Vintage, una gama de relojes que le hace dura competencia a sus hermanos cuadrados. Sigue manteniendo el mismo espíritu de aviador, pero ha variado tamaños y elementos para seguir siendo una colección tan exitosa como hasta ahora lo ha sido. Vamos a ver qué nos ofrecen estos BR Vintage.

 

Hay que recordar que toda la gama de relojes Vintage tiene cajas redondas. En ella está la colección dedicada a (o inspirada por) la Primera Guerra Mundial -como éste– y la que tiene su musa en la Segunda Guerra Mundial -como el primero de estos dos-. Por último está la colección BR 123 (tres agujas) y BR 126 (cronógrafos), que son los que se han modernizado ahora, diez años después de su primera actualización.

Se han unificado los nombres bajo la denominación Bell & Ross BR Vintage, dando así más cohesión al conjunto. La numeración también se unifica: 92 significa tres agujas (o 4 cuando en el futuro haya un GMT), mientras que 94 significa cronógrafo. Las manecillas son siempre iguales: espada para la de las horas y bastón para los minutos. Como los diámetros se han reducido también lo han hecho los numerales dentro de la esfera. Pero no sólo reducen su tamaño (que es lógico) sino que además son más esbeltos, por lo que resultan más sobrios y elegantes. Lo que no varía es la perfecta legibilidad y el fantástico tratamiento con SuperLuminova.

Los tres modelos (por ahora, habrá más a lo largo del año) comparten un cristal de zafiro abombado y una menor altura, haciéndolos más cómodos de llevar con traje. Por otro lado todos los relojes incluyen un contrapeso de la manecilla de segundos central con forma de avión. Además el contrapeso es más corto que antes, lo que le viene muy bien porque en las versiones anteriores “pisaba” el texto encima de las 6 horas, como en este caso y en este otro. Por último, todos los modelos son herméticos hasta los 100 metros, lo que les permite desenvolverse sin problemas en deportes acuáticos -sin llegar a ser verdaderos relojes de buceo, por supuesto-. Veamos ahora los tres modelos, presentados en Baselworld 2017.

BR V1-92 BLACK STEEL

Dentro de los BR Vintage este BR V1-92 ha sido toda una sorpresa. En realidad casi podríamos decir que es un reloj nuevo, y explico por qué: dentro de los BR 123 siempre ha habido relojes de tres agujas y fecha, pero eran todos de 41 mm de diámetro. Sin embargo el BR V1-92 tiene una medida de 38,5 mm de diámetro. Es decir, mucho más de vestir que lo que había hasta ahora. Esto no sólo agradará a los puristas sino que gustará a las mujeres, que hasta ahora se tenían que conformar con los modelos cuadrados BR S (que además tenían 39 mm de lado y por tanto resultan más grandes que este modelo).

En el BR V1-92 la caja está satinada, de manera que toda la atención va a la esfera. Está perfectamente equilibrada porque la fecha, siempre presente en los relojes de Bell & Ross, pasa desapercibida hasta el momento en que la buscas. Ello es gracias a su forma circular y sobre todo a que el fondo está pintado en el mismo negro que el resto de la esfera. En esto la verdad es que B&R es un ejemplo: ya que el mercado te demanda una fecha, haz lo posible por integrarla de la forma más grácil posible. Y eso hacen.

Al lado de los demás modelos de la casa este BR V1-92 es posible que llame menos la atención, pero a mí no me extrañaría que poco a poco coja fuerza comercial. Es un modelo equilibrado y muy atractivo en su sencillez. Tiene un precio de 1.990 euros.

BR V2-92 BLACK STEEL

La segunda derivada de los BR Vintage es este BR V2-92. Es sin duda un modelo más polifacético porque, aunque su inspiración en los relojes de piloto es obvia y por tanto cae más del lado informal, su altura comedida y la buena presencia de la esfera le sirven de salvoconducto para los días de oficina.  Además las nuevas asas, más curvas, le ayudan a ajustarse mejor a la muñeca. V2 significa que el reloj tiene la otra medida disponible de la colección: 41 mm de diámetro (en vez de 43). Eso significa mayor número de clientes potenciales y mayor comodidad.

La caja está coronada por un bisel de aluminio anodizado y coloreado en negro, que además y por primera vez es rotativo (en ambas direcciones). Bell & Ross no lo especifica, pero entiendo que como el reloj puede sumergirse en el mar el anodizado será de 20 micras, que es el que se utiliza para los ambientes marinos. Es más ancho que los anteriores y los numerales más grandes, así que tiene mucha más presencia. También son novedad los protectores de la corona. Aunque sea roscada un extra de protección nunca viene mal, y además así acentúa el aire deportivo.

Tanto el BR V1-91 como el BR V2-92 utilizan el calibre BR-CAL 302, que no es otro que el Sellita SW300-1. Eso se traduce en una frecuencia de 4 hercios, 38 horas de reserva de marcha y sobre todo una fiabilidad demostrada. El calibre se puede ver a través del zafiro posterior, lo que es un detalle por parte de Bell & Ross. Sería de agradecer, sin embargo, que la decoración del mismo no fuera tan espartana. El logotipo grabado no es suficiente para contrarrestar una presencia pensada para estar escondida bajo un fondo de acero. Pero en fin, al menos se ve el motor.

Y así queda en la muñeca: muy bien. Como decía sus hechuras le permiten agregarse a los colegas de la oficina y salir airoso, porque el reloj tiene ese atractivo que Bell & Ross siempre ha sabido dar a sus relojes, un je ne sais quoi que te engancha enseguida. Gran mérito el de Sébastien Gobert, el diseñador de la casa. El precio del reloj es de 2.600 euros con correa de piel y de 2.900 euros con brazalete.

 

BR V2-94 BLACK STEEL

El último ejemplar de la colección BR Vintage es el BR V2-94. Tiene el mismo diámetro que el anterior modelo, y por eso es V2. Y, como ya dije antes, 94 identifica a los cronógrafos. También tiene las mismas asas curvadas y los protectores de corona, así como el bisel de aluminio en negro (si bien en este caso acoge un taquímetro). Además los pulsadores son ahora roscados, una protección adicional para evitar accionarlos debajo del agua… y tener que salir de ella para enviarlo al servicio técnico.

Todo ello contribuye a una prestancia sólida pero elegante, porque la esfera está muy despejada para un cronógrafo y la estilización de los elementos le sienta muy bien. En este caso el segundero central trabaja a las órdenes del crono. Los segundos constantes se leen en el registro de las 3 horas, mientras que a las 9 hay un contador de 30 minutos para los tiempos parciales.

Bell & Ross siempre utiliza doble registro (el que más me gusta es este Officer Brown, que por cierto ya anticipaba la medida de 41 mm). Para muchos es la verdadera configuración de un crono y desde luego la más equilibrada estéticamente. Y como siempre la discreta fecha está a las 4:30 horas. Se podría argumentar que debería ir a las 6, pero entonces le quitaría el sitio a uno de los arábigos que tanto distinguen a Bell & Ross. Además se parecería mucho al Omega Speedmaster o incluso al Rolex Daytona, con quienes comparte un aire leve.

Quiere decirse que cuando ves el V2-94 inmediatamente te “recuerda a”, pero no puedes afirmar ni mucho menos que sea una copia de ningún reloj. Simplemente tiene un aire de familia que comparte con los relojes que aparecieron en la época que estos BR Vintage homenajean. Una vez más mérito del diseño, que consigue integrarse en una época sin perder la personalidad propia.

En este caso el calibre utilizado es el BR-CAL.301, seudónimo bajo el que opera el ETA 2894-2. Aquí la decoración es mucho más elaborada, con platinas acaracoladas, puentes perlados y Côtes de Genève en el rotor, además del logotipo grabado. Funciona -por años sin fin- a cuatro hercios y tiene 38 horas de reserva de marcha.

El BR V2-94 también está disponible con correa de piel y con brazalete. El primer tiene un precio de 3.900 euros, mientras que con el metal el precio sube hasta los 4.200 euros. De hecho ese el único punto flaco que le veo al reloj, y no pequeño: por 100 euros más ya tienes un Omega Speedmaster Moonwatch (con piel o brazalete), y esa competencia es casi imbatible.

Por cierto que tanto la correa como el brazalete de los tres BR Vintage son muy cómodos. El cierre desplegable está perfectamente ejecutado y la hebilla de hebijón tiene el Et de la marca para rematar el aspecto retro del reloj.  Por último, el brazalete tiene los eslabones más finos y se adapta mucho mejor a la muñeca. Además en el cierre tiene regulación para poder encontrar mejor la medida más adecuada.

Los BR Vintage estarán disponibles entre julio y agosto, tanto en la boutique online de la marca como en los puntos de venta autorizados. Más información en Bell&Ross.es.



IWC Da Vinci Chronograph Edition “Laureus Sport for Good Foundation”

 

Un año más, IWC presenta un reloj para la Laureus for Good Sport Foundation. Esta vez el modelo elegido pertenece a la colección que ha visto la luz este año: el IWC Da Vinci Chronograph Edition “Laureus for Good Sport Foundation” que vamos a analizar con fotos en vivo y precios.

 

 

UN POCO DE HISTORIA

Laureus Sport for Good fue creada en el año 2000, pero su génesis se remonta a los años 70 en Nueva York. El sudafricano Johann Rupert, fundador del Grupo Richemont, estaba trabajando allí y era muy amigo de una estrella negra de los New York Yankees. Rupert se dio cuenta del cuidado que ponía su amigo al firmar pósters a los niños blancos. Cuando le preguntó el porqué respondió: “Si un niño blanco tiene mi póster en su dormitorio difícilmente discriminará a un compañero negro en el colegio”.

Después, en 1995, tuvo lugar la victoria en el Rugby World Cup del equipo de Sudáfrica, que unió a todo el país, prácticamente recién nacido, bajo una misma bandera para animar a su equipo. Estos dos hechos llevaron a Rupert a proponer la creación de una organización que utilizara el deporte para causas benéficas. Así nació Laureus, que desde entonces ha recaudado unos 100 millones de euros y apoyado 150 proyectos en todo el mundo. Cada año celebra una gala en la que premia a los deportistas más destacados.

IWC (que, como ya sabemos, forma parte del Grupo Richemont) ha sido socio de Laureus desde 2006. Cada año lanza una versión dedicada (como esta, por ejemplo), y parte del dinero recaudado en la venta de cada reloj va a la fundación.

 

IWC DA VINCI CHRONOGRAPH EDITION “LAUREUS SPORT FOR GOOD FOUNDATION”

Los relojes de IWC para Laureus siempre cumplen las mismas características: son ediciones limitadas, tienen la esfera azul y se venden en las boutiques de la marca. En este caso estamos hablando de una caja Da Vinci de acero y de 42 mm de diámetro, con una generosa altura de 14,5 mm. Es decir, es un reloj prominente sobre la muñeca. Es notable cómo el cristal de zafiro sobresale por encima, debido a delgadez del bisel que cede su presencia a la esfera.

Cuando digo que es una caja Da Vinci me refiero a que tiene una forma redonda clásica, acentuada por la forma de las asas. Son cortas y gruesas y la superficie de unión con la carrura, muy pequeña, deja más a la vista el círculo. Destacan también los pulsadores del cronógrafo y su base acanalada a juego con la corona. Esta, como es habitual, lleva grabado el nombre y el lema de la manufactura (Probus Scafusia).

La esfera del IWC Da Vinci Chronograph es, como siempre en las ediciones Laureus, de un azul precioso, con una decoración rayos de sol que crea una inacabable panoplia de tonos según reciba la luz; desde el azul claro al más profundo. También juega con la luz el pulido de los numerales arábigos. Las manecillas de punta de lanza tienen el tamaño perfecto y están facetadas para que su lectura sea óptima aún en con luz directa.

El dial está subdividido en dos esferas. La superior acoge las mediciones del cronógrafo en dos manecillas superpuestas, de manera que la lectura de minutos (60) y horas (12) se lean como si fueran las horas y minutos del reloj. Es, además, un cronógrafo flyback.

La esfera inferior integra el pequeño segundero y una ventana de fecha. Seguramente habría quedado mejor con el fondo azul y los numerales en blanco, pero no es menos cierto que eso habría comprometido la legibilidad del dato.

En conjunto la esfera resulta armónica y elegante, con un aire muy clásico que es el que se ha buscado para la colección Da Vinci. Recordemos que esta colección fue presentada en el pasado SIHH 2017, y poco a poco irán apareciendo en nuestra web los diferentes modelos con fotos en vivo.

La disposición de la esfera viene dada por el calibre de manufactura 89361, un movimiento automático que late con una frecuencia de 4 hercios y proporciona 68 horas de reserva de marcha. Integra función de parada de segundero y volante antimagnético de Glucydur. Sin embargo no es visible porque, como siempre, el fondo está decorado con el dibujo ganador del concurso que cada año propone IWC.

En este caso se celebró bajo el lema «Time Well Spent» y el jurado se decidió por el dibujo de Hou Ye, un niño de Shanghái de 12 años. A pesar de su discapacidad mental y sus limitaciones motrices, Hou Ye participó en los Special Olympics East Asia. En la imagen del vencedor se puede ver como él mismo alcanza su mejor marca  sobre los esquís y exhibe una sonrisa de felicidad.

Este IWC Da Vinci Chronograph Edition “Laureus Sport for Good Foundation” se ciñe sobre la muñeca con una correa negra de piel de aligátor creada por Santoni, la peletería de IWC que entrega siempre unos productos de altísima calidad. Se asegura con un cierre desplegable en acero. Es una edición limitada a 1.500 unidades y ya está disponible en la boutique de IWC en Madrid. Su precio es de 13.700 euros, que no está nada mal para todo lo que te llevas (además de ayudar a buena causa). Más información en IWC.es.

 



Audemars Piguet Royal Oak Chronograph: modelos y precios

El Audemars Piguet Royal Oak Chronograph es la forma en que la manufactura celebra el aniversario de la aparición del Royal Oak Chronograph, que este año 2017 cumple ya 20 años. Los cambios en la estética del reloj son notables, así que merece la pena que los miremos más de cerca porque, cumpleaños o no, siempre es un placer ver un Royal Oak.

 

A decir verdad esta foto de aquí arriba es mucho más cercana a la oferta que ha puesto en circulación la Reina de Le Brassus, porque los nuevos Royal Oak Chronograph son en realidad 8 referencias: cuatro en oro, tres en acero y una, sólo para boutiques y que llegará en octubre (momento en que nos ocuparemos de ella), fabricada en titanio. La colección sigue un mismo patrón constructivo y otro estético: todos los relojes son bicolor. Para no dispersar demasiado la información en este artículo nos vamos a centrar en los tres modelos de acero, y más adelante hablaremos de los de oro.

Es de sobra conocido que el Royal Oak nació en 1972 (de la mano de Gerald Genta) como el primer reloj de acero de lujo. Tan de lujo que en aquel entonces costaba 3.300 francos, más caro que un Patek Philippe de oro y 10 veces el precio de un Rolex Submariner. Para celebrar el vigésimo aniversario del Royal Oak se concibió el Royal Oak Offshore, que apareció un año después. Cuatro años más tarde, en 1997, se dotaba al Royal Oak con su propia versión de cronógrafo.

Los nuevos Royal Oak Chronograph vienen a sustituir la oferta ya existente desde 2012, hasta el punto que en la web de la marca las anteriores versiones han desaparecido. Sabiendo que todas las versiones nuevas son de esfera bicolor se podría decir que es un movimiento atrevido de la casa, aunque a quién no le gusta una esfera Panda, o una Panda invertida.

Digo lo de arriesgado porque el Royal Oak, incluso en su versión cronógrafo, ha sido siempre un reloj “de vestir”. En el caso del cronógrafo su carácter deportivo se disimulaba porque los pulsadores recibían -y reciben- el mismo tratamiento que la corona y el resto de la caja. Pero sobre todo porque las subesferas se disimulaban mejor al ser del mismo color que el resto de la tapicería. Ahora ya no ocurre eso, pero a cambio la ganancia en porte y personalidad es evidente. Lo que sí se ha mantenido ha sido la delgadez del reloj (11 mm), que le permite darle palique a los puños de camisa formales sin mayor problema.

Sobre la esbeltez de la caja hay que añadir que el calibre utilizado sigue siendo el 2385. Por tanto la GRAN queja de los seguidores de la casa, por qué no utiliza un movimiento propio, va a seguir estando presente. El 2385 es en efecto el Frédéric Piguet 1185, un movimiento cronógrafo automático maravilloso con rueda de pilares y embrague vertical, frecuencia de 3 hercios y 40 horas de reserva de marcha. Cualquiera que haya tenido un Royal Oak Chronograph y haya accionado sus pulsadores hablará de la suavidad de su uso, de la delicia que significa juguetear con él.

No creo que pase ya mucho tiempo antes de que Audemars Piguet lance su propio calibre cronógrafo porque Vacheron Constantin, que también usaba el 1185, ya presentó el año pasado un movimiento propio (en los Overseas que vimos aquí). Pero como estos nuevos cronógrafos tienen esfera nueva y un calibre original casi con toda seguridad significaría volver a modificarla, a lo mejor tenemos que esperar hasta el 25 aniversario para verlo (aunque cinco años más se me hacen mucho). ¿O quizá lancen un modelo completamente nuevo que lo integre? Ya veremos. Sea como fuere en estos cronos el calibre no se ve porque tiene un fondo ciego decorado con la grafía del Royal Oak, tan setentera y tan chula.

Así que vamos a ver los cambios estéticos en la esfera, encaminados a mejorar la legibilidad. En primer lugar se han ensanchado los índices horarios, aumentando así la superficie luminiscente pero sobre todo para dotándolos de una mayor presencia (sin perder elegancia). También han aumentado su tamaño las subesferas a las 3 y a las 9 horas.

Este aumento de las subesferas tiene dos consecuencias que, una vez más, provocarán sentimientos encontrados: la esfera del pequeño segundero a las 6 es de menor tamaño que las otras dos, lo que será discutido por aquellos que exigen simetría estética. Pero, sobre todo, el aumento de tamaño de la esfera a las 3 provoca el desplazamiento de la ventana de fecha hasta casi rozar el índice a las 4 horas. Si viendo las fotos anteriores no te habías dado cuenta, ahora no dejarás de verlo.

Otro elemento a destacar es, como no, el brazalete. Y es que este componente de todos los Royal Oak es, sencillamente, una leyenda. Es muy difícil describir algo que sin embargo se aprecia instantáneamente cuando se ve en vivo. El satinado de AP es absolutamente único, de una calidad que te deja con la boca abierta y que además juega con la luz para crear diferentes brillos y tonalidades con un mínimo movimiento de muñeca. No llegas entender cómo pueden conseguirlo sin ser piezas pulidas y curvas, sino cuadradas y cepilladas.

Decir que el Royal Oak Chronograph queda bien en la muñeca es una redundancia: un Royal Oak siempre queda bien. Su adaptación a la muñeca es instantánea, y su poder de seducción es un veneno que actúa a esa misma velocidad. Los tres modelos en acero tienen el mismo precio: 24.100 euros, y están disponibles en la boutique de marca en Madrid. Más información en AudemarsPiguet.es.

 

 

 

 

 



IWC Ingenieur Chronograph Special Edition: fotos en vivo y precios

 

IWC lanzó tres Ingenieur Chronograph Special Edition que volaron por debajo de radar entre tanto reloj de piloto presentado el año pasado. Poco tienen que ver con la imagen más conocida del Ingenieur, pero sin embargo sí tienen el ADN de la colección. Vamos a verlos más en detalle.

 

Antes de que Gerald Genta revisara el diseño del Ingenieur y le diera esa imagen que nos resulta tan conocida (y de la que pudimos ver un ejemplo en vídeo aquí), el Ingenieur tenía una presencia mucho más sobria, más de su tiempo. IWC está legítimamente repensando estos diseños que añaden un toque de elegancia del que en general carecen los modelos recientes, más en el segmento reloj-instrumento. Estos son los tres Ingenieur Chronograph Special Edition, inspirados en el mundo del automovilismo:

Edición “Rudolf Caracciola”

Edición “W 125”

Edición “74th Members’ Meeting At GoodWood”

Los tres relojes comparten características constructivas: caja de 42 mm de diámetro hermética hasta 60 metros, una altura muy notable de 15 mm (hay que irse olvidando de llevarlo con traje) y, sobre todo, un nuevo calibre de manufactura, el 69370. Es un movimiento automático con un diámetro de 30 milímetros y una altura de 7,9 milímetros. Tiene una reserva de marcha de 46 horas (demasiado escasa para un calibre de nueva creación), que se consigue tras 1.123 giros de la masa oscilante. El volante se mueve a una frecuencia de 4 hercios y está decorado con Côtes de Genéve y perlado. El rotor, como es habitual, está calado y ostenta el sello de IWC.

Otro de los elementos muy clásicos son las correas (marrón o negra, según el modelo. Tienen un cosido que captura perfectamente la apariencia de los modelos antiguos. Por supuesto se ata con una hebilla ardillón.

Iguales formas clásicas tienen las cajas, con una redondez muy retro. La corona roscada es de gran tamaño y lleva grabado el sello de IWC y la leyenda “Probus Scafusia”. A cada lado aparecen los pulsadores del cronógrafo, también de formas clásicas, con buen tamaño y un tacto excelente. Es muy notable la elevación del bisel pulido, lo mismo que el cristal de zafiro. Destacan también las poderosas asas rectas, que dan un porte aún más potente al reloj.

INGENIEUR CHRONOGRAPH SPECIAL EDITION “RUDOLF CARACCIOLA”

Otto Wilheim Rudolf Caracciola es un descendiente de la estirpe del prínciple Bartolomeo Caracciolo, que emigró desde Nápoles a Renania durante la Guerra de los Treinta Años, estableciéndose allí definitivamente. Rudolf Caracciola nació en 1901, y está considerado como el mejor piloto alemán de su época. Condujo prinicipalmente un Mercedes Benz y logró 16 victorias de Grandes Premios, superando a leyendas como Tazio Nuvolari o Bernd Resemeyer.

La caja del Ingenieur está realizada en acero. El pulido del bisel concuerda muy bien con la esfera pizarra, que le da un aspecto muy elegante, mientras que la SuperLuminova beis recuerda a los modelos antiguos. Pero es sólo el aire, porque las agujas de espada y sobre todo el color rojo de la agujas (la punta en las del cronógrafo y completamente roja la del pequeño segundero) fortalece su porte y lo hace más dinámico. La sencilla ventana de fecha ofrece su información discretamente, porque es del mismo color que la esfera.

 

INGENIEUR CHRONOGRAPH SPECIAL EDITION “W 125”

El Mercedes-Benz W125 fue un automóvil de competición diseñado por Rudolf Uhlenhaut para participar en la temporada de Grand Prix de 1937, que fue ganada, precisamente, por Rudolf Caracciola a sus mandos. Aunque el vehículo, con un gigantesco motor de 5,7 litros, arrasó en las competiciones, quedó fuera de juego cuando al año siguiente se prohibieron lo motores tan grandes. Eso sí, le dio tiempo a establecer la marca mundial (aún no superada) de velocidad en carretera: 432,7 km/h. Lo consiguió Rudolf Caracciola.

IWC homenajea al vehículo con una caja de titanio pulido y una esplendorosa esfera plateada, resaltada por las manecillas y los índices negros. Si a esto le unimos los detalles en rojo resulta el más deportivo de los tres Ingenieur. Tiene muchísima personalidad en la muñeca.

 

INGENIEUR CHRONOGRAPH SPECIAL EDITION “74TH MEMBERS’ MEETING AT GOODWOOD”

El Circuito de Goodwood es un autódromo de 3.860 metros de longitud situado dentro de la finca Goodwood House del Duque de Richmond, cerca de la ciudad de Chichester, condado de Sussex Occidental. Se inauguró en 1948 y acogió a los mejores corredores hasta 1966. Volvió a la actividad en 1998 con el Goodwood Revival, un festival que reúne cada septiembre a máquinas y pilotos del período 1948 a 1966 y a pilotos destacados de la actualidad en competiciones de velocidad. Todos los competidores, personal, público y el propio circuito se visten de época para recrear el ambiente original. El evento también incluye exhibiciones de aeronaves antiguas.

El modelo conmemorativo es seguramente el más complicado de asimilar a los cronógrafos actuales porque la combinación oro rojo y esfera negra es siempre arriesgada. Pero no es menos cierto que muchos relojes antiguos tenían esa misma combinación, así que no es de extrañar que se use para un modelo vintage. No es el que más me gusta, sobre todo porque el color rojo parece estar aquí un poco fuera de lugar, pero para gustos los colores, y yo desde luego no me voy a quejar si me lo regalan.

Como su nombre indica los tres Ingenieur Chronograph Special Edition son una edición especial, limitada y numerada. Los dos primeros son sólo 750 unidades cada uno, mientras que el reloj de oro está limitado a 74 unidades. La versión en acero tiene un precio de 8.000 euros, mientras que la versión en titanio aumenta discretamente su precio hasta los 8.200 euros. Por último la versión en oro rojo tiene un precio de 20.900 euros. Los relojes ya están disponibles en la boutique de la marca en Madrid. Más información en IWC.es.



Pre-Baselworld 2017: Omega Speedmaster Moonwatch Master Chronometer

Este año se celebra el 60 aniversario de la Santísima Trinidad de Omega: el Railroad, el Seamaster y el Speedmaster y, como se dice vulgarmente, nos vamos a hinchar. No es que yo me queje, desde luego, porque mucho de algo bueno nunca es malo. Como aperitivo tenemos este Omega Speedmaster Moonwatch Master Chronometer. No está nada mal para empezar, ¿verdad?

 

La verdad es que en este Omega Speedmaster Moonwatch Master Chronometer se reúne un compendio de todo lo que significa Speedmaster a lo largo de su historia. Los acentos naranjas es lo primero que atrae la mirada, y le da un toque de reloj de carreras. Esto no es nada ajeno al modelo porque recordemos que el Speedmaster nació como un reloj para pilotos; pero de coches, no de cohetes. Fue después que la NASA compró uno para sus pruebas espaciales. El naranja se ve en las manecillas, los puntos sobre los índices y en la palabra Tachymètre (que en Omega a veces va con acento y otras no), además de en la correa. El bisel es de cerámica y la leyenda de “Liquidmetal”, la mezcla de cerámica y metal creada por Omega que garantiza durabilidad sin pérdida de brillo o color.

Otro de los elementos que llaman la atención del Omega Speedmaster Moonwatch Master Chronometer son las subdivisiones de los minutos y segundos entre los índices múltiplos de 5, con una configuración muy particular que sirve tanto para saber el minuto como los segundos del cronógrafo. Toma su forma del Speedmaster Mark II de 1969, la primera versión del Speedmaster tras haberse sumado a la tripulación espacial. Fue reeditado en 2014 (lo vimos en vídeo aquí), y en 2016 salió otra versión tanto o más atractiva para las Olimpiadas de Río -que también vimos en vídeo en esta entrada-.

La caja tiene 44,25 mm de diámetro y está realizada en acero. Al contrario que el Moonwatch original, este Omega Speedmaster Moonwatch Master Chronometer incorpora un cristal de zafiro y no de Hesalite. Para mejorar la lectura los dos registros han aumentado de tamaño, mientras que las manecillas y los índices de oro blanco están impregnados de SuperLuminova. El Speedmaster tiene una lectura fantástica en la oscuridad, y seguro que en este modelo también.

Por dentro se mueve el calibre coaxial 9900, presentado el año pasado en Baselworld y que fue el primer cronógrafo de Omega con la certificación METAS -de la que hemos hablado extensamente, por ejemplo aquí-. El 9900 funciona a 28800 alternacias a la hora y goza de 60 horas de reserva de marcha. Además con la certificación METAS se asegura una variación de 0/+5 segundos al día, además de resistir campos magnéticos de hasta 15.000 gauss. El módulo de cronógrafo integra rueda de pilares y embrague vertical. Un señor calibre, vaya. Lo que no sabemos es si el reloj se podrá ver a través de un zafiro posterior, aunque imagino que sí porque -salvo que esté equivocado- todos los relojes que hemos visto con la nueva certificación traían un cristal de zafiro en el reverso.

Todavía no se sabe el precio de este Omega Speedmaster Moonwatch Master Chronometer, pero estoy seguro que va a ser uno de los más deseados de la nueva colección. Más información en Omega.es.

 



#SpeedyTuesday, el primer reloj online de Omega, vendido en 24 horas

El Omega Speedmaster no tiene fin, como la fascinación que sentimos por la Luna. Ahora la manufactura de Biel ha dado un paso más allá y lo ha puesto en venta online bajo el nombre “SpeedyTuesday. Es la primera vez que vende desde su propia web y el experimento ha durado 24 horas. Vamos a ver de dónde viene el reloj, cuánto cuesta y por qué es importante.

 

El #SpeedyTuesday tiene su origen en el amor de los seguidores de Omega por el Speedmaster y, más importante aún, en el amor de la marca por sus fans. En 2004 Robert-Jan Broer fundó la web Fratello Watches. En mayo de 2012 subió a Facebook una foto de su Speedmaster con la simple leyenda “Speedy Tuesday”. El término prosperó especialmente en Instagram, hasta el punto de que se ha convertido en una presencia puntual cada martes: casi 42.500 menciones en Instagram por ahora. Ahora, cinco años después, Omega devuelve el homenaje creando una edición limitada de 2.012 unidades que ha llamado #SpeedyTuesday, como el hastag usado en instagram.

Para el homenaje Omega no ha elegido cualquier iteración del Speedmaster Moonwatch, sino una muy significativa: la llamada Proyecto Alaska III de 1978. En aquel modelo, que es el que se ve a la izquierda en la imagen superior, los numerales de las subesferas eran radiales, es decir que están en el borde exterior de registros, algo no habitual pero pensado para mejorar su lectura en el espacio exterior. Pero además Omega ha usado un formato de “Panda Inverso”: esfera negra y registros blancos. Si a eso le añadimos una aplicación del tratamiento SuperLuminova en el interior, el resultado es un reloj tan bonito a la luz del día como impresionante por la noche. Un verdadero objeto de deseo.

La caja sigue siendo la estándar de 42 mm con cristal de hesalite y el bisel de aluminio, pero en este #SpeedyTuesday el metal ha sido completamente cepillado, al contrario que el original que combina superficies pulidas y satinadas. Lo que no varía son las entrañas: el legendario calibre cronógrafo 1861 sigue siendo el que regula el tiempo. Y también está escondido tras la tapa trasera, que además del hipocampo tiene unas inscripciones que hacen referencia al origen histórico del reloj, así como al origen de internet.

Además de la llamativa correa NATO en blanco y negro (a juego con la esfera), el #SpeedyTuesday viene en un bonito estuche de viaje que incluye una correa de cuero muy vintage. El reloj se ofrece con un precio de 5.400 euros… O mejor dicho se ofrecía, porque en el momento en que se puso en venta se agotó, y ahora sólo queda esperar que Omega y Robert-Jan Broer quieran ampliar la edición.

Ediciones limitadas inalcanzables hay muchas (la más anhelada por mí fue esta), pero lo más importante de este #SpeedyTuesday es que lo ha vendido online la propia Omega. Es la primera vez que lo hace, y ojalá no sea la última. Desde luego la experiencia ha salido redonda, así que tendría que haber ayudado a vencer posibles miedos anteriores. Aunque si de verdad se lanzara a ello tendría que mejorar sus tiempos de entrega: esperar 6, 7 u 8 meses para tener un reloj que no deja de ser casi estándar es demasiado tiempo en mi  opinión. Ya veremos cómo se desarrolla esto. Mientras tanto, se puede tener más información en la web específica del reloj, SpeedyTuesday.com



La dimisión de Aldo Magada y el problema de dirigir Zenith

aldo-magada-jean-claude-biver-horasyminutos

Ayer saltó la noticia de que el Director General de Zenith, Aldo Magada, ha dimitido y Jean-Claude Biver toma el mando mientras se encuentra a un sucesor. Otro sobresalto más en la atribulada carrera de Zenith, que parece no acabar de encontrar su rumbo y nadie sabe por qué.

 

Aldo Magada - Credits Johann Sauty

Aldo Magada

Fue el 1 de julio de 2014 cuando Aldo Magada tomó posesión de su cargo (tal como informamos aquí) tras la marcha de Jean-Frédérique Dufour a Rolex para ser su presidente ejecutivo. Suponemos que allí sigue, porque nunca más hemos vuelto a saber de él. No es extraño, claro, sabiendo la política de no-comunicación, no-exposición-pública de la manufactura coronada.

Jean-Frederic-Dufour-Rolex

Zenith es una de esas manufacturas con mucha mucha historia: fue fundada 1865 por Georges Favre-Jacot, que reunió bajo un mismo techo a todos los oficios relojeros. Pero su verdadero hito, aquello por lo que será recordado, es por el lanzamiento en 1969 del calibre El Primero, que latía a 5 hercios y podía por tanto medir décimas de segundo. Después la casa se vio anegada por la crisis del cuarzo, en la que abandonó sus calibres mecánicos para hacer relojes de pila. Afortunadamente el relojero Charles Vermot escondió los planos, las piezas y las herramientas necesarios para la fabricación de los calibres mecánicos a fin de salvarlos de la destrucción. Así, en 1984 comenzó de nuevo la fabricación de calibres mecánicos.

El relojero de Zenith Charles Vermot

El relojero de Zenith Charles Vermot

Aún así la empresa estuvo más o menos adormecida (salvo la aparición en 1994 del calibre Elite) hasta que en el 2000 fue comprada por LVMH, y desde 2001 hasta 2009 fue dirigida por Thierry Nataf, en la que se considera una época catastrófica para la marca porque abandonó su mercado habitual de relojes clásicos para lanzar una serie modelos que parecían haberse pinchado esteroides, como el Zenith Defy Extreme de la foto.

zenith-defy-extreme

Es verdad que con Nataf consiguió que se hablara de la marca, pero en general sólo mal. En 2009, de la mano de Jean-Claude Biver, llegó Philippe Dufour a poner sensatez en la colección, reduciendo la cartera de producto y volviendo a lo que gustaba: relojes clásicos, frecuentemente equipados con el calibre El Primero. Tras Dufour llegó Aldo Magada y Zenith comenzó a hacer cosas raras: su asociación con los Rolling Stones (aquí), relojes de piloto de avión convertidos por arte de birlibirloque en relojes para motoristas (éste, aunque en sí mismo es muy atractivo)… junto con otros preciosos como el Elite Chronograph Classic (con fotos en vivo aquí) o el Academy Georges Favre-Jacot que vimos en este reportaje. En realidad todos estos movimientos se deben a una razón: la necesidad imperiosa de vender como sea, tanto como se pueda. No es problema creado por Aldo Magada, sino ya heredado de la época anterior. En efecto, incluso Dufour tenía problemas para vender lo necesario.

Heritage Pilot Ton Up

Heritage Pilot Ton Up

Elite Chronograph Classic

Elite Chronograph Classic

Pero ¿por qué ocurre esto? ¿Por qué una manufactura como Zenith no consigue sacar la cabeza y mantener un rumbo decente? Yo creo que el motivo fundamental es que no tiene un “reloj héroe”, uno que la gente quiera comprar. Sí, tiene El Primero, pero eso no es un reloj, es un movimiento. El Primero que a todos nos gusta, el original, el de las tres esferas superpuestas en plata, azul y antracita, llega hasta ahí. Por más vueltas que se le quiera dar, no hay más. En el momento en que esa esfera desaparece las versiones son simplemente relojes muy buenos -como muchos otros de su nivel de precio- aunque con un calibre como muy pocos.

zenith-el-primero-horasyminutos

Pero ocurre con las casas relojeras como con los partidos políticos: una cosa son los militantes y otra los votantes. Las marcas no viven de los aficionados, sino del consumidor normal que compra relojes. La mayor parte de los que compran relojes no saben de espirales de silicio, de manufacturas históricas ni todas esas cosas que nos apasionan a los aficionados. Especialmente si no se dice, y Zenith hace mucho que ha dejado de publicitar sus logros. Y eso, teniendo básicamente un único producto, es muy peligroso.

zenith-el-primero-1-horasyminutos

Más aún, el calibre El Primero no ha evolucionado como debiera. Siempre se ha dicho que el movimiento debería tener parada de segundero, y es verdad. Es cierto que es un movimiento histórico e históricamente no tenía dicha parada, pero si es tu producto estrella desarrollas una variante que sí la tenga y mantienes el original para ediciones históricas (como ocurre con el Omega Speedmaster: calibres coaxiales para todos los modelos menos el Moonwatch, que lleva el calibre de antaño).

Zenith El Primero Sport esfera negra caucho en la muñeca 1

El Primero Sport

No quiero que se me malinterprete: a mí me gustan mucho los relojes de Zenith y, por lo mismo, quiero que la empresa salga adelante y tenga el reconocimiento que se merece. Por eso hay que hacer algo.

Zenith El Primero Chronomaster 1969 Tour Auto Edition en la muñeca

El Primero Chronomaster 1969 Tour Edition

Tras la salida de Aldo Magada Jean-Claude Biver toma el mando hasta que se encuentre un sucesor. Algo que por cierto también se dijo en diciembre de 2014 cuando Stéphane Linder dejó la dirección de TAG Heuer, y ahí sigue Biver. Jean-Claude ha dicho que “voy a hacerme cargo del período de transición. Quiero estar más involucrado y crear mayores sinergias entre las tres marcas del grupo. Trabajaré con los equipos para dar a esta marca el lustre que merece”.

Zenith Academy Georges Favre-Jacot

Zenith Academy Georges Favre-Jacot

Es obvio que Biver es un genio en revivir marcas (como hizo con Blancpain, Hublot o ha hecho con TAG Heuer), pero también hay que recordar que una de las cosas más odiadas por los seguidores de Zenith es la colaboración con los Rolling Stones, y eso es cosa suya exclusivamente. El miedo aquí es que “hublotize” a Zenith y lo haga perder su personalidad. De lo que no me cabe duda es que una de las cosas que va a hacer es reducir la cartera de productos, porque tiene demasiadas referencias para el tamaño actual de la empresa. Incluso el físico: la manufactura tiene ¡18 edificios! en el mismo terreno. Yo creo que una pequeña manufactura de relojes clásicos -cronógrafos o no-, asociaciones naturales (como la reciente con Range Rover) pueden dar resultados. Hay que racionalizar la producción, reduciéndola y adaptándola a la demanda actual. ¿A lo mejor incluso trasladar la producción a las instalaciones de TAG en La Chaux de Fonds? Ya sé que suena dramático, pero si hablamos de salvar una compañía… Ferdinand Berthoud pertenece a la familia Scheufele, comparte instalaciones con Chopard (como vimos en mi visita a la manufactura) pero aún así nadie le niega su legitimidad.

manufactura-zenith-horasyminutos

De verdad que espero, por el bien de la marca y de la relojería en general, que por fin tenga éxito, porque si no Zenith se vería abocada al cierre.

Zenith El Primero 410 oro rosa

Zenith El Primero 410 oro rosa

zenith-calibre-el-primero-horasyminutos

 



Calidad y Precio: Certina DS Podium Chronograph

 

certina-ds-podium-chronograph-portada-horasyminutos

Certina hace tiempo que decidió centrarse fundamentalmente en los relojes de cuarzo, lo que supone una ventaja competitiva en el mercado: gracias al respaldo del grupo Swatch puede ofrecer productos muy completos y bien realizados a buen precio. Ese es el caso de los Certina DS Podium Chronograph  que vamos a ver.

 

certina-ds-podium-chronograph-7-horasyminutos

certina-ds-podium-chronograph-13-horasyminutos

Traer a estos Certina DS Podium Chronograph  a Horas y Minutos no es porque Certina haya abandonado completamente los relojes automáticos, porque siguen estando en su cartera de productos. Más aún, no creo que vaya a hacerlo porque la historia de la marca le obliga a mantenerlos, además de que algunos de esos relojes son muy apreciados por su excelente relación calidad/precio (hemos visto un ejemplo histórico aquí y otro aquí en versión cronógrafo). Pero los relojes de cuarzo significan el grueso de sus ventas y por eso les dedica muchos esfuerzos. El mundo del cuarzo tiene sin duda ventajas pero también inconvenientes: la construcción de cuarzos está estandarizada y es muy barata, al tiempo que el servicio técnico no es tan importante porque en la mayoría de los casos las intervenciones van a ser para cambiar la pila. Pero sin embargo te metes en la lucha de un mercado mucho más anónimo en el que es difícil destacar.

certina-ds-podium-chronograph-61-horasyminutos

Caja de acero con recubrimiento de PVD negro

En esto, como decía al principio, Certina tiene una clara ventaja al pertenecer al grupo Swatch. El grupo es especialista en ofrecer mucho por tu dinero, lo que en Certina se nota especialmente en la calidad de las materiales y en particular de las cajas, siempre bien realizadas y con unos acabados muy buenos. Siendo una marca que aspira a llegar al gran público, ofrece hasta siete versiones del Certina DS Podium Chronograph, todas -salvo una- basadas en el acero, así que seguro que se puede encontrar una para cada gusto.

certina-ds-podium-chronograph-19-horasyminutos

Caja de acero

Las cajas tienen 41 mm de diámetro y son herméticas hasta 100 metros, como debe ser. La sensación visual es mayor porque los elementos dentro de la esfera son grandes y agrandan las dimensiones, pero al cabo siguen siendo sólo 41 milímetros y el reloj se lleva muy bien en la muñeca. A ello contribuye el tamaño de los pulsadores, que tienen la medida justa para no incomodar el movimiento de la mano. Todas las versiones tienen la caja y las asas satinadas, pero en las de acero el bisel -que integra el taquímetro- está pulido. El acero, por cierto, es el 316L, conocido por ser hipoalergénico.

certina-ds-podium-chronograph-10-horasyminutos

Caja de titanio

certina-ds-podium-chronograph-8-horasyminutos

Como decía dentro de la esfera todo es grande. Los índices y numerales son aplicados, lo que aumenta la sensación de calidad. Están todos pulidos, pero yo creo que hubiera estado mejor satinados porque, tal cual son, la incidencia de la luz sobre ellos hace que no siempre se lean perfectamente. Tampoco es un problema mayor porque las grandes agujas de espada señalan bien el camino, mientra que para la oscuridad tanto ellas como los puntos sobre las horas están impregnados con SuperLuminova.

certina-ds-podium-chronograph-18-horasyminutos

El reloj presenta un gran pequeño segundero a las 6 horas, un contador de 30 minutos a las 10 y un registro de décima de segundo a las 2 horas. Este contador funciona en tiempo real durante el primer minuto y después se para, ahorrando así energía. Cuando se detiene el cronógrafo la manecilla automáticamente señala la décima de segundo que corresponde a esa medición. Por último, a las 4 aparece una ventanilla de fecha, realizada con mucho más detalle del que se espera en un reloj de este rango de precios.

certina-ds-podium-chronograph-9-horasyminutos

Las esferas pueden ser blancas, negras, azules o, como en la versión de titanio, de un color pizarra muy elegante. De hecho para mí la versión más interesante es la de titanio, porque sin perder el carácter deportivo tiene una apariencia más distinguida y se beneficia de la ligereza del titanio: el reloj es casi una pluma en la muñeca.

certina-ds-podium-chronograph-11-horasyminutos

¿Y qué es exactamente ese sistema PreciDrive que lleva dentro el Certina DS Podium Chronograph? Aunque para el común de los mortales un reloj de cuarzo es simplemente “un reloj de pila” sin que se pueda distinguir entre uno u otro, para los que estamos dentro de este mundillo apasionante sabemos que hay cuarzos y cuarzos, y algunos son desarrollos absolutamente encomiables. El PreciDrive fue un desarrollo de Certina con ETA para conseguir un cuarzo con las especificaciones exigidas por el laboratorio COSC de cronometría, si bien no tiene el sello porque es muy caro pasar el test, y no compensa en un reloj de este tipo.

certina-ds-podium-chronograph-3-horasyminutos

Esa precisión se alcanza gracias a la termo-compensación, que controla y compensa los impulsos de acuerdo con los cambios en la temperatura ambiente. Además, gracias al sistema de seguridad DS de Certina la humedad no afecta al movimiento. Integra un microcontrolador que puede gobernar varios registros a la vez gracias a su memoria flash integrada, y consigue que la velocidad de la manecilla sea de hasta 200 saltos por segundo en cualquier dirección. Sin embargo este aumento de velocidad no tiene efecto sobre el consumo; incluso, curiosamente, éste se ve reducido considerablemente a alta velocidad. Todo ello redunda en unas diferencias de +/- 10 segundos al año, lo que sitúa al PreciDrive en el podio de los grandes movimientos de cuarzo. Por supuesto el calibre no se ve: está tapado por un fondo roscado con la tortuga de Certina, muy bien grabada.

certina-ds-podium-chronograph-12-horasyminutos

Los Certina DS Podium Chronograph se pueden conseguir con correa de piel de becerro o con un brazalete especialmente bien realizado, mezclando partes pulidas y satinadas. Todos los modelos se cierran con hebillas plegables. Una vez más, la versión de titanio resalta por encima de todas en su acabado y su tacto en la muñeca.

certina-ds-podium-chronograph-4-horasyminutos

certina-ds-podium-chronograph-14-horasyminutos

certina-ds-podium-chronograph-15-horasyminutos

Todos los Certina DS Podium Chronograph están ya disponibles en las tiendas, con precios que varían según su configuración. Así, la versión con esfera pizarra y correa de cuero cuesta 470 euros. La versión con brazalete de acero y esfera azul (también hay una versión con esfera negra), tiene un precio de 495 euros. La versión de acero con recubrimiento PVD negro cuesta 525 euros. Por último, la versión de titanio tiene un precio de 655 euros. Más información en Certina.es.

certina-ds-podium-chronograph-16-horasyminutos

certina-ds-podium-chronograph-2-horasyminutos

 



Breitling Avenger Hurricane: fotos en vivo y precios

breitling-avenger-hurricane-7-horasyminutos

El Avenger es el reloj con aire más militar de Breitling, un aspecto aún más remarcado en el caso de este Breitling Avenger Hurricane que además incorpora un nuevo material y un nuevo calibre propio. Veamos todo lo que nos ofrece, incluido un buen precio.

 

breitling-avenger-hurricane-1-horasyminutos

El aspecto del Breitling Avenger Hurricane es uno de los más potentes de la casa, en todos los sentidos. Empecemos por el tamaño de la caja: nada menos que 50 mm de diámetro  y 16,97 mm de altura, aunque en su descargo hay que decir que a mí me sorprendió esa medida porque, aunque desde luego el reloj no es pequeño, la sensación en la muñeca no era en absoluto tan gigantesca como la cifra indica. Ello es gracias a que toda la caja es negra mate y la esfera también, lo que reduce el efecto visual del reloj. Además el bisel tan ancho también hace su parte en disminuir la sensación de tamaño.

breitling-avenger-hurricane-6-horasyminutos

Hay otros relojes que con dimensiones menores dan más sensación de grandes, y son más incómodos de llevar. No es este el caso,  lo que dice mucho del buen diseño del reloj. En la muñeca el reloj es extraordinariamente ligero gracias al uso de un nuevo material que la marca ha llamado Breitlight®. Es un polímero de carbono, un material procedente de otras industrias -como la aeroespacial y la del automóvil, siempre a la vanguardia- y que se usa a menudo en relojería. Como se deduce de la ® al lado del nombre, el Breitlight es un polímero de carbono pero registrado por Breitling, y por tanto no sabemos en qué se diferencia de otros derivados del carbono. La casa nos dice que el material, y por tanto el reloj resultante, es 3,3 veces más ligero que el titanio y 5,8 veces más ligero que el acero, pero notablemente más duro. Le viene al pelo a este Breitling Avenger Hurricane porque con sus dimensiones y en acero podría ser un elemento demasiado oneroso en la muñeca, mientras que esta unidad pesa sólo 68,92 gramos. Además tiene una serie de propiedades excelentes para un reloj que se quiere duradero y en permanente contacto con el cuerpo: excepcional resistencia al rayado, a la tracción y a la corrosión, antimagnetismo, estabilidad térmica, antialérgico y con un tacto más cálido que el metal. El resultado final es un satinado que revela su origen carbónico y una textura mate perfecta para su inspiración militar.

breitling-avenger-hurricane-2-horasyminutos

breitling-avenger-hurricane-10-horasyminutos

Por encima de la carrura del Breitling Avenger Hurricanese asienta el bisel clásico de Breitling: cuatro resaltes en los puntos cardinales, movimiento unidireccional y sistema de trinquete, además del punto de SuperLuminova en el resalte de las 12 y una grafía que después encontramos también en la esfera. Aunque el cristal de zafiro (abombado en este modelo) está justo por debajo del diamante en dureza un golpe puede quebrarlo, así que los resaltes ofrecen una protección extra anticaídas. El hermetismo está garantizado hasta los 100 metros.

breitling-avenger-hurricane-4-horasyminutos

Como la caja del Breitling Avenger Hurricane es mate, el brillo negro de la esfera y todos sus componentes resaltan aún más. El elemento más llamativo es sin duda los numerales arábigos en configuración militar, de manera que los índices van marcando el número de horas transcurrido desde las doce de la noche. En realidad donde dice 24 debería decir 00, que es como de verdad se marcan las horas militares, pero es una licencia que se permite la casa. Tener un diámetro de 50 mm permite a Breitling presentar numerales enormes, tres subesferas, el logotipo de la casa, cuatro líneas de texto por debajo de las alas y otra bajo el tornillo central, y aún así ser perfectamente legible.

breitling-avenger-hurricane-3-horasyminutos

La trotadora del cronógrafo tiene la punta perfilada en naranja, a juego con la subesfera de 30 minutos del cronógrafo -y la correa-. Tiene sentido que no se use el color también en el contador de doce horas a las 6 porque sería añadir otro punto de fuga innecesario, ya que rara vez se cronometra algo más allá de los 30 minutos. Tanto los numerales como las agujas de espada y la aguja del cronógrafo están perfectamente recubiertas con material luminiscente.

breitling-avenger-hurricane-13-horasyminutos

breitling-avenger-hurricane-8-horasyminutos

Otra de las novedades del reloj está en el interior: alberga el calibre de manufactura B12. Breitling ya tenía un calibre llamado B12, un movimiento manual basado en el Lemania 1873. A cambio este nuevo B12 es un cronógrafo automático con rueda de pilares, 4 hercios de frecuencia y reserva de marcha de 70 horas. La base es el calibre B01, seguramente modificado para acoger la función de 24 horas. Desafortunadamente el fondo está cerrado, pero también es comprensible en un reloj que quiere destacar su función de herramienta. Y como siempre en Breitling, tiene certificación COSC.

breitling-avenger-hurricane-16-horasyminutos

breitling-avenger-hurricane-5-horasyminutos

El reloj se ata a la muñeca con una llamativa correa militar, con fibra textil en la parte exterior y caucho amarillo anaranjado en el interior, y se cierra con una hebilla firme y efectiva.

breitling-avenger-hurricane-11-horasyminutos

breitling-avenger-hurricane-12-horasyminutos

Como ya he dicho el reloj es rotundo, pero llevable. Su aspecto técnico está perfectamente conseguido y su porte enérgico no pasa desapercibido. Es un reloj muy atractivo que seguro que va a iniciar conversaciones. Además tiene un precio atractivo: 7.890 euros para un cronógrafo distinto, con material avant-garde y calibre de manufactura. Y ya está disponible en las boutiques de la marca. Más información en Breitling.es.

breitling-avenger-hurricane-9-horasyminutos



El nuevo TAG Heuer Autavia 2017 en la Heuer Collectors Summit

 heuer-collectors-summit-25-horasyminutos

El pasado lunes y martes 12 y 13 tuvo lugar en la sede de TAG Heuer en La Chaux de Fonds el Heuer Collectors Summit, continuación del que tuvo lugar en 2013. en el que unos cuantos privilegiados coleccionistas intercambiaron conocimientos, experiencias y sobre todo tesoros relojeros de antes de 1985, fecha en que el conglomerado TAG compró la compañía. Una tribu entusiasta y feliz que esta vez estaba acompañada por la prensa del sector.

 

heuer-collectors-summit-26-horasyminutos

El Heuer Collectors Summit incluyó la visita a la factoría de la sede central de La Chaux de Fonds, la fábrica de cajas de Cornol y la de calibres en Chevenez. En la factoría central pasamos por los distintos estadios de ensamblaje de los relojes, en las que se puede ver cómo,  aunque diversas etapas de la fabricación del relj se hacen a mano, hay cada vez más fases constructivas que están mecanizadas. Personalmente en este segmento de relojes yo no echo de menos las labores manuales ni considero que sea una especie de “relojería de clase B”. Bien al contrario, cuanta más industrialización más barato será construir y mejores y más precisos serán los productos finales. Eso redunda (como quería Jean-Claude Biver) en precios más bajos y una mejor percepción por parte del cliente final. De paso pude probarme alguno de los relojes producidos en la anterior etapa de TAG Heuer. Relojes como el Carrera Mikropendulum o el Carrera Mikrograph fueron los que desviaron a la marca de su público objetivo, pero fueron grandes desarrollos por sí mismos que ahora, desafortunadamente, están en su mayor parte olvidadas.

heuer-collectors-summit-3-horasyminutos

Curiosamente los que llevan bata son los visitantes, no los trabajadores

heuer-collectors-summit-6-horasyminutos

heuer-collectors-summit-5-horasyminutos

heuer-collectors-summi-5-horasyminutos

Seguramente la parte más interesante del Heuer Collectors Summit fue la visita a la sala de restauración, en la que su director fue desgranando los distintos procesos que se llevan a cabo para recuperar piezas antiguas. Puede ver un precioso Mikrograph sobre la mesa de trabajo y me probé el Skipper (un reloj para regatas) que del propio director de la sección. Aunque lo más llamativo fue una caja fuerte que contenía montones de esferas de modelos antiguos, prueba de que el servicio se va a poder seguir garantizando durante mucho tiempo.

heuer-collectors-summit-27-horasyminutos

heuer-collectors-summi-8-horasyminutos

heuer-collectors-summit-8-horasyminutos

heuer-collectors-summit-7-horasyminutos

El Heuer Collectors Summit contó además con la presencia de Jack Heuer. Tras la visita a la fábrica volvimos a la sala de reuniones, llena por completo hasta el punto que muchos asistentes tuvieron que quedarse de pie. En un lateral de la sala había una exposición de numerosos relojes antiguos, tanto de muñeca como de tablero de mandos.  Para quien no lo sepa durante muchos años Heuer produjo instrumentos para pilotaje, tanto en tierra como en el aire. Tanto es así que “Autavia” viene de una contracción de AUTomóvil y AVIAción. En este artículo hay una detallada historia de la marca.

heuer-collectors-summi-26-horasyminutos

heuer-collectors-summit-4-horasyminutos

heuer-collectors-summit-12-horasyminutos

heuer-collectors-summit-11-horasyminutos

Jack Heuer  pronunció una conferencia sobre el devenir de su vida, a la que él mismo llamó “Luck or Destiny?” (¿Suerte o Destino?). Lo hizo llevando su Carrera 80, creado en 2012 para su 80 cumpleaños. Después, además de firmar su autobiografía, estuvo abierto a cualquier pregunta que se le quisiera hacer. Parece mentira cómo una persona de su importancia en la relojería contemporánea puede ser tan humilde y afable. Poder charlar con él es uno de esos lujos que a veces te concede la vida.

heuer-collectors-summit-13-horasyminutos

Esta es la muñeca del señor Heuer con su reloj, que en la trasera lleva el escudo de su familia

Esta es la muñeca del señor Heuer con su reloj, que en la trasera lleva el escudo de su familia

heuer-collectors-summi-19-horasyminutos

Pero lo más curioso es que el Summit estaba lleno de periodistas, particularmente de periodistas de páginas web, lo que no tenía mucho sentido en sí mismo porque un evento como el Heuer Collectors Summit es casi marginal, y normalmente se cubre con las notas de prensa de la compañía. ¿Por qué entonces? La respuesta la encontramos casi al final de la visita a la factoría, cuando tuvimos acceso al nuevo TAG Heuer Autavia.

heuer-collectors-summit-9-horasyminutos

La foto oficial del reloj sin acabar

Si recuerdas el pasado marzo TAG Heuer lanzó una campaña para elegir el nuevo Autavia. Fue un proceso excitante en el que en tres rondas se iban descartando candidatos para llegar a un ganador, que finalmente fue el Autavia Referencia 2446 Mark 3, The “Rindt” Autavia.

Heuer-Autavia-Reference-2446-Mark-3-1966-Rindt-Autavia-Horasyminutos

El Autavia “Rindt” original de 1966

Según supimos en el Heuer Collectors Summit también se consultó a los grandes coleccionistas, que colectivamente votaron que preferían un cronógrafo manual y por supuesto sin fecha, como el original. Pues bien, el nuevo TAG Heuer Autavia 2017 llevará un movimiento automático y ventana de fecha a las 6. Se dijo durante la presentación que el comprador de relojes medio prefiere esas dos características. Sin embargo, en una entrevista con Jean-Claude Biver me dijo que no querían hacer una imitación perfecta del modelo original porque eso desprestigiaría el reloj antiguo, le quitaría su legitimidad. ¿Dónde está la verdad? Hacer un modelo homenaje sería carísimo porque para empezar TAG no tiene un cronógrafo manual, y además no estaría en consonancia con la filosofía de la empresa que, recordemos, nunca ha sido elitista. Así que supongo que hay verdad en ambas afirmaciones.

heuer-collectors-summit-28-horasyminutos

El nuevo Autavia en el centro, con su inspiración a la derecha

heuer-collectors-summi-10-horasyminutos

La caja tiene 42 mm de diámetro (en vez de los 38 del original) y una altura aún por determinar porque el calibre no está acabado, pero rondará los 15 mm. Cuando se lance definitivamente el reloj en el próximo Baselworld 2017 habrá tiempo para analizar todos los pequeños detalles, pero por ahora digamos que el reloj se moverá gracias al nuevo calibre Heuer-03, descendiente directo del nunca visto CH80 calibre. Si somos capaces de obviar la ventana de fecha, el reloj es muy chulo y además, tal como vimos en la mesa de diseño, se venderá no sólo con correa de cuero negra (no beis), sino que también, tal como pudimos ver en la sala de diseño asistido por ordenador, con un fantástico brazalete de 7 eslabones .

heuer-collectors-summit-1-horasyminutos heuer-collectors-summit-10-horasyminutos

La verdad es que acostumbrados al secretismo de la industria relojera el que TAG abriera el Heuer Collectors Meeting a la prensa y enseñara un modelo que aparecerá en 6 meses resulta refrescante. Pero todo tiene una explicación, y Mr. Biver no da puntada sin hilo: al darnos acceso al modelo consigue que se cree un runrún de fondo que con suerte se mantendrá vivo hasta el lanzamiento, de manera que se cree un deseo creciente entre los aficionados para que en cuanto se lance la gente lo compre inmediatamente. Me recuerda a aquellas veces en que Apple “se olvidó” accidentalmente el prototipo del iPhone que se iba a lanzar unos meses después. Esperemos que para cuando se lance TAG haya hecho acopio suficiente de piezas y no se produzca la escasez que hay ahora mismo con otros modelos de la casa. En relojería la escasez es, como vemos en numerosas ocasiones, un activo. Pero la ausencia prolongada de relojes para vender se convierte rápidamente en un pasivo de enorme peso.

heuer-collectors-summit-29-horasyminutos

No me cabe ninguna duda de que esta reinterpretación del Autavia se va a vender muy bien, porque el precio -al menos por ahora- resulta muy atractivo: CHF 4,800 (4.390 euros al cambio) con correa de cuero y de CHF 4,950 para la versión con milanesa (unos 4.530 euros). Eso son los precios que se paga ahora por un Valjoux 7750, mientras que en este caso te llevas un neo-vintage muy bien realizado con un movimiento de manufactura.

heuer-collectors-summit-15-horasyminutos

Tras la conferencia de Jack Heuer en el Heuer Collectors Summit pudimos disfrutar del Museo de TAG Heuer, lleno de piezas interesantes y que por sí solo merecería una visita guiada.

heuer-collectors-summit-14-horasyminutos

heuer-collectors-summit-16-horasyminutos

heuer-collectors-summi-20-horasyminutos

heuer-collectors-summi-17-horasyminutos

Heuer 2915A, el primer reloj suizo en el espacio (1962)

Mientras los coleccionistas presentes en el Heuer Collectors Summit disfrutaban de diversas mesas redondas, nosotros tuvimos el privilegio de poder conversar con Jean-Claude Biver, director general de TAG Heuer. Es una conversación que se podrá leer aquí más adelante, porque es demasiado jugosa como para tener sólo un extracto. Curiosamente llegó Jack Heuer a mitad de la charla porque quería que Biver le firmara el libro sobre su historia (la de Biver), y allí estuvo esperando pacientemente hasta que Jean-Claude le atendió. Poder estar con ambos fue un privilegio.

heuer-collectors-summit-21-horasyminutos

La parte más lúdica -e impactante- tuvo lugar por la tarde, en el llamado “Tesla Challenge”. Y en efecto, fue un auténtico reto subirse en el Tesla Model S, que se pone a 95 Km hora en 2,3 segundos. Es uno de los 10 coches con más aceleración del mundo, pero no es eso lo que impacta: lo que te deja pegado al asiento (literalmente) es que la entrega de fuerza es instantánea, por lo que la sensación no es de aceleración sino de que te han disparado, que te han dado una brutal coz en el pecho. Es algo que no hay que dejar de experimentar, si se puede.  Absolutamente increíble.

heuer-collectors-summit-22-horasyminutos

Un vídeo publicado por Horasyminutos (@horasyminutos) el

Tras un día intenso nos despedimos del valle de la relojería cenando en el Hotel Palafitte. No podría haber mejor lugar que éste, la verdad.

heuer-collectors-summit-32-horasyminutos

Como colofón a estos dos días tan intensos, a la vuelta a Madrid y bajo una tromba de agua que contrastaba con el tiempo maravilloso que habíamos disfrutado en Suiza, pasé por las oficinas de TAG Heuer en Madrid. En ellas pude comprobar en primera persona las instalaciones técnicas de la marca, en la que se puede dar servicio a todos los relojes (salvo quizá algún calendario perpetuo o relojes muy antiguos). Da tranquilidad saber que nuestras preciadas piezas pueden ser atendidas con absoluta fiabilidad en nuestro país.

heuer-collectors-summit-23-horasyminutos

Instalaciones de TAG Heuer en Madrid

heuer-collectors-summit-24-horasyminutos

Irónicamente fue en la oficina de Madrid donde vi un reloj realmente singular y que hubiera hecho las delicias de quien asistieron al Heuer Collectors Summit: un Calibre 11 militar, recubierto con PVD (de entonces, no actual) y en perfecto estado de conservación. Una gozada que puso punto final a dos días memorables.

heuer-collectors-summit-17-horasyminutos

heuer-collectors-summit-18-horasyminutos

Quiero por tanto agradecer públicamente y muy sinceramente a TAG Heuer su invitación, y partícularmente a Blanca Panzano (directora general de la marca en España) y absolutamente a Raquel Díez, ángel de la guarda y responsable de comunicación, publicidad y Relaciones Públicas de TAGHeuer.es.

heuer-collectors-summit-30-horasyminutos



Wawrinka gana el US Open llevando su Audemars Piguet

wawrinka-us-open-1-horasyminutos

Contra todo pronóstico, o contra muchos pronósticos, Stanislas Wawrinka ganó la final del US Open al actual número uno, Novak Djokovic. Y lo hizo llevando en la muñeca durante todo el partido su Audemars Piguet. Vamos a ver el reloj y su precio.

 

wawrinka-us-open-3-horasyminutos

Stanislas Wawrinka, Stan Wawrinka o, como se le conoce en el mundo del tenis y sobre todo sus seguidores, Stan the Man, ha sido siempre un jugador discreto; no tanto en sus resultados -que también- sino en sus formas. Siempre a la sombra de su ilustre compatriota, Roger Federer, su carrera ha ido creciendo poco a poco. En enero de 2014 consiguió su primer título de Grand Slam al coronarse campeón del Abierto de Australia, derrotando al campeón defensor, Novak Djokovic, en cuartos de final y venciendo al n.º 1 Rafael Nadal por tres sets a uno en la final. Con esa victoria accedió al n.º 3 en el ranking ATP, siendo su mejor posición como profesional. El 7 de junio de 2015 ganó el Torneo de Roland Garros, su segundo título de Grand Slam, tras derrotar en la final al serbio Novak Djokovic en cuatro sets por 4-6, 6-4, 6-3 y 6-4. Y ahora ha vuelto a derrotarlo para conseguir su tercer gran título. Djokovic, por cierto, fue embajador de Audemars Piguet y ahora lo es de Seiko.

wawrinka-us-open-4-horasyminutos

El partido entre Novak y Wawrinka en la pista Arthur Ashe del Abierto de Estados Unidos fue vibrante, como se esperaba. Stan cerró un marcador favorable de 6-7(1), 6-4, 7-5 y 6-3, en 3 horas y 54 minutos. No sólo eso: Djokovic luchaba por tu decimotercer entorchado contra un rival que acumulaba nueve horas más en pista y que había levantado pelota de eliminación en la tercera ronda del US Open con Daniel Evans.

wawrinka-us-open-3-horasyminutos

Wawrinka, cuyo símbolo de guerra a sus 31 años es llevarse el índice a la sien como signo de fortaleza mental (la que le faltó durante mucho tiempo en su carrera), afirma que “mi objetivo es dar todo lo que tengo para ser lo mejor que pueda”. Desde luego, muy al estilo Audemars Piguet, está rompiendo las reglas una vez que las ha dominado. Durante las cuatro horas menos 6 minutos que duró la pelea en la pista, Stan llevó atado a su muñeca un Royal Oak Offshore Chronograph en acero, de 42 mm de diámetro. En eso es igual que su compañera embajadora, Serena Williams, cuyo reloj puedes ver en esta entrada.

wawrinka-us-open-5-horasyminutos

Buen brazo hay que tener, porque a los 42 mm de diámetro se unen los 14,21 mm de altura. No sé el peso, pero no debe ser ligero. Lo que sí es es modesto. Podría haber llevado un reloj mucho más llamativo, pero no. Muy acorde a su forma de ser. Incluso el precio es, para lo que suele ser normal en la manufactura de Le Brassus, discreto. Cuesta aproximadamente 24.600 euros. PERO, en la final llevó una correa de caucho rosa realizada expresamente por Yonex -a juego con su ropa e incluso su nariz-, su marca de ropa. Eso lo convierte automáticamente en una pieza única, y por tanto con un precio aún sin determinar. Enhorabuena a Wawrinka, justo y vibrante vencedor. Más información en AudemarsPiguet.es.

wawrinka-us-open-2-horasyminutos

 



Vacheron Constantin Traditionnelle Chronograph Perpetual Calendar

vacheron-constantin-traditionnelle-chronograph-perpetual-calendar-3-horasyminutos

Vacheron Constantin arranca el último cuatrimestre del año con una pieza que quita el aliento. Si esto es un indicador de lo que nos espera de aquí a la feria de Ginebra en enero, es como para frotarse las manos. El Vacheron Constantin Traditionnelle Chronograph Perpetual Calendar no es un reloj nuevo, pero verlo hace que lo desees como si lo fuera.

 

 

vacheron-constantin-traditionnelle-chronograph-perpetual-calendar-6-horasyminutos

Al izquierda el nuevo Vacheron Constantin Traditionnelle Chronograph Perpetual Calendar y a la derecha el antiguo

Ya he dicho que el Vacheron Constantin Traditionnelle Chronograph Perpetual Calendar no es nuevo, y aquí arriba está la prueba. Los cambios son sutiles pero suficientes como para mejorar aún más un modelo ya de por sí atractivo. La caja sigue siendo de 43 mm de diámetro y una altura de 12,94 mm. Curiosamente, aunque la colección se llame Traditionelle, es muy habitual encontrar en ella modelos que superan ampliamente el límite de los 40 mm de diámetro, en buena media por las complicaciones que tienen que acoger.  La esfera ensombrece su color para ganar un tono pizarra que enlaza mejor con el espíritu deportivo de un cronógrafo, y se ha añadido una escala taquimétrica que antes no existía, acerando así el espíritu de la pieza.

vacheron-constantin-traditionnelle-chronograph-perpetual-calendar-1-horasyminutos

Siguiendo con su faceta de medición de tiempos cortos nos encontramos con un segundero central y un contador de 60 minutos a las 3, más que suficiente en un cronógrafo de este este nivel que francamente no se va a usar nunca para medir los tiempos de un asalto de UFC sino como mucho la temperatura de cocción de una langosta, por ejemplo. A las 9 aparece el pequeño segundero. Ambas subesferas están biseladas para remarcarlas y decoradas con un guilloché circular.

vacheron-constantin-traditionnelle-chronograph-perpetual-calendar-5-horasyminutos

Pero además el reloj es un calendario perpetuo señalado por dos discretas ventanas centrales y la que marca los años bisiestos, colocada en una posición que parece elevar el calendario a una potencia. Es otro de los cambios con respecto a la anterior versión: las ventanas han pasado a tener el fondo color pizarra y la grafía en blanco, que queda mucho mejor. A las 6 aparece el disco de los días del mes y las fases lunares, que tienen dos caras: una triste y una alegre, tal como aparecían en los relojes de bolsillo de la marca. Está fabricado en oro blanco, como los índices y manecillas, y por supuesto está acabada a mano.

vacheron-constantin-traditionnelle-chronograph-perpetual-calendar-4-horasyminutos

Uno esperaría que para el Vacheron Constantin Traditionnelle Chronograph Perpetual Calendar la casa empleara el movimiento cronógrafo monopulsador creado el año pasado para el Harmony (que puedes ver en este vídeo), pero sin embargo el calibre 1142 QP es en realidad el Lemania 27-70, un movimiento cuya evolución vemos en el Omega Moonwatch -el ya legendario calibre 321- y unos cuantos cronógrafos/calendario perpetuo de Patek (incluyendo el 5970). Como este reloj tiene -al igual que todos los de VC- el Punzón de Ginebra, quiere decir que los acabados son infinitamente mejores. Además la frecuencia ha subido de los  2,5  a los 3 hercios para mejorar la cronometría y ostenta 48 horas de reserva de marcha. Para ver una foto en vivo puedes releer el artículo sobre el maravilloso Historiques Cornes de Vache 1955.

Veremos si habrá nuevos retoques en las otras versiones existentes del Vacheron Constantin Traditionnelle Chronograph Perpetual Calendar. Mientras tanto esta se puede conseguir por 163.000 euros, que son unos 27.000 euros menos que el Patek equivalente en oro blanco. Pues yo no me lo pensaba. Más información en VacheronConstantin.es.

vacheron-constantin-traditionnelle-chronograph-perpetual-calendar-2-horasyminutos

 



En la muñeca: IWC Pilot’s Watch Timezoner Chronograph

IWC-Pilots-Watch-Timezoner-Chronograph-9-HorasyMinutos

IWC presentó en el pasado SIHH 2016 de enero toda una colección de relojes de piloto entre los que destacaba este Pilot’s Watch Timezoner Chronograph, con una complicación de zona horaria muy poco vista a la que además añadió un cronógrafo flyback. Es decir, una pieza muy atractiva que vamos a diseccionar con fotos, vídeo y precios.

 

IWC-Pilots-Watch-Timezoner-Chronograph-2-HorasyMinutos

Si te dejan el Pilot’s Watch Timezoner Chronograph y no te dicen nada sobre cómo funciona puedes estar un rato dándole vueltas, jugando con la corona y terminar frustrado. Cuando uno ve ciudades en el bisel inmediatamente piensa en un reloj que te da la hora de al menos 24 zonas horarias y que las manejas con la corona. Sin embargo cuando la giras ves que el bisel no se mueve, que sólo se mueve la manecilla horaria y la de la punta de flecha roja que NO marca una segunda zona horaria. Entonces, ¿cómo funciona el Timzoner?

IWC-Pilots-Watch-Timezoner-Chronograph-12-HorasyMinutos

Las pistas hay que encontrarlas en el nombre del reloj: Timezoner Chronograph; es decir, un cronógrafo que localiza horas. Y es que el bisel no te da todos los husos horarios, sino que, girándolo, sólo te dice la hora de la ciudad que quieras. En realidad es una tecnología que IWC compró a Mike Vogard, creador de los relojes Vogard, pero que ha mejorado enormemente. En los relojes de Vogard el funcionamiento era esencialmente el mismo, pero mucho menos refinado: el bisel tenía un protector que había que abrir para poder activar el bisel (como el gatillo de las coronas de Panerai, pero mucho más basto). Aunque la tecnología era muy prometedora Vogard no tenía dinero suficiente para seguir adelante con ella por sus propios medios, así que vendió la licencia a IWC. Huelga decir que la casa fundada por Florentine Ariosto Jones en 1868 refinó la tecnología hasta llevarla mucho más allá de lo que era originalmente. Casi 150 años creando piezas mecánicas se tienen notar por algún lado, ¿verdad?

IWC-Pilots-Watch-Timezoner-Chronograph-1-HorasyMinutos

El funcionamiento del Timezoner Chronograph es muy sencillo y a la vez muy fiable: una vez que se ha sincronizado tu hora de origen con la ciudad que figura en el bisel, presionando con el índice y el pulgar vas girando el bisel en un sentido o en otro para llevar la ciudad donde te encuentres hasta las doce. Al hacerlo la manecilla horaria y la de 24 horas, que tiene la punta roja, se van moviendo junto al bisel. Está manecilla está muy bien resuelta porque es visible de un vistazo gracias a su llamativo lacado en rojo, pero sin embargo no molesta la lectura de la hora. Sí que podría interrumpir la lectura de los tiempos del cronógrafo si coincidieran las tres manecillas, pero con simplemente girar el bisel, leer y volver a girarlo se acaba el problema. Porque el giro es rapidísimo.

IWC-Pilots-Watch-Timezoner-Chronograph-6-HorasyMinutos

El engranaje que hace posible el movimiento está muy bien realizado: se mueve de manera sencilla y sin esfuerzo pero a la vez cada vez que llega a un nuevo punto horario queda anclado firmemente, sin holguras. Y es que este Timezoner Chronograph ha tomado también el bisel giratorio interno del Aquatimer, llamado SafeDrive,  de manera que el bisel interior controla el movimiento del externo. El resultado es, como digo, un verdadero placer de usar. Es decir, el Timezoner Chronograph no te da la hora en todo el mundo de manera automática, pero qué te puede gustar más que interactuar con el reloj todo el rato.

IWC-Pilots-Watch-Timezoner-Chronograph-7-HorasyMinutos

Además el bisel señala también las zonas que tienen horario de verano con una S (de Summer, en inglés, o Sommer en alemán). Basta con deslizar el bisel hasta hacer coincidir la S con el triángulo de las 12 (obligado en un reloj de piloto) para tener la ciudad en horario de ahorro de energía. ¿Sencillo, verdad? Pues es una nueva patente de IWC. Pero además el Timezoner es un cronógrafo flyback, es decir, que la manecilla central vuelve a cero presionando el botón a las cuatro sin tener que parar primero la marcha. El cronógrafo puede medir tiempos de 60 minutos y hasta 12 horas, que se leen en la subesfera a las 12. Todo ello gracias al calibre automático de manufactura 89760 que se mueve a 4 hercios y tiene 68 horas de reserva de marcha. Está tapado por una imagen del avión Junkers JU 52, que en los años 30 volaba por los cinco continentes. Es por tanto una imagen perfecta para el reloj.

IWC-Pilots-Watch-Timezoner-Chronograph-4-HorasyMinutos

El Timezoner Chronograph tiene una caja de acero 45 mm de diámetro y 16 y medio de altura, lo que directamente le coloca dentro de la gama de relojes grandes. Pero el color negro ayuda a reducir la sensación de tamaño, mientras que los pulsadores de cronógrafo no son de pistón, lo que también reduce visualmente la superficie. Lo mismo se puede decir de la corona que, sin ser pequeña, tiene un tamaño que no aumenta visualmente las dimenosiones del reloj.

IWC-Pilots-Watch-Timezoner-Chronograph-3-HorasyMinutos

Pero sobre todo está bien equilibrado, asentándose bien sobre la muñeca en no poca medida gracias a la correa negra de Santoni, que se cierra sobre la muñeca mediante su hebilla desplegable. El Timezoner Chronograph se lleva por tanto muy bien sobre el pulso, y además tiene una apariencia marcada pero incluso sobria para sus hechuras. Tiene un precio de 13.500 euros, por el que te llevas un reloj con calibre de manufactura, con cronógrafo y con una complicación tan poco vista como atractiva. El reloj ya está disponible en la boutique de la marca. Más información en IWC.es.

IWC-Pilots-Watch-Timezoner-Chronograph-11-HorasyMinutos

IWC-Pilots-Watch-Timezoner-Chronograph-10-HorasyMinutos

IWC-Pilots-Watch-Timezoner-Chronograph-13-HorasyMinutos

IWC-Pilots-Watch-Timezoner-Chronograph-8-HorasyMinutos

 



Baume & Mercier Clifton Chronograph Complete Calendar: fotos en vivo y precios

Baume-Mercier-Clifton-Chronograph-Complete-Calendar-11-HorasyMinutos

Los Clifton son los relojes perfectos si se quiere una pieza elegante, moderna y asequible, además de poder disfrutar de algunas de las complicaciones de la alta relojería. Este año la colección se ha completado con el Baume & Mercier Clifton Chronograph Complete Calendar en tres versiones, el más complicado de la colección si exceptuamos la edición limitada con tourbillon.

Baume-Mercier-Clifton-Chronograph-Complete-Calendar-6-HorasyMinutos

El Baume & Mercier Clifton Chronograph Complete Calendar es la culminación lógica de la gama Clifton, un reloj que desde que se lanzó en 2013 ha sido el favorito de todo el mundo. No sé si en ventas, pero desde luego en diseño. Su presencia inspirada en los relojes de la marca de los años 50 tiene sin embargo un indudable porte moderno, consiguiendo un equilibrio perfecto para apelar tanto al amante de la relojería tradicional como a generaciones más jóvenes que buscan dar un toque de estilo elegante a su modo de vestir y relacionarse.

Baume-Mercier-Clifton-Chronograph-Complete-Calendar-8-HorasyMinutos

Este Baume & Mercier Clifton Chronograph Complete Calendar se presenta en tres configuraciones: acero y correa de piel, acero bicolor (bisel de oro rosa) y acero con brazalete. En los tres modelos la caja es de 43 mm de diámetro por 14,95 mm de alto. No es una caja pequeña, pero está tan bien ahormada que el reloj parece más pequeño de lo que es. Por otro lado tener una caja así le permite ofrecer mucha  información sin que se amontone. La caja presenta la clásica decoración satinado/pulido para hacerla más elegante, a lo que contribuye y mucho las asas, muy bien diseñadas, y los pulsadores del cronógrafo, con mucho estilo.

Baume-Mercier-Clifton-Chronograph-Complete-Calendar-1-HorasyMinutos

Baume-Mercier-Clifton-Chronograph-Complete-Calendar-5-HorasyMinutos

El bisel se alza poderoso para acoger el cristal de zafiro, levemente curvado y con tratamiento antirreflejos para una visión perfecta de lo que ocurre en la esfera, que es mucho. Como ya he dicho éste es el Clifton más complicado de la gama, y además con complicaciones útiles -el calendario completo-, deseadas -el cronógrafo- y decorativas -fases lunares-. Aunque a primera vista pueda parecer complicado hacerse con la información en realidad es sencillo, especialmente porque Baume & Mercier ha agrupado las funciones por colores.

Baume-Mercier-Clifton-Chronograph-Complete-Calendar-10-HorasyMinutos

Así, las manecillas de horas y minutos y el pequeño segundero (a las 9) son de acero, y además están facetadas para que se lean mejor. La aguja del cronógrafo, el contador de 30 minutos (en la subesfera de las 12) y el de 12 horas (subesfera a las 6 horas), así como los índices pintados correspondientes de ambas subesferas son azules, que es además el color identificactivo de la colección Clifton.

Baume-Mercier-Clifton-Chronograph-Complete-Calendar-3-HorasyMinutos

Tiene además un indicador de 24 horas en la misma subesfera del pequeño segundero, pero tiene una forma distinta de la del pequeño segundero y además está dorada. A decir verdad nunca he acabado de entender los indicadores de 24 horas en relojes que no son de segundo huso horario. No sé que tendría que ocurrir para que miraras la hora y no supieras si es de día o de noche. ¿Quizá si alguna vez sales de una anestesia total y tienes el reloj en la mesilla de recuperación? Pero en fin, tampoco hace daño y añade un algo más al reloj.

Baume-Mercier-Clifton-Chronograph-Complete-Calendar-7-HorasyMinutos

El Baume & Mercier Clifton Chronograph Complete Calendar es también un calendario completo. Ello significa que hay que corregir manualmente cualquier mes que no sea de 31 días. Para una corrección rápida tiene un pulsador a las 10 horas. En la subesfera superior tenemos dos ventanas para el día y el mes, perfectamente legibles. El número del día, como ya hemos visto en otros modelos Clifton, lo indica una manecilla central que señala, con una punta de flecha roja, al borde exterior de la esfera. Los numerales del mes tienen, afortunadamente, la misma tipografía que los de las horas. En las versiones bicolor y con brazalete las manecillas cambian el gris por el dorado -salvo la de 24 horas que se vuelve gris-, al igual que los índices. Son más bonitas y tienen un punto de mejor lectura por contraste con la esfera plateada. Por último en la subesfera inferior aparece la indicación de fases de luna, correcta pero demasiado espartana porque el firmamento carece de ornamentación.

Baume-Mercier-Clifton-Chronograph-Complete-Calendar-4-HorasyMinutos

Baume-Mercier-Clifton-Chronograph-Complete-Calendar-17-HorasyMinutos

El reloj tiene esas funciones, en esa disposición y con esas indicaciones porque el calibre que monta es el Valjoux 7751, que no es otro que el archiconocido Valjoux 7750 pero con fases lunares e indicador de 24 horas. Es decir, el buen funcionamiento está asegurado durante años. Y por si acaso queda alguien que aún no los conoce, repito los datos fundamentales del movimiento: 4 hercios y 72 horas de reserva de marcha. Al contrario que con la fase lunar Baume & Mercer sí ha decorado el calibre, con perlado en los puentes y platinas y un rotor con Côtes de Genève y el nombre y símbolo de la marca. Todo ello visible a través del cristal de zafiro.

Baume-Mercier-Clifton-Chronograph-Complete-Calendar-2-HorasyMinutos

Ya he dicho antes que a pesar de sus medidas,  sensiblemente por encima de los límites que imponen los relojes de vestir sobre todo en altura, el reloj está perfectamente equilibrado y se lleva muy bien sobre la muñeca. El añadir unas asas curvadas, algo poco habitual cuando se lanzó el primer Clifton, le da un plus de comodidad. La piel es de aligátor y se cierra sobre la muñeca gracias a una hebilla desplegable y ajustable.

Baume-Mercier-Clifton-Chronograph-Complete-Calendar-13-HorasyMinutos

Baume-Mercier-Clifton-Chronograph-Complete-Calendar-12-HorasyMinutos

Baume-Mercier-Clifton-Chronograph-Complete-Calendar-14-HorasyMinutos

Los Baume & Mercier Clifton Chronograph Complete Calendar ya están disponibles -desde hace tiempo, a decir verdad- en las tiendas, y su precios son: la versión de acero, 4.800 euros. La versión de brazalete aumenta el precio en 150 euros y por último la versión acero-oro rosa tiene un precio de 5.450 euros. El precio de la versión de acero es similar al de otros relojes que sólo tienen la función cronógrafo, por lo que me parece una propuesta muy interesante. Más información en Baume&Mercier.es 

Baume-Mercier-Clifton-Chronograph-Complete-Calendar-9-HorasyMinutos

Baume-Mercier-Clifton-Chronograph-Complete-Calendar-15-HorasyMinutos

Versión con brazalete de acero

Baume-Mercier-Clifton-Chronograph-Complete-Calendar-16-HorasyMinutos

Versión acero y oro rosa



Tres Bulgari Diagono Magnesium Chronograph, con fotos en vivo y precios

Bulgari-Diagono-Magnesium-Chronograph-3-HorasyMinutos

El cronógrafo es la complicación relojera más demandada después de la fecha. No se concibe una marca que no tenga como mínimo un cronógrafo, sea cual sea el nivel de precio. Por ello la competencia es brutal, y conseguir destacar por encima de los demás una labor titánica. En esta batalla hay un reloj con argumentos de sobra para destacar: el Bulgari Diagono Magnesium Chronograph.

 

Bulgari-Diagono-Magnesium-Chronograph-2-HorasyMinutos

El BVLGARI Diagono Magnesium Chronograph no es cronógrafo que habías pensado comprarte. Es más, probablemente no sea Bulgari la primera marca en la que piensas cuando se habla de relojes, seguramente ensombrecida por el peso de la alta joyería (algo que también le ocurre a Cartier, por ejemplo). Sin embargo hace años que Bulgari tiene sus propios credenciales en la alta relojería. Adquirió las marcas de Gerald Genta y Daniel Roth y bajo su paraguas comenzó a desarrollar movimientos propios a través de Bulgari Time S.A., que emplea alrededor de 500 personas. El rango va desde un sencillo tres agujas hasta el tourbillón más delgado del mundo y la complicación más alta, la sonería, que ha presentado este año dentro del Octo Finissimo Minute Repeater, nada menos que el repetidor de minutos más delgado del mundo (puedes verlo aquí).

Bulgari-Diagono-Magnesium-Chronograph-4-.HorasyMinutos

Además Bulgari siempre ha gustado de jugar con los materiales, una inquietud habitual en un joyero, y los implementa en modelos como éste. La caja del Bulgari Diagono Magnesium Chronograph presenta una mezcla de materiales muy técnicos. En la relojería actual no nos resulta raro leer frases como “material usado en la alta competición/industria aeronáutica”, pero yo no había visto esta mezcla en ningún sitio: magnesio, Peek cerámica y Motorlac.

Bulgari-Diagono-Magnesium-Chronograph-1-HorasyMinutos

La caja de 42,5 mm se fabrica en magnesio. O, por ser más preciso, en una aleación de magnesio y aluminio, ya que el magnesio como tal no existe en la Naturaleza (existen las sales de magnesio, que hay que mezclar). La aleación de magnesio y aluminio se usa a menudo en automoción y aeronaútica porque es más ligero que el aluminio solo (que ya usó Bulgari cuando lanzó el Diagono en 1998) y más resistente. Sin embargo, para evitar las deformaciones que pudiera sufrir bajo presión extrema y, de manera remota, su inflamabilidad, la carrura está recubierta por una estructura de PEEK, que son las siglas de Polyether ether ketone. La Polieteretercetona es un polímero técnico termoplástico semicristalino con un bajo coeficiente de fricción, una alta resistencia al uso y al desgaste o abrasión, a la hidrólisis, al daño por exposición prolongada al vapor o agua. Químicamente es resistente e insoluble en solventes comunes incluyendo, ácidos, sales y óleos, y altamente resistente a las altas temperaturas e incluso la radiación. Y además es más ligero que  el acero, el aluminio y el titanio. Es decir, el material del que debe estar hecho Terminator.

Bulgari-Diagono-Magnesium-Chronograph-14-HorasyMinutosEncima de este superescudo se aloja el bisel construido en cerámica, un material ya habitual en la relojería por su ligereza y resistencia, además de inalterabilidad de los colores. En este caso se ha satinado para que resalte más el grabado de la marca. Recordemos que cuando se lanzó el primer Bulgari Bulgari -diseñado por Gerald Genta- fue muy polémico el que apareciera el nombre tan ostentosamente en el bisel. Obviamente fue un éxito que ha perdurardo porque, si quiero presumir de tener un Bulgari, que mejor forma que haciéndolo visible a distancia. De hecho sin el nombre quedaría soso, ¿verdad?

Bulgari-Diagono-Magnesium-Chronograph-6-HorasyMinutos

El otro componente usado es Motorlac, un recubrimiento comercial utilizado, por ejemplo, para recubrir motores -por dentro y por fuera- debido a su gran resistencia a las temperaturas extremas y la expansión de materiales. Bulgari lo pone a sus servicio para crear una textura graneada característica de los Diagono y que recuerda a la técnica del tremblage (se puede ver en este modelo de Lange). El resultado es muy atractivo y se prolonga desde la esfera a las asas, integradas en la carrura.

 

Bulgari-Diagono-Magnesium-Chronograph-20-HorasyMinutos

Bulgari-Diagono-Magnesium-Chronograph-22-HorasyMinutos

Pero no sólo la decoración de la esfera dota de personalidad al Bulgari Diagono Magnesium Chronograph. El gran numeral esqueletado y los índices inacabados le dan un aspecto muy dinámico y contundente, y sobre todo distinto a los cronógrafos al uso. De manera muy inteligente la misma tipografía del numeral y los mismos índices rotos se repiten en las subesferas negras, creando así una continuidad estética impecable.

Bulgari-Diagono-Magnesium-Chronograph-17-HorasyMinutos

Bulgari-Diagono-Magnesium-Chronograph-8-HorasyMinutos

Bulgari-Diagono-Magnesium-Chronograph-21-HorasyMinutos

Las manecillas de horas y minutos están impregnadas de material luminiscente, al igual que la trotadora del cronógrafo. A las 4:30 aparece la ventana de fecha. Por encima tiene el pequeño segundero y a su izquierda el contador de doce horas del cronógrafo, mientras que a las 9 aparece el contador de 30 minutos. Esto es así porque el motor que impulsa el Bulgari Diagono Magnesium Chronograph es el archiconocido Valjoux 7750, seguramente el calibre cronógrafo automático más usado del mercado gracias a su fiabilidad y robustez. Se mueve a 4 hercios y tiene 42 horas de reserva de marcha. En este caso está tapado por un fondo de acero revestido de PVD negro (el mismo material de la corona y los pulsadores, por cierto) en el que además se indica que la hermticidad del conjunto es de 100 metros.

Bulgari-Diagono-Magnesium-Chronograph-7-HorasyMinutos

El reloj se aloja cómodamente en la muñeca gracias a una correa de caucho vulcanizado y hebilla de PEEK, con pasador de acero. Las medidas del reloj y su personal esfera hace que el reloj seduzca inmediatamente. La versión en negro es más seria, más de vestir si me apuras porque el graneado no se aprecia tanto. Pero ni siquiera la versión roja es rabiosamente deportiva, probablemente porque se ha sustituido el tradicional taquímetro del bisel por el nombre de la casa.

Bulgari-Diagono-Magnesium-Chronograph-18-HorasyMinutos

Bulgari-Diagono-Magnesium-Chronograph-11-HorasyMinutos

El resultado es un reloj distinto, muy atractivo y fácilmente combinable. El rojo es sin duda arriesgado, por yo veo el azul atreviéndose con trajes sin mayor problema. Los Bulgari Diagono Magnesium Chronograph tienen un precio de 4.950 euros, levemente mayor que los de la competencia. A cambio te llevas un reloj mucho más personal y con materiales ligeros de última generación, por lo que definitivamente debería entrar en la lista de los elegibles. Más información en Bulgari.es.

Bulgari-Diagono-Magnesium-Chronograph-10-HorasyMinutos

Bulgari-Diagono-Magnesium-Chronograph-16-HorasyMinutos



En la muñeca: los tres OMEGA Rio 2016 Limited Edition

Omega-Rio-2016-Limited-Edition-25-Horasyminutos

Estamos en el ecuador de los Juegos Olímpicos Rio 2016, para los que OMEGA ha lanzado tres relojes distintos, los OMEGA Rio 2016 Limited Edition. Son tres estilos deportivos distintos que ahora repasamos en vídeo, con fotos en vivo y con sus precios.

 

OMEGA SEAMASTER BULLHEAD RIO 2016

Omega-Rio-2016-Limited-Edition-14-Horasyminutos

En orden cronológico el primero de los OMEGA Rio 2016 Limited Edition que apareció fue el Omega Seamaster Bullhead Rio 2016, del que sólo se han hecho 316 unidades. El número 3 corresponde a la tercera vez que el golf se hace olímpico, pero el número tan bajo de unidades producidas -especialmente si lo comparamos con sus compañeros de colección- responde probablemente a que la forma del reloj no es la que más gusta.

Omega-Rio-2016-Limited-Edition-16-Horasyminutos

Omega-Rio-2016-Limited-Edition-15-Horasyminutos

De hecho no hay muchos relojes con forma de “cabeza de toro”. Salvo que esté equivocado Omega sólo lanzó un modelo Bullhead original en 1969, y ninguno más hasta mucho más tarde.  Algo tiene la forma que resulta muy atractiva visualmente, pero a la hora de comprarlo se ve que somos más tradicionales y nos gustan los botones del cronógrafo en su sitio habitual de las 2 y las 4 horas.

Omega-Rio-2016-Limited-Edition-12-Horasyminutos

A la izquierda aparece la versión de nada menos que 2013, lo que da una idea de lo costoso que fue comercializar el Bullhead: tuvieron que pasar décadas para volverlo a lanzar. Pues bien, a mí me gusta mucho más la versión  OMEGA Rio 2016 Limited Edition. La esfera colorida -porque utiliza los colores olímpicos- resulta mucho más alegre, ligera y atractiva, y encaja más con la forma tan funky de la caja.

Omega-Rio-2016-Limited-Edition-18-Horasyminutos

La caja toma sus hechuras de los cronógrafos de bolsillo que se accionaban con una sola mano, y sin embargo es verdad que puesto en la muñeca el accionamiento de los pulsadores no es lo más cómodo. Pero es un reloj que se compra por la apariencia, no por la funcionalidad. La trasera es la misma para los tres relojes, con el logotipo de los Juegos Olímpicos de Río.

Omega-Rio-2016-Limited-Edition-13-Horasyminutos

El reloj tiene una estanqueidad de 150 metros, así que es perfecto para llevártelo de vacaciones de verano porque te puedes bañar con él. Y desde luego va a llamar la atención, sin duda. Su precio es de 8.100 euros. Por cierto que en estas dos fotos -y otras- se puede ver la pulsera que Omega ha lanzado también junto con los OMEGA Rio 2016 Limited Edition y que al parecer se están vendiendo muy bien.

Omega-Rio-2016-Limited-Edition-19-Horasyminutos

Omega-Rio-2016-Limited-Edition-17-Horasyminutos

OMEGA SPEEDMASTER MARK II RIO 2016

Omega-Rio-2016-Limited-Edition-3-Horasyminutos

El siguiente OMEGA Rio 2016 Limited Edition en aparecer fue el Speedmaster Mark II Rio 2016, el más bonito en mi opinión, porque la forma de la caja del Mark II es una de las más atractivas del mercado – a condición de que te gusten los relojes con aire retro-. Y mecánicamente es también muy interesante. Tiene una esfera negra granallada que brilla con la luz y las tres subesferas representan las tres medallas de oro, plata y bronce.

Omega-Rio-2016-Limited-Edition-7-Horasyminutos

Omega-Rio-2016-Limited-Edition-11-Horasyminutos

La caja está satinada, salvo una franja longitudinal pulida que alivia el peso visual de tanto acero. Es importante porque el diámetro de la caja es de 42,4 x 46,2 mm, lo que lo convierte en un reloj grande, a lo que también ayuda su altura, que es notable (lo mismo que su peso). Todo el conjunto transmite una solidez muy fiel a la época en la que fue lanzado el primer Mark II, también en 1969.

Omega-Rio-2016-Limited-Edition-5-Horasyminutos

Por dentro lleva el calibre coaxial Omega 3330, un movimiento automático con certificado de cronómetro COSC y volante de silicio. No se ve porque, como ya he dicho, en toda la colección OMEGA Rio 2016 Limited Edition el fondo está decorado con el logotipo de Rio 2016.

Omega-Rio-2016-Limited-Edition-2-Horasyminutos

Omega-Rio-2016-Limited-Edition-8-Horasyminutos

Da gusto llevar el Mark II en la muñeca porque a pesar de su tamaño y peso está muy bien equilibrado, y se nota cuando lo tienes puesto. Es un reloj realmente olímpico que sin embargo se puede llevar en el día a día porque es, dentro de su formas, elegante y discreto. Se han hecho 2.016 piezas a un precio de 5.400 euros cada una. Me lo compraba sin dudarlo.

Omega-Rio-2016-Limited-Edition-9-Horasyminutos

Omega-Rio-2016-Limited-Edition-10-Horasyminutos

OMEGA SEAMASTER DIVER 300 M

Omega-Rio-2016-Limited-Edition-21-Horasyminutos

El último de los OMEGA Rio 2016 Limited Edition es este Seamaster Diver 300 M.  Da la sensación que el Seamaster 300 M es como el primo pobre de la familia, porque apenas tiene repercusión publicitaria. Hace poco vimos los Seamaster Planet Ocean Deep Black (con un reportaje completo en este artículo), y a primeros de año presentamos con fotos en vivo los Omega Seamaster Aqua Terra GoodPlanet GMT (en esta entrada), mientras que en Baselworld Omega presentó un montón de Seamasters 600M. Pero de sus hermanos con hermeticidad hasta 300 metros, muy poco.

Omega-Rio-2016-Limited-Edition-24-Horasyminutos

Y es un reloj interesante porque su reducido diámetro (41 mm) y la delgadez de su caja lo hacen muy versátil. Se distingue de los demás Seamaster porque los números del bisel cerámico están grabados con los colores de los anillos olímpicos y por el dibujo de la esfera, tomado del paseo de la playa de Copacabana. Ambas características particulares hacen que tenga una personalidad propia.

Omega-Rio-2016-Limited-Edition-20-Horasyminutos

OMEGA-Seamaster-Diver-300M-Rio-2016-playa-Copacabana-Horasyminutos

A las 10 aparece una válvula de helio, obligatoria para bajar a las profundidades que admite el reloj pero que no se va a usar nunca. Otro de los elementos interesantes es el brazalete, que con sus secciones pulidas y satinadas de manera alterna crean una sensación de producto sólido y elegante. Por dentro, otro calibre coaxial; en este caso el Omega 2500. Es una edición limitada a 3.016 unidades, con un precio de 4.100 euros.

Omega-Rio-2016-Limited-Edition-23-Horasyminutos

Los tres OMEGA Rio 2016 Limited Edition ya están disponibles en las boutiques de Omega en Madrid, así que sólo queda pensar en cuál es el que más nos gusta. O, mejor aún, cuáles. Más información en Omega.es.

Omega-Rio-2016-Limited-Edition-27-Horasyminutos

Omega-Rio-2016-Limited-Edition-26-Horasyminutos

Omega-Rio-2016-Limited-Edition-22-Horasyminutos

 

 



Oris Williams Valtteri Bottas Limited Edition: Fotos en vivo y precio

Oris-Williams-Valtteri-Bottas-Limited-Edition-11-Horasyminutos

Fruto de su asociación con el equipo de Fórmula 1 Williams se presenta ahora el Oris Williams Valtteri Bottas Limited Edition, dedicado al piloto finlandés Valtteri Bottas. Vamos repasar el modelo y su precio.

Oris-Williams-Valtteri-Bottas-Limited-Edition-5-Horasyminutos

En marzo del año pasado presenté los relojes de Oris fruto de su alianza con el equipo de Fórmula 1 Williams, que se pueden ver en este artículo. Ahora mismo el equipo Williams está formado por Felipe Massa y por Valtteri Bottas. Felipe Massa ya tiene un reloj propio (de Richard Mille), así que Oris no puede dedicarle un relo propio. Pero sí a Valteri Bottas, el finlandés que sorprendió a todos en 2014 y al que varios equipos ya le tienen echado el ojo. Así surgió el Oris Williams Valtteri Bottas Limited Edition.

Oris-Williams-Valtteri-Bottas-Limited-Edition-4-Horasyminutos

La caja del reloj tiene 44 mm de diámetro y está completamente realizada en fibra de carbono, como corresponde a un modelo relacionado con la Fórmula 1. La presencia de la caja es sólida, al estar conformada de manera que las asas sean parte integral del conjunto.

Oris-Williams-Valtteri-Bottas-Limited-Edition-8-Horasyminutos

Por encima de la carrura hay un bisel que sirve de taquímetro realizado en titanio revestido DLC negro. Al ser muy delgado aumenta la apertura de la esfera, haciéndola más grande de lo que es. Del mismo material, titanio revestido de DLC, están fabricados la corona y los pulsadores del cronógrafo. Encima de la corona aparece el nombre de la escudería.

Oris-Williams-Valtteri-Bottas-Limited-Edition-6-Horasyminutos

Por último el fondo del Oris Williams Valtteri Bottas Limited Edition, una vez más de titanio revestido de DLC negro, lleva el nombre del piloto junto con el número que tiene asignado, el 77, así como el nombre completo del reloj. También nos da el número de referencia y nos cuenta que la caja está hecha de carbono y que tiene un cristal de zafiro. Datos innecesarios en mi opinión porque quien se lo compre ya sabrá todo eso. Yo añado que el zafiro tiene tratamiento antirreflejos en su cara interior, muy importante para que la lectura sea adecuada. Pero también nos dice, y es importante saberlo, que el reloj es hermético hasta 100 metros, una buena estanqueidad que nos permite  llevárnoslo tranquilamente a la piscina o el mar. Debería ser la estanqueidad por defecto en todos los relojes.

Oris-Williams-Valtteri-Bottas-Limited-Edition-3-Horasyminutos

En cuanto a la esfera, también está realizada en carbono, con el patrón tejido habitual en este material. No es la primera vez que Oris lo usa para una esfera de la colección Williams, pero sí es la primera vez que tanto la carrura como la esfera están realizadas a la vez en carbono.

Oris-Williams-Valtteri-Bottas-Limited-Edition-7-Horasyminutos

La esfera presenta dos numerales aplicados, el 3 y el 9, y satinados para mejorar la lectura. Las demás indicaciones horarias son los minutos en vez de las horas, para acercarlo así al aspecto de un cronógrafo de bolsillo. Dentro se mueve el eterno ETA Valjoux 7750, por lo que la esfera presenta la disposición habitual de subesferas 12-6-9. Pero en este caso la ventana de fecha se ha trasladado a las 6. Está remarcada por un perfil azul, el color de Williams.

Oris-Williams-Valtteri-Bottas-Limited-Edition-9-Horasyminutos

Del mismo color azul son las manecillas que tienen que ver con las funciones de cronógrafo. La trotadora central tiene la punta terminada en blanco, para marcar perfectamente los tiempos sobre la minutería dibujada en el bisel inclinado de la esfera. Curiosamente la esfera de minutos y horas no marcan 30 y 12 respectivamente, sino 10 y 25. Además están diseñados para que marquen de izquierda a derecha, como los contadores de los vehículos. Es un efecto muy atractivo, sin duda, y que lo distingue de la inmensa mayoría de los cronógrafos del mercado.

Oris-Williams-Valtteri-Bottas-Limited-Edition-12-Horasyminutos

Las manecillas de horas y minutos del Oris Williams Valtteri Bottas Limited Edition son negras y blancas, mientras que la del pequeño segundero es sólo blanca. Las agujas principales están tratadas con SuperLuminova, al igual que los índices sobre las horas, así que la lectura en la oscuridad es fácil (aunque la manecilla de las horas deberia ser un poquito más larga). Además luce en azul, como corresponde a Williams, que es más elegante que el habitual verde.

Oris-Williams-Valtteri-Bottas-Limited-Edition-1-Horasyminutos

La correa es de caucho negro e imita el dibujo plano de los neumáticos de la alta competición. Está rematada por una hebilla realizada en titanio recubierto con DLC  negro, cómoda de ajustar y muy bien realizada. El conjunto queda estupendamente sobre la muñeca.

Oris-Williams-Valtteri-Bottas-Limited-Edition-2-Horasyminutos

Oris-Williams-Valtteri-Bottas-Limited-Edition-13-Horasyminutos

El Oris Williams Valtteri Bottas Limited Edition tiene la ventaja de que aunque sea un reloj “dedicado” no va a pasar de moda porque todas las referencias al piloto quedan en el fondo de la pieza, por lo que se puede llevar como un reloj deportivo más pero con la personalidad que siempre otorga el carbono. Es una edición limitada a 770 unidades que además se presenta en una caja personalizada, y el conjunto tiene un precio es de 4.350 francos suizos (unos 4.000 euros al cambio). Más información en Oris.es.

Oris-Williams-Valtteri-Bottas-Limited-Edition-10-Horasyminutos

Oris-Williams-Valtteri-Bottas-Limited-Edition-15-Horasyminutos

Oris-Williams-Valtteri-Bottas-Limited-Edition-14-Horasyminutos

 

 



Ulysse Nardin Marine Chronograph Annual Calendar: fotos en vivo y precio

Ulysse-Nardin-Marine-Chronograph-Annual-Calendar-Horasyminutos

Qué bien lo está haciendo Ulysse Nardin. Una empresa creada en 1846 y que parece que acaba de nacer por el empuje con el que crea nuevos relojes e innovaciones técnicas. Uno buen ejemplo es el nuevo Ulysse Nardin Marine Chronograph Annual Calendar que presentamos ahora con fotos exclusivas y precio.

Ulysse-Nardin-Marine-Chronograph-Annual-Calendar-1-Horasyminutos

Desde su adquisición por el grupo Kering hace ahora casi dos años (como ya anunciamos en este artículo) Ulysse Nardin ha pasado -está aún pasando, en realidad- por un período de aggiornamento que le ha llevado a rediseñar su logo (enderezando el ancla), renovar su imagen comercial, simplificar su abultada cartera de productos y, sobre todo, lanzar productos atractivos -en características y precios- con los sólidos fundamentos técnicos que la caracterizan, como esta versión en acero del Ulysse Nardin Marine Chronograph Annual Calendar.

Ulysse-Nardin-Marine-Chronograph-Annual-Calendar-4-Horasyminutos

La caja es de 43 mm de diámetro, pero su escaso bisel pulido a espejo y la inclinación hacia dentro del borde externo de la esfera lo hacen parecer mayor de lo que es. Y sin embargo en la muñeca queda perfectamente bien. Ahí es donde se nota el sutil trabajo de los diseñadores.

Ulysse-Nardin-Marine-Chronograph-Annual-Calendar-8-Horasyminutos

Debajo del bisel estriado se ubica la corona con el logotipo grabado. Aunque está atornillada va escoltada por dos protectores, porque un golpe de mar (o en secano), puede llevarse por delante una corona aunque esté roscada. A las 2 y a las 4 se acomodan los pulsadores del cronógrafo, de un tamaño cómodo pero con un perfil discreto para no romper el equilibrio estético (elegante equilibrio) del conjunto. Tanto la corona como los pulsadores están revestidos de caucho azul. Ello no sólo mejora el agarre sino que realza el estilismo de la pieza. Al otro lado de la caja, una placa con el número de serie del reloj. El conjunto tiene una hermeticidad de hasta 100 metros.

Ulysse-Nardin-Marine-Chronograph-Annual-Calendar-5-Horasyminutos

La elegante esfera azul mantiene el aspecto de un cronómetro marino clásico gracias a los numerales romanos y la forma de las manecillas, cuya punta está tintada con SuperLuminova. A ello contribuye también el que todo en la esfera sea grande: los ya mencionados numerales y manecillas, pero también la esfera. No es fácil encajar romanos en un cronógrafo, pero en este caso funciona muy bien porque es un reloj en el que prima más el aspecto de vestir que el deportivo.

Ulysse-Nardin-Marine-Chronograph-Annual-Calendar-3-Horasyminutos

Y eso que el cronógrafo tiene, además de la trotadora central, un contador de 30 minutos a las 3 y otro de 12 horas a las 6. Este último se rompe por la presencia de la ventanilla circular de la fecha, realzada por una lente de aumento sobre el cristal de zafiro superior que cubre la esfera. Quizá sea éste el elemento más polémico del reloj (cuándo no son polémicas las ventanas de fecha). Y sin embargo en este caso yo creo que queda bien. Si hubiera sido cuadrada tendría mis reservas, pero al ser circular recuerda, una vez más, a los cronómetros marinos, por lo que sí que encaja. Y la lupa no es tan protuberante como la clásica cyclops de Rolex, por ejemplo.

Ulysse-Nardin-Marine-Chronograph-Annual-Calendar-9-Horasyminutos

A las 9 aparece el pequeño segundero acompañado por la indicación del mes, marcado por una aguja del mismo rojo que el año de fundación de la manufactura. Y es que este Ulysse Nardin Marine Chronograph Annual Calendar es también un calendario anual. Es decir, un escalón por debajo del calendario perpetuo que sólo obliga al usuario a hacer un ajuste en febrero. Esta liviana incomodidad tiene como premio un precio muy inferior a lo que estamos acostumbrados a ver en los perpetuos, y además el calendario se puede ajustar hacia adelante y hacia atrás.

Ulysse-Nardin-Marine-Chronograph-Annual-Calendar-10-Horasyminutos

Quien lo hace posible es el calibre automático de manufactura UN-153, que por supuesto integra un escape y espiral de silicio (recordemos que fue Ulysse Nardin los primeros en usar el silicio de manera industrial en sus calibres). El volante late a 28.800 alternancias/hora y tiene una reserva de marcha de 52 horas. Hay que destacar que la complicación del calendario perpetuo sólo añade una docena de piezas al movimiento. Un ejemplo de maestría, porque en relojería también se aplica -y con mayor merecimiento- el axioma de que menos es más.

Ulysse-Nardin-Marine-Chronograph-Annual-Calendar-6-Horasyminutos

El reloj se une a su dueño mediante una correa de piel azul o una cómoda correa de caucho también azul, ambas personalizadas. La de caucho, que es la de este reportaje, se une a la caja mediante unas asas sólidas, pulidas también a espejo. A media altura una placa de titanio satinado, con el logotipo de la casa. El resultado en la muñeca es excelente. El Ulysse Nardin Marine Chronograph Annual Calendar es una excelente opción si se quiere un reloj marino con un toque elegantemente clásico, y tiene un precio de 12.000 euros con la correa de piel y de 11.900 euros con la correa de caucho. Más información en UlysseNardin.com.

Ulysse-Nardin-Marine-Chronograph-Annual-Calendar-7-Horasyminutos



En la muñeca: Bell & Ross Vintage BR Aéronavale

Bell-Ross-Vintage-BR-Aeronavale-portada-Horasyminutos

Es innegable que la forma icónica de los relojes de Bell & Ross es la cuadrada, como los indicadores de los aviones. Pero casi igual de reconocibles son sus modelos vintage redondos, ¡y qué bonitos son! Buena prueba de ello son los nuevos Vintage BR Aéronavale 123 y 126 en azul. Vamos a ver los dos modelos y sus precios.

 

Bell-Ross-Vintage-BR-Aeronavale-1-Horasyminutos

Los nuevos Vintage BR Aéronavale honran, como indica su nombre, a las fuerzas aeronavales, y por tanto apela a los colores tradicionales en los uniformes marinos. Por un lado el azul, la base de la mayoría de los blasones e insignias tanto marinas como aerotransportadas, y por otro el oro, utilizado en los uniformes de gala por su significado de gallardía, nobleza y victoria. Tres características que busca todo militar, y no en ese orden necesariamente.

Bell-Ross-Vintage-BR-Aeronavale-2-Horasyminutos

Vintage BR 123 Aéronavale

Bell-Ross-Vintage-BR-Aeronavale-3-Horasyminutos

Vintage BR 126 Aéronavale

Los cuatro modelos Vintage BR Aéronavale comparten las mismas características: caja de acero pulido de 43 mm de diámetro; bisel de acero con un aro de aluminio anodizado azul con una escala muy legible en dorado. El cristal superior es, como siempre en Bell & Ross, de zafiro con tratamiento antirreflectante. La forma es de domo, imitando los cristales de Hesalite para un resultado realmente bonito.

Bell-Ross-Vintage-BR-Aeronavale-9-Horasyminutos

Bell-Ross-Vintage-BR-Aeronavale-4-Horasyminutos

Pero es en las esferas de los Vintage BR Aéronavale  donde Bell & Ross se ha lucido de verdad, porque presentan una base azul con decoración rayos de sol sobre la que se han aplicado los índices y numerales dorados para crear un contraste elegante y muy, muy atractivo. El dorado también aparece en las manecillas, incluso las del pequeño segundero o del cronógrafo. En éste último, además, perfila la ventana circular de fecha, lo que aporta un toque extra de elegancia.

Bell-Ross-Vintage-BR-Aeronavale-5-Horasyminutos

Los índices, numerales y manecillas están satinados. Parece un detalle sin importancia, pero hace que la lectura sea mucho más fácil en cualquier circunstancia. Incluso con luz solar directa. Y además le da un aspecto mucho más distinguido.

Bell-Ross-Vintage-BR-Aeronavale-6-Horasyminutos

Las agujas horarias están tratadas con SuperLuminova. Se ven perfectamente en la oscuridad, pero al ser los únicos elementos luminiscentes leer la hora puede ser complicado en según que momentos. Un reloj con estilo retro no está precisamente pensado para la practicidad y es más que frecuente encontrarlos sin ningún tipo de tratamiento. Así que se agradece la inclusión del lumen.

Bell-Ross-Vintage-BR-Aeronavale-7-Horasyminutos

Ambas versiones del Vintage BR Aéronavale integran calibres automáticos. Son los BR-CAL.305 para la versión tres agujas y BR-CAL.301 para el cronógrafo. Habitualmente Bell & Ross utiliza movimientos ETA o Sellita y creo que en este caso es esta última la casa elegida. En cualquiera de los dos casos la funcionalidad está garantizada, y la inclusión de un cristal de zafiro en el reverso permite apreciar una decoración suficiente, con platinas perladas y un rotor con Côtes de Genéve y el nombre de la casa grabado.

Bell-Ross-Vintage-BR-Aeronavale-8-Horasyminutos

Como corresponde a un reloj vintage, los pulsadores del cronógrafo son de pistón. Además la pulsación requiere de mayor presión porque el mecanismo se activa -y desactiva- mediante levas. Si hubiera sido un calibre con rueda de pilares y embrague vertical el funcionamiento hubiera sido muy suave, pero esa presión extra le sienta bien a un reloj retro. O por lo menos a mí me gusta.

Bell-Ross-Vintage-BR-Aeronavale-10-Horasyminutos

Las correas de piel o de cocodrilo azul son el toque definitivo para hacer de los Vintage BR Aéronavale objetos de deseo, porque además quedan estupendamente bien en la muñeca. Los precios son de 2.700 euros para el tres agujas y 3.880 euros para el cronógrafo en la versión con correa de piel, mientras que si se elige la correa de cocodrilo el precio aumenta en 190 y 200 euros respectivamente. Los relojes ya están disponibles en el mercado, y tienes más información en Bell&Ross.es.

Bell-Ross-Vintage-BR-Aeronavale-11-Horasyminutos

Bell-Ross-Vintage-BR-Aeronavale-12-Horasyminutos



En la muñeca: Hamilton X-Wind Auto Chrono, el reloj de Independence Day 2

Hamilton-Khaki-X-Wind-Auto-Chrono-3-Horasyminutos

Una nueva colaboración de Hamilton con el mundo del cine, y ya van más de 400. Esta vez le toca a Independence Day 2 Resurgence, el más que seguro éxito que se estrena el día 1 de julio en España. El reloj del protagonista es el conocido Hamilton X-Wind Auto Chrono. Vamos a repasar sus características y precio.

Hamilton-Khaki-X-Wind-Auto-Chrono-4-Horasyminutos

El Hamilton X-Wind Auto Chrono es un viejo conocido de la cartera de la casa suiza de orígenes norteamericanos. Lleva unos cuantos años en el mercado y sigue siendo un éxito, porque ha sabido combinar el aspecto vintage de los relojes de piloto con una presencia poderosa.

Hamilton-Khaki-X-Wind-Auto-Chrono-9-Horasyminutos

El Hamilton X-Wind Auto Chrono tiene una caja de 44 mm de diámetro y aproximadamente 16 de altura, lo que le convierte en un cronógrafo con una presencia considerable. Su peso también es notable, pero en la muñeca queda bien equilibrado y por tanto te haces pronto con él. Pero desde luego te vas a dar cuenta que no te lo has puesto o, al contrario, vas a notarlo cuando te lo quites.

Hamilton-Khaki-X-Wind-Auto-Chrono-6-Horasyminutos

La caja presenta tres coronas, dos a la derecha y una a la izquierda. En este lado además están los pulsadores del cronógrafo. Las coronas de la derecha controlan un bisel interior que se desliza en circunferencia y en conjunto con una escala en rojo que aparece en la ventana. Es una herramienta que sirve para calcular los ángulos de deriva que producen los vientos cruzados (origen del nombre X-Wind). Honestamente no sé cómo funciona, pero tengo un par de amigos pilotos que le gusta mucho esa función del reloj. Por supuesto en estos días la función carece de utilidad para los pilotos, pero le aporta una salvia retro que lo hace sobresalir por encima del común de los relojes de piloto del mercado.

Hamilton-Khaki-X-Wind-Auto-Chrono-14-Horasyminutos

A la izquierda se alojan una corona central que se utiliza para la puesta en hora y el ajuste del día y la fecha y los botones del cronógrafo. Éste no es un reloj para zurdos y sin embargo la configuración del reloj está invertida. Así, el botón de puesta en marcha y parada del cronógrafo está a las 8, mientras que el de puesta a cero está a las 10. Es decir, justo al contrario de como uno lo haría instintivamente. Y la primera función al tirar de la corona central es la puesta en hora, y al sacarla del todo se cambia el día y la fecha. Otra singularidad que identifica al Hamilton X-Wind Auto Chrono. Además los pulsadores del cronógrafo forman una X con las coronas de enfrente.

Hamilton-Khaki-X-Wind-Auto-Chrono-7-Horasyminutos

La parte superior añade un bisel bidireccional que actúa como taquímetro. El reverso muestra una gradación angular para la inclinación en vuelo; otro cálculo absolutamente innecesario hoy en día, pero todo un detalle por parte de  su creador. La ventana inferior permite ver el eterno calibre Valjoux 7750 y el rotor con el nombre de la casa grabado.

Hamilton-Khaki-X-Wind-Auto-Chrono-5-Horasyminutos

La esfera del Hamilton X-Wind Auto Chrono tiene un fondo negro, al que por cierto le beneficiaría un cristal de zafiro con un recubrimiento antirreflectante más efectivo. Pasan muchas cosas en la esfera pero al ser un reloj relativamente grande hay espacio suficiente para todo sin que la información se apelmace. Los contadores del cronógrafo, de 30 minutos y 12 horas, se sitúan al sur y al norte de la esfera respectivamente. Se han construido en gris y con un guilloché circular para que destaquen sobre el negro. El pequeño segundero por su parte también comparte decoración, pero esta vez en negro. Los numerales arábigos están satinados, una buena elección para que capten bien la luz y favorezcan la lectura.

Hamilton-Khaki-X-Wind-Auto-Chrono-15-Horasyminutos

Las manecillas horarias y los puntos luminiscentes dan el toque vintage. En ambos casos creo que un mayor tamaño habría favorecido la legibilidad. Eso es especialmente notable en la oscuridad, donde el reloj adolece de una luminosidad no todo lo fuerte que debería ser en los índices. A cambio las manecillas de los contadores del cronógrafo -además por supuesto de la del pequeño segundero- están también tintadas de SuperLuminova, algo no muy habitual.

Hamilton-Khaki-X-Wind-Auto-Chrono-13-Horasyminutos

Como he dicho al principio el reloj tiene un buen equilibrio sobre la muñeca, por lo que no se hace difícil llevarlo a pesar de su tamaño. El reloj se sujeta a la muñeca con una correa potente, ancha y en color natural y pespuntes blancos, sujeta con una doble hebilla. Curiosamente el peor enemigo de las correas, el mucho uso, le va a sentar estupendamente al reloj porque al aviejarse va a aumentar su aire de reloj de aviador clásico.

Hamilton-Khaki-X-Wind-Auto-Chrono-10-Horasyminutosv

Hamilton-Khaki-X-Wind-Auto-Chrono-16-Horasyminutos

Mi muñeca tiene 18 cm de diámetro, así que mejor no enfrentarla a cajas demasiado grandes. Sin embargo en este caso se puede ver cómo el reloj queda bien puesto sin parecer demasiado grande.

Hamilton-Khaki-X-Wind-Auto-Chrono-1-Horasyminutos

Hamilton-Khaki-X-Wind-Auto-Chrono-18-Horasyminutos

Además el precio es muy atractivo: por 1.345 € te llevas un reloj multifunción con un diseño poco habitual y un calibre a prueba de bombas. Si te gustan los relojes de piloto pero también eres de los que le gusta cuidar su dinero, este Hamilton X-Wind Auto Chrono es un opción que deberías considerar.

Hamilton-Khaki-Pilot-Automatic-Chronograph-Horasyminutos

Hamilton Khaki Pilot Automatic Chronograph

Por cierto que en Independence Day 2 aparecen más relojes Hamilton: Jeff Goldblum lleva un Jazzmaster Automatic GMT (que repasamos en vídeo en este artículo), Bill Pullman lleva un Thin-O-Matic y James A. Woods lleva un Khaki Pilot Automatic Chronograph como el que aparece en la foto. Hay que tener mucho ojo para verlos mientras discurre la película. Excepto el Hamilton X-Wind Auto Chrono, que se muestra claramente en uno de los momentos álgidos de la película.

Hamilton-Khaki-X-Wind-Auto-Chrono-17-Horasyminutos

Por cierto que si te gustó la Independence Day original de 1996 te gustará esta también porque es básicamente la misma historia pero mucho más espectacular. Yo desde luego prefiero el reloj. Más información en Hamilton.es.

Hamilton-Khaki-X-Wind-Auto-Chrono-2-Horasyminutos

 



Breitling Chronoliner Red Gold Limited Edition

Breitling-Chronoliner-Red-Gold-Limited-Edition-5-Horasyminutos

Yo creo que la producción de Breitling ha ido creciendo al mismo ritmo que el tráfico aéreo mundial: no hay mes en el que haya por lo menos una novedad de la marca, aunque sólo sea una declinación de un modelo ya existe. En esta ocasión es el Breitling Chronoliner Red Gold Limited Edition.

Breitling-Chronoliner-Red-Gold-Limited-Edition-Horasyminutos

El Breitling Chronoliner es un reloj inspirado en un modelo del los años 50-60 y ha sabido mantener ese aire vintage en todas sus versiones. La versión que presentamos ahora integra una caja de oro rojo de 46 mm sobre la que se asienta un bisel de cerámica negra (revisamos el primer Chronoliner con bisel cerámico en esta entrada). La diferencia entre metal y cerámica no es baladí porque la cerámica tiene una presencia más elegante que el metal. En este caso, y a falta de ver el reloj en vivo, sirve para suavizar el contraste dramático del negro sobre oro, que a menudo produce resultados demasiado ostentosos.  Los numerales del bisel también son de oro cepillado para mejorar la lectura, muy importante porque el bisel es el indicador del tercer huso horario.

Breitling-Chronoliner-Red-Gold-Limited-Edition-2-Horasyminutos

Y es que el Breitling Chronoliner Red Gold Limited Edition ofrece una triple indicación horaria: la de las manecillas, la del indicador de 24 horas del borde exterior de la esfera y la ya mencionada del bisel. Y además es un cronómetro (certificado por el laboratorio COSC). A pesar de tanta información la esfera es sorprendentemente aseada. La configuración de tres subesferas, compensada al este por la fecha y el logotipo de la marca, se ha realizado en blanco para proporcionar un buen contraste con la esfera negra mate. Además están decoradas con un motivo circular y un borde gris para que resalten aún más. Las manecillas también son de oro rojo y están tratadas con material luminiscente, al igual que los índices, la aguja central del cronógrafo y la de 30 minutos. Esta última información está remarcada por seis rectángulos luminiscentes, característico de los Chronoliner.

Breitling-Chronoliner-Red-Gold-Limited-Edition-3-Horasyminutos

El reloj late gracias a un ETA Valjoux 7754 automático, que no es sino la versión GMT del ubicuo Valjoux 7750. A tono con la época en la que se inspira, el cronógrafo se activa con unos pulsadores de pistón. El conjunto es hermético hasta 100 metros.

Por último, el reloj se ata al pulso gracias a una correa de caucho que imita el patrón de la milanesa Aero Classic de la casa. El Breitling Chronoliner Red Gold Limited Edition es, como su nombre indica, una edición limitada a 250 unidades con un precio de 29.920 $, unos 26.550 euros al cambio. Más información en Breitling.es.

Breitling-Chronoliner-Red-Gold-Limited-Edition-1-Horasyminutos



Steve McQueen y TAG Heuer Monaco, de nuevo en el cine

TAG-Heuer-The-Man-and-Le-Mans-Horasyminutos

Ya se ha estrenado el documental “The Man & Le Mans”, el documental sobre el rodaje de la película Le Mans y todo lo que aconteció a su alrededor y que supuso el lanzamiento a la fama de ahora ya icónico TAG Heuer Monaco.

TAG-Heuer-The-Man-and-Le-Mans-Monaco-Original-1969-Horasyminutos

Heuer Monaco original

En 1970, Steve McQueen lucía un cronógrafo Monaco durante la filmación de la película “Le Mans”. Desde entonces, la marca suiza de relojes y cronógrafos de lujo TAG Heuer ha estado íntimamente ligada a McQueen convirtiéndolo en embajador de la marca. Así que ahora resulta natural que TAG Heuer esté presente en la llegada a España del documental “The Man & Le Mans”, que lleva a la gran pantalla la inspiradora historia de la pasión que sentía el mítico actor por las carreras de motor.

TAG-Heuer-The-Man-and-Le-Mans-Steve-McQueen-Horasyminutos
“The Man & Le Mans” sigue a Steve McQueen a través de imágenes de su ya legendaria película “Le Mans”, incluye fotografías privadas nunca antes publicadas y revela vídeos inéditos cedidos por el hijo de la estrella, Chad McQueen. A través de estas secuencias, el espectador puede observar al famoso actor luchando por alcanzar su sueño de filmar un largometraje sobre una de las competiciones más fascinantes, las 24 horas de Le Mans.

TAG-Heuer-The-Man-and-Le-Mans-Steve-McQueen-1-Horasyminutos

“Steve McQueen es una leyenda atemporal, un actor incomparable que, como TAG Heuer, se definió a sí mismo al margen de los convencionalismos. Toda la historia que rodea a la producción y al rodaje de la película “Le Mans” es una muestra de su carácter luchador que jamás cedió ante la presión y que está perfectamente reflejado en el documental. Estamos muy orgullosos de estar presentes en la llegada de “The Man & Le Mans” a las salas de cine españolas”, ha declarado Blanca Panzano, directora general de TAG Heuer en España.

TAG Heuer Steve McQueen Monaco

Además del mítico cronógrafo automático TAG Heuer Monaco, con su caja en forma cuadrada que se ha convertido ya en todo un icono de la marca, otro de los elementos más reconocibles de Steve McQueen en “Le Mans” es el mono de carreras Heuer que luce durante la película. Se dice que, cuando la filmación comenzó en 1970, Steve McQueen insistió en llevar el mismo mono de carreras que el piloto de competición Jo Siffert, también amigo del fundador de la marca, Jack Heuer, que en ese momento era consultor de la película.

Jack Heuer y Jo Siffert

Jack Heuer y Jo Siffert

Jo Siffter además era nombrado embajador de la compañía relojera, un nuevo en la industria de aquella época y un indicio del carácter vanguardista de TAG Heuer. La historia de la relación con el deporte de TAG Heuer la contamos ampliamente en este artículo.  “The Man & Le Mans” llega de la mano de TAG Heuer después de su proyección en la pasada edición del Festival de Cine de Cannes, y ya está estrenada en España.

TAG-Heuer-The-Man-and-Le-Mans-Steve-McQueen-4-Horasyminutos

Yo ya la he visto y la recomiendo a todos ellos que les gusten las historias de “cine dentro del cine”, porque cuenta la evolución de un rodaje caótico cuyos únicos pies y cabeza era la pasión de Steve McQueen. La pasión es necesaria, pero no vale como único sustento para un negocio. También, por supuesto, a quien le guste las carreras de coches porque se aprende mucho sobre ese deporte. Y para los que les gusten los relojes porque se pueden entretener tratando de averiguar los relojes que llevan los que aparecen, aparte del Heuer Monaco.

EL CRONÓGRAFO HEUER MONACO CALIBRE 11

 

Heuer Chronomatic Monaco 1133B

Heuer Chronomatic Monaco 1133B

En 1969 Heuer lanza el Calibre 11 o Chronomatic, el primer cronógrafo automático del mundo, con un microrrotor que pasa a integrarse en los Carrera, Autavia y Monaco. La base del calibre la construyó Büren (que después sería adquirida por Hamilton) y encima se acoplaba el módulo cronógrafo, desarrollado por Dubuis-Depraz. El conjunto se financió por Jack Heuer y Willy Breitling, quien acabaría usando el nombre de “Chrono-Matic” en su marca mientras que Jack Heuer pasó a llamar a sus relojes simplemente “Automatic Chronograph”.

Heuer Calibre 11 Chronomatic

Presentado simultáneamente en Ginebra y Nueva York el 3 de marzo de 1969, el Heuer Monaco, en palabras de Jack Heuer “fue originalmente un fracaso”. Su caja cuadrada -y por cierto hermética, una primicia- era quizá demasiado atrevida incluso en esa época tan creativa. Fue bautizado con este nombre por Jack Heuer tras el Gran Premio de Mónaco (del que TAG Heuer sigue siendo socio en la actualidad). Reconocible de inmediato y copiado a menudo, el «McQueen Monaco» (modelo 1133B) se ha convertido desde entonces en un reloj muy codiciado en el mercado de las subastas y las piezas de coleccionista.

TAG-Heuer-The-Man-and-Le-Mans-Calibre-11-Monaco-Horasyminutos

El cronógrafo Heuer Monaco Calibre 11 se lanzó en Baselworld 2015 yrecuerda claramente al original de 1969. El modelo actual reúne todos los atributos del Monaco: el tamaño de 39 mm, la corona a la izquierda, la mítica esfera azul petróleo con los dos contadores blancos, la ventanilla de fecha situada en las 6 h, los índices de las horas horizontales diamantados, la inscripción del logotipo vintage Heuer, el calibre 11 cronógrafo automático con fecha y la estanqueidad a 100 metros.

TAG Heuer Monaco Automatic Chronograph Calibre 11

Es digno de mención que la caja de acero en tres partes (desde 1998) es un poco más cuadrada en la versión del año 2015 y se cierra con 4 tornillos, sus dos pulsadores de las 2 y las 4 h tienen forma rectangular y sus asas algo más macizas; además de la correa de piel de becerro perforada, el cristal de zafiro (desde 2009) y un fondo abierto que deja entrever los rodajes del calibre completan el modelo actual. El precio del TAG Heuer Monaco Calibre 11 es de 4.995 €. Más información en TagHeuer.es.

TAG-Heuer-The-Man-and-Le-Mans-Steve-McQueen-3-Horasyminutos



Los Omega Edición Limitada Río 2016: Modelos y Precios

 Omega-Rio-2016-portada-Horasyminutos

Quedan 70 días para que comiencen oficialmente los Juegos Olímpicos Río 2016 y Omega, que ha estado presente en las Olimpiadas desde que aterrizó en las de Los Ángeles en 1932, ha lanzado tres Omega Edición Limitada Río 2016. Cada uno tiene su personalidad y merece la pena verlos todos.

Omega-Rio-2016-fondo-Horasyminutos

 

OMEGA SEAMASTER BULLHEAD EDICIÓN LIMITADA RIO 2016

OMEGA - Bull head desde 1969

El primer modelo lanzado fue el Omega Seamaster Bullhead Edición Limitada Río 2016. El Bullhead es un modelo aparecido en 1969 bajo el nombre “Rallie”, pero enseguida fue bautizado por los aficionados como Cabeza de Toro por sus formas. A pesar de lo llamativo de su apariencia, de su singularidad, la comercialización del reloj fue, digamos, dificultosa. Tanto es así que el Bullhead no reapareció hasta 2013, mucho más grande y con una esfera muy distinta.

OMEGA Seamaster Bullhead Rio 2016 lateral

El año pasado sufrió una segunda transformación para alinearse con los colores olímpicos, momento que aprovechó para asear la esfera y deshacerse de unos índices horarios que le daban un cierto aire de ruleta de juego. El resultado es mucho más atractivo que el de sus ancestros, porque además los colores olímpicos conjugan muy bien con la esfera blanca. Siendo además un Seamaster el reloj se va a encontrar muy a gusto en ambientes marinos, donde la correa azul y los pespuntes de distintos colores lo convierten en una presencia alegre y vivaz.

OMEGA-Seamaster-Bullhead-Rio-2016-Limited-Edition-Horasyminutos

Por supuesto el Omega Seamaster Bullhead Edición Limitada Río 2016 lleva tiempo en las boutiques de la marca, en las que se puede adquirir una de las 316 unidades existentes. El 3 se ha puesto porque es la tercera vez que el golf se convierte en deporte olímpico. El precio del reloj es 8.100 euros.

OMEGA SPEEDMASTER MARK II EDICIÓN LIMITADA RÍO 2016

Omega-Speedmaster-Mark-II-Rio-2016-ambiente-Horasyminutos

Para mí el más bonito de los tres, sin duda alguna. El Speedmaster Mark II, nacido en 1969, significó el primer rediseño de la caja del Speedmaster Moonwatch clásico (éste es el mío) y por tanto el inicio de la segunda generación del modelo icónico (de ahí su nombre, Mark II). La forma de la caja, también conocida como “Línea de Piloto” tiene su origen en un proyecto secreto en el que Omega estaba trabajando en aquel entonces: una versión aumentada y reforzada del Speedmaster para un uso más prolongado sobre la superficie lunar.

Omega-Speedmaster-Mark-II-Rio-2016-perfil-Horasyminutos

Una de las versiones del proyecto (que duró más de 10 años), la llamada “Alaska”, presentaba una caja redonda y reforzada con asas sólidas y con protectores de corona y pulsadores. Cuando las directrices del proyecto cambiaron alguna de las ideas originales formaron la base de las cajas “Pilot’s Line” y se introdujeron comercialmente en la forma de Speedmaster Mark II y el Flightmaster.

Omega-Speedmaster-Mark-II-Rio-2016-frontal-Horasyminutos

El Omega Speedmaster Mark II Edición Limitada Río 2016 presenta una caja de 42,40 mm satinada, lo mismo que los dos eslabones exteriores del brazalete. La parte central y los pulsadores del cronógrafo están pulidos. La esfera, que mantiene el taquímetro interior luminiscente, remarca las tres subesferas con biseles en oro rojo, plata y bronce para representar las medallas olímpicas. Un detalle ingenioso que dota de personalidad propia al reloj sin convertirlo en una versión acotada al evento que representa, porque no hay ninguna otra referencia a Río en la esfera.

Omega-Speedmaster-Mark-II-Rio-2016-reverso-Horasyminutos

Donde sí la hay es en el reverso del reloj, que lleva grabado el logotipo de los Juegos de Río; es una característica común a los tres modelos. Es, en resumen, un modelo precioso que equilibra perfectamente su unicidad como edición limitada con la personalidad innata del Speedmaster Mark II. El Omega Speedmaster Mark II Edición Limitada Río 2016 tiene su producción acotada a 2.106 unidades, cada una con un precio de 5.400 euros. Una gran compra sin duda.

Omega-Speedmaster-Mark-II-Rio-2016-Horasyminutos

OMEGA SEAMSTER DIVER 300 M EDICIÓN LIMITADA RÍO 2016

OMEGA-Seamaster-Diver-300M-Rio-2016-Horasyminutos

Por último, Omega acaba de anunciar un Seamaster Diver 300 M. El reloj mantiene todas las características de estos Seamaster de buceo: caja de acero (Omega no lo dice, pero yo creo que el diámetro es de 41 mm porque no es cronógrafo) al igual que el brazalete, muy elaborado. Válvula de helio a las 10 horas, ventana de fecha a las 10 y excelente luminosidad gracias al tratamiento con SuperLuminova.

Omega-Seamaster-Diver-300M-Limited-Edition-Rio-2016--2-Horasyminutos

Lo que varía son los numerales arábigos sobre el bisel, que están pintados en colores olímpicos, y sobre todo la decoración de la esfera. Está implementada siguiendo el patrón de decoración utilizado en el paseo marítimo de la playa de Copacabana, que fue realizado en forma de mosaico con cerámica portuguesa.

OMEGA-Seamaster-Diver-300M-Rio-2016-playa-Copacabana-Horasyminutos

Omega-Seamaster-Diver-300M-Limited-Edition-Rio-2016--1-Horasyminutos

Es sin duda el punto más controvertido entre los aficionados a la marca, pero la propia gente de Omega me confiesa que tienes la sensación de que se va a vender muy bien. Omega suele equivocarse poco es sus apuestas comerciales, así que mejor callar y esperar a ver. Aún no ha llegado al mercado y de hecho no se sabe cuándo llegará, pero lo que sí se sabe es el precio: El Omega Seamaster Diver 300M Edición Limitada Río 2016 cuesta -o costará, cuando llegue- 4.100 euros. Tampoco se sabe cuántas unidades de las 3.016 que se van a fabricar van a llegar a cada mercado. Más información en Omega.com.

OMEGA-Seamaster-Diver-300M-Rio-2016 1 Horasyminutos

 



Jorge Lorenzo, nuevo embajador de Tissot

Jorge-Lorenzo-Embajador-Tissot-Horasyminutos

Tissot es motociclismo. Su historia de amor con MotoGP empezó en 2001 y ya en 2003 apareció el primer Reloj Oficial MotoGP. Desde entonces ha reclutado para su escuadra de embajadores a 6 de los más importantes pilotos de motos, el sexto de los cuales es nada menos que Jorge Lorenzo.

Jorge Lorenzo, que el pasado 4 de mayo cumplió 29 años, necesita poca presentación: es el piloto español con más títulos de MotoGP de la historia y actual campeón de MotoGP. Se subió a su primera moto a los 3 años y a los 8 ya estaba compitiendo. En 2002, el día que cumplía 15 años, se convirtió en Jerez en el piloto más joven en debutar en el Mundial. Tras tres años en 125cc dio el salto a 250cc y alzó dos títulos mundiales consecutivos. En 2008 saltó a la máxima categoría. En su primera carrera hizo Pole, y en su tercer Gran Premio ganó la carrera.

Jorge-Lorenzo-Embajador-Tissot-1-Horasyminutos

Desde entonces y en sus ocho temporadas, Lorenzo, no ha hecho sino agrandar su trascendencia en este deporte: tres Mundiales (2010, 2012 y 2015), subcampeón  en otras 3 ocasiones (2009, 2011 y 2013),  récord de Poles (62), el cuarto piloto de la historia con más victorias en la categoría reina (41) y el tercero con más podios (99). Lo lógico es que fichara por Tissot.

Jorge-Lorenzo-Tissot-T-Race-MotoGP-Automático-de-Edición-Limitada-2016-amb-Horasyminutos

Y de paso enfundarse el nuevo Tissot T-Race MotoGPTM Edición Limitada 2016, un imponente reloj con un diámetro total de 47,25 mm y 15,98 mm de altura. Está fabricado en acero, pero el bisel, que tiene forma de disco de freno, está recubierto de PVD negro para crear un agresivo contraste. El cristal de zafiro tiene la ya tradicional sección de zafiro sobre la fecha, a modo de lupa (que a mí personalmente no me acaba de convencer). Y además el reloj es hermético hasta 100 metros.

Tissot-T-Race-MotoGPTM-Automatic-Horasyminutos

La esfera tiene efecto carbono, que rodea  a una configuración tricompax de excelente legibilidad. Las tres manecillas del cronógrafo -trotadora central y contadores de 30 minutos 6 seis horas- son rojas, el color clásico de los cronógrafos, y hacen juego con las inserciones de la correa. Tanto los índices como las generosas manecillas están tratados con SuperLuminova.

Tissot-T-Race-MotoGPTM-Automatic-1-Horasyminutos

El reloj se mueve gracias al calibre C01.211, un sustituto del histórico Valjoux 7750 que fue encargado por Tissot a ETA para tener una versión igualmente fiable pero más económica. El movimiento lleva 8 años en el mercado, por lo que ya ha demostrado su excelencia. Se mueve a 4 hercios y tiene 45 horas de reserva de marcha. El rotor está decorado en negro, y el conjunto se puede apreciar gracias a una vistosa trasera con forma de llanta de neumático.

Tissot-T-Race-MotoGPTM-Automatic-caja-Horasyminutos

Por último el reloj se entrega en una caja en forma de casco que hará las delicias de sus dueños, que siempre sabrán dónde han dejado el reloj. Es una edición limitada (a 2016 unidades, imagino) y se puede comprar en la tienda online de la marca. Su precio es de 1.260 euros, que no está nada mal para un reloj de estas características. Estoy seguro de que Jorge Lorenzo estará más que encantado de llevarlo en su muñeca.

Más información en Tissot.com.

Jorge-Lorenzo-Tissot-T-Race-MotoGP-Automático-de-Edición-Limitada-2016-casco-abierto-Horasyminutos



En la muñeca: Baume & Mercier Capeland Shelby Cobra 1963

Baume-Mercier-Capeland-Shelby-Cobra-1963-acero-2-Horasyminutos

La gama Capeland de Baume & Mercier está dedicada casi enteramente al cronógrafo, con más de 15 modelos. Vamos a repasar una de las versiones más audaces de la colección: el Baume & Mercier Capeland Shelby Cobra 1963.

Baume-Mercier-Capeland-Shelby-Cobra-1963-acero-frontal-1-Horasyminutos

 

Hace ahora un año presentamos el Capeland Shelby Cobra, inspirado en el famoso corredor de coches Carrol Shelby. El reloj se puede ver con fotos en vivo y en vídeo en este artículo. Carrol Shleby, tras su paso triunfal por las carreras de coches creó el equipo Shelby para correr con bólidos Cobra. Cobra era el nombre que Shelby literlamente soñó una noche para su coche ideal. Como primeros pilotos para su equipo incorporó a Dan Gurney, Lew Spencer and Dave MacDonald. Después llegarían más pilotos, como Ken Miles, Allen Grant o Bob Holter. El equipo comenzó a competir en el circuito norteamericano en las famosas 12 horas de Sebring, donde la posición del equipo no pasó de un modesto undécimo puesto.

Baume-Mercier-Capeland-Shelby-Cobra-CSX2128-Dan-Gurney,-Lew-Spencer-and-Dave-MacDonald-Horasyminutos

Pero también supuso el comienzo de la peculiar carrera del Cobra con el número 15, conducido por Gurney y Hill: si Sebring fue en marzo, en junio los Shelby Cobra  ganaba la no menos conocida carrera de Laguna Seca, y un mes después era el propio Cobra Roadster CSX2128, conducido por Dave MacDonald, el que ganaba la carrera del circuito de Pomona. Por ese entonces ya se le conocía como “Hey Little Cobra”. De hecho la fama del coche fue tan grande que incluso llegó a tener una canción del mismo nombre, cantada por The Rip Chords y que llegó al número 4 del Billboard en 1964 (y que se puede encontrar al final del artículo, con ese aire tan Beach Boys).

Baume-Mercier-Capeland-Shelby-Cobra-1963-Hey-Little-Cobra-The-Rip-Chords-Horasyminutos

Pues bien, Baume & Mercier se inspira en ese Cobra Roadster CSX2128 para crear el Baume & Mercier Capeland Shelby Cobra 1963. El reloj se presenta en dos versiones: caja de acero pulido y satinado o acero ADLC. Misma propuesta pero efectos muy distintos, como veremos ahora.

Baume-Mercier-Capeland-Shelby-Cobra-1963-acero-frontal-Horasyminutos

La versión en acero del Baume & Mercier Capeland Shelby Cobra 1963 tiene un aire muy clásico que le va muy bien al reloj por la época en la que se inspira y porque además se alinea con la versión anterior del Cobra Shelby y sus hermanos de familia Capeland. La carrura del reloj y las asas, que forman un solo bloque, están muy bien cepilladas, creando un elegante contraste con el bisel -grande y con personalidad- y la corona y los pulsadores, todos pulidos a espejo. Por supuesto los pulsadores del cronógrafo son de pistón, de acuerdo con el espíritu de la época del equipo Cobra Shelby y de la propia colección Capland. La corona además lleva grabado el logotipo de Baume & Mercier, la letra Phi griega que simboliza el equilibrio.

Baume-Mercier-Capeland-Shelby-Cobra-1963-acero-perfil-Horasyminutos

La otra versión de la caja -que tiene el mismo diámetro de 44 mm y altura de 14,65- es también de acero pero en este caso con un revestimiento de ADLC. ADLC son las siglas de Amorphous Diamond Like Carbon, un proceso en el que mediante plasma se fija una serie de elementos de carbono (se comienza con plata, hidrógeno, acetileno u otros hidrocarbonos) para conseguir una cubierta con una dureza sólo inferior a la del diamante, denso y compacto y con muy buena adherencia. Su coeficiente de fricción es el más bajo de todos los revestimientos de protección usados habitualmente y tiene la más alta resistencia al desgaste. No sólo eso: es químicamente inerte, completamente biocompatible e incluso hemocompatible (se usa por ejemplo en prótesis internas) y además proporciona una gran calidad de superficies sin tener que pulirlas.

Baume-Mercier-Capeland-Shelby-Cobra-1963-correa-caucho-2-Horasyminutos

Y, en lo que nos interesa, da al reloj un aspecto muy elegante y a la vez aumenta su aspecto deportivo. Se combina con una correa de caucho específica para el modelo, mientras que la versión sólo acero lleva una correa de aligátor. Personalmente me encantaría ver cómo queda la versión ADLC con la correa de aligátor. El lado oeste de la caja, en las dos versiones, está interrumpido por un pequeño corrector rápido para la fecha. El cristal, como corresponde a un reloj de estética retro, se alza en curva por encima de la línea del bisel.

Baume-Mercier-Capeland-Shelby-Cobra-1963-PVD-negro-perfil-Horasyminutos

La esfera tiene una presencia potente porque todo en ella es grande. En un buen ejercicio de diseño, todos los elementos del Baume & Mercier Capeland Shelby Cobra 1963 son holgados, de manera que aún siendo una superficie en la que ocurren muchas cosas la información se lee de manera inmediata y muy clara.

Baume-Mercier-Capeland-Shelby-Cobra-1963-frontal-Horasyminutos

Los numerales arábigos son mucho más grandes de lo que suele ser habitual, y con una tipografía distinta y muy bien elegida, perfecta para el reloj. Rodeándolos hay una minutería de ferrocarril para facilitar la lectura de la trotadora del cronógrafo, sólo alterada por puntos luminiscentes sobre cada hora. Y en el borde exterior de la esfera un taquímetro que también se ha escrito con grandes guarismos. Todo en el reloj está enfocado a la lectura rápida, como se necesita cuando se conduce un coche de carreras. A ello contribuye, por supuesto, el uso del amarillo en el taquímetro y en las agujas. No sólo se conjunta con los colores del Shelby Cobra, sino que además mejora la lectura de los datos.

Baume-Mercier-Capeland-Shelby-Cobra-1963-Taquimetro-Horasyminutos

La subesfera del pequeño segundero a las 9 se ha mantenido del mismo color negro que el dial tan sólo separada un delgado bisel pero con un tamaño mayor que las subesferas del cronógrafo. Estas se ven perfectamente porque tienen un fondo blanco y manecillas amarillas. Está particularmente bien hecha la de los minutos, que recuerda a un cuentarrevoluciones de un coche. Y también como en los automóviles cada esfera lleva la definición de la información que ofrecen: “H” para las horas y “minutes”. La trotadora del cronógrafo tiene un contrapeso con forma de cobra, como la versión del año pasado.

Baume-Mercier-Capeland-Shelby-Cobra-1963-detalle-esfera-Horasyminutos

La única pega que se le puede poner a la esfera es que la ventana de fecha está demasiado metida hacia el centro. Ello es porque el calibre usado, el ETA  7753, tiene un diámetro de 30 mm, por lo que al ponerlo en una caja tan grande queda así. Afortunadamente B&M ha optado por poner el disco de la fecha del mismo color negro de la esfera, por lo que el efecto se disimula. Y a cambio el reloj lleva un calibre histórico a prueba de bombas, que no es poca cosa.

Baume-Mercier-Capeland-Shelby-Cobra-1963-Calibre-Valjoux-7753-Horasyminutos

El diámetro del calibre se nota también en el reverso, que tiene mucho metal rodeando el cristal de zafiro. No queda mal, porque siendo un reloj “de carreras” el aspecto sólido del acero le viene bien. Además Baume ha  decorado muy bien el calibre, con un graneado circular sobre platinas y puentes y sobre todo un rotor decorado con Côtes de Genève y recubierto con un PVD negro muy atractivo. Sobre el cristal de zafiro se ha grabado el círculo blanco con el 15 que llevaba el Shelby Cobra CSX2128. La hermeticidad es de sólo 50 metros.

Baume-Mercier-Capeland-Shelby-Cobra-1963-Calibre-Valjoux-7753-1-Horasyminutos

Como ya he dicho antes el reloj se ata al pulso con correa de aligátor o de caucho vulcanizado, ambas también con realces amarillos. La de aligátor tiene el reverso en amarillo y la de caucho una de las hebillas que sujetan la correa.

Baume-Mercier-Capeland-Shelby-Cobra-1963-correa-aligator-Horasyminutos

Baume-Mercier-Capeland-Shelby-Cobra-1963-correa-caucho-Horasyminutos

El reloj se lleva bien en la muñeca. Es grande, claro, como corresponde a un modelo deportivo, pero se asienta bien. Y cuanto más lo llevas más te gusta. Yo creo que aún así me quedaría con el modelo azul del año pasado, pero debo decir que esta versión me ha ido seduciendo con el paso del tiempo.

Baume-Mercier-Capeland-Shelby-Cobra-1963-correa-caucho-1-Horasyminutos

Baume-Mercier-Capeland-Shelby-Cobra-1963-acero-1Horasyminutos

Los Baume & Mercier Capeland Shelby Cobra 1963 son una edición limitada y numerada a 1963 unidades, y ya deben estar en las tiendas (o están a punto de llegar). Se entregan con una caja especial conmemorativa. La versión con correa de aligátor tiene un precio de 4.100 euros, mientras que la versión con correa de caucho vulcanizado tiene un precio de 4.400 euros. Más información en Baume&Mercier.com.

Baume-Mercier-Capeland-Shelby-Cobra-1963-Caja-Horasyminutos

Baume-Mercier-Capeland-Shelby-Cobra-1963-PVD-Horasyminutos

El Shelby Cobra al lado de un Clifton Automatic

El Shelby Cobra al lado de un Clifton Automatic



Bell & Ross BR Desert Type: fotos en vivo y precios

Bell-&-Ross-BR-03-92-Desert-Type-42-mm-1-Horasyminutos

Hace ahora un año estábamos celebrando el décimo aniversario de el modelo icónico de Bell & Ross, el BR 01-92 (que se puede ver aquí). Ahora presentamos una nueva declinación del modelo: los Bell & Ross BR Desert Type.

Bell-&-Ross-BR-03-94-Desert-Type-1-Horasyminutos

Bell & Ross BR Desert Type es una colección de tres relojes -dos tres agujas y fecha y un cronógrafo- diseñados a partir del pliego de condiciones de la aviación militar de los países de clima cálido. Bell & Ross ya había lanzado un “Desert Type” el año pasado, aunque en edición limitada (fotos en vivo y precios en esta entrada). La que presentamos ahora es por tanto una declinación de la anterior con un rediseño muy logrado que refina el ya existente y lo hace más atractivo. Los tres modelos comparten estética y criterios constructivos comunes.

Bell-&-Ross-BR-03-92-Desert-Type-42-mm-3-Horasyminutos

Como ya es habitual desde hace tiempo, la caja está construida enteramente en cerámica, en este caso de color negro mate. Tiene un tono que contrasta muy bien  con el beis de la esfera y la correa, y al ser mate le da un tono sobrio, adecuado a la estética militar. Conviene recordar las ventajas de la cerámica: es hipoalergénica, se adapta inmediatamente a la temperatura corporal, es muy resistente a los rigores del uso dirario y, en particular, es muy ligera, algo a tener muy en cuenta en relojes grandes: 39 y 42 mm.

Bell-&-Ross-BR-03-94-Desert-Type-Horasyminutos

Los tornillos superiores no son decorativos sino que sirven para sujetar el bisel, también cerámico, a la carrura, de manera que se puede conseguir una hermeticidad muy correcta de hasta 100 metros de profundidad. El negro se prolonga hasta las asas, que son muy cortas porque al ser cuadrado el tamaño se hace mayor sobre la muñeca y por tanto las asas no necesitan extenderse más allá. Los tres modelos Bell & Ross BR Desert Type comparten una corona con el “et” o “ampersand” grabado, mientras que la versión cronógrafo añade lógicamente dos pulsadores para puesta en marcha y parada del medidor de tiempos cortos y el de puesta acero. Son por cierto muy cómodos de usar.

Bell-&-Ross-BR-03-94-Desert-Type-pulsadores-Horasyminutos

Como siempre (o casi siempre) en Bell & Ross la trasera es ciega. Los calibres que usa la casa son siempre ETA o Sellitas, por lo que no son los movimientos precisamente lo más interesante del reloj; hasta el punto que a menudo B&R a menudo simplemente dice que el reloj lleva un “movimiento mecánico automático”. Por tanto, aunque siempre es agradable ver un rotor moverse, tampoco se echa de menos, y de paso abarata el precio del modelo.

Bell-&-Ross-BR-03-94-Desert-Type-reverso-Horasyminutos

Los calibres, que tienen un diámetro de 26,6 mm en la versión de tres agujas (ETA 2824-2) y de 28 en la de cronógrafo (ETA 2894-2) son los responsables de que la ventana de fecha quede muy hacia el centro, porque son pequeños en relación con el tamaño de la caja. Sin embargo Bell & Ross lo resuelve muy bien porque la ventana tiene forma circular y el fondo está pintado del mismo color de la esfera, por lo que la función (que es muy apreciada por el mercado) resulta discreta y sugestiva a la vez.

Bell-&-Ross-BR-03-92-Desert-Type-42-mm-2-Horasyminutos

La esfera presenta otra particularidad muy llamativa: en vez de estar construida con un placa base sobre la que se pintan o aplican los índices, en los Bell & Ross BR Desert Type el dial se compone de dos capas. La superior de color beis tiene los índices y numerales recortados, de manera que se ve la capa inferior que está impregnada de material luminiscente. Esta construcción, que como ya sabemos es la que tradicionalmente utiliza Panerai, favorece una mejor lectura en la oscuridad, ya que es más sencillo hacer un corte perfecto con láser que pintar a mano.

Bell-&-Ross-BR-Desert-Type-detalle-esfera-Horasyminutos

Bell-&-Ross-BR-Desert-Type-SuperLuminova-Horasyminutos

Las esferas de los tres modelos son muy limpias, con tan solo los grandes numerales arábigos e índices horarios. Contrasta notablemente con la versión Desert Type de la que hablaba más arriba. En la versión cronógrafo se ha optado por ubicar la minutería (necesaria para una correcta lectura de las mediciones del cróngrafo) en el perfil exterior de la esfera para mantener esa sensación de pulcritud en el dial. Las subesferas del pequeño segundero (a las tres) y de los 30 minutos del cronógrafo  simplemente tienen los números de final de recorrido, en concordancia con la idea anterior. Aunque lógicamente la subesfera cronográfica sí tiene marcados todos los minutos para poder leer el dato fácilmente.

Bell-&-Ross-BR-03-94-Desert-Type-perfil-Horasyminutos

Bell-&-Ross-BR-03-94-Desert-Type-4-Horasyminutos

Los tres Bell & Ross BR Desert Type se atan a la muñeca con una correa de cuero también beis, muy cómoda y agradable al tacto. Al tener en su parte superior un ancho igual que el de la caja su presencia es potente, acentuada por la hebilla de ardillón  acabada en PVD negro, gruesa y de formas muy marcadas.

Bell-&-Ross-BR-03-92-Desert-Type-42-mm-Horasyminutos

Bell-&-Ross-BR-Desert-Type-correa-Horasyminutos
A pesar de los 42 mm de lado el reloj se lleva bien, sobre todo porque la altura de la caja es contenida. El tacto de la cerámica es agradable y, como ya he dicho, la correa cae bien sobre la muñeca. Los tonos mates, tanto del beis como del negro, hacen que mirar la hora sea placentero. También en la versión de 39 mm, que aunque sea de cuarzo comparte todos los elementos de sus hermanos mayores. Un detalle muy de agradecer a Bell & Ross.

Bell-&-Ross-BR-S-Desert-Type-39-mm-Horasyminutos

BR-S Desert Type 39 mm

Los Bell & Ross BR Desert Type están a punto de llegar a las tiendas y, afortunadamente, en este caso no son ediciones limitadas. Sus precios son: BR03-92 Desert Type (42 mm, tres agujas y fecha) 3.400 euros. BR03-94 Desert Type (42 mm cronógrafo y fecha) 4.990 euros. BRS Desert Type (39 mm, movimiento de cuarzo) 2.300 euros. Más información en Bell&Ross.com.

Bell-&-Ross-BR-03-94-Desert-Type-2-Horasyminutos



Breitling Superocean Héritage Chronoworks: el laboratorio de Breitling

Breitling-Superocean-Heritage-Chronoworks-1-Horasyminutos

Breitling ha presentado durante la feria de Baselworld 2016 el nuevo departamento Breitling Chronoworks, encargado de probar todos los avances técnicos que aparezcan en relojería para después integrarlos en los modelos de serie. Nos probamos el primero de ellos: el nuevo Breitling Superocean Héritage Chronoworks.

Breitling-primer-reloj-con-pulsador-independiente-1923-Horasyminutos

1923 – Breitling lanza el primer cronógrafo con pulsador independiente

Por supuesto la investigación y la innovación no son nuevas en Breitling, ni mucho menos, y desde luego no lo es cuando hablamos de cronógrafos. Recordemos que Breitling lanzó el primer pulsador independiente a las 2 horas en 1915, el segundo pulsador independiente en 1934 y, sobre todo, el primer cronógrafo automático en marzo de 1969. Aunque Zenith había anunciado su El Primero en enero, tardó más tiempo en presentar el reloj físicamente, si bien su calibre nunca necesitó mejoras y el Chrono-matic Calibre 11 tuvo que cambiar el rotor (por débil) y el muelle real (por excesivamente fuerte) al cabo de un año. En 2009 Breitling lanzó el Calibre 01, completamente desarrollado por la manufactura. Y es sobre la base de ese histórico calibre que la casa de St. Imier ha presentado el fruto de las investigaciones del laboratorio Chronoworks.

Breitling-Superocean-Heritage-Chronoworks-Calibre-Breitling-01-Horasyminutos

La idea de Breitling era mejorar en todo lo posible el desempeño del calibre. Buena parte de esa mejora pasa por evitar las pérdidas de energía, ya sea eliminando piezas o mejorando su efectividad a base de reducir fricciones o pesos que aumenten la inercia. El resultado es sin duda prometedor:

Platina y puentes de rodaje de cerámica

La primera optimización se ha centrado en el chasis del movimiento (platina y puentes de rodaje). Con el fin de disminuir los rozamientos producido por el pivotamiento de los ejes, estos componentes están fabricados en cerámica high tech (nitruro de boro hexagonal) utilizado ya como adyuvante de lubricante sólido en los motores de alto rendimiento pero implementado por primera vez en aplicaciones mecánicas relojeras. Gracias a un coeficiente de rozamiento muy bajo, los ejes pueden pivotar directamente en los orificios de la platina y de los puentes, sin provocar desgaste ni pérdida de energía y sin necesidad de ningún lubricante, lo que ha permitido suprimir 11 rubís sobre un total de 47.

Breitling-Superocean-Heritage-Chronoworks-platina-y-puentes-de-cerámica-Horasyminutos

Tren de ruedas de silicio

Contrariamente a lo que se podría pensar, un movimiento relojero permanece en reposo el 95% de su tiempo, y cada «rearranque» provoca una cierta pérdida de energía. Para luchar contra esta inercia, el calibre va dotado de tres ruedas (rueda de centro, rueda mediana, rueda de segundero) fabricadas en silicio, un material dos veces más ligero de lo normal –y por tanto más fácil de «relanzar».
La geometría de estas ruedas, fabricadas mediante grabado iónico (DRIE), se ha retrabajado para hacer más rígida la estructura y evitar de este modo cualquier deformación de los radios.

Breitling-Superocean-Heritage-Chronoworks-ruedas-de-silicio-Horasyminutos

Escape de silicio

Asimismo, se ha centrado la atención en el órgano «distribuidor», el escape, que es donde tradicionalmente se sitúa una gran parte de las pérdidas de energía. Se ha conservado el escape de áncora suizo, pero con una rueda y un áncora fabricadas en silicio lo que permite disminuir el peso, y por consiguiente la inercia, así como suprimir las paletas de rubí, lo que se traduce en una mayor precisión de las siluetas. Para asegurar una transmisión más eficaz de la energía procedente del barrilete se ha modificado igualmente la geometría de las dos piezas (forma de los dientes y de las paletas). La limitación angular del áncora sin topes contribuye por otro lado a incrementar la fiabilidad. Ello ha permitido otorgar a este órgano capital un 42% más de rendimiento, al tiempo que se garantiza una seguridad máxima, un aspecto esencial en cuanto a prestaciones se refiere.

Breitling-Superocean-Heritage-Chronoworks-escape-de-silicio-Horasyminutos

Volante de inercia variable

El ajuste de las oscilaciones del volante se efectúa generalmente actuando sobre la longitud activa del espiral por medio de clavijas, lo que puede perturbar la cronometría. Los especialistas de Chronoworks han optado por un volante de inercia variable regulable mediante cuatro pequeños tornillos de oro situados en la canto. Con el fin de suprimir la sensibilidad a la temperatura y
conservar la misma precisión de marcha en cualquier circunstancia, se ha optado por combinar un aro de níquel y una cruz (brazo) de latón –utilizando la dilatación/retracción del latón para modificar la inercia. Cuando la temperatura aumenta, la cruz se dilata y empuja el aro hacia afuera, lo que incrementa la inercia. Cuando la temperatura disminuye, la cruz se retrae y «tira» del aro hacia el centro, reduciendo la inercia. Este sistema reinterpreta así el principio de los volantes bimetálicos, explotando las posibilidades de fabricación más modernas; en concreto el llamado “proceso LIGA”.

Breitling-Superocean-Heritage-Chronoworks-volante-de-inercia-variable-Horasyminutos

 Dentados elásticos

Otro punto neurálgico en un mecanismo de cronógrafo de embrague vertical es el minúsculo órgano encargado de servir de enlace entre el movimiento base y la rueda que lleva la aguja trotadora (móvil de cronógrafo). Este conjunto compuesto de un eje y dos ruedas (2 mm de diámetro) presenta generalmente un cierto juego responsable de provocar sacudidas, las cuales se eliminan utilizando un «muelle de fricción», lo que provoca un 15% de pérdida de energía. En lugar de compensar este juego mediante frenado, los especialistas de Chronoworks® han preferido dotar a las dos ruedas de dentados elásticos que se acoplan a la forma de los dientes opuestos –gracias a una estructura de níquel-fósforo. El resultado es la supresión de toda pérdida de energía y una autonomía idéntica, tanto si el cronógrafo está en marcha como parado.

Breitling-Superocean-Heritage-Chronoworks-dentado-elástico-Horasyminutos

Todos estos avances -que no han dejado una sola piedra por remover- unidos al nuevo muelle real, más largo y fino, han tenido como resultado un incremento nada menos que de casi un 45% en la reserva de marcha: ha pasado de 70 a 100 horas. El volante se mueve a 28,800 alternacias/hora, y por supuesto el reloj, como todos los Breitling, sigue siendo un cronómetro certificado por COSC. El calibre se ha vestido con una nueva versión del Superocean llamada Breitling Superocean Héritage Chronoworks,  que veremos tras el salto.

Breitling-Superocean-Heritage-Chronoworks-frontal-Horasyminutos



En la muñeca: Zenith El Primero 36.000 vph Classic Cars

 

El-Primero-36.000-vph-Classic-Cars-Horasyminutos

La manufactura Zenith está volviendo a coger impulso, no sólo en el lanzamiento de productos sino en unas acciones de marketing con las que busca recuperar y aumentar sus seguidores. En 2016 va a estar en más de 50 eventos relacionados con los vehículos clásicos en los que su modelo de bandera va a ser el nuevo Zenith El Primero 36.000 vph Classic Cars.

El-Primero-36.000-vph-Classic-Cars-2-Horasyminutos

A estas alturas hay poco que decir de El Primero: uno de los grandes, uno icono de la relojería que probó sus armas en 1969 siendo el primer cronógrafo automático de la historia. No fue un calibre base sobre el que se acoplaba un módulo cronógrafo, sino que el que se concibió como un movimiento integral, diseñado a partir de la rueda de pilares y el rotor central que giraba gracias a sus rodamientos de bolas. La altura del mecanismo era de tan solo 6,5 mm y 29,33 de diámetro, un espacio en el que además cabía la fecha. Y aunque latía a 5 hercios -algo absolutamente rompedor- ostentaba una reserva de marcha de 50 horas. Desde entonces hasta ahora El Primero ha demostrado su fiabilidad y longevidad hasta ganarse un puesto preeminente en el Olimpo de los grandes calibres históricos.

El-Primero-36.000-vph-Classic-Cars-3l-Horasyminutos

Si el original medía 38 mm de diámetro, este Zenith El Primero 36.000 vph Classic Cars presenta una caja de acero de 42 mm. Para hacernos una idea de la diferencia de tamaño basta saber que la esfera de este modelo es tan sólo 90 décimas de milímetro más pequeña el reloj original entero.En esta versión actual se han embellecido los pistones del cronógrafo con una línea negra y otra roja que acentúan el espíritu deportivo de la pieza. La corona muestra también la estrella que distingue a Zenith. Las tres superficies -corona y pulsadores- contrastan su pulido con el cepillado de la carrura, una combinación de acabados clásica que nunca falla cuando se trata de hacer más elegante a un reloj.

El-Primero-36.000-vph-Classic-Cars-pulsadores-Horasyminutos

El-Primero-36.000-vph-Classic-Cars-perfil-Horasyminutos

La esfera presenta la configuración clásica de El Primero, con las tres subesferas superpuestas y con los colores originales. Como corresponde a un reloj que quiere codearse con vehículos clásicos las tres subesferas son más parecidas a las del modelo original, prescindiendo de biseles internos habituales en otros compañeros de gama, como en este modelo o en éste otro. Son simplemente círculos en bajorrelieve con una decoración circular para mejorar la lectura. Las tres se enmarcan sobre una base de antracita en cepillado vertical. La ventana de fecha no resulta intrusiva y está bien acabada.

El-Primero-36.000-vph-Classic-Cars-1-Horasyminutos

Los índices son facetados y terminados en un cuadrado de SuperLuminova, al igual que las manecillas, con una presencia muy poderosa. Rodeando las indicaciones horarias aparecen, de fuera hacia adentro, una escala taquimétrica, una minutería y una escala de segundos. Ellos es porque este Zenith El Primero 36.000 vph Classic Cars, como todos los demás de la familia, puede medir las décimas de segundo. Por último, todas las manecillas del cronógrafo y la del pequeño segundero están pintadas de rojo. La trotadora central lleva en su contrapeso la estrella de Zenith. El conjunto es uno de los modelos más atractivos de la extensa gama de la familia.

El-Primero-36.000-vph-Classic-Cars-5-Horasyminutos

Como  es de rigor el fondo del reloj es visto, para poder admirar una vez más la leyenda. El calibre El Primero 400B sigue teniendo 30 mm de diámetro por 6,60 de altura y una reserva de marcha de 50 horas. La masa oscilante está esqueletada y presidida por la estrella de la manufactura. Sigue siendo una gozada para la vista. Incluso en el agua, por cierto, porque el reloj es hermético hasta 100 metros.

El-Primero-36.000-vph-Classic-Cars-calibre-Horasyminutos

El reloj se remata con una correa de piel muy vintage, con perforaciones circulares tipo racing que le da el aspecto retro que necesita el modelo. En la muñeca queda francamente bien, aunque la altura de la caja, 12,75 mm, le hará pelearse con los puños de camisa muy cerrados. Y es que el reloj es tan bonito que se quiere llevar siempre encima.

El-Primero-36.000-vph-Classic-Cars-correa-Horasyminutos

El-Primero-36.000-vph-Classic-Cars-4-Horasyminutos

Precisamente el fin de semana pasado se celebraron las Jarama Classics y estuve allí con ellos para poder disfrutar de su compañía y de las carreras. ¡Pero sobre todo de los relojes! Os dejo unas fotos, pálido reflejo de lo bien que lo pasamos.

Zenith-El-Primero-36.000-vph-Classic-Cars-El-Jarama-booth-Horasyminutos

La entrada a la cabina VIP de Zenith

Zenith-El-Primero-36.000-vph-Classic-Cars-El-Jarama-Classics-6-Horasyminutos

La terraza desde la que veíamos las carreras, situada en la gran recta del circuito del Jarama

Zenith-El-Primero-36.000-vph-Classic-Cars-El-Jarama-Classics-5-Horasyminutos

Zenith-El-Primero-36.000-vph-Classic-Cars-El-Jarama-Classics-Horasyminutos

Zenith-El-Primero-36.000-vph-Classic-Cars-El-Jarama-Classics-3-Horasyminutos

Zenith-El-Primero-36.000-vph-Classic-Cars-El-Jarama-Classics-1-Horasyminutos

Zenith-El-Primero-36.000-vph-Classic-Cars-El-Jarama-Classics-4-Horasyminutos

El-Primero Chronomaster Tour Auto Edition

El-Primero Chronomaster Tour Auto Edition

Elite Power Reserve

Elite Power Reserve

Digamos por último que el precio del Zenith El Primero 36.000 vph Classic Cars es de 6.900 euros. Más información en Zenith.com.



Elige el nuevo TAG Heuer Autavia

Tag-Heuer-Autavia-Cup-1-Horasyminutos

En 2017 verá la luz una reedición de uno de los modelos históricos de Heuer que pasará a ser conocido como TAG Heuer Autavia, uno de sus iconos más queridos. Y precisamente por ser tan querido y añorado, la marca ha decidido que sean sus seguidores los que elijan qué modelo se reedita.

En el artículo sobre la historia de TAG Heuer (y que se puede leer aquí) contamos cómo el Heuer Autavia nació en 1933 para incorporarse a los salpicaderos tanto de coches como de aviones. De ahí su nombre, una contracción de Automóvil y Aviación. En 1962 el Autavia salta a la muñeca y al firmamento de los iconos de la relojería deportiva.

En 2017 TAG Heuer quiere relanzar uno de los modelos históricos (o de fantasía) del Heuer Autavia con la colaboración de los entusiastas, que pueden elegir en dos rondas sus modelos favoritos. La votación se realiza en la página de la Autavia Cup. Durante la primera ronda, en la página web se mostrarán fotografías de los relojes por parejas. Los participantes deberán decidir entre los dos y votar por su preferido antes del 31 de marzo de 2016. La segunda ronda se abrirá inmediatamente después; en esta ronda se seleccionarán los cuatro modelos finalistas antes del día 14 de abril, fecha límite de la campaña.

Heuer-Autavia-Horasyminutos

El lunes 18 de abril de 2016 un comité interno de TAG Heuer, encabezado por Jean-Claude Biver, CEO de TAG Heuer, presidente de la división de relojes del grupo LVMH y coleccionista de relojes, desvelará cuál ha sido el reloj elegido de entre los cuatro finalistas, que será el que se reeditará y presentará en Basilea en 2017. Pero antes de votar, aquí puedes ver los distintos modelos sobre los que tendrás que decidir.

COMBATE 1/8: Referencia 2446 Mark 3 vs Referencia 2446 Tachymeter

 

Heuer-Autavia-Reference-2446-Mark-3-1966-Rindt-Autavia-Horasyminutos

El Heuer Autavia Mark 3 usa el segundo tipo de caja con bisel estrecho. La esfera tiene índices aplicados con pequeños puntos luminiscentes. Las manecillas son de acero pulido con inserciones luminiscentes. Esta versión fue la usada por el campeón mundial de Fórmula 1, el austríaco Jochen Rindt.

Heuer-Autavia-Reference-2446-esfera-con-taquímetro-mediados-y-finales-de-los-60-Horasyminutos

La Referencia 2446 con escala taquimétrica en la esfera fue un pedido especial de mediados a finales de los 60, con el segundo tipo de caja y bisel estrecho. Además del taquímetro la esfera presenta triángulos luminosos e índices aplicados de metal. El 12 también es metálico. Las manecillas son de acero pulido con inserciones luminosas.

COMBATE 2/8: Referencia 3646 Tachymeter vs Referencia 3646 Mark 3

 

Heuer-Autavia-30-Reference-3646-esfera-con-taquímetro-mediados-y-finales-de-los-60-Horasyminutos

La Referencia 3646 con escala taquimétrica en la esfera fue un pedido especial de mediados a finales de los 60, con el segundo tipo de caja y bisel estrecho. Además del taquímetro la esfera presenta triángulos luminosos e índices aplicados de metal. El 12 también es metálico. Las manecillas son de acero pulido con inserciones luminosas.

Heuer-Autavia-Reference-2446-Mark-3-1966-Andretti-Autavia-Horasyminutos

El Autavia Mark 3 utiliza también la caja con bisel estrecho. La esfera tiene índices metálicos aplicados con pequeños puntos luminosos. Las manecillas son de acero pulido con luminiscencia. Esta fue la versión del Heuer Autavia que llevó Mario Andretti, que ganó el campeonato mundial de Fórmula 1 e Indianápolis 500.

COMBATE 3/8: Referencia 3646 Mark 1 vs Referencia 2446 Mark 2

Heuer-Autavia-30-Reference-3646-Big-Sub-Autavia-30-manecillas-luminiscentes-Horasyminutos

La primera versión del Autavia 30 Chronograph presenta registros agrandados y manecillas dauphin que están completamente recubiertas de material luminiscente. La esfera presenta marcadores luminosos con los numerales 12 y 5 con pintura luminosa. El primer tipo de caja tiene un bisel más ancho.

Heuer-Autavia-Reference-2446-Mark-2-Autavia-12-Mark-2-1964-Horasyminutos

El Heuer Autavia Mark 2 continúa con la primera caja de bisel más ancho, pero con una esfera completamente nueva. Este dial integra puntos luminiscentes y marcadores metálicos aplicados con registros de tamaño estándar. Las manecillas son dauphin con bordes metálicos pulidos e inserciones lumínicas, y son más estrechas que en modelos anteriores.

COMBATE 4/8: Referencia 2446 Mark 4 vs Referencia 3646 Mark 1

Heuer-Autavia-Reference-2446-Mark-4-Autavia-12-manecillas-luminiscentes-1968-Horasyminutos

El Heuer Autavia Mark 4 presenta marcadores luminosos en las 12 posiciones, sin numerales para las horas. Segundo tipo de caja con bisel estrecho y agujas con inserciones luminiscentes. El Mark 4 es excepcionalmente raro, siendo uno de los últimos con el fondo atornillado. Hizo una breve aparición antes de la introducción del 2446C (caja de compresión).

Heuer-Autavia-Reference-3646-Big-Sub-Autavia-45-manecillas-acero-1962-Horasyminutos

Esta versión del Heuer Autavia 30 de 1962 presenta registros agrandados, como en versiones más tempranas, pero las manecillas dauphine tienen los bordes de acero pulido e inserciones luminosas anchas. La esfera tiene marcadores luminiscentes, al igual que los numerales 12 y 6. Caja con bisel ancho.

COMBATE 5/8: Referencia 2446 Mark 1 vs Referencia 2446C Autavia 12

Heuer-Autavia-Reference-2446-Mark-1-Big-Sub-Autavia-12-manecillas-luminiscentes-1962-Horasyminutos

La primera versión del Heuer Autavia 12 Chronograph presenta subesferas más grandes y manecillas dauphine completamente cubiertas de material luminoso. La esfera tiene marcadores luminosos, al igual que el arábigo 12. Caja con bisel ancho.

Heuer-Autavia-Reference-2446C-Autavia-12-caja-Compression-Horasyminutos

En 1968 Heuer rediseñó la caja del Autavia, pasando de una caja roscada a una de compresión. La nueva caja tenía un tamaño mayor (40 mm) y asas angulares y anchas. La primera ejecución de la Referencia 2446C tenía marcadores simples de acero con puntos luminiscentes, a juego con las manecillas.

COMBATE 6/8: Referencia 2446C SN vs Referencia 2446 Mark 1

 

Heuer-Autavia-Reference-2446C-SN-Autavia-12-caja-Compression-esfera-plateada-Horasyminutos

Al contrario que los Heuer Autavia Referencia 2446C en esfera negra, este modelo tenía la esfera plateada. Los marcadores aplicados de acero y las manecillas tienen inserciones luminiscentes. Utiliza la caja estándar 2446C. Es un modelo muy raro, seguramente un prototipo que nunca se hizo en serie.

Heuer-Autavia-Reference-2446-Mark-1-Big-Sub-Autavia-12-manecillas-acero-1962-Horasyminutos

Esta versión del Heuer Autavia 12 presenta registros agrandados, pero las manecillas dauphin tienen bordes de acero pulido e inserciones luminiscentes. La esfera integra marcadores luminosos, incluido el 12. Caja tipo 1 con bisel más ancho.

COMBATE 7/8: Referencia 2446 Mark 3 vs Referencia 2446 Mark 1

 

Heuer-Autavia-Reference-2446-Fantasy-Mark-3-version-Rindt-Autavia-Esfera-Panda-Horasyminutos

Este Autavia Fantasy comienza con una caja de transición roscada y una esfera “Rindt”, pero cambia la esfera de negro a blanco y los registros de blanco a negro para crear una versión “Panda”.  Asas sencillas y bisel ancho. Inserciones luminiscentes en marcadores y manecillas.

Heuer-Autavia-Reference-2446-Fantasy-Mark-1-Big-Sub-Autavia-12-esfera-negra-manecillas-luminiscentes-Horasyminutos

Todos los Heuer Autavias estándar de los 60 tenían fondos negros con subesferas blancas, así que en este modelo “Fantasy” se cambian los registros para crear un modelo “Black Out”. Caja con bisel ancho y marcadores y manecillas completamente realizadas en material luminiscente. Los registros recuerdan a los primeros Carrera.

COMBATE 8/8: Referencia 3646 Mark 1 vs Referencia 2446  Mark 1

Heuer-Autavia-Reference-3646-Fantasy-Mark-1-version-Big-Sub-Autavia-30-Esfera-Panda-manecillas-luminiscentes-Horasyminutos

Este Autavia Fantasy invierte los colores de la versión Mark 1 del Autavia 30 para crear una versión “Panda”. Todos los demás elementos permanecen igual.

Heuer-Autavia-Reference-2446-Fantasy-Big-Sub-Autavia-12-Esfera-Panda-manecillas-acero-Horasyminutos

Este Autavia Fantasy invierte los colores de la versión Mark 1 del Heuer Autavia 12 para crear una versión “Panda”. Los demás elementos permanecen igual.

La voación inicial termina el 31 de marzo. A continación se abre la segunda ronda que llega hasta el 14 de abril, momento en el que se elegirá el modelo que se lanzará en la feria de Baselworld 2017. Además, si votas por el modelo ganador puedes ganar premios: chaquetas, bolsas y carteras creadas por TAG Heuer. Mucha suerte y ¡a votar! autaviacup.com



En la muñeca: Certina DS Eagle Chronograph Automatic

Certina-DS-Eagle-Chronograph-Auto-frontal-HorasyMinutos

Certina tiene muy buena mano para ofrecer relojes que gustan mucho por su diseño y por la calidad que ofrecen, con unos precios más que ajustados. El nuevo Certina DS Eagle Chronograph Automatic no es la excepción, y además añade un diseño llamativo que se aparta de las líneas habituales.

Certina-DS-Eagle-Chronograph-Auto-6-HorasyMinutos

Si miramos las colecciones de Certina vemos que el perfil de sus relojes es muy clásico. Las cajas mantienen los círculos clásicos (salvo el DS Podium Square Chronograph) y los diámetros nunca son aventurados. El DS Action Diver Chronograph apareció en 2012 y es uno modelo más apreciados de la marca. Es el único con medidas por encima de la media: 45,20 mm. Eso ha sido así durante estos años, hasta que ha llegado el Certina DS Eagle Chronograph Automatic que se enseñorea de la colección de la marca con sus imponentes 46 mm. Pero no es sólo ese milímetro más. Es sobre todo sus formas de cojín y su estructura monocasco lo que le dan una presencia tan notable.

Certina-DS-Eagle-Chronograph-Auto-2-HorasyMinutos

La caja está realizada en acero 316L. El acero 316L es una variante del 316 que tiene un contenido de carbono inferior, menor límite elástico y también menor resistencia a la tracción. Ofrece en cambio mejor soldabilidad y menor probabilidad de aparición de corrosión entre las uniones. Se refiere a menudo a este tipo de acero  como el acero “grado marino” debido a su resistencia a la corrosión, por lo que se ha convertido en un material muy adecuado para usarlo en ambientes acuáticos. No le viene mal al reloj porque es hermético hasta 200 metros, lo que de facto le convierte en un reloj de buceo aunque no sea ese su espíritu (carece de un bisel indizado para poder controlar los tiempos de inmersión). El acero 316L es además hipoalergénico.

Certina-DS-Eagle-Chronograph-Auto-frontal-1-HorasyMinutos

Pero el acero no se ve porque está revestido con PVD negro. El PVD (Physical vapor deposition) es un método de revestimiento de superficie que convierte en vapor una aleación (normalmente de titanio, cromo o circonio) que se vaporiza y deposita sobre la superficie a proteger, creando una excelente barrera contra la abrasión y los impactos. El negro le sienta de maravilla al reloj porque lo dota de un porte aún más poderoso. El bisel roscado también recibe el mismo tratamiento y en su conjunto el guardatiempos tiene un potente impacto visual, con un cierto aire a los modelos de Hublot.

Certina-DS-Eagle-Chronograph-Auto-frontal-2-HorasyMinutos

Al contrario que los demás cronógrafos de la casa, este Certina DS Action Eagle Chronograph Automatic tiene unos pulsadores de cronógrafo rectangulares, muy bien integrados en la carrura y con una pulsación sencilla y efectiva. Se adaptan a la forma de los protectores de la corona roscada de manera que no protruyen y dan a la máquina un aire deportivo muy moderno. La corona, a pesar de los protectores, se maneja bien gracias al acanalado y está decorada con un anillo del mismo color que los acentos de la esfera.

Certina-DS-Eagle-Chronograph-Auto-3-HorasyMinutos

La esfera está dispuesta en varios niveles. La escala del taquímetro se encuentra sobre un plano inclinado que termina en el carril de los minutos. Los índices, al sacar casi la mitad del cuerpo de la línea de los minutos, aumentan la sensación de dinamismo. A las tres el el mismo material brillante de la minutería conforma la ventana de fecha. Yo soy de los que prefiere la fecha en el mismo color que la esfera, pero en este caso es correcto que sea en blanco porque si no se perdería entre tanto elemento y costaría leerla. La superficie de la esfera está decorada con una rejilla negra que se interrumpe a las 12, 6 y 9 con los tres contadores del reloj: 30 minutos, 6 horas y el pequeño segundero, respectivamente. Las tres subesferas presentan un semicírculo en verde; las del cronógrafo a la derecha y la del pequeño segundero a la izquierda.

Certina-DS-Eagle-Chronograph-Auto-5-HorasyMinutos

El conjunto se completa con la trotadora del cronógrafo también en el mismo verde para completar una faz francamente atractiva. Para ofrecer mejor lectura los tres diales tienen una decoración circular que contrasta perfectamente con la decoración principal de la esfera. Las manecillas de horas y minutos, sin embargo, sufren más para hacerse visibles; particularmente la de las horas resulta ligeramente pequeña y su lectura, cuando pasa por las subesferas, no es todo lo buena que debería ser. No es obvia, por así decir. A cambio la lectura en la oscuridad está garantizada gracias a los generosos tratamientos luminiscentes tanto de manecillas como de índices.

Certina-DS-Eagle-Chronograph-Auto-reverso-HorasyMinutos

El cronógrafo se mueve gracias al calibre ETA C01.211. Éste es un calibre lanzado en 2008-2009 a petición de Tissot, que quería una alternativa al Valjoux 7750 más barata e igualmente eficaz. El movimiento no estuvo exento de polémica en su momento por el número de partes plásticas que incorpora, pero el material se usa sólo para piezas que no sufren desgaste. Pero sobre todo hay que tener en cuenta que la base que tomó ETA para desarrollarlo fue el Lemania 5100, un calibre clásico que algunos consideran incluso mejor que el 7750.  Sea como fuere el reloj lleva suficiente tiempo en el mercado como haber sido refrendado por numerosos modelos tanto de Tissot como de Certina. El calibre se mueve a 28.800 alternancias a la hora y tiene 45 horas de reserva de marcha.

Certina-DS-Eagle-Chronograph-Auto-calibre-HorasyMinutos

Un cristal de zafiro permite ver el calibre del Certina DS Eagle Chronograph Automatic, al que además se le ha añadido la tortuga de la marca. El único fallo es que el rotor, negro, lleva unas inscripciones que al cabo no se leen adecuadamente y emborrona el efecto de la tortuga esqueletada. Pero en cualquier caso se agradece la inclusión de un zafiro. Eso demuestra el gusto por el producto  y el cuidado por los usuarios.

Certina-DS-Eagle-Chronograph-Auto-1-HorasyMinutos

Cuarenta y seis milímetros, por más estilizados que sean, son difíciles de acomodar en todas las muñecas. El Certina DS Eagle Chronograph Automatic sin duda se hace notar allá donde esté, por personalidad y por tamaño. Por supuesto es un reloj deportivo, y por tanto la ropa tiene que adecuarse a sus hechuras. Además del diámetro total hay que considerar la altura, también significativa pero algo disimulada por la inscripción de la marca. Olvídate de esconder el guardatiempos debajo del puño de la camisa, pero es obvio que quien se lo compre no lo va a usar para ir a un baile de gala.

Certina-DS-Eagle-Chronograph-Auto-perfil-HorasyMinutos

La correa es de caucho y se incrusta en la caja mediante unos tornillos, reforzando nuevamente la imagen de solidez y resistencia de toda el conjunto. Tiene un detalle muy sencillo pero muy de agradecer: la punta de la correa tiene un saliente para que no se salgan ninguno de los dos pasadores, que se ajustan perfectamente a la prominencia. La correa replica además el patrón de la esfera.

Certina-DS-Eagle-Chronograph-Auto-correa-HorasyMinutos

El Certina DS Eagle Chronograph Automatic está disponible en tres versiones: la que acabamos de ver, otra con la caja de acero y los acentos en rojo y por último una en PVD oro rosa con los acentos también en rojo. El precio del reloj depende de la versión; la más barata es la de acero, de 1.690 €. La de PVD oro rosa es la más cara y cuesta 1.820 euros. Por último la versión en PVD negro y acentos verdes que hemos revisado y que para mí es la mejor, tiene un precio de 1.790 euros. Los relojes estarán disponibles a finales de mes en las tiendas, y es una magnífica oportunidad para hacerse con un buen cronógrafo automático, con personalidad propia y con buen precio. Más información en Certina.com



Nuevo Breitling Avenger Bandit

Breitling-Avenger-Bandit-perfil-1-Horas-y-Minutos

Si lo que buscamos en un reloj es un impacto a primera vista desde luego Breitling debe estar en lo más alto de nuestra lista de candidatos. Sus relojes son siempre llamativos, poderosos, con mucha personalidad. Una de sus líneas es el Avenger que ahora recibe un nuevo traje que lo reviste de aire aún más militar: es el nuevo Breitling Avenger Bandit.

Breitling-Avenger-Bandit-perfil-Horas-y-Minutos

Las formas del reloj ya nos son conocidas: caja de 45 mm pero construida en titanio, para hacerla más ligera. En el bisel sobresalen las cuatro referencias horarias principales (12, 3, 6 y 9) y el 12 ha sido sustituido por un punto luminiscente. Es el bisel marca de la casa. Es también de gran tamaño y móvil, con los numerales grandes grabados para mejorar la lectura y con la misma estética que los de la esfera. Todo, como decía, es parte de la identidad de Breitling, que ha conseguido encontrar un diseño capaz de transmitir la personalidad buscada a pesar de las numerosas iteraciones. En el lateral los pulsadores son también contundentes, con una superficie en damero para mejorar el agarre sobre el área de presión o en el giro de la corona.

Breitling-Avenger-Bandit-pulsadores-Horas-y-Minutos

La esfera gris es también perfectamente legible y con una notable prestancia, ya que todos los elementos son, nuevamente, de gran tamaño. Llama la atención especialmente los numerales arábigos que, como en otras variantes del modelo (algunas son simplemente índices), aparecen divididos como suele ser habitual en aeronaútica. Se podría pensar que esto dificulta la lectura, pero es al contrario: cuando miramos la esfera nuestro cerebro, de manera inconsciente, busca “cerrar” el número, por lo que la cifra se remarca aún más en nuestra retina. Una manera estupenda de darnos la hora subrayando a la vez la propia personalidad. Las manecillas de bastón son, como todos los demás elementos, grandes, y su tratamiento con material luminiscente -al igual que los numerales- hacen del reloj un instrumento legible en cualquier condición. La marca no renuncia a su nombre y logotipo también en gran formato, y se sirve de la configuración del cronógrafo para ubicarlo en la región de las 3 horas, al lado de la ventana de fecha. Los demás espacios están ocupados por la esferas de 30 minutos y doce horas (a las 12 y a las 6) y el pequeño segundero a las 9.

Breitling-Avenger-Bandit-esfera-Horas-y-Minutos

Ello es porque el motor del reloj es el calibre 13, que es como denomina Breitling al ubicuo Valjoux 7750, su compañero durante décadas. Como siempre en Breitling el calibre tiene la certificación COSC y, como también es habitual, no es visible porque tiene el fondo cerrado. Imprescindible en un reloj que se puede sumergir hasta los 300 metros. Pero el reverso no es un simple disco de acero, sino que Breitling ha aprovechado para incluir una serie de reglas de conversión de capacidades para cálculos de combustible, reminiscente de las que antiguamente necesitaban los aviadores.

Breitling-Avenger-Bandit-reverso-Horas-y-Minutos

El reloj se ata al pulso con una nueva correa de tela que en el interior es de caucho y en el exterior una fibra textil de color antracita que le confiere ese porte claramente marcial y que le sienta francamente bien porque el reloj es de por sí militar. Ello que no impide que se le pueda poner otro tipo de correa o brazalete, aumentando su versatilidad aunque siempre dentro del ADN que siempre esperamos de los relojes de Breitling. El precio del Breitling Avenger Bandit no se ha confirmado aún, pero supongo que estará en la órbita de sus hermanos de colección. Breitling.com



TimeWalker ExoTourbillon Minute Chronograph LE100

Timewalker Exotourbillon Minute Chonograph Limited Edition 100 frontalCaja:

  • Titanio y fibra de carbono
  • Pieza central de titanio cubierta con fibra de carbono
  • Diámetro 44 mm; altura 16,27 mm
  • Bisel revestido de DLC negro
  • Corona de titanio con el emblema de Montblanc incrustado
  • Cristal de zafiro “chevé” resistente a las ralladuras con tratamiento antirreflejos en las dos caras
  • Fondo de titanio con cristal de zafiro antirreflejos
  • Monopulsador a las 8h para el cronógrafo
  • Hermético hasta 30 metros

Esfera:

  • Negra grainé. La parte superior condiseño de rayas horizontales y la inferior con acabado satinado vertical
  • Números arábigos blancos
  • Manecillas horaria y minutera en forma de lanza chapada en rodio y con tratamiento SuperLuminova
  • Cronógrafo con dos contadores lacados en negro (un contador para los 60 segundos transcurridos a las 8 en punto y un segundo contador para los 30 minutos transcurridos a las 4 en punto), manecillas de doble indicación y las correspondientes escalas en cada sector

Funciones:

  • Horas y minutos. Pequeño segundero. Cronógrafo monopulsante. Fecha. Exotourbillon

Movimiento:

  • Calibre MB R230 de manufactura automático
  • ExoTourbillon de un minuto patentado
  • Mecanismo de parada al segundo
  • 44 rubíes
  • Volante de tornillo, diámetro = 9,7 mm, momento de inercia = 12 mgcm²
  • Muelle orbital
  • 21.600 semioscilaciones/hora
  • Cronógrafo monopulsador con rueda de pilares y acoplamiento vertical
  • Reserva de marcha de 50 horas
  • Platina en plaqué de rodio pulido en círculos
  • Puentes en plaqué de rodio pulido con Côtes de Genève
  • Tren de ruedas con perfil especial del dentado que mejora la eficiencia de la energía de transmisión
  • Función de viaje con una configuración rápida de la manecilla de la hora y el visor de la fecha, hacia adelante o hacia atrás

Correa:

  • Correa de piel de cocodrilo negra con costuras rojas y hebilla ardillón de titanio satinado.

Certificado por el Test de laboratorio 500 Montblanc

Precio: 39.900 €

Timewalker Exotourbillon Minute Chonograph Limited Edition 100 perfil

 

 

 

 

Montblanc Heritage Chronométrie ExoTourbillon - Calibre MB R230 Montblanc Calibre MB R230 - Exploded white 112542



Chrono Worldtimer

Hamilton Khaki Chrono Worldtimer brazalete aceroCaja:

  • Acero inoxidable
  • Diámetro: 45 mm
  • Cristal de zafiro con cobertura antirreflectante en ambos lados
  • Fondo ciego
  • Hermético hasta 100 metros

Esfera:

  • Negra
  • Manecillas niqueladas con Super-Luminova®

Funciones:

  • Horas y minutos. Reloj con hora mundial con ajuste automático de horario de verano e indicador día/noche. Hora universal coordinada (UTC). Cronógrafo de minutos centrado. Fecha

Movimiento:

  • Cuarzo

Correa:

  • Brazalete de acero, correa de piel o de caucho

Precio: 1.195 €

Hamilton Khaki Chrono Worldtimer piel Hamilton Khaki Chrono Worldtimer caucho



En la muñeca: IWC Portofino Monopusher

IWC Portofino Hand-Wound Monopusher Chronograph en la muñeca1

A pesar de celebrar este año el 75 del Portugués (como contamos en este artículo), la manufactura IWC no ha descuidado en absoluto su reloj de corte más clásico, el Portofino. Ahora nos sorprende con la incorporación del primer cronógrafo monopulsador de la casa, el Portofino Monpusher.

En realidad la sorpresa es el calibre, no que aparezca en la colección Portofino. Si descontamos los Da Vinci, que ahora mismo son anecdóticos en la colección de IWC, los Portofino son el reloj de vestir de la marca. No es que tengan medidas de reloj de vestir porque  los tamaños son los mismos que en el Portugués (en la horquilla entre los 43 y los 45 mm de diámetro de caja), sino porque su estética es mucho más clásica; más vintage incluso, si se quiere.

IWC Portofino Hand-Wound Monopusher Chronograph cristal

Y como ya sabemos los cronógrafos nacieron monopulsantes. Es verdad que el primer cronógrafo de la Historia lo creó Louis Moinet en 1816 y tenía un pulsador para devolver la trotadora a cero (se puede ver en su web), pero no era un reloj, sólo un medidor de tiempos; de hecho Louis lo usaba para cálculos astrales. En realidad el primer reloj con dos pulsadores lo presentó Breitling en 1934 y por consiguiente tiene sentido que la pieza más, digamos, “tradicional” de IWC acoja un calibre que podríamos llamar clásico.  Bienvenidos al Portofino Monophusher. O, si queremos usar su nombre completo en español, Portofino Manual Cronógrafo Monopulsador (dónde queda el misterio de los nombres).

IWC Portofino Hand-Wound Monopusher Chronograph corona 1

La esencia del Portofino está siempre presente. La caja en versión de oro blanco -que es la que tenemos aquí- u oro rojo mide 45 mm de diámetro. Las cortas asas aumentan la forma redonda de la caja, incrementando así su aspecto añejo. Cambia, como es lógico, la corona, en la que sobresale el pulsador del cronógrafo que además está decorado con el lema de la casa, Probus Scafusia (“buen trabajo hecho en Schaffhausen”).

IWC Portofino Hand-Wound Monopusher Chronograph corona

Es notable que el pulsador sí que tiene importancia en el tamaño final porque, aunque su longitud no es excesiva, al ir montado sobre una corona que es de por sí de tamaño respetable -y muy cómoda de manejar por tanto-, acaba por añadir unos milímetros que se añaden a los de por sí generosos 45 de la circunferencia.  No es desequilibrante, pero si notorio.

IWC Portofino Hand-Wound Monopusher Chronograph en la muñeca

El pulsador opera sobre un nuevo calibre, el 59360 manual. Por supuesto la base es el calibre 59000 al que se le ha añadido un módulo de cronógrafo. Como siempre en IWC el reverso del reloj tiene un bisel muy delgado para dejar sitio al cristal de zafiro que permite ver el movimiento en toda su gloria.

IWC Portofino Hand-Wound Monopusher Chronograph calibre

Y no es poca, porque la construcción en diversas alturas y la decoración con Côtes de Genève dan una sensación de profundidad muy industrial pero a la vez muy elegante. Está construido de tal forma que invita a admirar varias de sus partes mientras funciona. Especialmente la gran rueda de pilares y el eje que la acciona.

IWC Portofino Hand-Wound Monopusher Chronograph calibre - rueda de pilares

También se ve el volante, que oscila a 4 hercios (28.000 alternancias a la hora) y además lo hace durante 8 días antes de pararse, una característica de los 59000 para lo que necesita un barrilete de gran tamaño y de ahí el aumento del tamaño del calibre. Si por ejemplo en el Portofino Hand Would Pure Classic que mostré en este artículo la reserva de marcha se mostraba en la trasera, en este Portofino Monopusher aparece a las 9 horas.

IWC Portofino Hand-Wound Monopusher Chronograph reserva de marcha

Es una configuración que ya habíamos visto en otro de los modelos presentados en el Watches and Wonders, el Portofino Manual Día y Fecha que también revisé aquí. En este caso, como en aquel, ubicar la el indicador de reserva de marcha a las 9 equilibra la esfera, que a las 3 presenta la ventanilla de fecha. A las 12 y a las 6 hay dos subesferas iguales: la del pequeño segundero a las 6 -recordemos que los IWC originalmente eran relojes de bolsillo, que tienen el pequeño segundero al sur de la esfera- y la de 60 minutos del cronógrafo a las 12. Esta se distingue porque están pintados todos los minutos para tener una lectura más precisa del conteo parcial, pero sin romper la estética de la esfera. Está muy bien resuelta la simetría de las subesferas, ambas con el 60 en rojo y ambas con la misma manecilla. Y por supuesto también está marcada la minutería exterior con todas las subdivisiones necesarias para leer el conteo de la trotadora central.

Por eso la decoración antracita es tan sólo un sutil “rayos de sol”, para no recargar una esfera ya suficientemente poblada.

IWC Portofino Hand-Wound Monopusher Chronograph esfera

Siendo la caja de 13 mm de altura (tal como se lee en la Ficha Técnica Completa) el Portofino Monpusher se asienta bien sobre la muñeca, a lo que sin duda ayuda la longitud de las asas.

IWC Portofino Hand-Wound Monopusher Chronograph en la muñeca perfil

No quiero dejar de mencionar que la correa, fantástica, está fabricada por Santoni, la peletería de IWC que es de las mejores que se pueden encontrar.

IWC Portofino Hand-Wound Monopusher Chronograph correa

El reloj ya está disponible en la boutique de IWC en Madrid y tiene un precio de 26.900 € en su versión de oro blanco. Es  una pieza con porte que puede cumplir perfectamente como reloj de vestir con un elegante toque deportivo.

IWC Portofino Monopusher



Portofino Cuerda Manual Monopulsador

IWC Portofino Monopusher AntracitaCaja:

  • Caja de oro blanco u oro rojo
  • Diámetro 45 mm, altura 13 mm
  • Cristal de zafiro, arqueado, antirreflejos por ambos lados
  • Fondo de la caja con cristal de zafiro
  • Hermético hasta 30 metros

Esfera:

  • Plateada o pizarra
  • Contador de 60 minutos a las 12h
  • Fecha a las 3h
  • Pequeño segundero a las 6h
  • Reserva de marcha a las 9h

Funciones:

  • Horas y minutos
  • Pequeño segundero con dispositivo de parada
  • Reserva de marcha
  • Fecha
  • Cronógrafo monopulsador

Movimiento:

  • Calibre de manufactura 59360 manual
  • 28.800 alteranancias/hora (4 hercios)
  • 36 rubíes
  • 8 días (192 horas)
  • Espiral Breguet
  • Volante sin raqueta con 4 tornillos de ajuste de
    precisión de oro en el aro del volante
  • Decoración Côtes de Genève

Correa:

  • Correa de piel de aligátor gris (oro blanco) o marrón (oro rojo) de Santoni con hebilla de oro blanco u oro rojo

 

  • PVP: Oro blanco 36.900 €

 

 

IWC Portofino Monopusher reverso

IWC Portofino Monopusher blanco

 



En la muñeca: Zenith Elite Chronograph Classic

Zenith Elite Chronograph Classic oro rosa en la muñeca 1

De entre las múltiples piezas a las que el mítico calibre El Primero de Zenith la que más me ha gustado es esta: el Elite Chronograph Classic, un cronógrafo con un aire vintage magníficamente ejecutado.

 

Zenith Elite Chronograph Classic acero en la muñeca

Si no estoy equivocado este año no hemos visto muchos “cronógrafos de vestir” (por nombrar de alguna forma a unos relojes creados para medir tiempos cortos pero que por su presencia se ven mejor con traje y corbata que con el mono de piloto de las carreras). Trajimos en vídeo el magnífico Piaget Altiplano Chronograph; también la excelente versión para boutiques del 1815 de A. Lange & Söhne (éste es el artículo) y por supuesto el maravilloso Harmony Chronograph de Vacheron Constantin, que presentamos en vídeo aquí. Pero un cronógrafo de vestir por menos de 10.000 euros, ninguno. Salvo éste Elite Chronograph Classic.

Zenith Elite Chronograph Classic acero perfil

La estampa del hermano del Elite 615 (que repasamos con fotos en vivo en este artículo) es absolutamente retro, y absolutamente heredera de los cronógrafos de la marca en los años 50. Por supuesto el tamaño no es el de entonces, ya que de los habituales 35 ó 36 milímetros de la época el Elite Chronograph ha crecido hasta los 42. Pero a pesar de ser una medida al límite de lo permitido en los relojes de vestir, la altura de menos de 12 mm y las largas y curvadas asas hacen que el reloj se asiente sin problemas sobre la muñeca, con  un aspecto elegante y dejándose llevar sin comprometer los puños de la camisa. Por cierto que, como se ve en las fotos, el reloj está disponible en acero o en oro rosa. A las 2 y a las 4 se alojan los pulsadores, unos sencillos rectángulos que encajan perfectamente con la estética del reloj.

Zenith Elite Chronograph Classic oro rosa en la muñeca 4

La esfera es preciosa en su descarado estilo retro. Tanto para el acero como para el oro el dial es gris con una marcada decoración rayos de sol. Sobre ella se asientan unos índices largos y estilizados que además son dobles en las horas pares, lo que añade elegancia al conjunto. Siendo como es un cronógrafo también están marcadas las divisiones de los minutos para contar los tiempos con precisión, pero están pintados de una forma tan leve que en ningún momento alteran el porte sobrio de la pieza.

Zenith Elite Chronograph Classic acero en la muñeca 1

En la versión de acero las manecillas e índices están rodiados mientras que en la de oro están chapadas en oro rosa. A las 9 aparece el pequeño segundero mientras que a las 3 tenemos una subesfera que cuenta hasta 30 vueltas de la trotadora central. Y ya está, la esfera no necesita más para seducir. Está tan logrado el aire años 50 que incluso el nombre de la marca y la estrella que lo guarda parecen estar rediseñados para resultar más vintage. Pero no, así es el nombre (y la estrella).

Zenith Elite Chronograph Classic oro rosa frontal

CALIBRE EL PRIMERO

Cuando se hace una búsqueda de este reloj en internet -y no hay muchos artículos, y ninguno en español que yo sepa- a menudo se le nombre como “El Primero Chronograph Classic”, cuando no es así en absoluto: Zenith lo inscribe dentro de su colección Elite (se puede ver aqui). Pero es una confusión lógica porque, en efecto, el calibre que mueve el reloj es un El Primero.

Zenith Elite Chronograph Classic calibre El Primero

En concreto, como se puede leer en su Ficha Técnica, es la derivada El Primero 4069. Es un nuevo movimiento cronógrafo con rueda de pilares y embrague horizontal -no vertical- que también presume de alta frecuencia (36.000 alternancias a la hora, o 5 hercios) y una reserva de marcha que va un poquito más allá de los dos días: 50 horas; lo justo para dejarlo descansar el fin de semana. Como es habitual en este calibre los puentes y la platina están perladas mientras que el rotor esqueletado está decorado con Côtes de Genéve.

Zenith Elite Chronograph Classic calibre El Primero 1

 

EN LA MUÑECA

Sin embargo los esfuerzos cronométricos de El Primero tienen un desempeño distinto en el Elite Chronograph Classic, hasta el punto de viendo el reloj no se piensa que sea ese calibre el que se mueve dentro. Y, francamente, yo no hecho de menos las configuraciones habituales de El Primero.

Zenith Elite Chronograph Classic oro rosa en la muñeca

Zenith Elite Chronograph Classic acero en la muñeca 3

Ya he dicho antes que el reloj se adapta muy bien a la muñeca gracias a su construcción. Pero si hablamos de su presencia puesto, la sensación es inmejorable. Tiene una presencia mesurada, estilizada. Se diría que está pensado para medir tiempos tranquilos, no de competición.

No tener una ventana de fecha es una idea perfecta para mantener la coherencia estética, y muy poco habitual: muy pocos relojes con calibres de manufactura evitan la tentación de incluir una ventanilla de fecha.

Zenith Elite Chronograph Classic oro rosa perfil

Y además, recordemos, por mucho menos de 10.000 euros: la versión de acero cuesta 7.650 euros (la de oro alrededor de 19.500). Por ese precio no se encuentra un cronógrafo con calibre de manufactura tan elegante como éste. Así que, si se quiere tener un único reloj -o, por mejor decir, si no te puedes permitir más que un único reloj- y se busca algo elegante pero que tenga un toque deportivo y además ostente auténtico caché relojero, este Elite Chronograph Classic es sin duda una de las opciones a tener muy en cuenta. Yo desde luego no lo dudaría.

Zenith Elite Chronograph Classic acero en la muñeca 2

 

Zenith Elite Chronograph Classic oro rosa en la muñeca 2

 



En la muñeca: nuevo Montblanc 1858 Chronograph Tachymeter

Montblanc 1858 Chronograph Tachymeter Edición Limitada frontal

Montblanc homenajea a  la gran e histórica Minerva con un reloj que es un reflejo de la época dorada de la manufactura. Cada milímetro de esta pieza enamora, y hay muchos en este 1858 Chronograph Tachymeter Edición Limitada.

La verdad es que Montblanc está teniendo un último trimestre espectacular. El 1 de octubre vimos el Heritage Spirit Perpetual Calendar Sapphire, uno de los calendarios perpetuos que más me han gustado y cuyo reportaje fotográficos se puede ver aquí. Y ahora nos presenta una nueva línea de relojes, la 1858, cuya rutilante estrella es este 1858 Chronograph Tachymeter, un cronógrafo monopulsante inspirado en un modelo de Minerva de los años 30. Y esta vez con un glorioso movimiento desarrollado enteramente en Villeret.

Montblanc 1858 Chronograph Tachymeter en la muñeca 1

Antes de empezar a analizar el reloj digamos que Minerva se fundó en Villeret en 1858 (de ahí el nombre de la colección, claro), y desde casi su fundación se dedicó a hacer movimientos de cronógrafo mundialmente aplaudidos por su exactitud y por la belleza de su ejecución, hasta el punto de poder reconocerlos a primera vista, como luego veremos. Baste como ejemplo el mítico calibre 13.20 que vio la luz en 1923 y estuvo en producción durante décadas. De hecho su derivado, el 13.21, se desarrolló en el 2000 porque ya no se podía fabricar el 13.20 con maquinaria moderna. Así de buenos son los calibres Minerva.

LA CAJA

 

Montblanc 1858 Chronograph Tachymeter Edición Limitada perfil

Aunque el 1858 Chronograph Tachymeter está inspirado en un reloj de piloto de los años 30 (no sabemos exactamente cuál, pero en esa época era un producto habitual), las hechuras del guardatiempos son modernas: el diámetro es de 44 mm, totalmente construido en oro rojo de 18 quilates. La caja presenta una preciosa combinación de pulido a espejo con satinado en el lateral, mientras que el reverso también alterna el pulido con el cepillado en el nombre de la marca y el de la colección.

Montblanc 1858 Chronograph Tachymeter Edición Limitada contraste de texturas

La corona también sigue los criterios de los relojes de aviación: tiene forma de cebolla y es grande para poder ser manipulada cómodamente incluso con guantes de piloto. En el extremo se acomoda el pulsador del cronógrafo que integra el logotipo actual de Montblanc. Por supuesto también está realizada en oro rojo.

Montblanc 1858 Chronograph Tachymeter Edición Limitada frontal 1

Las asas están curvadas suavemente para asentarse adecuadamente sobre la muñeca. El frontal también está pulido a espejo, por lo que mirar el reloj de frente es un placer.

EL CALIBRE

Decía que la caja es de 44 mm, y es por un buen motivo: el nuevo calibre MB M16.29 mide nada menos que 38,4 mm de ancho. Recordemos por ejemplo que la caja del Meisterstück Heritage Moonphase mide 39 mm; es decir, sólo medio milímetro más que este calibre del 1858 Chronograph Tachymeter. Y esos 38,4 mm no son sino puro néctar relojero.

Montblanc 1858 Chronograph Tachymeter Edición Limitada calibre 16.29

¡Y es que viendo la foto hay poco que decir! Es un calibre que puede mirar de tú a tú a cualquier otro por reputado que sea, porque es de una belleza espectacular. Se puede ver, por ejemplo, el puente en forma de V asimétrica que sostiene dos de los engranajes, un puente patentado por Minerva muy al principio de su historia.

Montblanc 1858 Chronograph Tachymeter Edición Limitada calibre 16.29 detalle del puente

Se aprecia también las sinuososas curvas del embrague y los brazos del cronógrafo, uno de los cuales acaba en punta de lanza -que es otro de los símbolos históricos de la manufactura porque a la diosa Minerva se le representa con una lanza-, y que llevan a la rueda de 5 pilares.

Montblanc 1858 Chronograph Tachymeter Edición Limitada calibre 16.29 detalle de la rueda de pilares

Es muy llamativa la frecuencia del volante: 18.000 alternancias, sin duda a juego con la época. Aunque yo habría esperado al menos 21.600, quién soy yo para enmendarle la plana a Minerva. Recordemos además que todos los relojes fabricados en Villeret pasan el test de 500 horas que, entre otras cosas, garantiza la cronometría de cada pieza.

Montblanc 1858 Chronograph Tachymeter Edición Limitada calibre 16.29 detalle del volante

Por supuesto Montblanc ha dejado al descubierto todo el calibre para poder disfrutarlo en su plenitud, enmarcándolo en un bisel muy estrecho. Al reloj sólo le falta una correa que permitiera llevar a la vista el anverso o el reverso indistintamente, porque uno no sabe con qué quedarse.

Por supuesto todo está hecho y acabado a mano. Más aún, en Minerva cada unidad la monta un sólo relojero, de principio a fin. Es decir, cada pieza es una obra -maestra- de autor. Todos los detalles del calibre (y del resto del reloj) están en la Ficha Técnica Completa.

LA ESFERA

Ese calibre tan grande hace que los contadores estén muy separados entre sí, pero eso no hace sino aumentar la sensación vintage porque en esa época era habitual que así fuese. Ambas subesferas están recorridas por unas manecillas muy bien diseñadas para que sigan siendo retro pero sin ser demasiado prominentes, porque ya hay muchas cosas en la esfera -incluida una escala taquimétrica-.

Montblanc 1858 Chronograph Tachymeter Edición Limitada calibre 16.29 detalle de la manecilla

Lo que más llama la atención son los grandes numerales arábigos, plenos de SuperLuminova, y unas manecillas tipo “catedral” también de oro rojo y con una decoración cloisonné, habitual en las primeras décadas del siglo XX para evitar la fragilidad de las piezas lacadas (o en este caso rellenas de material luminiscente). También es llamativo cómo Montblanc ha elegido un logotipo de la época para no desentonar con el aire del reloj (mucho más bonito el actual, debo decir).

Montblanc 1858 Chronograph Tachymeter Edición Limitada detalle del logotipo

Decía que todos los elementos horarios estaban impregnados de SuperLuminova, y esta es la prueba. A poco que se ensombrece la esfera el brillo es intenso.