Archivo de la etiqueta: Jaeger-LeCoultre



Importantes cambios directivos en el Grupo Richemont

Oficinas centrales de Richemont en Bellevue

Los cambios en las cúpulas directivas de algunas marcas del grupo Richemont han tenido ya su confirmación esta semana, y las marcas afectadas han sido Jaeger-LeCoultre, Vacheron Constantin, Piaget y Dunhill, además de los que ya habían tenido efecto anteriormente.

 

Edificio del Grupo Richemont – entrada

El pasado noviembre publicamos una noticia que ha sido ampliamente comentada en el sector relojero: Johann Rupert, fundador y propietario del Grupo Richemont, tomaba la decisión de suprimir los puestos de Director General de sus empresas relojeras; lo que habitualmente llamamos CEO. Es por cierto un término que crea confusión: CEO significa Chief Executive Officer y se usa sobre todo en Estados Unidos. No desde hace mucho tampoco, porque apareció por primera vez en 1972. Es otro ejemplo de la tendencia contemporánea de alargar palabras y términos de manera innecesaria y ampulosa, de manera que Director General (Managing Director o MD en inglés), que era el término utilizado habitualmente, en algún momento pareció demasiado humilde para nombrar a la persona que dirige todo. MD todavía se usa ampliamente en el inglés británico, aunque la influencia estadounidense hace que el término CEO goce de una excelente salud y cada vez más extendida presencia. Así es desde luego en España, donde debido a nuestro proverbial complejo de inferioridad frente al inglés nos parece que llegar a Director General es mucho menos que ser nombrado CEO. Pero volvamos a la noticia.

Marcas del Grupo Richemont

Junto con la supresión de  directivos del Grupo Richemont -incluyendo el director financiero- se decidió crear el puesto de Director de Relojería , que recayó sobre Georges Kern (hasta ese momento Director General de IWC). También el de Director de Operaciones y responsable de los servicios centrales y regionales, además de las firmas que no sean de joyería y relojería. El puesto lo cubrió Jérôme Lambert, hasta ese momento Director General de Montblanc. Ahora el Grupo continúa dando pasos para su reestructuración.

PIAGET

Chabi Nouri

La nueva Director General de Piaget es Chabi Nouri, hasta ahora Directora de Marketing. Sustituye a Philippe Leopold-Metzger, seguramente uno de los directores generales más queridos dentro del grupo. Según la nota de prensa:

Philippe Leopold-Metzger  se retirará del cargo de CEO de Piaget el día 31 de Marzo de 2017, después de una carrera de 26 años en el Grupo Richemont, y pasará a ocupar el cargo de Presidente no ejecutivo de Piaget, garantizando de este modo una suave transición a su sucesora, Chabi Nouri, y  con el privilegio de continuar asociado a la Maison, para la cual tuvo la oportunidad de escribir un nuevo capítulo de su historia de prestigio. Bajo su liderazgo, Piaget desarrolló colecciones de relojes y joyas de éxito, construyó una fuerte red de 100 boutiques alrededor del mundo e invirtió de manera significativa en sus dos manufacturas completamente integradas.

Philippe Leopold-Metzger

Mrs. Nouri es actualmente directora de marketing y ventas de Piaget, cargo que ocupa desde 2014. Ella se convertirá en CEO de Piaget el 1 de Abril de 2017. Antes de unirse a Piaget, Ms Nouri dedicó 6 años en “British American Tobacco” como directora mundial para la marca Vogue y, más recientemente, como directora de Marketing & Ventas para Suiza y Australia. Trabajó previamente durante 10 años en Cartier, de los cuales 8 de ellos en la central como directora de grupo de joyería y alta joyería, directora de retail internacional y directora de merchandising. Chabi ya ha tenido un fuerte impacto, particularmente   desarrollando exitosamente nuestro negocio de joyería y reposicionamiento de la marca. 

VACHERON CONSTANTIN

Juan Carlos Torres y Louis Ferla

El otro gran cambio tiene lugar en Vacheron Constantindonde Juan Carlos Torres deja su puesto a Louis Ferla, que era hasta ahora el Director General de Ventas y Marketing. Louis Ferla lleva en el Grupo Richemont desde 2001, en el que comenzó dentro de Dunhill para después pasar a Cartier hasta 2015, año en el que se incorporó a Vacheron Constantin. De Juan Carlos Torres ha dicho Johann Rupert: “Juan Carlos Torres ha sido la auténtica fuerza motriz de Vacheron Constantin desde que el Grupo adquirió la Maison. Ha sido el responsable del enorme desarrollo que ha experimentado la empresa. Le doy las gracias por sus esfuerzos durante su exitosa carrera en la Maison”. A mí particularmente me parece espectacular lo que ha hecho bajo su mando.

JAEGER-LECOULTRE

Daniel Riedo durante la inauguración de la boutique de Jaeger-LeCoultre en Madrid. A la izquierda Mercedes Canos, Directora de la marca en España

Daniel Riedo, Director General de Jaeger-LeCoultre desde 2013, entró sin embargo en la empresa como director industrial en 2011. Ahora sin embargo deja su puesto, pero extrañamente sin un sucesor, por lo que en este caso a lo mejor ha sido decisión propia y no esperada. Mientras se encuentra un sucesor Georges Kern se hará cargo de la casa.

Por último Andrew Maag se hará cargo de Dunhill, que ya no tiene relojes. Y no olvidemos que el año pasado Cyrille Vigneron se hizo cargo de Cartier a la que ha dado la vuelta: despidió a personal, recompró relojes no vendidos y suprimió la sección de alta relojería para centrarse en los relojes de mujer, bajo la idea de “primero joya, después reloj”.

Todos estos cambios van enfocados a agarrar firmemente el timón en una época muy difícil para la relojería. Esperemos, por el bien de este arte y de todos los que lo amamos, que sean decisiones fructíferas.

 

 



Pre-SIHH 2017: Jaeger-leCoultre Duomètre con esferas gris magnetita

 

 

jaeger-lecoultre-duometre-portada-2-horasyminutos

La colección Jaeger-leCoultre Duomètre es seguramente el mejor compendio del savoir faire de la manufactura: relojes perfectamente llevables y muy elegantes que dentro albergan las mayores -y las más útiles- complicaciones. En el próximo SIHH 2017 podremos ver en vivo esta reinterpretación de tres de sus modelos.

 

Duomètre Spherotourbillon. Calibre 382

Duomètre Spherotourbillon. Calibre 382

Los Jaeger-leCoultre Duomètre deben su nombre en francés a un concepto que la maison nombra en inglés: el Dual-Wing, que resuelve un problema habitual en los relojes con complicaciones: normalmente la energía para mover dichas complicaciones viene del barrilete (o de los barriletes, si son varios), que también alimenta el órgano regulador y que por tanto puede ver comprometida su regularidad. Jaeger-leCoultre lo resolvió creando un sistema de doble cubo, uno para cada función: por un lado horas, minutos y segundos y por el otro las informaciones complejas. El sistema se presentó en 2007  con el calibre 380 que equipaba el  Jaeger-leCoultre Duomètre Chronographe. A partir de ahí a colección fue desarrollándose y ahora mismo se compone de 12 relojes, a cual más deseable. Tres de ellos reciben ahora esta actualización en magnetita.

Duomètre Chronographe. Calibre 380

Duomètre Chronographe. Calibre 380

JAEGER-LECOULTRE DUOMÈTRE CHRONOGRAPHE MAGNETITE

jaeger-lecoultre-duometre-chronograph-magnetite-horasyminutos

Como ya he dicho la versión cronógrafo fue la primera en aparecer, y resolvía uno de los problemas de los cronógrafos: cuando se acciona la complicación y se acopla, afecta al tren de engranajes y al órgano regulador. El Duomètre Chronograph integra un doble juego de barrilete y tren de ruedas, uno para la hora y otro para el cronógrafo. Así se consigue una exactitud de 1/6 de segundo, que aparece en una subesfera a las 6. Es lo que se llama un segundero foudroyante (“fulminante” en español), porque su giro es inferior a un segundo. Está flanqueado por dos indicadores de reserva de marcha -uno para cada barrilete-, que es característico de la colección y que llega a las 50 horas. También lo es la esfera graneada. A la derecha aparecen las mediciones del cronógrafo (60 minutos y 12 horas) y a la izquierda las horarias. La caja de oro rosa es de 42 x 14,1 mm (ancho por alto), que no está pero que nada mal para hacerlo reloj de diario. No se ha desvelado el precio, pero la versión con esfera blanca cuesta 45.600 euros, así que es de esperar que un precio parecido.

JAEGER-LECOULTRE DUOMÈTRE SPHEROTOURBILLON MAGNETITE

jaeger-lecoultre-duometre-spherotourbillon-magnetite-horasyminutos

El Spherotourbillon es otra de esas creaciones de JLC que te dejan embobado. Por su maestría técnica y sobre todo por su etéreo funcionamiento, que te puede tener absorto hasta la siguiente generación. Es un tourbillon multieje, porque además del giro normal sobre su eje de titanio lo hace a la vez sobre un plano inclinado 20 grados. No sólo eso: lo hace en rotaciones rápidas, de 30 y 15 segundos en cada plano respectivo. De esta manera se consigue una mejor compensación de los efectos de la gravedad. El movimiento resultante es maravilloso, fascinante. Y para completar la excepcionalidad técnica el pequeño segundero se puede parar con el pulsador a las 2 horas -como el mecanismo del flyback-, mientras el órgano regulador sigue en funcionamiento. De esta manera, como el volante no tiene que parar y arrancar, no se pierde precisión.

En el resto de la esfera aparece la hora y minutos rodeados por una fecha  retrógrada, un pequeño segundero a las 6 y un segundo huso horario a las 12, además de los dos indicadores de reserva de marcha. Se espera un precio que presumiblemente se moverá en el entorno de los 265.000 euros.

JAEGER-LECOULTRE DUOMÈTRE QUANTIÈME LUNAIRE MAGNETITE

jaeger-lecoultre-duometre-quantieme-lunaire-magnetite-horasyminutos

En esta versión del Jaeger-leCoultre Duomètre aparece el único color que no sea el gris magnetita y el oro.: el intenso azul del firmamento de la ventana de fases lunares dulcifica la presencia elegante y sobria del reloj. El romanticismo de la complicación contrasta con el doble segundero -central y foudroyante a las 6-, que dan a la esfera un aire de frenesí. Ambos segunderos se ponen a cero al tirar de la corona mientras el órgano regulador sigue en movimiento, de manera que se puede ajustar el reloj perfectamente sin perder precisión. Al igual que sus hermanos de colección tiene una caja de oro rosa de 42 mm, y tampoco sabemos su precio. Su gemelo de esfera blanca cuesta 40.400 euros, así que es de esperar que el precio de la nueva versión no ande muy lejos. Más información en JaegerleCoultre.es

Duomètre a Quantième Lunaire. Calibre 381

Duomètre a Quantième Lunaire. Calibre 381



Jaeger-LeCoultre Master Memovox Boutique Edition: fotos en vivo y precio

jaeger-lecoultre-master-memovox-boutique-edition-1-horasyminutos

El nuevo Jaeger-LeCoultre Master Memovox Boutique Edition celebra el 60 aniversario del reloj con alarma de la casa y movimiento automático, y para conmemorar la fecha la manufactura lanza una versión exclusiva para las boutiques de la marca que va a ser todo un éxito.

 

jaeger-lecoultre-master-memovox-boutique-edition-10-horasyminutos

En realidad el Memovox se presentó en 1950, y a pesar de que se le considera un reloj despertador esa no es su verdadera función. La alarma se había concebido como un sistema para avisar de citas pendientes, no para levantarse por la mañana. De ahí que el nombre hiciera alusión a los recordatorios: Memovox significa “voz de la memoria”, no “despertador”. Lógicamente una vez creada la complicación se podía usar para todo aquello para lo que se necesita una alarma, y por tanto también podía ofrecer esa función. De ahí que la publicidad original del Memovox era “El Memovox recuerda, advierte y despierta”. La verdad es que si aquellos que nos hemos despertado muchas veces con los antiguos relojes despertadores mecánicos hubiéramos podido tener este Jaeger-LeCoultre Master Memovox Boutique Edition, o cualquiera de sus hermanos, lo habríamos agradecido mucho; especialmente nuestro corazón, que tardaba un buen rato en recuperarse del sobresalto que provocaban.

jaeger-lecoultre-master-memovox-boutique-edition-12-horasyminutos

Los Memovox actualmente disponibles en las boutiques de la marca

Es importante el matiz de la verdadera intención de la alarma, porque aunque el Jaeger-LeCoultre Master Memovox Boutique Edition es un reloj de inspiración vintage no deja sin embargo de ofrecer una complicación francamente útil, que se podría usar perfectamente hoy en día. Si te paras a pensar, mucha gente tiene como tono del teléfono el sonido estridente -y bastante molesto- de los antiguos teléfonos fijos, así que no veo por qué no utilizar un instrumento auténtico como el Memovox para recordarnos que tenemos un compromiso. Así es como sonaría:

 

Un vídeo publicado por Horasyminutos (@horasyminutos) el

El sonido no deja de ser el de un despertador, pero Jaeger ha conseguido suavizar el tono para que no suene tan metálico como la anterior versión. No llega a la dulzura del modelo de oro rosa, pero la sonoridad está bien conseguida. Este nuevo Jaeger-LeCoultre Master Memovox Boutique Edition mantiene el mismo tamaño de caja que sus hermanos de colección, 40 mm de diámetro y 14,1 milímetros de altura. La altura es tan notable porque la caja del reloj está construida de tal manera que deja un espacio para que la alarma pueda resonar y ser audible. El material de la caja es el acero, pulido a espejo. Llama la atención siendo un modelo exclusivo para las boutiques de la marca, pero es una tendencia de las marcas cada vez más frecuente para poder seducir más fácilmente a sus clientes que si usara metales preciosos.

jaeger-lecoultre-master-memovox-boutique-edition-6-horasyminutos

jaeger-lecoultre-master-memovox-boutique-edition-snowdrop-horasyminutos

Memovox Snowdrop

Donde sí hay un cambio importante es en la esfera, que se diferencia claramente de los otros modelos porque se inspira en un Memovox “Snowdrop” de los años 70. El nuevo  Jaeger-LeCoultre Master Memovox Boutique Edition retoma la esfera en tonos azules y el resultado es francamente seductor. El color aparece de forma distinta en las dos superficies de la esfera: la subesfera central, con decoración en rayos de sol, se descompone en una gama de tonalidades dependiendo de la incidencia de la luz, mientras que la esfera de los índices está graneada y el color se oscurece. Por último, el borde de los minutos toma un tono más claro con el objetivo de facilitar la lectura. El conjunto es enormemente elegante, llamativo y a la vez discreto. Todo un acierto.

jaeger-lecoultre-master-memovox-boutique-edition-3-horasyminutos

Los índices tiene una estructura triple muy de su época. La parte central está impregnada con SuperLuminova verde, lo mismo que ocurre en las manecillas de horas y minutos. También lo está la aguja que marca el momento en que debe sonar el recordatorio, que se mueve con el disco central.

jaeger-lecoultre-master-memovox-boutique-edition-2-horasyminutos

jaeger-lecoultre-master-memovox-boutique-edition-13-horasyminutos

La hora en la que ha de sonar se controla con la manecilla a las 2. Cuando está cerrada sirve para dar cuerda al barrilete que suministrará la energía para que suene, mientras que cuando se extrae se pueden hacer dos cosas: cambiar la fecha girándola en el sentido de las agujas del reloj, que es lo que indica la D (de “date”) y la flecha. O bien girar la corona en sentido inverso para mover el disco de la alarma. Hasta que le coges el tino cambias unas cuantas veces la fecha, lo que te obliga a recorrerte todo el disco hasta que la vuelves a dejar bien puesta. Cuando la alarma suena no se puede hacer nada para pararla, hay que dejarla que suene hasta el final (entre diez y quince segundos). La manecilla a las 4 sirve para poner en hora el reloj.

jaeger-lecoultre-master-memovox-boutique-edition-4-horasyminutos

El calibre que mueve al reloj es el 956 automático, heredero directo del 815 utilizado por primera vez hace ahora 60 años. Está compuesto por 268 piezas y su volante oscila a 28.000 alternancias cada hora (es decir, a 4 hercios) y ostenta una modesta reserva de marcha de 45 horas. Por supuesto el calibre no se ve porque la caja está cerrada para crear el sonido de la alarma, pero el fondo está decorado de manera muy atractiva con el nombre y el símbolo del Master Control. Se puede leer también que es una Edición Limitada a 500 piezas, que tiene una hermeticidad de hasta 50 metros y que ha pasado el control de las 1.000 a las que somete Jaeger-LeCoultre a sus relojes.

jaeger-lecoultre-master-memovox-boutique-edition-11-horasyminutos

Por último, la correa está realizada en un algodón trenzado denominado Trieste, de color azul profundo y con un pespunte azul claro. Su interior de piel de becerro le asegura flexibilidad y un gran confort de uso, aunque al principio es un poco más rígida que cuando la correa es sólo piel.

jaeger-lecoultre-master-memovox-boutique-edition-9-horasyminutos

jaeger-lecoultre-master-memovox-boutique-edition-7-horasyminutos

El Jaeger-LeCoultre Master Memovox Boutique Edition ya está disponible en las boutiques de la casa. En el caso de España está situada dentro de El Corte Inglés de Castellana en Madrid, que es donde se tomaron estas fotos. El precio del reloj es de 10.900 euros. Eso son 1.300 euros más que la otra versión Memovox en acero, pero supongo que ese es el precio de tener una de las 500 piezas fabricadas. Y, sobre todo, de llevarte uno de los relojes más atractivos que hemos visto este año. Más información en Jaeger-LeCoultre.es.

jaeger-lecoultre-master-memovox-boutique-edition-5-horasyminutos

jaeger-lecoultre-master-memovox-boutique-edition-8-horasyminutos

 



En la muñeca: Jaeger-LeCoultre Reverso Tribute Gyrotourbillon

Jaeger-LeCoultre-Reverso-Tribute-Gyrotourbillon-20-Horasyminutos

Este año se cumple el 85 aniversario del Reverso de Jaeger-LeCoultre, uno de esos  iconos de la relojería reconocible inmediatamente. Para celebrarlo la manufactura ha lanzado el Jaeger-LeCoultre Reverso Tribute Gyrotourbillon que es aún más espectacular que el que presentó hace ya unos años. Vamos a repasar sus características y precio.

Jaeger-LeCoultre-Reverso-Tribute-Gyrotourbillon-19-Horasyminutos

Se sabe que un diseño está logrado cuando su impacto visual es instantáneo. Pero conseguir que un diseño dure décadas -85 años, en este caso- permitiendo infinidad de variaciones sin afectar su esencia, eso es una guerra distinta. Y si además el ámbito del diseño es la relojería, entonces estamos hablando de deidades. Eso es el Reverso, una deidad de la que he hablado muchas veces en Horas y Minutos porque con este reloj, como dice la canción, tengo una debilidad. Y el Jaeger-LeCoultre Reverso Tribute Gyrotourbillon es la cumbre del modelo (por lo menos por ahora).

La caja del platino del Jaeger-LeCoultre Reverso Tribute Gyrotourbillon ha adelgazado notablemente desde la versión anterior. Donde antes te encontrabas con un reloj de 55,4 de largo, 36 de ancho y nada menos que 16 mm de altura, ahora las dimensiones largo x ancho x alto son 51.1 X 31 X 12.4  mm., con un fondo levemente curvado para que se adapte mejor a la muñeca. Y encima el reloj lleva mucho más dentro, con lo que el esfuerzo de la manufactura es aún más notable.

Jaeger-LeCoultre-Reverso-Tribute-Gyrotourbillon-4-Horasyminutos

Jaeger-LeCoultre-Reverso-Tribute-Gyrotourbillon-7-Horasyminutos

El anverso del reloj -si consideramos el anverso la posición en la que la corona está a las 3- tiene una presencia clásica, con una esfera horaria granallada y agujas delfín en acero para una lectura perfecta de la hora. En la esquina superior derecha se ve el barrilete con la JL de Jaeger, que proporciona 38 horas de reserva de marcha. El muelle real queda a la vista, así que se puede ver cómo se tensa cuando le das cuerda.

Jaeger-LeCoultre-Reverso-Tribute-Gyrotourbillon-2-Horasyminutos

Enfrente tiene un disco de 24 de día y noche, representado simplemente por una luna y un sol. Todo el conjunto bebe del Art Deco, como corresponde a un reloj que apareció en 1931.

Jaeger-LeCoultre-Reverso-Tribute-Gyrotourbillon-3-Horasyminutos

El movimiento primario del Gyrotourbillon es una rotación de un minuto, lo que como es habitual se utiliza para insertar un pequeño segundero. En este caso la lectura no es la más sencilla porque simplemente hay dos bloques de números que van del 25 al 35 y del 55 al 05, mientras que el resto es sólo un reborde con dibujo de ferrocarril. El segundo lo marca una flecha azul a la izquierda, un triángulo equilátero en acero azulado.

Jaeger-LeCoultre-Reverso-Tribute-Gyrotourbillon-21-Horasyminutos

En el anverso del Jaeger-LeCoultre Reverso Tribute Gyrotourbillon sólo la parte superior está esqueletada mientras que la inferior tiene un guilloché en rayos de sol -el motivo más repetido en todo el reloj-, pero aún así la sensación de profundidad es notable porque la esfera horaria está por encima de los puentes y debajo de estos queda el plano del Gyrotourbillon. El conjunto da la impresión de que el fondo queda muy, muy abajo. Ello es también porque el fondo de la caja, con una clásica decoración Art Deco con forma de sol en el que la parte central está pulida para que, al pasar la luz, se refleje sobre el Gyrotourbillon y permita una aún mejor contemplación del mecanismo.

Jaeger-LeCoultre-Reverso-Tribute-Gyrotourbillon-6-Horasyminutos

 

Jaeger-LeCoultre-Reverso-Tribute-Gyrotourbillon-14-Horasyminutos

El reverso del Jaeger-LeCoultre Reverso Tribute Gyrotourbillon es un canto a las labores artísticas de la manufactura. De hecho Jaeger lo enmarca dentro de la colección Hybris Mechanica, la colección que alberga los desarrollos más técnicos y las artes decorativas más especializadas.

Jaeger-LeCoultre-Reverso-Tribute-Gyrotourbillon-18-Horasyminutos

Esta faz del reloj se encuentra totalmente esqueletada y cada una de las piezas decoradas. Resalta especialmente el grabado de los puentes; no queda ni un milímetro que no haya sido tratado, pero el resultado es discreto y sin caer en el barroquismo. En la esquina superior derecha hay una indicación de 24 horas y de día y noche, distinguidas por el color amarillo y azul respectivamente. La lectura de la hora no es tan fácil como en el anverso, pero el facetado de las agujas hace que no se pierdan en el mar de estímulos visuales de la esfera.

Jaeger-LeCoultre-Reverso-Tribute-Gyrotourbillon-16-Horasyminutos

Pero el foco de atención recae, claro, sobre el Gyrotourbillon. El Gyrotourbillon lleva la invención de Breguet al máximo en su lucha por contrarrestar los efectos de la gravedad: mientras la caja exterior hace un giro completo cada minuto, el eje interior obliga al espiral semiesférico a rotar una vez cada 12,6 segundos. Es decir, casi 5 veces por minuto y 5,4 segundos más rápido que la primera versión del Gyrotourbillon.  Eso hace que el tourbillon tenga un ritmo frenético e hipnotizante. Y como los dos ejes que lo mueven son externos, da la sensación que el mecanismo está flotando. Es decir, una auténtica maravilla.

Jaeger-LeCoultre-Reverso-Tribute-Gyrotourbillon-1-Horasyminutos

Dentro del tourbillon se ve el espiral esférico montado sobre el Gyrolab,  un volante no cerrado para reducir la fricción del aire y  compuesto  de dos secciones con la forma, una vez más, de J y L. Ya lo presenté cuando hablé del Geophysic True Second (aquí) y en vídeo cuando hablé del Geophysic True Second Universal Time (el vídeo puedes verlo aquí). Para que toda esta proeza quepa en una caja que -recordemos- ha encogido sus medidas con respecto a su hermano mayor, el tamaño del conjunto del Gyrotourbillon ha disminuido nada menos que un 30%, lo cual es casi increíble.

Jaeger-LeCoultre-Reverso-Tribute-Gyrotourbillon-15-Horasyminutos

A pesar de toda la maravilla que lleva dentro el Reverso tiene unas medidas perfectamente llevables, como ya he dicho, y aunque la caja es de platino el reloj es muy ligero. Por supuesto en la muñeca es espectacular. Por supuesto la máxima excelencia técnica y los mejores materiales tienen un precio. El Jaeger-LeCoultre Reverso Tribute Gyrotourbillon tiene un precio de 270.000 euros, y es una edición limitada a 75 unidades sólo disponible en las boutiques de la marca. Pero nada nos impide soñar, ¿verdad? Más información en Jaeger-LeCoultre.es.

Jaeger-LeCoultre-Reverso-Tribute-Gyrotourbillon-12-Horasyminutos

Jaeger-LeCoultre-Reverso-Tribute-Gyrotourbillon-13-Horasyminutos

Jaeger-LeCoultre-Reverso-Tribute-Gyrotourbillon-9-Horasyminutos

 



Jaeger-LeCoultre Master Grande Tradition Répétition Minutes

Jaeger-LeCoultre-Grande-Master-Tradtion-Repetition-Minutes-perfil-SIHH-2016-Horasyminutos

Va a ser muy difícil ver alguna vez el Jaeger-LeCoultre Master Grande Tradition Répétition Minutes porque es una edición muy limitada. Pero como es un buen compendio de todo lo que significa Jaeger-LeCoultre, de todos los valores que defiende la manufactura, no he querido dejar pasar la oportunidad de mostrarlo en Horas y Minutos.

Jaeger-LeCoultre-Grande-Master-Tradtion-Repetition-Minutes-4-SIHH-2016-Horasyminutos

Digo que es un compendio porque aúna en una pieza mucho de lo que significa la relojería: excelente factura técnica, pasión por las cosas bien hechas y mejor terminadas, maestría en las complicaciones y a la vez una presencia arrebatadora, todo ello en una pieza que a la vez es sumamente clásica. Dejadme que lo explique con un poco más de detalle.

Jaeger-LeCoultre-Grande-Master-Tradtion-Repetition-Minutes-SIHH-2016-Horasyminutos

El Jaeger-LeCoultre Master Grande Tradition Répétition Minutes, como indica su nombre, pertenece a la colección Master, que es la colección más pura de formas. Todas las cajas de la colección son redondas y el tiempo lo marcan agujas facetadas de perfecta longitud para una lectura perfecta, incluso con esferas llenas de vida como las de este reloj.

Jaeger-LeCoultre-Grande-Master-Tradtion-Repetition-Minutes-manecillas-SIHH-2016-Horasyminutos

Los repetidores de minutos han pasado de ser un instrumento para saber la hora en la oscuridad a un lujo superfluo y maravilloso. Los repetidores de antaño eran relojes de bolsillo que a menudo eran también piezas muy decoradas en sus tapas o en las esferas, con todo tipo de  motivos pictóricos. Por eso el Jaeger-LeCoultre Master Grande Tradition Répétition Minutes enlaza también con antiguas tradiciones relojeras.

En este caso el motivo de la decoración es el conocido cuadro de Van Gogh “Noche estrellada sobre el Ródano”. Van Gogh se sentía muy atraído y a la vez retado por la idea de pintar la noche “in situ”, no imaginándola. Llegó a Arlés en febrero de 1888 y por fin pintó el cuadro en septiembre.

Jaeger-LeCoultre-Grande-Master-Tradtion-Repetition-Minutes-detalle-3-SIHH-2016-Horasyminutos

Esto es lo que escribió a su hermano menor, Theo Van Gogh, quien era además marchante de arte y mecenas del artista: ” Te adjunto un pequeño croquis de un lienzo cuadrado de 30, por fin el cielo estrellado, pintado la misma noche, a la luz de una farola. El cielo es azul verdoso, el agua azul real, la tierra malva. La ciudad es azul violeta, el gas es amarillo y los reflejos son rojizos y van cayendo hasta un bronce verdoso. Sobre el campo azul verdoso del cielo, la Osa Mayor tiene un destello verde y rosa, cuya discreta palidez contrasta con el oro brutal del gas”.  

Jaeger-LeCoultre-Grande-Master-Tradtion-Repetition-Minutes-esmaltado-SIHH-2016-Horasyminutos

Jaeger-LeCoultre inauguró el Atelier des Métiers Rares en el que ha reunido en un mismo equipo a los encargados de las creaciones excepcionales (la colección Hybris Artistica) y ahora también a los decoradores, de manera que la conjunción transversal dé origen a piezas de equipo, más que de departamentos separados. Una de las piezas salidas de este nuevo Atelier es este Jaeger-LeCoultre Master Grande Tradition Répétition Minutes, en el que el reto para los artesanos decoradores de Jaeger-LeCoultre era conseguir replicar los minuciosos trazos que Van Gogh plasmó en un lienzo de 72.5 por 92.0 cm de altura en un reloj cuyo diámetro de caja es de sólo 39 mm de diámetro y que sea un fiel reflejo de la obra. Para ello utilizan pinceles a veces de un solo pelo y, a menudo, también un microscopio. Todo ello con la técnica del esmalte Grand Feu, la más complicada de todas.

Jaeger-LeCoultre-Grande-Master-Tradtion-Repetition-Minutes-esmaltado-1-SIHH-2016-Horasyminutos

El maestro utiliza una caja de oro con una concavidad de 0,4 mm sobre la cual dispone tres capas de esmalte blanco. Luego se diseña el motivo con los trozos de esmalte coloreados por óxidos metálicos reducidos a polvo y mezclados con aceite. La obra resultante se mete en un horno a 800º centígrados para que el material se “coagule” sobre la base. Después recibirá hasta 8 capas de esmalte transparente de protección, pasando por el horno entre 17 y 22 veces para completar el proceso de vitrficación. Es una técnica muy arriesgada porque en cada pasada de horno se puede romper el esmalte, lo que obliga a empezar de nuevo. Pero el resultado es una pieza excepcionalmente brillante y de larga duración, ya que no le afecta el paso del tiempo. Y, en este caso, una increíble reproducción del cuadro de Van Gogh que además permite leer la hora perfectamente, gracias a sus manecillas facetadas.

Jaeger-LeCoultre-Grande-Master-Tradtion-Repetition-Minutes-detalle-1SIHH-2016-Horasyminutos

La caja de oro rosa está satinada en la parte central de la carrura y pulida en el resto, con un bisel de forma cóncava. El cristal de zafiro tiene forma cónica debido a la placa de oro con la palabra  Sonnerie (por si acaso al dueño se le había olvidado que tiene un repetidor de minutos en la muñeca). La plaquita hace que la anciana del cuadro parezca que, en vez de estar, se asome. Es una decisión estética cuestionable, pero tampoco hace daño. En cuanto a la forma del cristal sólo se aprecia en determinadas posiciones y con determinada incidencia de la luz, y no impide en absoluto el disfrute de la esfera.  El lado izquierdo acoge el mecanismo de puesta en marcha de la sonería que, en este caso, no es un gatillo que se desplaza de arriba abajo sino un pulsador.

Jaeger-LeCoultre-Grande-Master-Tradtion-Repetition-Minutes-pulsador-SIHH-2016-Horasyminutos

Jaeger-LeCoultre-Grande-Master-Tradtion-Repetition-Minutes-perfil-2-SIHH-2016-Horasyminutos

Tras el salto hablamos del calibre y vemos el mecanismo en funcionamiento.



Jaeger-LeCoultre se asocia con Chaplin’s World; repasamos los relojes del actor

Jaeger-LeCoultre-Charlie-Chaplin-Manoir-de-Ban-1-Horasyminutos

Hace años que Jaeger-LeCoultre mantiene una relación con la familia del eterno Charles Chaplin. El 17 de abril de este año se abre Chaplin’s World, un museo dedicado al actor ubicado en Manoir de Ban, la casa que fue su hogar en Suiza situada junto al lago Léman. Y nosotros aprovechamos la ocasión para repasar los relojes de la manufactura que Chaplin poseía.

001-the-gold-rush-theredlist

Charles Chaplin en el rodaje de La Quimera del Oro (The Gold Rush), en 1935

Charlot es el nombre del personaje del actor Charles Spencer Chaplin conocido como The Tramp (El Vagabundo). El personaje -y las películas en las que aparecía- tuvieron tal impacto que el público hispanohablante cambió el nombre al actor para siempre; también para referirse a sus películas posteriores en las que ya no aparecía el personaje. Incluso la RAE recoge el término “charlotada”.

Como ocurre con tantos hechos trascendentes, el personaje de Charlot surgió de manera casual, no premeditada. Simplemente se vistió así para la película Mabel’s Strange Predicament, y el éxito fue inmediato: los pantalones bombachos, el sombrero, los andares de pingüino y el bastón permitían una identificación perfecta del personaje, que se prolongaría hasta los tiempos del cine sonoro: Luces de la Ciudad ya era cine sonoro, pero sin diálogo; Tiempos Modernos, de 1935, si bien contiene diálogo está considerado el último filme mudo, ya que así se desarrolla buena parte de la película. Al final vemos al vagabundo caminando hacia el horizonte en una autopista sin fin. Esa fue la última aparición del personaje.

Charles-Chaplin-Modern-Times-1936-©YvesDebraine-Jaeger-LeCoultre-Horasyminutos

Charles Chaplin en Modern Times,1936 ©YvesDebraine

Chaplin también deambuló por el mundo. De su Inglaterra natal, donde comenzó a actuar desde joven (forzado por sus circunstancias familiares) fue llevado a Estados Unidos por su jefe, Fred Karno, junto con su sustituto -cuyo nombre real era Arthur Jefferson y conocido por la posteridad como Stan Laurel-. Allí Chaplin acabó en el cine, que forjó su leyenda.

Charles Chaplin, Jackie Coogan y Tom-Wilson,”The Kid”, 1919-1921 ® Roy Export S.A.S, escaneo de Cineteca di Bologna, cortesía del Musée de l’Elysee, Lausana

Sin embargo en 1952 la acusación de ser comunista, instigada por el nefasto McCarthy, unida a los escándalos por casarse con mujeres mucho más jóvenes que él, le obligó a exiliarse a Suiza, donde vivió en Manoir de Ban hasta su muerte el día de Navidad de 1977. En la foto de la cabecera se le ve paseando por el extenso jardín de la mansión.  Al año siguiente el gobierno suizo le obsequió con un reloj Memovox de Jaeger-LeCoultre, grabado con estas palabras “Hommage du gouvernement Vaudois à Charlie Chaplin – 6 octobre 1953” (homenaje del gobierno del cantón de Vaud a Charlie Chaplin – 6 de octubre de 1953). Charles regaló el reloj a su hijo cuando éste cumplió 14 años, quien a su vez se lo regaló a la que sería su mujer el día de su boda.

Jaeger-LeCoultre-Charles-Chaplin-Historical-Memovox-®-Johann-Sauty-Horasyminutos

El reloj está ahora en manos de su nieta, Carmen Chaplin, a su vez actriz y directora. Carmen creó una película homenaje al reloj en la que actúa ella, su madre y su hija.

El texto del corto está sacado del Eclesiastés, capítulo 3 versículos 1 al 8.

En mayo de 1972, durante la entrega del premio Caméra souriante (Cámara sonriente), la Asociación de Reporteros Gráficos de la prensa suiza honró al artista por su gentileza hacia los periodistas del país con un reloj Atmos, el reloj de sobremesa que se mueve gracias a las variaciones de presión del aire y temperatura (tenemos una descripción detallada del reloj en este artículo). Hoy, Jaeger-LeCoultre ha prestado al Chaplin’s World un Atmos Classique idéntico al ofrecido a Charlie Chaplin en aquella época.  A falta de una foto del modelo exacto, os muestro esta de un modelo de esa época sacada de una antigua entrada de Watchuseek:

Jaeger-LeCoultre-Atmos-70-Horasyminutos

La apertura de Chaplin’s World va a ser sin duda un acontecimiento, y seguro que el museo va a estar a la altura de lo que se merece esta inmensa figura de las artes y la cultura universal que supo como pocos reflejar en la pantalla plateada los deseos, ilusiones y desazones del ser humano. Más información en jaeger-lecoultre.com

Jaeger-leCoultre Memovox Charles Chaplin

Charles Chaplin "Charlot"

 



En la muñeca: Geophysic Universal Time de Jaeger-LeCoultre

Ya repasamos en la web la versión de tres agujas y fecha del Geophysic, cuya característica principal es el mecanismo de segundos muertos o True Second -como lo llama Jaeger-LeCoultre. Ahora traemos el Geophysic Universal Time, un excelente reloj mundial también con segundos muertos.

 

Jaeger-LeCoultre Geophysic Universal Time oro rosa en la muñeca 1

¿Por qué ha usado la manufactura esa complicación? Pues porque cuando nació el Geophysic en 1958 lo hizo como reloj científico, y la mejor manera de mostrar que es un aparato de precisión es mostrando como salta el segundero de manera precisa cada segundo. El artículo sobre el Geophysic True Second se puede leer aquí.

Esto, que en realidad es sencillo en un reloj de cuarzo, es una notable complicación que en este modelo exige más de 60 piezas nuevas, entre ellas un muelle adicional que se carga y descarga exactamente cada segundo, y que aparece en el centro del calibre.

Jaeger-LeCoultre Geophysic Universal Time acero frontal

Comparado con su hermano más sencillo el Geophysic Universal Time ha crecido dos milímetros hasta los 41,6 de diámetro. El metal, acero u oro rosa, está pulido en el frontal y en el lateral de las asas, lo que crea un contraste muy elegante con el satinado de la carrura. El aumento de tamaño favorece la legibilidad de la esfera, una de las más bonitas que he visto este año.

Jaeger-LeCoultre Geophysic Universal Time acero - asas

La configuración de la esfera es un clásico que podemos encontrar desde Patek a Frederique Constant y casi todo el mundo entre medias. Consta de una disco fijo sobre el que aparecen las ciudades que representan los 24 husos horarios.

Jaeger-LeCoultre Geophysic Universal Time acero detalle de la esfera

Después un disco bicolor para las 24 horas y en el centro un planisferio muy depurado y elegante, con los océanos en una laca con degradado en azul mientras que los continentes están realizados en un sobrio gris con una discreta decoración en rayos de sol.

Jaeger-LeCoultre Geophysic Universal Time acero esfera

Las manecillas están muy bien resueltas, divididas en dos secciones cepilladas y separadas por la parte central rellena de SuperLuminova. Son mucho más elegantes que las del modelo aparecido el año pasado (que puedes ver en vídeo aquí y la versión en platino, aquí). En el bisel inclinado del borde de la esfera también aparecen los puntos de SuperLuminova que distinguen a este modelo.

Jaeger-LeCoultre Geophysic Universal Time detalle de la esfera

Como ya he dicho el calibre 772 automático presenta la complicación de segundos muertos además de la hora universal. Pero además el movimiento tiene una particularidad: utiliza el volante abierto que hizo su aparición en 2007 con el reloj Extreme Lab 1 y que Jaeger denomina Gyrolab. Al tener menos metal se necesita menos fuerza para moverlo y se puede usar dicha fuerza para mejorar la cronometría. Hay que resaltar que el fondo está roscado, no atornillado, que es lo que le da ese aire tan distinto y  refinado.

Jaeger-LeCoultre Geophysic Universal Time calibre 772

Jaeger-LeCoultre Geophysic Universal Time calibre 772 - detalle del GyroLab

Detalle del volante GyroLab

El funcionamiento del reloj no varía de los modelos que ya conocemos: en primer lugar se alinea la zona horaria en la que nos movemos con las horas y minutos y el dial de 24 horas para saber de manera inmediata la hora en todo el mundo. Pero además el reloj permite mover la manecilla de la hora hacia adelante y hacia atrás sin que se detenga el segundero lo que permite hacer todos los cambios necesarios sin que el reloj pierda su exactitud.

Jaeger-LeCoultre Geophysic Universal Time oro rosa perfil

Como os podéis imaginar el reloj queda de maravilla en la muñeca, porque el diámetro de la caja es ideal y porque la altura, de menos de 12 milímetros, lo es aún más de manera que el resultado es un elegantísimo guardatiempos que imanta las miradas.

Jaeger-LeCoultre Geophysic Universal Time acero en la muñeca

Jaeger-LeCoultre Geophysic Universal Time acero en la muñeca perfil

Y si en acero es bonito, en oro rosa lo es aún más, porque el contraste entre los dorados y azules lo convierten en  un verdadero objeto de deseo. Los precios del Geophysic Universal Time son de 14.600 euros para la versión en acero y de 24.900 en oro rosa; están disponibles en la boutique de Jaeger-LeCoultre en Madrid.

Y además esta es su Ficha Técnica Completa.

Jaeger-LeCoultre Geophysic Universal Time oro rosa en la muñeca

Jaeger-LeCoultre Geophysic Universal Time acero en la muñeca 1

Más información en la página de Jaeger-LeCoultre.



Geophysic Universal Time

Jaeger-LeCoultre Geophysic Universal Time aceroCaja:

  • Acero u oro rosa
  • 41,6 mm de diámetro; 11,84 mm de altura
  • Frontal pulido a espejo, carrura satinada
  • Hermeticidad: 50 metros

Esfera:

  • Lacada en azul
  • Índices aplicados rodiados o dorados
  • Puntos luminiscentes sobre los índices
  • Agujas de bastón con SuperLuminova

Funciones:

  • Horas y minutos. Segundero central verdadero. Horas univesales

Movimiento:

  • Movimiento mecánico de carga automática, Calibre Jaeger-LeCoultre 772
  • 28.800 alt/h (4 hercios)
  • 40 horas de reserva de marcha
  • 274 piezas
  • 36 rubíes
  • 7,13 mm de altura

Pulsera:

  • Aligátor
  • Hebilla de hebijón en el modelo de oro rosa o desplegable en el modelo de acero

P.V.P.: acero 14.600 €; oro rosa: 24.900 €

Jaeger-LeCoultre Geophysic Universal Time oro rosa Jaeger-LeCoultre Geophysic Universal Time acero perfil

 



Pre-SIHH: Jaeger-LeCoultre celebra los 85 años del Reverso

Jaeger-LeCoultre Reverso Tribute Duoface amb

El año que viene el Reverso, sin duda el más importante icono de Jaeger-LeCoultre, cumple 85 años. Es todo un acontecimiento porque es un reloj que esencialmente se ha mantenido igual durante todo este tiempo sin perder su capacidad para enamorar. El próximo SIHH será la presentación oficial de la colección con la que la manufactura va a rendir su merecido homenaje, y que adelantamos ahora.

 

Jaeger-LeCoultre Reverso de 1931 con esfera negra

Reverso de 1931 con esfera negra

Es de todos conocido que el Reverso, fiel al origen de la relojería, nació para ser simplemente un instrumento; eso sí, de élite: los jugadores de polo de las colonias inglesas de la India se quejaban de que se les rompía el reloj jugando y Jaeger-LeCoultre les diseñó en 1931 un reloj que pasaría a ser un clásico.

Ahora la marca quiere rendir homenaje a uno de los relojes más longevos de la relojería suiza con una colección  dividida en subcolecciones:

REVERSO CLASSIC

 

Jaeger-LeCoultre Reverso Classic

La forma más pura del Reverso, la que más refleja el modelo original de Jaeger-LeCoultre: diseño de la caja rectangular de inspiración Art Déco, molduras superiores e inferiores, números arábigos rectos y minutería de ferrocarril central que enmarca un precioso guilloché en contraste con el satinado  vertical sobre el que se han pintado las horas. Las manecillas con forma de espada son también clásicas, y su color azulado también.

Jaeger-LeCoultre Reverso Classic Medium, Large y Small

Reverso Classic Medium, Large y Small

Se presenta en tres tamaños: Small (34 x 21 mm), Medium (40 x 24,4 mm) y Large (45,6 x 27,4 mm). Se agradece la sencillez y claridad de los nombres. El modelo pequeño aloja un movimiento de cuarzo, mientras que para el Medium y Large JLC ha creado el 965, un nuevo calibre automático. No es la primera vez que vemos un calibre automático en el Reverso (por ejemplo en el Grande Reverso 1931 Seconde Centrale que vimos en este artículo), pero la configuración más habitual es la de calibre manual. La trasera está limpia, por lo que se puede usar para grabados de todo tipo, algo que además promociona Jaeger para personalizar el reloj. Por ejemplo este grabado conmemorativo de los 85 años.

Jaeger-LeCoultre Reverso Classic grabado 85 aniversario

 REVERSO CLASSIC DUETTO

 

Jaeger-LeCoultre Reverso Classic Smal Duetto oro

También en dos medidas, Small y Medium (que coinciden con las que hemos visto arriba), el calibre manual muestra la misma hora en las dos esferas. Ambas son muy distintas entre sí, pudiendo servir para lucirlo de día -la esfera más clásica- o de noche, con un aspecto más de fiesta que se acentúa por la decoración con diamantes. Los brazaletes pueden ser de cuero, de acero o de oro rosa.

Jaeger-LeCoultre Reverso Classic Small Dueto acero

 REVERSO CLASSIC LARGE DUOFACE

En este modelo ya el nombre indica que estamos ante la medida más grande y también con dos esferas. Pero, al contrario que en el Duetto, este Large Duoface sí tiene un doble huso horario, gobernado por un movimiento automático.

Jaeger-LeCoultre Reverso Classic Duoface

En la faz clásica hay un indicador de 24 horas, mientras que en la cara interior -o cuando menos la que uno piensa instintivamente que es la interior- aparece las palabras “Home Time” que será la que se use en los viajes. Pero tiene un atractivo independiente del uso viajero: en el centro de la esfera se puede ver el movimiento de la masa oscilante. La decoración con los índices como rayos de sol es también habitual del Art Déco.

REVERSO TRIBUTE DUOFACE

La segunda colección propuesta por Jaeger-LeCoultre es la llamada Reverso Tribute, relojes con complicaciones pero también con esferas coloridas, basadas en los modelos originales de la década de los años 30, que también se llenaron de color.

 Reverso de 1931 con esfera roja

Reverso de 1931 con esfera roja

Además las esferas presentan agujas dauphine en vez de espada, texturas con un fino granallado e índices aplicados a mano. Y movimiento manual, con un gatillo integrado en la caja a las 6h para poder realizar el cambio del segundo huso horario sin que se rompa la estética de la caja.

Así por ejemplo tenemos el nuevo Reverso Tribute Duoface, con unas medidas de 42,8 x 25,5 mm, un tamaño intermedio entre el Medium y el Large.  Es un reloj precioso, con su gama de azules en ambas esferas y la correa de cocodrilo. Mientras que el anverso tiene el blanco granallado el reverso mantiene esa decoración sólo en el centro y en la subesfera de 24 horas, ya que el resto de la esfera se puebla con Clous de Paris que ofrecen un contraste muy elegante.

Jaeger-LeCoultre Reverso Tribute Duoface

REVERSO TRIBUTE CALENDAR

Manteniendo el mismo contraste entre las dos esferas del Tribute Duoface, el Tribute Calendar juega con los tonos dorados para ofrecernos en la esfera “clara” un calendario completo con fases lunares y en la “oscura” con un segundo huso horario e indicador de día y noche.

Jaeger-leCoultre Reverso Ttribute Calendar

Las dimensiones son las más grandes,  49,4 mm x 29,9 mm, y la altura de 12,06 mm, algo comprensible por todas las complicaciones que incluye y a la vez sorprendente por su escasa altura, que le permite relacionarse con camisas de vestir sin mayor problema. La caja por otro lado no es de acero sino de oro rosa. Y cuando ves una foto de cerca te das cuenta del nivel de acabados del modelo.

Jaeger-LeCoultre Reverso Tribute Duoface esfera

Es espectacular, ¿verdad? No está nada mal el homenaje de JLC, francamente. Pero al parecer en Ginebra veremos dos piezas más, aún más llamativas: un Hybris Mechanica Reverso Gyrotourbillon 4 que medirá sólo 12 mm de grosor y un Reverso Tourbillon que tendrá la altura de los demás Reversos: 9 mm. Francamente estoy deseando verlos.



Nuevo Geophysic True Second de Jaeger-leCoultre

Jaeger-LeCoultre Geophysic oro en la muñeca 1

La feria de Watches & Wonders ha dejado un montón de nuevos modelos de todas las marcas. Jaeger-LeCoultre  ha confirmado que el modelo Geophysic pasa a ser parte de la colección permanente, lo que es una estupenda noticia porque el reloj es uno de mis favoritos. Y para celebrarlo ha lanzado una nueva versión con nuevo calibre y le ha llamado Geophysic True Second.

La verdad es que para disfrutar del nuevo Geophysic no es necesario conocer el anterior porque las variaciones son tantas que se puede afirmar que es un reloj enteramente nuevo. Por eso conviene repasar el Geophysic original en el vídeo que le dedicamos el año pasado y que está aquí.

Jaeger-LeCoultre Geophysic acero en la muñeca 2

¿Qué conserva entonces el Geophysic True Second del modelo anterior? El espíritu de época sin duda. Mirándolo te das cuenta de que la estética cabalga entre los años 50 y 60, pero es muy elegante, mucho más de vestir que el modelo original. Es precioso, la verdad; tanto en acero como en oro rosa.

Jaeger-LeCoultre Geophysic acero frontal

Geophysic True Second en acero

LA CAJA

La caja mide ahora 39,6 mm. Ha crecido exactamente 1,1 mm con respecto al modelo del año pasado. ¿Hacía falta ese 0,1 mm extra? ¡Absolutamente no! Pero nadie ha dicho que una manufactura no pueda ser juguetona, particularmente cuando domina el oficio como lo hace Jaeger. Y yo le alabo el gusto.

Jaeger-LeCoultre Geophysic oro rosa frontal

Geophysic True Second en oro rosa

Como en la versión anterior las asas no forman parte de la caja, sino que están soldadas después para enfatizar el aire retro del reloj. Mientras que la carrura está satinada y el bisel pulido, las asas están completamente pulidas a espejo para aumentar el refinamiento del modelo. Por cierto: los “cortes” que se ven en las fotos sobre el bisel son de los plásticos protectores, porque las unidades fotografiadas son artículos para venta, no muestras. Así que hay que tratar de pasar por alto ese detalle.

Jaeger-LeCoultre Geophysic oro carrura y asas

Jaeger-LeCoultre Geophysic acero carrura

 

EL CALIBRE 770

Al contrario que el modelo original, que tenía una caja de acero dulce para proteger el calibre de los campos magnéticos, el Geophysic True Second tiene el reverso con un cristal de zafiro para dejarnos ver el calibre 770, que como ya he dicho es nuevo.

Jaeger-LeCoultre Geophysic acero calibre 770

Y aquí hay varias cosas que señalar: en primer lugar que el fondo está roscado: no hay tornillos que lo sujeten a la caja, por lo que la sensación estética es de limpieza y orden. El rotor, tanto en la versión de acero como en la de oro, está realizado a partir de un solo bloque de oro macizo. Debajo las platinas y puentes están decorados con Côtes de Genève. Estamos tan acostumbrados a la perfecta decoración de Jaeger que ya casi no le damos importancia, pero la tiene: no es fácil decorar con líneas tan exactas.

El volante del calibre es especial: en realidad es el Gyrolab, que vio la luz en 2007 en el reloj Extreme Lab 1. El regulador no es una pieza circular de metal, sino que sólo tiene dos extremos para, según nos dice la marca, evitar el rozamiento del aire y mejorar la cronometría. Y ya que lo haces, hazlo con estilo: la  pieza tiene la forma del logotipo de Jaeger-LeCoultre.

Jaeger-LeCoultre Geophysic acero calibre 770 - Gyrolab

En los relojes que tuve para hacer las fotos, que pertenecen a la primera serie, el puente que cubre el volante (tal como se puede ver en la Ficha Técnica Completa) no aparece, lo que permitirá a sus dueños poder ver el volante moviéndose a 4 hercios. En los siguientes modelos que vengan ya sí aparecerá ese puente, así que son por tanto objeto de colección.

Jaeger-LeCoultre Geophysic oro calibre 770

Además el reloj integra segundos muertos (Jaeger lo llama “Segundo Verdadero”), una de las complicaciones menos habituales por dos motivos: el primero porque parece ir en contra de la relojería mecánica, que le gusta ver un segundero que se mueve de manera continuada y no como los cuarzos, que también se mueven a saltos de segundo en segundo. Y además es una de las complicaciones más, perdón, complicadas. Para poder hacer saltar la aguja de manera precisa hace falta otro muelle que se carga entre segundo y segundo y descarga en el momento exacto para mover la manecilla. Es, en efecto, muy complicado.

¿Por qué entonces esta complicación? Porque Jaeger ha querido ser fiel a la idea del Geophysic como instrumento, y la mejor forma de parecer un instrumento es con esa marcación exacta del tiempo. Recordemos que cuando decimos que un reloj “marca” la hora estamos apelando al noveno significado del verbo marcar: “Dividir espacios realmente, con hitos o señales de cualquier clase, o dividirlos mentalmente.” Y el Segundo Verdadero lo hace.

Jaeger-LeCoultre Geophysic acero perfil

LA ESFERA

¡Ah, la esfera! No me digas que no es preciosa. Hay tanta riqueza relojera que lleva tiempo describirla entera. Para empezar la base plateada con un granallado delicado  y de una especial elegancia que se revela cuando jugamos con la luz. La ventanilla de fecha enmarcada con ese aire geométrico, científico, con el borde satinado para darle mucho más porte. Los maravillosos índices aplicados que no sólo tienen la medida exacta; además Jaeger los ha decorado con un finísimo guiloché vertical que entronca con los años sesenta y que son los más elegantes que yo recuerdo. Y además, gracias Jaeger, lo ha hecho tanto en la versión de oro como en la de acero. Todo un detalle.

Jaeger-LeCoultre Geophysic oro detalle de la esfera

Jaeger-LeCoultre Geophysic acero detalle de la esfera

Las manecillas ya no son de espada sino de bastón, mucho más refinadas, y muy delicadas: están pulidas en toda la extensión que rodea el tintado de SuperLuminova, pero el eje central está satinado para facilitar la lectura. ¿A que son una maravilla? Por cierto que el modelo ha conservado los puntos luminiscentes sobre los índices que tenía el modelo original, por lo que la lectura noctura es perfecta.

Jaeger-LeCoultre Geophysic acero SuperLuminova

Jaeger-LeCoultre Geophysic oro SuperLuminova

 

EN LA MUÑECA

Y claro, una vez puesto sobre el pulso el resultado es espectacular. Si alguien estaba pensando qué regalarme para Navidad, ya ha encontrado la respuesta. Me parece una maravilla este Geophysic True Second, en cualquiera de sus versiones.

Jaeger-LeCoultre Geophysic oro en la muñeca 2

 

Jaeger-LeCoultre Geophysic acero en la muñeca

Los relojes ya están disponibles en la boutique de Jaeger-LeCoultre y sus precios son: 8.500 Euros para la versión de acero y 17.600 la versión de oro rosa. Es decir, ninguna locura. Hay también una versión con reloj mundial que veremos dentro de poco, lo que significa que la colección Geophysic va a traernos mucho placer relojero en el futuro. Estamos de enhorabuena.

Jaeger-LeCoultre Geophysic acero en la muñeca perfil

Jaeger-LeCoultre Geophysic oro en la muñeca

 



Geophysic True Second

Jaeger-LeCoultre Geophysic aceroCaja:

  • Acero u oro rosa
  • 39,6 mm de diámetro; 11,7 mm de altura
  • Frontal pulido a espejo, carrura satinada
  • Hermeticidad: 50 metros

Esfera:

  • Plateada granallada
  • Índices aplicados rodiados o dorados
  • Puntos luminiscentes sobre los índices
  • Agujas de bastón con SuperLuminova
  • Ventana de fecha a las 3h
  • Segundero central

Funciones:

  • Horas yminutos. Segundero central. Fecha

Movimiento:

  • Movimiento mecánico de carga automática, Calibre Jaeger-LeCoultre 770
  • 28.800 alt/h (4 hercios)
  • 40 horas de reserva de marcha
  • 275 piezas
  • 36 rubíes
  • 6,57 mm de altura

Pulsera:

  • Aligátor
  • Hebilla de hebijón en el modelo de oro rosa o desplegable en el modelo de acero

P.V.P.: acero 8.500 €; oro rosa: 17.600 €

Jaeger-LeCoultre Geophysic reverso Jaeger-LeCoultre Geophysic oro rosa Jaeger-LeCoultre Geophysic calibre 770 Jaeger-LeCoultre Geophysic acero calibre 770 - Gyrolab



En la muñeca: Jaeger-LeCoultre Grande Reverso Calendar

Jaeger-LeCoultre Grande Reverso Calendar en la muñeca - perfil

El Grande Reverso Calendar de Jaeger-LeCoultre no es en absoluto nuevo. De hecho es de 2012 si no estoy equivocado, pero es una de las versiones favoritas de los amantes de la marca y del Reverso en particular, y no es de extrañar.

 

Jaeger-LeCoultre Grande Reverso Calendar esfera 1

Empecemos hablando de la caja: tiene unas medidas de casi 30 milímetros de ancho por 48 de largo. Es decir no es un reloj pequeño, pero nunca es desproporcionado, como ya veremos luego. Porque aunque las medidas digan otra cosa, la sensación visual es la sin duda la de un reloj de vestir, con unas líneas muy bien definidas y atemporales. Por algo el Reverso lleva entre nosotros desde los años 30.

La esfera es sencillamente preciosa. Constructivamente está dividida en dos secciones: la exterior satinado y la parte central con un guilloché muy refinado.

Jaeger-LeCoultre Grande Reverso Calendar frontal

Ambas zonas están separadas por la tradicional minutería de ferrocarril que en este caso sólo tiene los índices, sin borde exterior pintado. Una sabia decisión estética para no recargar el conjunto.

Jaeger-LeCoultre Grande Reverso Calendar esfera

Las manecillas son de acero azulado y con la tradicional forma de espada del Reverso, que han servido para inspirar el logotipo de cierta página web que ya conocéis. Este Grande Reverso Calendar es en un calendario completo. Es decir, las correcciones de febrero y de los meses de 31 días se hacen a mano mediante los pulsadores laterales. El día y el mes aparecen en dos ventanillas a las 12, con un perfecto diseño Art Déco como el resto de la esfera.A las 6 aparece una tradicional -pero no por ello menos atractiva- ventana de fase lunar, a la que rodea la fecha.

Jaeger-LeCoultre Grande Reverso Calendar detalle fases lunares

Uno de los grandes atractivos de este reloj es que al girar la caja no encontramos con un cristal de zafiro que permite disfrutar del calibre manual 843, por supuesto de manufactura. Da gusto mirar este calibre. No parece nada especial, pero es porque percibimos su sencillez estructural  como algo natural, como si el calibre no pudiera estar diseñado de otra manera. Esa es su genialidad constructiva.

Jaeger-LeCoultre Grande Reverso Calendar calibre 843

Además Jaeger lo ha enmarcado con una decoración en los bordes fantástica, perfecta en su homenaje a la época en la que se creó el reloj. Dan ganas de llevar puesto el reloj con el movimiento a la vista.

Jaeger-LeCoultre Grande Reverso Calendar en la muñeca - reverso

Como decía al principio el reloj queda maravillosamente bien en la muñeca. La forma en que las líneas de la caja se integran con la correa es magistral, y hace que el reloj forme parte de la muñeca inmediatamente.

Jaeger-LeCoultre Grande Reverso Calendar en la muñeca 2

Esta es la versión en oro rosa que tiene un precio de 21.000 euros. Afortunadamente hay también una versión en acero que cuesta 11.200. Yo me conformo con cualquiera que me quieran regalar, la verdad.

Jaeger-LeCoultre Grande Reverso Calendar abierto

Sus principales características técnicas son:

Calibre Jaeger-LeCoultre 843

Movimiento

  • Mecánico
  • Número de piezas : 231
  • Alternancias por hora : 21600
  • Reserva de marcha : 45 Horas
  • Rubíes : 21
  • Barrilete : 1
  • Alto : 4.29 mm

Funciones

  • Horas – Minutos
  • Día
  • Fecha
  • Mes
  • Fases de la luna

Caja

  • Oro Rosa
  • Hermeticidad : 3 bar
  • Dimensiones (L*An) : 48.4*29.9mm
  • Grosor : 10.2mm

Esfera

  • Plateado satinado vertical y guilloqueado, cifras calcadas negras

Agujas

  • Bastón

Brazalete

  • Piel de aligátor

Hebilla

  • Hebilla ardillón 20.0 mm

Jaeger-LeCoultre Grande Reverso Calendar en la muñeca

 

 



SIHH 2016 acoge a 9 marcas relojeras independientes

SIHH entrada

Comienza el curso lectivo y empezamos a prepararnos para el SIHH 2016, que tendrá lugar del 18 al 22 de enero. Pero esta vez el anuncio es toda una sorpresa: habrá 9 marcas relojeras independientes dentro del salón, mientras que una de las habituales, Ralph Lauren, causa baja.

 

SIHH

Ralph Lauren, presente en el Salón desde 2009, recoge velas y se concentra en las operaciones en su país de origen, Estados Unidos. Eso libera unos 1.500 metros cuadrados de espacio -el Salón en conjunto ocupa unos 33.000 m²- en los que se van a alojar 9 casas relojeras independientes. Eso si no tenemos en cuenta a Audemars Piguet, Richard Mille y Greubel Forsey que son casas independientes.

Los nuevos inquilinos del Salón son: Christophe ClaretDe Bethune, H. Moser & Cie, Hautlence, HYT, Kari Voutilainen, Laurent Ferrier, MB&F, UrwerkComo decía todos compartirán un mismo espacio al que se ha llamado Carré des Horlogers o “Plaza de los relojeros”.

Y además de las tres nombradas arriba estarán A.Lange & Söhne, Baume & Mercier, Cartier, IWC, Jaeger-LeCoultre, Montblanc, Panerai, Parmigiani, Piaget, Roger Dubuis, Van Cleef & Arpels y Vacheron ConstantinEs decir, SIHH 2016 va a ser un festín relojero en toda regla.

SIHH marcas

El único problema es que aunque hay 9 marcas muy muy técnicas y que por tanto lleva mucho tiempo visitarlas todas como se debe, el Salón sigue abriendo los mismos días y las mismas horas, lo que significa que va a ser todo más difícil y apresurado. Antes estas marcas estaban en un hotel desde el sábado anterior, por lo que se podía aprovechar el tiempo mejor. En fin, ya veremos.

Además hay otra noticia que, aún siendo menor, no deja de ser llamativa: va a cambiar la decoración del salón, que había permanecido igual desde hace 10 años. Se anuncia que va a ser más elegante y que va a dar más libertad a las marcas para diseñar sus espacios.

SIHH Ambiente

Vamos a ver qué sale de eso porque la verdad es que la decoración exterior quizá pecaba de demasiado seria o neutral, pero a mí me gustaba porque daba una sensación de serenidad que viene muy bien cuando te tienes que estar moviendo de un sitio a otro cargado con la cámara, el cuaderno, los kit de prensa, o simplemente cuando te puedes parar un momento a tomar un café o atarte los cordones…

En cualquier caso, vamos calentado y motores y ya se empieza a sentir el cosquilleo de querer ver y tocar las nuevas piezas. SIHH 2016: cuatro meses y medio y contando…

 



En la muñeca: Jaeger-LeCoultre Master Grande Tradition Grande Complication

El Master Grande Tradition Grande Complication de Jaeger-LeCoultre es una de las piezas presentadas este año, aunque el reloj ya existía con otros materiales de caja y diseño estético desde hace unos 5 años si no recuerdo mal. Así que vamos a ver sus características particulares que le convierten en reloj muy atractivo.

Jaeger-LeCoultre Master Grande Tradition Grande Complication frontal

La caja del Master Grande Tradition Grande Complication es de 45 mm de diámetro y casi 16 de altura, así que no es un reloj pequeño. La tradicional combinación de carrura cepillada y frontal pulido queda, una vez más, muy elegante.

Como se ve en la preciosa esfera azul está dibujado el cielo astral del hemisferio norte, sobre el que se mueve, además de las agujas delfín que se ven perfectamente a pesar  de lo poblada que está la esfera, se mueve decía un tourbillon volante en el sentido contrario a las agujas del reloj y con una caja realizada en titanio para dotarlo de una mayor ligereza.

Jaeger-LeCoultre Master Grande Tradition Grande Complication esfera

Y la necesita, porque se mueve a lo largo de la esfera indicando la hora sideral, no la civil. Es decir que hace un giro completo cada 23 horas, 56 minutos y 4 segundos, no cada 24 horas como la hora civil. Por debajo se puede ver el volante de áncora, fabricado en silicio. De ahí su color entre azul y morado característico del material.

Jaeger-LeCoultre Master Grande Tradition Grande Complication tourbillon

El que sí indica esa hora civil haciendo un giro completo cada 24 horas es el sol que aparece en el borde de la esfera. A su paso va indicando los signos del zodíaco, los meses y los días. Como además en el bisel externo de la esfera se han marcado las 24 horas, el mismo sol nos indica si la hora que marca el reloj es de la mañana o la noche.

Jaeger-LeCoultre Master Grande Tradition Grande Complication calibre

Pero además de eso Jaeger ha incluido en el Master Grande Tradition Grande Complication un repetidor de minutos que toca las horas, los cuartos y los minutos a demanda. Para que el sonido sea más rico la superficie de golpeo de los gongs de catedral (o sea las varillas sobre las que golpean los martillos) es cuadrada y no redonda. Todo el conjunto está sostenido dentro de una caja de cristal de zafiro para que la transmisión del sonido sea mayor, lo que además resulta en un timbre distinto a los que estamos acostumbrados. Todo ello hace que el calibre tenga nada menos que 527 piezas

Jaeger-LeCoultre Master Grande Tradition Grande Complication en la muñeca 1

En definitiva este reloj es un placer exquisito, visual y auditivo. Y a pesar de su tamaño queda bien en la muñeca. El reloj ya está disponible en las boutiques de la marca y su precio por ahora y dependiendo de las fluctuaciones del valor del oro es de 362.000 euros. Quién pudiera, verdad?

Jaeger-LeCoultre Master Grande Tradition Grande Complication en la muñeca



Master Grande Tradition Grande Complicación

Jaeger-LeCoultre Master Grande Tradition Grande Complication_pgCaja:

  • Oro rosa
  • 45 mm de diámetro
  • 15,8 mm de altura
  • Gatillo del repetidor de minutos a las 8h
  • Hermeticidad: 50 metros

Esfera:

  • Azul satinada con aro opalino plateado
  • Carta celeste
  • Agujas: Dauphine

Funciones:

  • Horas, minutos. Tourbillon volante orbital
  • Repetición de minutos con timbres cristal categral y martillos planos

Movimiento:

  • Calibre Jaeger-LeCoultre 982 mecánico de carga manual
  • 28.800 alt/h
  • 34,70 mm de altura
  • Platina de alpaca no tratada
  • 527 piezas
  • 40 horas de reserva de marcha
  • 49 rubíes
  • Ensamblado y decorado a mano

Pulsera:

  • Aligátor
  • Hebilla de hebijón

PVP: 362.000 €



Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Squelette: el reloj más delgado del mundo

Jaeger-LeCoultre no ha hecho ningún alarde de ello, pero ahora mismo ostenta el cetro de “reloj más delgado del mundo” con su Master Ultra Thin Squelette, que acaba de ver la luz. En vez de presumir más bien se centra en su maravillo trabajo decorativo, conocido como Métiers Rares.

 

Jaeger-Le Coultre Ultra Thin Squelette anverso y reverso

 

Pero el hecho está ahí. Piaget es la  que más récords tiene de relojes delgados, y cuando apareció el Altiplano 900P hubo consenso general en la idea de que ese era el límite. Ahora Jaeger, discretamente, le ha arrebatado el trono pero sin hacer ruido. Al fin y al cabo la casa que tiene más de 1.000 calibres fabricados no tiene nada que demostrar, juega en otra liga.

Esta es la evolución del los calibres más delgados de la manufactura:

Jaeger-Le Coultre Ultra Thin Squelette Medidas

Como se puede ver el Master Ultra Thin 1907 del año pasado sólo medía 4,05 mm de altura, mientras que el Squelette que presentamos aquí (en su versión sin engastar) se alza sólo 3,60 mm. Es decir, 0,05 mm menos que el Altiplano 900P. Por supuesto esto plantea las mismas dudas sobre resistencia que teníamos con el 900P, pero con una diferencia: el calibre 849ASQ es relativamente pequeño, no ocupa toda la caja como el Altiplano. Esto le permite a Jaeger poner más refuerzos: por un lado la carrura en sí (como en el modelo de Piaget). Pero además tiene otro bisel interior que enmarca el movimiento, y de él salen doce segmentos hacia el borde. Todo ello debe contribuir a dar más resistencia al reloj. Mi consejo, en cualquier caso: no ponerse a clavar clavos llevando el reloj puesto. Por si acaso.

Jaeger-Le Coultre Ultra Thin Squelette azul perfil

Además de añadir resistencia esos doce radios crean un indicador horario que sirve para mejorar la lectura de la hora, hacerla más sencilla, algo siempre difícil cuando las manecillas se tienen que mover por encima de un movimiento esqueletado.

Jaeger-Le Coultre Ultra Thin Squelette reverso - detalle

Éste es, por supuesto, una maravilla. Está decorado a mano y no hay un milímetro que no haya sido tratado por el maestro relojero. Y además puede presumir de que -al contrario que el Altiplano- se puede ver su parte trasera porque también tiene cristal de zafiro. Y por tanto mucho más trabajo porque obviamente también está decorado por detrás. Un festín relojero, vaya.

Jaeger-Le Coultre Ultra Thin Squelette blanco perfil

El reloj se presenta en 4 versiones. En primer lugar está la versión en oro blanco con esmalte azul (60.500 €). Una versión también en oro blanco pero con diamantes engastados y los segmentos de las horas en nácar decorado con guilloché (el precio se da bajo pedido, aunque en dólares son 75.000)

Lo mismo ocurre con el oro rosa: hay una versión con esmalte color caramelo (58.000 €) y otra con diamantes engastados y el mismo motivo en madreperla (72.000 €).

Jaeger-Le Coultre Ultra Thin Squelette oro rosa y diamantes

Los relojes ya aparecen en la web de Jaeger-LeCoultre, por lo que se en teoría se pueden encargar ya. Lo que sí está disponible es su Ficha Técnica Completa.



Master Ultra Thin Squelette

Jaeger-Le Coultre Ultra Thin Squelette azulCaja:
· Oro rosa u oro blanco, con y sin diamantes engastados
· 38 mm de diámetro
· 3,60 mm de altura; 4,73 mm con engaste
· En la versión con diamantes la carrura está grabada
· Hermeticidad: 30 metros

Esfera:
· Esqueletizada, esmaltada – o esqueletizada, nácar grabado
Agujas con forma de hoja

Funciones:
· Horas y minutos

Movimiento:
· Movimiento mecánico de carga manual, Calibre Jaeger-LeCoultre 849ASQ
· 21.600 alt/h (3 hercios)
· 33 horas de reserva de marcha
· 119 piezas
· 19 rubíes
· 1,85 mm de altura

Pulsera:
· Piel de aligátor. Hebilla de hebijón

Precio:

· Caja oro blanco y esmalte: 60.500 €

· Caja oro rosa y esmalte: 58.800 €

– Caja de oro blanco y diamantes: sin confirmar

– Caja de oro rosa y diamantes: 72.000 €

Jaeger-Le Coultre Ultra Thin Squelette blanco Jaeger-Le Coultre Ultra Thin Squelette marrón Jaeger-Le Coultre Ultra Thin Squelette oro rosa y diamantes



En la muñeca: Jaeger-LeCoultre Rendez-Vous Night & Day Boutique Edition

Jaeger-LeCoultre Rendez-Vous Night & Day Boutique Edition - en la muñeca

Ya he dicho unas cuantas veces en este blog que Jaeger-LeCoultre ha acertado plenamente con su colección Rendez-Vous para mujer. Su mezcla de relojería mecánica yArt Déco -con las formas redondas y aire muy femenino- ha dado con la tecla para seducir a las mujeres, y este Rendez-Vous Night & Day es buena prueba de ello.

Concretamente este Night & Day es la edición exclusiva para boutiques de la marca, que siempre tiene modelos que sólo se pueden adquirir allí; una manera de honrar a su clientela más fiel.

Jaeger-LeCoultre Rendez-Vous Night & Day Boutique Edition - frontal

Las características formales del reloj no varían: la caja tiene 34 mm de diámetro que en la muñeca parece mayor por el efecto de los grandes numerales. El calibre es el 898A automático, visible gracias al fondo con cristal de zafiro. Y la complicación es la misma: el día y la noche. Es en la esfera donde hayamos todos los elementos singulares.

Jaeger-LeCoultre Rendez-Vous Night & Day Boutique Edition - reverso

En efecto, para resaltar esta versión de boutique del reloj Jaeger ha utilizado un color caramelo que le queda muy bien. De hecho resalta más aún  todos los elementos de la esfera y le da una presencia más íntima, más personal que la esfera color nácar.

Jaeger-LeCoultre Rendez-Vous Night & Day Boutique Edition - detalle del sol

El guilloché radial sobre el que se ubican los numerales hacen que estos destaquen suficientemente. Y digo esto porque por primera vez (salvo error) en el NIght & Day se utilizan numerales de oro rosa. No ofrecen el mejor de los contrastes sobre el caramelo, pero como se puede apreciar en las fotos se ve bien incluso bajo luz directa. Y por supuesto le da el toque de exclusividad buscado -y también de femineidad, mucho más que la versión en negro o cromado.

Las tres manecillas también son de oro rosa y, de manera muy inteligente, Jaeger las hace girar sobre un guilloché muy fino, de manera que las agujas resalten y se lean con facilidad.

Jaeger-LeCoultre Rendez-Vous Night & Day Boutique Edition - detalle de la luna

Y por supuesto la indicación de día y noche, noche y día (como la canción de Cole Porter), muy romántica y delicada y con clara inspiración -nuevamente- Art Déco. También está realizada en oro rosa.

Por último, la correa de cuero está recubierta de satén marrón (las especificaciones están en su Ficha Técnica).

Jaeger-LeCoultre Rendez-Vous Night & Day Boutique Edition - detalle del sol 1

Todo en este Night & Day resulta armonioso,  perfectamente resaltado por el bisel de diamantes engastados. En la muñeca queda discreto y elegante, unos adjetivos que siempre se utilizan con Jaeger porque es experta en mantener ese equilibrio tan etéreo.

Jaeger-LeCoultre Rendez-Vous Night & Day Boutique Edition - en la muñeca sol

El reloj ya está disponible en la boutique de Jaeger en Madrid -que es donde se hicieron estas fotos- y en las demás boutiques de la marca, claro. Su precio es de 21.700 €

Jaeger-LeCoultre Rendez-Vous Night & Day Boutique Edition - en la muñeca luna

 



Rendez-Vous Night & Day Boutique Edition

Jaeger-LeCoultre Rendez-Vous Night & Day Boutique EditionCaja:

  • Oro rosa
    34 mm de diámetro
  • Bisel engastado con 60 diamantes equivalentes a 0,69 quilates
  • Hermeticidad:30 metros

Esfera:

  • Color caramelo
  • Doble guilloché
  • Agujas: floral
  • Indicación día y noche a las 6

Funciones:

  • Horas, minutos, segundero central, indicación día y noche

Movimiento:

  • Movimiento mecánico de carga automática, Calibre Jaeger-LeCoultre 898A
  • 28.800 alt/h
  • 40 horas de reserva de marcha
  • 204 piezas
  • 30 rubíes
  • 3,30 mm de altura

Pulsera:

  • Piel de becerro con satinado superior
  • Hebilla desplegable doble 14.0 mm

P.V.P.: 21.700 €

Jaeger-LeCoultre calibre 898A



Smart watch y relojes mecánicos. Evolución del mercado

Reloj mecanico vs smart watch

Digital Luxury Group ha publicado su World Watch Report en el que se manifiesta la evolución desde 2014 de los llamados “smart watch” en relación con la industria tradicional de los relojes mecánicos, un buen reflejo de lo que ha sido hasta ahora la cambiante actitud de la industria ante el Apple Watch y el segmento que representa.

 

En septiembre de 2014 publiqué un artículo en el que reflexionaba sobre el impacto de los llamados relojes inteligentes en la industria relojera y, francamente, no iba muy desencaminado. Recomiendo leerlo antes de seguir adelante (en este enlace).

Moto 360, Asus ZenWatch, Apple watch

Es evidente que 2014 fue el verdadero inicio del mercado de los smart watch que, aunque ya existía, se vio acelerado por el nombre mágico de la tecnología estos últimos años (desde la aparición del iPhone en 2007, diría yo): Apple. Es obvio que es un segmento que está en sus albores y que todavía no se sabe con seguridad cuál será su futuro y cómo evolucionará, pero lo que sí se puede afirmar con casi total seguridad es que ha venido para quedarse.

Tengamos en cuenta que Apple ha tenido durante décadas aproximadamente un 3% del mercado mundial de computadoras y aún así nunca lo abandonó (ahora está en el entorno del 8%). Así que, aunque el mercado del reloj inteligente no fuera lo que se espera de él -y no hay realmente motivos para pensar que no lo sea- no hay razón para pensar que lo fuera a abandonar. Y, dado que Apple sirve de caballo percherón que tira del carro del mercado, es probable que las demás marcas también sigan adelante -particularmente Samsung, como en el mercado de los móviles-.

Además se empiezan a oír leves rumores sobre Microsoft quien, a punto de lanzar Windows 10, promete un sistema operativo único para todas las plataformas (pc, tableta y teléfono) sin que necesite de reescritura específica para cada aparato. Más aún, su primera incursión en los wearables, la Microsoft Bandha tenido muy buenas críticas por lo completa que es en cuanto a su conectividad y la información que ofrece, tanto de actividad física y salud como de productividad.

Y además es compatible con iOS  y Android. Y ahora que ya se ha hecho oficial que habrá una segunda versión a finales de año tampoco extrañaría si, una vez asentado Windows 10 en el mercado (con un potencial de 1.000 millones de usuarios en 2 ó 3 años), Microsoft también diera el salto al mundo de la relojería virtual. Pero por ahora eso es un rumor. O ni siquiera, es un pre-rumor.

Así que como decía lo único que se puede esperar del segmento del smart watch es que crezca. Pascal Koening, el director general del Smartwatch Group -un grupo de estudio sobre los relojes inteligentes con sede en Ginebra (qué irónico)- dice que “en 2018 la industria goblal del smart watch superará el tamaño de la industria relojera tradicional”

Para poner esta afirmación en perspectiva digamos que el mercado actual de relojes (sin contar estos nuevos inteligentes) es de aproximadamente 42.000 millones de dólares. Para que el mercado de los inteligentes (que actualmente es de 1.300 millones de dólares) supere al de los relojes tradicionales necesitaría un crecimiento del 139% anual durante los próximos 4 años (suponiendo que el mercado tradicional se quede como está ahora).

APPLE GANA A TODOS

Apple tiene el mejor marketing del mundo. Siguiendo el lema de que hablen de mí aunque sea mal la empresa es experta en lanzar con mucha anticipación globos sonda sobre productos que va a lanzar en el futuro. Esos globos crean rumores que tienen una resonancia enorme porque el mercado norteamericano es muy fiel a la marca y el peso de los internautas norteamericanos es el mayor de internet.

Apple watch con caja de acero y milanesa

Apple watch con caja de acero y milanesa

Así que para cuando Apple realmente sale al estrado a comunicar algo la campaña de marketing ya lleva tiempo funcionando, lo que le permite alcanzar resultados positivos más rápidamente que cualquier otra marca. No extraña por tanto el siguiente gráfico en el que se puede ver cómo prácticamente desde el momento de la presentación pública del Apple Watch ha liderado las búsquedas sobre los smart watch.

Interés por Apple Watch

LA REACCIÓN DE LA INDUSTRIA TRADICIONAL

Las casas relojeras han cambiado muy rápidamente de opinión. O por lo menos algunas de ellas. No hicieron caso alguno hasta que Apple confirmó que iba a lanzar un artefacto que apuntaba a la muñeca, el espacio corporal tradicionalmente ocupado por los relojes. Al principio la opinión generalizada fue fría, casi despectiva. “Qué sabrán estos”, fue más o menos el fondo de las reacciones.

Jean Claude Biver, expresivo y colorido como sólo él es, fue el más sonoro en su reacción, expresada desde su posición de director general de TAG Heuer; básicamente puso al reloj de Apple a caer de un burro. Pero, al igual que el animal, él también se paró en seco y se puso a caminar en dirección contraria, un camino que tendría su siguiente parada en Baselworld, donde anunció su alianza con Google e Intel para crear su smart watch.

Monblanc E-Strap reproductor de música

Pero antes de Baselworld (que es en marzo) Montblanc había anunciado en el SIHH de enero su E-Strap (que nosotros ya repasamos en vídeo). Sin embargo, según el gráfico de World Watch Report, el interés por el posible smart watch de las marcas relojeras tradicionales era incluso anterior al anuncio de Apple. Significativamente desde primeros de 2014 hay interés en uno de estos relojes fabricado por Rolex.

Interés por las marcas de lujo

Más aún: es llamativo cómo durante el año 2014 hubo muchas búsquedas de información sobre smart watches pero relacionados con las marcas tradicionales.

Interés por marca

En el gráfico las marcas “Prestige” son aquellas que tienen inspiración deportiva. Las otras pertenecen a la categoría de “Alto Nivel”.

Esto para mí tiene un significado: la gente espera que sus relojes se los haga una casa relojera, aquellas marcas en quienes los usuarios tradicionalmente confían. ¿Eso quiere decir que lo van a hacer? Pues no parece que vaya a ser así. De las marcas de relojes de lujo sólo IWC y Montblanc van a tener algo parecido, pero no viene a sustituir al reloj de pulsera sino a adaptarse a la correa del que ya se lleva.

En realidad Alta Relojería y Smart Watch no parecen casar bien; y donde no casan bien es particularmente en la cabeza de sus clientes, incapaces de asociar un -por ejemplo- Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Tourbillon con un reloj recargable. Aparte de que las ventas de los relojes de lujo van bien, así que por qué preocuparse. Zapatero a tus zapatos, piensan (pienso yo también y piensan sus clientes). Viene a cuento las declaraciones del Director General de Cartier, Stanislas de Quercize, sobre el Apple Watch y el reloj tradicional: “Es enteramente complementario; es otra forma de tener información, pero no tiene el mismo valor: cuando miras la hora en un smartphone o en un smart watch no te informan de la belleza del paso del tiempo”. Es un argumento recurrente entre quienes han probado un reloj inteligente: te puede gustar o no los diferentes tipos de información que te da (correos, mensajes, ejercicios físicos); pero como reloj carece de alma.

SIAR 2015 - IWC Portugieser Calendario Perpetuo fase lunar

Supongo que en el futuro saldrán numerosas carátulas para personalizar los smart watches; pero por mucho que te gusten al cabo de unos segundos se apaga la pantalla. Como decía el chiste que circulaba por internet, es como tener una novia cuyo apellido es “.jpg”: el amor no va a ser plenamente satisfactorio. Eso nunca ocurre con un reloj mecánico.

Además ahora mismo el Apple Watch tiene otro problema añadido: vale mucho más que el iPhone más barato y sin embargo depende enteramente de él para ser funcional. Las mismas aplicaciones están en uno y en otro por lo que es difícil justificar el gasto. Los smart watch con Android son más baratos y funcionan con teléfonos que también son más baratos; pero aún así adolecen del mismo problema de dependencia (y, no olvidemos, de obsolescencia). Y en el caso del Apple Watch de oro el precio comienza en 11.200 euros, mucho dinero por algo que nace con la idea de ser finito. Yo dije en su momento que si el Apple de oro salía con precios atractivos podría hacer daño incluso a marcas establecidas, pero tal como lo han ubicado no tienen posibilidad alguna de dañar a las marcas de lujo, que tienen un nombre hecho como objeto transcendente y reconocido.

Comparativa de precios smart watch y alternativas tradicionales

¿Quiere esto decir que Apple y los demás fabricantes van a fracasar? En absoluto. Hay estimaciones de que Apple va a vender 36 millones de relojes solo en Estados Unidos. Es verdad que es allí donde tiene su base más fiel de seguidores/compradores, pero da una idea del potencial de su reloj. Y, como decía antes, Apple tira del carro para los demás, por lo que lo más seguro es que también aumenten sus ventas en el futuro. Recordemos además que Android tiene el 78% del mercado e iOS sólo el 18,3, y ningún smart watch es compatible con los otros sistemas operativos.

ASUS ZenWatch

Pero hay además un nuevo factor en el mercado: Swatch parece que por fin va a lanzar su reloj inteligente a finales de agosto, después de anunciarlo en febrero. Se sabe que va a tener mucha batería y tecnología NFC para pagos, pero poco más. Seguramente tendrá una serie de aplicaciones fijas, pero limitadas. Como dijo el presidente de Swatch Nick Hayek“¿actualizar el reloj cada año? Ese no es nuestro negocio“.

El Swatch Touch Zero One aparecido hace unos meses, enfocado al volley ball

El Swatch Touch Zero One aparecido hace unos meses, enfocado al volley ball

Sin embargo yo creo que lo más importante es el precio; si Swatch lanza un producto que compita con sus propios relojes de cuarzo “normales” puede llegar a cumplir de forma masiva el deseo de Apple: lanzar un producto “de moda” que se compre por impulso y que no importe renovar cada uno o dos años como máximo. Eso es lo que consiguió el padre de Hayek cuando lanzó los Swatch en 1983. Apple busca el negocio a través del margen, Swatch lo hace a través del volumen (aunque dudo que tenga malos márgenes, francamente).

El próximo año por estas fechas sabremos muchas más cosas sin duda. Estaremos atentos.

 



Los Rendez-Vous Ivy de Jaeger-LeCoultre: alta relojería en femenino

Rendez-Vous Ivy

Es irónico que los relojes de pulsera empezaron siendo algo exclusivamente femenino y cuando los hombres lo adoptaron de manera masiva tras la Primera Guerra Mundial los fabricantes de relojes casi dieron la espalda a los relojes de mujer, limitándose en la mayoría de los casos a hacer más pequeños los relojes de hombre o a los llamados relojes joya.

Estos últimos, además y  a partir de la llegada del cuarzo, dejaron en su mayor parte de integrar movimientos mecánicos para abrazarse a la pila. Pero la relojería es también, como todas las expresiones industriales y artísticas, reflejo de la sociedad en la que vive; y aunque la relojería es muy tradicional (quizá está en su propia naturaleza, por lo exigente de aquello que construye), también va cambiando y devolviendo al lugar que merecen los relojes para mujer.

2008 Jaeger-LeCoultre creacizón del conjunto Le Lierre

Jaeger-LeCoultre es una de las casas que mejor lo ha entendido, y con su colección Rendez-Vous dio con la clave perfecta: relojes muy de mujer pero de alta exigencia mecánica. El éxito fue inmediato y duradero, haciéndole fuerte competencia al Reverso. En un apartado de la colección están los Ivy (hiedra) con tres modelos que vamos a repasar ahora.

La hiedra ha sido un elemento decorativo desde la Antigüedad, ya que se la consideraba el símbolo del corazón, de la sabiduría y la fidelidad. Ese símbolo de la permanencia del amor y la voluntad, representado por una planta que se agarra allí donde crece y nunca desfallece, ha llegado hasta nuestros días, pasando por la Edad Media, el Rococó, el Barroco y el Art Nouveau. La primera aparición en Jaeger-LeCoutre data de 1890, en un reloj de bolsillo  con fondo esmaltado rojo escarlata y hojas de diamantes.

1890 montrependentif

118 años después, en 2008, la manufactura se inspiró en ese reloj para crear Le Lierre, un parure (conjunto, dicho en términos de joyería) compuesto por diamantes, collar y brazalete, todo con decoración de hiedra, claro, y un reloj en el brazalete. El precio, 3.827.000 euros de 2008. Lejos de nosotros los mortales, por supuesto; pero qué belleza ¿verdad?

2008 Jaeger-LeCoultre Le Lierre conjunto

El año pasado JLC sorprendió con el renacimiento de la gama Ivy presentando el Rendez-Vous Minute Repeater, de una belleza incontestable. No sólo el diseño de de la esfera es precioso, con esas ramas de las que nacen los numerales y las hojas de diamantes; la caja de 39 mm de diámetro en oro blanco está delicadamente decorada, sin que los brillantes la hagan parecer ostentosa.

Jaeger-LeCoultre Rendez-Vous Minute Repeater frontal

Jaeger-LeCoultre Rendez-Vous Minute Repeater lateral

 

Jaeger-LeCoultre Rendez-Vous Minute Repeater perfil

Tuve la oportunidad de verlo en el SIAR y por tanto fotografiarlo en vivo. Una rara suerte porque es más que probable que este reloj no se vea en España salvo que alguien lo encargue expresamente. Tiene un precio de  264.000 euros (a fecha de hoy, porque los modelos de oro van a subir de precio pronto).

SIAR 2015 - Jaeger-Lecoultre Rendez-Vous Minute Repeater

Ahora Jaeger presenta el Rendez-Vous Ivy Tourbillon. Esta complicación ya existía en la gama Rendez-Vous, con el calibre también conocido 978 que es el que impulsa los relojes de la casa que no tienen más complicaciones.

jaeger-lecoultre_rendez-vous_ivy_tourbillon

Al igual que el repetidor de minutos, este Ivy tiene la esfera de esmalte, pero en color ciruela y con las hojas de hiedra sin diamantes y con un guilloché que imita las nervaduras de las hojas. Estos se han reservado para enmarcar la caja del tourbillon y para la decoración de la caja, que es igual que su hermano de colección. Con un poco de suerte lo veré en el Salon QP de noviembre. Lo que si tengo ya es el precio actualizado: 129.000 € Se nota que hay muchos menos diamantes.

Jaeger-LeCoultre Rendez-Vous Ivy Secret

Por último, el Rendez-Vous Ivy Secret uno de esos súper relojes-joya creados para epatar a determinados mercados y hacer feliz a la boutique que lo venda: 275.000 euros para 304 diamantes en tallas brillante, baguette y marquesa; y los del brazalete son diamantes grises. La esfera queda escondida tras una flor que al levantarse desvela una esfera de nácar, sobre la que se pinta a mano la hiedra.

Como decía al principio Jaeger no descuida el lado puramente relojero y este reloj alberga en su interior el pequeñísimo calibre 846/1 que tan sólo ocupa 15,3 mm de diámetro y2,90 de altura. Que también pudimos ver en otra maravilla de Jaeger, el Montre Extraordinaire La Rose. Una vez más, admirable Jaeger-LeCoultre.

SIAR 2015 - Jaeger-LeCoultre Montre Extraordinaire La Rose



En la muñeca: Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Tourbillon

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Tourbillon oro blanco frontal

Este Master Ultra Thin Tourbillon es otra de las novedades de este año dentro de la colección de Jaeger-LeCoultre, en la versión más refinada de los Master, los Ultra Thin.

Ya habíamos visto en primer lugar el Master Ultra Thin Moon con esfera negra, uno de los relojes más arrebatadores de este año. También vimos el Master Ultra Thin Date Acero, la versión más sencilla del tipo de reloj que más se vende en el mundo, con tres manecillas y fecha. Pues bien, con los mismos presupuestos estéticos se ha creado este Master Ultra Thin Tourbillon. La caja también es de 40 mm de diámetro pero el material no es acero sino oro blanco, porque es evidente que no vas a mezclar una delicatessen como el tourbillon con el simple acero. Por supuesto todo pulido a espejo como mandan los cánones, pero con ese brillo dulce que tiene el oro y no el acero. La forma de las asas, con esa leve caída en los bordes hacen que luego cuando te lo pones el reloj parezca que lo ha diseñado un experto en anatomía, no un relojero.

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Tourbillon oro blanco asas

 

En la foto de arriba se puede apreciar como en realidad el reloj no es exactamente Ultra Thin, porque tiene una altura de 11,3 mm (tal como aparece reflejado en su Ficha Técnica). Ello viene dado porque hay que acoger una caja de tourbillon y porque además el calibre 982 es automático y por tanto el rotor añade milímetros a la estructura.

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Tourbillon oro blanco calibre

 

La verdad es que la masa oscilante, en oro, es una preciosidad, con ese aire Art Déco tan elegante. Al estar dividida en dos secciones, la superior decorada con Clous de Paris y las columnas de la segunda con letras crecientes, la sensación de profundidad es notable. Y si hacemos girar el rotor descubrimos unos puentes sobrios y bien decorados, y el del volante particularmente atractivo.

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Tourbillon oro blanco calibre 1

Pero claro, donde van indefectiblemente todas las miradas es a la esfera, en la que contrasta vivamente la apertura del torbellino con la sobriedad clásica de la colección. En este caso JLC ha elegido una esfera graneada que cumple dos funciones: dejar el protagonismo al tourbillon y hacer que el resto del dial no resulte soso. Además como el graneado no tiene patrón no hay ruptura estética por culpa del hueco del tourbillon; si la decoración hubiera sido tipo rayos de sol el efecto de discontinuidad hubiera sido demasiado notable.

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Tourbillon oro blanco esfera graneada

El tourbillon es de un minuto y, como es habitual, se aprovecha para ubicar una manecilla que marque los segundos. Lo hace sobre un bisel en bajorrelieve, sobrio y efectivo. La aguja del pequeño segundero es de acero azulado y se asienta sobre unos ejes de la caja -de titanio grado 5- francamente bonitos, muy elegantes y cuya estructura se repite en los que sujeta al volante, como hemos visto en la foto de arriba.

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Tourbillon oro blanco - tourbillon

Como también es normativo en la colección las manecillas tipo delfín están facetadas para lograr una lectura perfecta en cualquier posición del reloj. Lo mismo ocurre con los índices en punta de flecha, cuyos facetados juegan con la luz.

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Tourbillon oro blanco detalle tourbillon

Como es fácil imaginar el reloj parece que te ha crecido en el brazo de lo bien que queda. Tiene el tamaño perfecto para un reloj de vestir actual y permite disfrutar del tourbillon porque la caja es generosa pero sin caer en absoluto en la ostentación.

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Tourbillon oro blanco en la muñeca

 

Cuando estaba seleccionando las fotos para el artículo me he encontrado con la que le había hecho al cierre desplegable; no recordaba haberla hecho, pero que ahora entiendo por qué: es de los cierres más bonitos que he visto últimamente. Elegante, precioso.

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Tourbillon oro blanco cierre de correa

 

El reloj ya está disponible en la boutique de El Corte Inglés de Castellana, con un precio de 69.000 €. Por cierto que hay también una versión en oro rosa con un precio de 65.500 €

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Tourbillon oro blanco en la muñeca 2

 

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Tourbillon oro blanco perfil

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Tourbillon oro blanco en la muñeca 1



En la muñeca: Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Date Acero

 

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Acero en la muñeca 2

Estamos tan acostumbrados a escribir y leer artículos sobre relojes con grandes complicaciones que nos olvidamos de que algo así como el 95% de los relojes que se venden son relojes de tres manecillas o tres manecillas y fecha, como este Ultra Thin Date. A pesar de todo lo que han evolucionado los relojes parece que su información primaria, horas y minutos, sigue siendo lo que más nos interesa.

Y sin embargo esa información básica es, paradójicamente,  la que se considera la más elegante. Los relojes “de vestir” son por definición relojes de tres agujas; incluso de sólo dos, según los más puristas. Y además tienen que ser, como condición sine-qua-non, delgados.

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Acero

Todas las grandes marcas relojeras tienen estos relojes elegantes y atemporales, que en el caso de Jaeger-LeCoultre se alinean bajo el nombre genérico Master Ultra ThinUn nombre que le viene perfecto, porque son relojes de una maestría incuestionable a la hora de mostrar la información horaria con un diseño que no caduca nunca. Como este Master Ultra Thin Acero que os traigo aquí.

La caja de 40 mm es de hechuras absolutamente clásicas, con un pulido a espejo impecable, tanto en el bisel como en la carrura como en esas asas perfectas, con una leve curvatura para adaptarse perfectamente a la muñeca.

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Acero asas

El pulido del acero contrasta con la esfera gris que es, por decirlo con una sola palabra, bellísima. La decoración en rayos de sol gris es impecable y de una elegancia atemporal. Como esos trajes de sastre con una tela rica en materia y rica en matices que cada vez que la miras reconoces su calidad y su porte. La esfera sirve de base para un juego de luces grisáceas creadas por las facetas de las manecillas y los índices que hacen que la lectura del tiempo sea siempre perfecta.

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Acero perfil

A las 6 aparece una discreta ventana de fecha. JLC, sabiamente, ha decidido no cortar el índice sino hacerlo más pequeño para que mantenga su forma. Pero claro, la diferencia de tamaño de ese índice con el de las 3 y las 9 es mucha; la solución es tan perfecta que una vez vista resulta maravillosamente obvia: los índices de las 5 y las 7 son también más pequeños que los de las 4 y las 8 de manera que se produce una suave gradación de alturas, que suben y bajan en armonía. Y por supuesto esa escala se repite a las 11, 12 y 1. Son esos detalles los que hacen que te enamores de la manufactura.

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Acero ventana de fecha

Entre medias de los índices unos puntos en gris más oscuro marcan los minutos; suficientemente oscuros para que se lean bien, pero lo suficientemente claros para que armonicen con el resto de la esfera. Y ese mismo juego de grises se repite en el logotipo y el nombre de la casa.

Un cristal de zafiro en la trasera nos permite ver el calibre automático 899, decorado con Côtes de Genève circulares que al pasar el rotor quedan perfectamente alineadas y que están salpicadas del color de los rubíes. El calibre no es ni con mucho ultradelgado, particularmene porque el rotor añade altura, pero el conjunto de la caja sólo levanta 7,5 mm de altura, por lo que puede lidiar perfectamente con cualquier puño de camisa.

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Acero calibre 899

Basta ver las fotos para darse cuenta de lo bien que queda el reloj en la muñeca. Es uno de esos guardatiempos que no te cansas de mirar. Las fotos están hechas en interior, pero estoy convencido que a la luz natural se debe disfrutar aún más.

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Acero en la muñeca 1

El reloj está disponible ya en la boutique de Jaeger-LeCoultre, con un precio de 7.600 €. Una vez más un reloj resuelto impecablemente por Jaeger-Le Coultre.

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Acero corona

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Acero en la muñeca  de perfil

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Acero en la muñeca

 



Jaeger-LeCoultre Geophysic Platino: fotos en vivo y precio

Jaeger-LeCoultre Geophysic oro y acero

 

Cuando apareció el año pasado la reedición del Geophysic de Jaeger-LeCoultre ya dije que me parecía uno de los mejores relojes lanzados en 2014, en línea con la publicidad que lo acompañaba: “Te mereces un reloj de leyenda”. Sus medidas de 38,5 mm de diámetro junto con sus toques deportivos le hacían el perfecto compañero del día a día. Ahora traemos el Geophysic Platino.

Anuncio Jaeger-LeCoultre Geophysic original

 

De hecho le dedicamos un vídeo que se puede ver pulsando aquí a las versiones entonces disponibles, las de oro rosa y acero que aparecen en la foto superior. Pero hemos podido ver la edición exclusiva de boutique del Geophysic platino, que tiene unas diferencias que merece la pena señalar.

Como se ve en el anuncio publicitario de arriba, la versión en platino es fiel reflejo de la versión original y respecto a las versiones de acero y oro pierde la cruz sobre la esfera y los numerales a las 3 y las 9 -sustituidos por un doble bastón-, además de ganar unos índices más largos. Además  el nombre del reloj, Geophysic, pasa de las 6 a las 12, justo debajo del logotipo.

Jaeger-LeCoultre Geophysic platino

 

Son detalles que hacen del reloj una versión mucho más seria, más de vestir, y desde luego muy elegante. Quizá por eso sea esta versión la que aparece en la caja de platino, el absoluto tope de gama y en una edición limitada a 58 unidades: recordemos que 1958 es el año de aparición del reloj -cuyo verdadero nombre es, de hecho, Geophysic® 1958.

Jaeger-LeCoultre Geophysic platino perfil

Por supuesto, y al igual que sus compañeros de colección, el reloj queda fantástico en la muñeca. Es una belleza incontestable. El cepillado de la carrura y el lateral de las asas contrastan con el pulido del bisel y el frontal de las asas, jugando con la luz para seducir irremediablemente a quien lo mira. El cristal levemente elevado apoya el look vintage del reloj pero sin perder la mesura arquitectónica.

Jaeger-LeCoultre Geophysic platino en la muñeca 1

Obviamente la exclusividad se paga: la versión en platino cuesta 27.300 €. Por ese precio se consigue una auténtica belleza hecha a imagen y semejanza del modelo original -incluida la caja de hierro dulce antimagnética- con una caja de tamaño perfecto y fabricada en uno de los más preciados y nobles metales y de la que sólo hay otras 57 unidades más en todo el mundo: difícil que alguna vez alguien lleve tu mismo reloj en una fiesta.

Tomada la decisión, sólo hay que acercarse a la boutique de Jaeger-LeCoultre en Madrid para hacerse con uno.



Grande Reverso 1931 Seconde Centrale: fotos en vivo y precio

Jaeger-LeCoultre Grande Reverso 1931 Seconde Centrale

El Reverso de Jaeger-LeCoultre es una galaxia en constante expansión. El acervo de quizá el mayor icono de la manufactura es por lo que se ve enorme, casi sin fin, y año tras año vamos viendo reediciones de modelos que no dejan de sorprendernos y seducirnos. JLC está por un lado orgullosa -con todo merecimiento- de esta herencia y por otro comercialmente encantada, ya que las ventas del reloj, en sus múltiples variantes, no pierden pulmón. Ahora llega a las boutiques de la casa el Grande Reverso 1931 Seconde Centrale.

Jaeger-LeCoultre Grande Reverso 1931 Seconde Centrale platerla

El nombre del  Grande Reverso 1931 Seconde Centrale hace referencia al año de aparición del Reverso que, como todo el mundo sabe, tuvo su origen en los jugadores de polo cuyos relojes se rompían durante el juego;  supongo que en aquel entonces no había taquillas y por tanto no se podían quitar el reloj y dejarlo guardado en un sitio seguro antes de subirse al caballo (modo ironía ON). Cualquiera que fuera la razón, bendita sea: es el origen de uno de los diseños relojeros más longevos y más alabados. Todos deberíamos tener un Reverso alguna vez.

Jaeger-LeCoultre Grande Reverso 1931 Seconde Centrale perfil

Concretamente este modelo es una reedición de un Reverso aparecido en el 35 y, por primera vez desde su renacimiento en 2011, el reloj integra un segundero central. El reloj es precioso, sin ambages: la minutería de ferrocarril, en la parte  interior de la esfera, es delicada y elegante y sirve de núcleo central desde donde parten los índices en forma de rayos de sol, un motivo decorativo paradigmático del Art Déco. Por cierto que tanto los índices como las manecillas están espolvoreados con un color anaranjado -no luminiscente- que acentúa el aire vintage.

Jaeger-LeCoultre Grande Reverso 1931 Seconde Centrale abierto perfil

Hay que señalar que el calibre es automático, por lo que el reloj es más alto de lo habitual: 9,2 mm. Es una medida perfecta. Me gusta incluso más que la versión Ultra Thin porque le da más presencia al guardatiempos, resalta mejor su diseño. La construcción de la caja en oro blanco aporta también solidez. Constructivamente no hay ninguna otra diferencia con otros modelos: el fondo está limpio, con amplio espacio para grabar dedicatorias y la base sobre la que se asienta la caja está perlada.

Jaeger-LeCoultre Grande Reverso 1931 Seconde Centrale abierto

El reloj en la muñeca queda estupendamente (vaya novedad, ¿verdad?) y constituye una perfecta alternativa a los relojes de vestir con caja esférica. El Grande Reverso 1931 Seconde Centrale Es una edición especial para las boutiques de Jaeger-LeCoultre, con un precio de 19.400 euros. Ya está disponible en la Madrid, donde gracias a su amabilidad se tomaron estas fotos.

Jaeger-LeCoultre Grande Reverso 1931 Seconde Centrale en la muñeca

 

Jaeger-LeCoultre Grande Reverso 1931 Seconde Centrale en la muñeca - perfil



Grande Reverso 1931 Seconde Centrale

Grande Reverso 1931 Seconde CentraleCaja:
• Oro blanco
• 46,8 x 27,4 mm, grosor 9,2 mm
• Acabado: pulido
• Cristales de zafiro
• Hermética hasta 30 metros

Esfera:

  • Negra
  • Numerales e índices empolvados
  • Segundero central
  • Agujas con forma de bastón

Funciones:
• Horas, minutos, segundero central

Movimiento:
• Movimiento mecánico de cuerda automática, Calibre 966A
• 28.800 alternancias por hora
• 194 piezas
• Altura: 4,20 mm
• 38 horas de reserva de marcha

Pulsera y hebillas:
• Piel de aligátor color negro mate 20/18
• Hebilla de ardillón 18 mm

P.V.P.: 19.400 €. Sólo en boutiques



Nuevo Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Moon esfera negra: fotos en vivo y precio

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Moon

Los Master de Jaeger-LeCoultre, como este Ultra Thin Moon,  llevan ya décadas dando lecciones de cómo debe lucir un reloj de vestir. Hunden sus raíces en los relojes de los años 50 del siglo pasado, mientras que los Ultra Thin son herederos del Calibre 838, aparecido en 1962 y que es el calibre más delgado con mecanismo antichoque: 1,85 mm de altura.

La idea de Jaeger-LeCoultre ha permanecido invariable: da igual lo complicado que sea el calibre, la apariencia tiene que ser elegante y sobre todo de fácil lectura. Y a fe que lo han conseguido, porque con el tiempo ha creado múltiples conjugaciones -algunas extremadamente complicadas- sin perder nunca una compostura que siempre sobresale por su distinción y a la vez cercanía a quien lo posee, que siempre encuentra una información fácilmente legible y reconfortantemente atractiva.

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Moon detalle

No es de extrañar por tanto que -según se dice- el superventas de la colección Master sea el Master Ultra Thin Moon 39. Ahora JLC nos sorprende con una versión en negro intenso, que le da un aspecto a la vez elegante y atrevido a partes iguales. Es sorprendente cómo puede mutar un reloj cambiando sólo el color o la textura de la esfera, como ya comprobamos con el Master Calendar esfera meteorito.

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Moon detalle de la esfera

Todos los elementos de la esfera destilan delicadeza en el detalle: las manecillas dauphine facetadas hacen que la lectura sea perfecta; el segundero central se inmiscuye en la lectura lo justo, con un contrapeso de dimensiones perfectas; los índices aplicados tienen forma de diamante para que jueguen con la luz, reflejándola de distintas maneras a la vez. Es particularmente  grácil cómo los índices que enmarcan la subesfera de las fases lunares decrecen y vuelven a crecer entre las cuatro y las 8 horas.

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Moon fases lunares

Y está, claro, la ventana de fases lunares. Es perfectamente clásica, y a la vez perfectamente exquisita en su serenidad. Al firmamento azul con el satélite y las estrellas doradas se llega tras bajar 3 escalones desde la esfera, lo que unido a la decoración circular dota a la complicación de una profundidad que no es otra cosa que bella.

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Moon en la muñeca

El cielo está rodeado por la fecha, en la que se alternan los días impares -con una tipografía muy bien elegida- con unos índices circulares reflejo de los de los minutos. Tanto la fecha como las fases lunares se ajustan con dos pulsadores situados en simetría sobre la carrura, a las 4 y a las 8 respectivamente.

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Moon calibre

El calibre 925 anima al reloj, con una masa oscilante abierta para dar un aire más ligero al movimiento. Como siempre en la manufactura la decoración es exquisita. Llama la atención cómo sobresale la leyenda “Master Control 1000 Hours”, el riguroso sistema de calidad que Jaeger implementó en 1992. Por cierto que todos los datos están en la Ficha Técnica Completa.

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Moon en la muñeca perfil

En la muñeca el reloj queda sencillamente espectacular. Como decía al principio es muy elegante y a la vez lleno de temperamento; en seguida te das cuenta de que es el reloj que puedes -¡y quieres!- llevar con traje o con vaqueros.

Jaeger-LeCoultre Master Ultra Thin Moon en la muñeca frontal

El reloj ya está disponible en España (al menos en la boutique de Jaeger-LeCoultre). Su precio es de 8.700 euros, 250 más que la versión de esfera plateada. Difícil elegir, ¿verdad?

 



Master Ultra Thin Toubillon

Master Ultra Thin TourbillonCaja:

  • Oro blanco
  • 40 mm de diámetro
  • 11,3 mm de altura
  • Íntegramente pulida
  • Hermeticidad: 50 metros

Esfera:

  • Plateada graneada
  • Agujas: Dauphine
  • Tourbillon de un minuto con pequeño segundero a las 6h

Funciones:

  • Horas, minutos, pequeño segundero, tourbillon

Movimiento:

  • Movimiento mecánico de carga automática, Calibre Jaeger-LeCoultre 982
  • 28.800 alt/h
  • 45 horas de reserva de marcha
  • 262 piezas
  • 33 rubíes
  • 6,40 mm de altura

Pulsera:

  • Aligátor
  • Hebilla desplegable de 3 hojas


Master Ultra Thin Moon

Master Ultra Thin MoonCaja:

  • Acero
  • 39 mm de diámetro
  • 9,9 mm de altura
  • Íntegramente pulida
  • Hermeticidad: 50 metros

Esfera:

  • Negra
  • Agujas: Dauphine
  • Ventana de fases lunares y fecha a las 6

Funciones:

  • Horas, minutos, segundero central, fecha, fases lunares

Movimiento:

  • Movimiento mecánico de carga automática, Calibre Jaeger-LeCoultre 925
  • 28.800 alt/h
  • 38 horas de reserva de marcha
  • 246 piezas
  • 30 rubíes
  • 4,90 mm de altura

Pulsera:

  • Aligátor
  • Hebilla desplegable de 3 hojas


Master Ultra Thin Date Acero

Master Ultra Thin DateCaja:

  • Acero
  • 40 mm de diámetro
  • 7,5 mm de altura
  • Íntegramente pulida
  • Hermeticidad: 50 metros

Esfera:

  • Plateada soleada e índices aplicados rodiados pulidos para la versión de acero
  • Agujas: Dauphine

Funciones:

  • Horas, minutos, segundero pequeño, fecha

Movimiento:

  • Movimiento mecánico de carga automática, Calibre Jaeger-LeCoultre 899
  • 28.800 alt/h
  • 38 horas de reserva de marcha
  • 219 piezas
  • 32 rubíes
  • 3,98 mm de altura

Pulsera:

  • Aligátor
  • Hebilla desplegable

P.V.P.: 7.600 €



Inaugurada oficialmente la boutique de Jaeger-LeCoultre en Madrid

Inauguración Boutique JLC - Corte de cinta

Ayer Jaeger-LeCoultre inauguró oficialmente su boutique en El Corte Inglés de Castellana. El espacio, cálido y luminoso, dedicado al descubrimiento de los guardatiempos fue inaugurado por Daniel Riedo, Director General de Jaeger-LeCoultre quien cortó la cinta junto con la Amiga de la Marca Maribel Verdú. El diseño contemporáneo de la boutique se funde con el sentido de la elegancia y el refinamiento. El amante de la Alta Relojería encontrará aquí el mismo amor por el detalle, delicadeza y armonía como en las tiendas de la marca en todo el mundo, desde París a Nueva York, Londres, Moscú o Beijing.

Inauguración con Maribel Verdú
La nueva boutique de Madrid está destinada a convertirse en un lugar para compartir la pasión por la precisión y la belleza que ha estado inspirando los artesanos de la Manufactura durante los más de 180 años. Su espíritu creativo y audaz empuja los límites de la imaginación y da a luz a los relojes que cuentan historias y transmiten emociones fuertes. Desde el icónico reloj Reverso, que puede ser personalizado con un grabado, a la audaz colección Duomètre, Jaeger-LeCoultre ofrece a sus clientes los relojes que, naturalmente, se establecen como compañeros leales del día a día y que reflejan la personalidad de sus dueños.

Maribel Verdú en la boutique de JaegerLeCoultre en Madrid
“Soy una apasionada de la relojería y estoy encantada de ser embajadora de la marca Jaeger-LeCoultre y amadrinar su nueva boutique de Madrid. Me gustan mucho sus relojes y la implicación de la marca con el séptimo arte, apoyando diferentes Festivales internacionales de Cine, como Venecia, Shanghái, Nueva York, Toronto, Los Ángeles y Abu Dhabi y colaborando también con iniciativas solidarias, como la que llevan haciendo durante dos años con la Fundación Aladina durante el Festival de San Sebastián”, dijo Maribel Verdú.

Boutique Jaeger-LeCoultre Madrid entrada
Jaeger-LeCoultre Boutique
El Corte Inglés de Castellana
Raimundo Fernández Villaverde 79
28003 – Madrid
Tel: (+34) 91 770 79 02
Web: www.jaeger-lecoultre.com

Boutique Jaeger-LeCoultre Madrid

Boutique Jaeger-LeCoultre Madrid interior



Jaeger-LeCoultre inaugura boutique en Nueva York

Jaeger-LeCoultre New York Boutique fachada

El pasado 4 de marzo Jaeger-LeCoultre celebró la inauguración de su primera flagship boutique en Nueva York en el 701 de Madison Avenue (sorprende que no hubiera una ya, la verdad). La boutique está dividida en dos plantas, cada una dedicada a mostrar una parte de lo mucho que tiene que ofrecer la gran maison ginebrina.

Jaeger-LeCoultre New York Boutique interior

Una pared entera de la planta de calle mostrará algunos de los 1.249 calibres que Jaeger-LeCoultre ha creado desde 1833. En una planta superior se mostrarán iconos relojeros: Reverso,  Rendez-Vous,  Master,  Geophysic, Duomètre, Deep Sea.

Jaeger-LeCoultre New York Boutique 2

 

A la inauguración acudieron los actores amigos de la marca Sarah Gadon y Clive Owen, que cortaron la cinta junto con el CEO de Jaeger-LeCoultre Daniel Riedo y el Presidente de JLC Norteamérica Philippe Bonay.

Jaeger-LeCoultre New York flagship corte de cinta

De izquierda a derecha: el Presidente Norteamericano de Jaeger-LeCoultre Philippe Bonay, Clive Owen, Sarah Gadon y el CEO de Jaeger-LeCoultre Daniel Riedo

 

Clive Owen llevaba para la ocasión nada menos que el Master Grande Tradition Tourbillon à 43, mientras que Sara Gadon llevaba un Rendez-Vous Night & Day. ¡Qué suerte ser amigo de la marca!

Clive Owen con Master Grande Tradition Tourbillon à 43

Master Grande Tradition Tourbillon à

Clive Owen and Sarah Gadon

Jaeger-LeCoultre Rendez-Vous-NightDay

 



En la muñeca: Jaeger-LeCoultre Master Calendar esfera meteorito

Jaeger-LeCoultre Master Calendar Acero en la muñeca

En este nuevo vídeo vamos a ver el nuevo Master Calendar de Jaeger Le Coultre, con una esfera fabricada con este meteorito. Este meteorito proviene del  cinturón de asteroides que hay entre Marte y Júpiter. Una vez en la manufactura debe ser cortado en láminas y trabajado con mucho cuidado para que quede perfecto.

Jaeger-LeCoultre Master Calendar Acero - esfera

 

Lógicamente y por su propia naturaleza cada esfera es única en los dibujos e irregularidades que presenta.

Jaeger-LeCoultre Master Calendar Oro rosa en la muñeca

El resultado es desde luego muy diferente al Master Calendar que ya conocemos, porque el metal le da una mordiente que desde luego no estaba en el modelo original, mucho más conservador. La versión en oro rosa tiene la esfera más oscura para que contraste con el oro, mientras que la de acero tiene una esfera más clara.

La caja es de acero u oro rosa, como ya he dicho, con un diámetro de 39 mm y una altura de 10 que lo hacen un perfecto reloj de vestir.

Jaeger-LeCoultre Master Calendar Oro rosa -esfera

Que además tiene de todo, porque incorpora un calendario completo -es decir, que necesita una corrección los meses de menos de 31 días-, pequeño segundero a las 6 y fases lunares tradicionales. Todo ello movido por un calibre automático de manufactura.

Jaeger-LeCoultre Master Calendar

Es difícil que un Jaeger le coultre quede mal en la muñeca, y éste Master Calendar no es una excepción. No se aún el precio, pero si la versión normal en acero cuesta 9.300 euros y la de oro 20.900 lo normal sería que costara un par de miles de euros más, creo yo.

Aquí están todos los detalles técnicos del reloj.



Master Calendar

Jaeger-LeCoultre Master Calendar AceroCaja:

  • Acero u oro rosa
  • 39 mm de diámetro, 10,06 de altura
  • Bisel y asas pulidas
  • Cristales de zafiro abombados
  • Hermeticidad: 50 metros

Esfera:

  • Meteorito
  • Índices aplicados
  • Manecillas “dauphine”
  • Ventanas para día y mes
  • Manecilla terminada en media luna para el día
  • Pequeño segundero a las 6 con fases lunares

Versión de platino – boutique:

Funciones:

  • Horas y minutos. Pequeño segundero. Calendario completo. Fases lunares

Movimiento:

  • Calibre Jaeger-LeCoultre 866 automático
  • Diámetro: 26 mm. Altura: 5,65 mm
  • 305 piezas
  • 32 rubíes
  • 28.800 alt/hora
  • 43 horas de reserva de marcha

Brazalete:

  • Versión acero: aligátor, hebilla desplegable de acero
  • Versión oro rosa: aligátor, hebilla de hebijón (ardillon) de oro rosa de 18 quilates

Jaeger-LeCoultre Master Calendar Oro rosa



Nueva Boutique Jaeger-LeCoultre en Madrid

Jaeger-LeCoultre amplía su boutique de El Corte Inglés de Castellana. Hasta ahora ocupaba un espacio sorprendentemente reducido, sobre todo si lo comparamos con lo que ocupa su compañera de grupo IWC Schaffhausen. Uno pensaría que la marca de más rango tendría una presencia mayor o al menos igual. Sea como fuere, el caso es que JLC pasa a ocupar un lugar preeminente.

Boutique Jaeger-LeCoultre Madrid entrada

Los que siguen Horas y Minutos saben que rara vez hablo de aperturas  y actos sociales a no ser que se vean implicados relojes o algún hecho particularmente llamativo, así que ¿por qué reflejar algo que al cabo es sólo una apertura más? Pues porque la boutique de JLC en el Corte Inglés es una maravilla. No por la decoración (muy elegante) o por los modelos expuestos (que también), sino por la gente que allí trabaja: Marianela Ruiz (boutique manager), Jie Sheng, Javier Vicente, son excelentes profesionales y además amabilísimos. Son ellos los que me permiten filmar los relojes de la manufactura de los que aquí hablo, así lo sé por propia experiencia.

Boutique Jaeger-LeCoultre Madrid interior

Recomiendo a todo el mundo que se pase por allí para disfrutar de una experiencia relojera y personal maravillosa. Y enhorabuena a Jaeger.



Un Geophysic original de 1958, vendido por 52.500 francos

Jaeger-LeCoultre Geophysic 1958

Ya dije en su momento que el Geophysic me parecía uno de los mejores relojes de los que se han lanzado este año. Y creo que el renacer del reloj ha hecho -como suele ocurrir en muchas ocasiones- que la curiosidad y el deseo de conocer y poseer el original se acreciente. El pasado 8 de noviembre tuvo lugar una macro subasta en Antiquorum, en cuyo catálogo había nada menos que 992 relojes. Debió ser una jornada maratoniana, y el que da los martillazos de adjudicación debió acabar con codo de tenista.

Pero a lo que iba: un Geophysic original de 1958 en acero, que partía con un precio de partida de 6 mil u 8 mil francos suizos acabó siendo adjudicado pro 52.500 francos. Es decir, 6,5 veces la estimación inicial. No está nada mal para un humilde reloj de acero.

Pues es un buen momento para repasar la entrada que dedicamos al lanzamiento del homenaje que Jaeger-LeCoultre le ha dedicado en 2014. Aquí está el vídeo y las fotos. Merece la pena.

Jaeger-LeCoultre Geophysics 1958 expuestos

 



Geophysic 1958

Geophysic 1958 aceroCaja:

  • Acero, oro rosa o platino
  • 38,5 mm de diámetro, 11,40 de altura
  • Bisel y asas pulidas
  • Carrura satinada
  • Caja interior de hierro dulce
  • Hermeticidad: 10 metros

Esfera:

Versión de acero y de oro rosa:

  • Inscripción “Geophysic®” a las 6 horas, firma Jaeger-LeCoultre a las 12 horas
  • Dígitos 3, 6, 9 y 12 e índices aplicados rodiados (versión de acero) y dorados (versión de oro rosa)
  • Indicadores luminiscentes

Versión de platino – boutique:

  • Inscripción “Geophysic®” y firma Jaeger-LeCoultre a la altura de las 12 horas
  • Dígitos 6 y 12 e índices aplicados rodiados
  • Indicadores luminiscentes
  • Manecillas de horas y minutos tipo espada, rodiadas (versión de acero y platino) y doradas (versión oro rosa.
  • Segundero central

Funciones:

  • Horas y minutos. Segundos

Movimiento:

  • Calibre Jaeger-LeCoultre 898/1
  • 202 piezas
  • 29 rubíes
  • 28.800 alt/hora

Brazalete:

  • Versión de acero: aligátor negro, hebilla de hebijón de acero inoxidable
  • Versión de oro rosa: aligátor color chocolate, hebilla de hebijón de oro rosa de 18
  • quilates
  • Versión de platino: aligátor azul, hebilla de hebijón de platino

Versión en acero limitada a 800 piezas. En oro rosa limitada a 300 piezas y en platino limitada a 58 piezas

Geophysic 1958  oro rosa

Geophysic 1958 oro rosa

 

 

 

 

 

 

 

Geophysic 1958 oro rosa, acero y platino

Geophysic 1958 oro rosa, acero y platino

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Jaeger-LeCoultre Geophysic platino calibre



En la muñeca: Jaeger-LeCoultre Geophysic 1958

Jaeger-LeCoultre Geophysic oro y acero

Ayer llegaron a España y hoy ya tenemos la pareja de Geophysic 1958 en vídeo, gracias a la amabilidad infinita de Jaeger-LeCoultre España. Esta reedición de un reloj de leyenda es uno de los relojes más bonitos que se pueden conseguir hoy en día. Una fiel reproducción del modelo original del Año Geofísico Internacional que encandila nada más mirarlo.

Anuncio Jaeger-LeCoultre Geophysic original

El origen del Geophysic 1958 está en la coincidencia del 125 aniversario de Jaeger con el Año Geofísico Internacional que tuvo lugar en 1958 y que se propuso documentar los sitios de nuestro planeta que quedaban por descubrir. Jaeger creó el cronómetro Geophysic para cumplir con las exigencias científicas de exactitud y fiabilidad.

La versión de 2014 es extraordinariamente fiel al original, con ciertos retoques. En primer lugar el diámetro de la caja pasa de los 35 a los 38,5 mm, convirtiéndolo en un reloj perfectamente actual.

El calibre es el 898/1, un automático con rodamientos de cerámica en el rotor que no necesitan lubricación, y al igual que el original integra parada de segundero, volante de regulación micrométrica, antigolpes y caja interna de hierro dulce para protegerlo de los campos magnéticos. Por eso el reverso es opaco, pero con un grabado muy logrado.

Jaeger-LeCoultre Geophysics 1958 oro y acero

El reloj es seductor desde el momento en que nos acercamos a él.El bisel y las asas están pulidas a espejo, mientras que la carrura está cepillada.

La esfera blanca granallada es un ejemplo de cómo hacer un reloj arrebatadoramente elegante y a demás deportivo,  gracias fundamentalmente a las manecillas, con forma de espada. En el bisel interior unos puntos luminiscentes sobre los índices aplicados contribuyen a una perfecta lectura en la oscuridad, haciendo del reloj un placer para la vista tanto por el día como por la noche.

Jaeger-LeCoultre Geophysics 1958 en la muñeca

La verdad es que no consigo encontrar un argumento que contradiga mi idea de que éste es uno de los mejores relojes que han aparecido este año.

Jaeger-LeCoultre Geophysics 1958

Además de una versión en platino limitada a 50 unidades que se puede ver aquí  Jaeger ha creado una versión del Geophysic 1958 en acero como el original limitada a 800 ejemplares (7.650 euros) y una en oro rosa limitada a 300 (16.700).

Esta es su Ficha Técnica.

Jaeger-LeCoultre Geophysics 1958 expuestos

 

 

 

 

 



Jaeger-LeCoultre, una vez más en el Festival de Cine de San Sebastián

Jaeger-LeCoultre y Fundación Aladina

La manufactura de Le Sentier tiene un relación con el cine que viene de largo , y es una presencia habitual en numerosos festivales. De hecho una sección de su web está dedicada exclusivamente a ello. También es  uno de los patrocinadores del Festival de Cine de San Sebastián, que utiliza como plataforma de difusión para una de sus colaboraciones benéficas: la que le une a la Fundación Aladina. Gracias a esta colaboración (llamada Time to Smile  y que explicamos en este artículo) el año que viene 120 niños podrán tener unas vacaciones muy especiales.

Como tal patrocinador por su stand pasan prácticamente todos las celebridades. Algunas de ellas están en esta galería.



Nueva colaboración Jaeger-LeCoultre-Fundación Aladina. ¡Vota ya!

Fotografía de Eduard Fernández

Fotografía de Eduard Fernández

HAZ CLICK AQUÍ PARA EMPEZAR A VOTAR AYUDAR.

Un año más y aprovechando el marco del Festival de Cine de San Sebastián, uno de los acontecimientos de mayor relevancia internacional de España, Jaeger-LeCoultre vuelve a unir esfuerzos con la Fundación Aladina para ayudar a los niños con cáncer, de la mano de actores españoles. Pero esta vez necesita de nuestro voto.

La Fundación Aladina, según su propia definición, es una entidad
privada  sin  ánimo de lucro creada en 2005 con el objetivo de ayudar a niños y adolescentes enfermos de cáncer y a sus familias, proporcionándoles apoyo integral: material, psicológico y emocional. La fundación atiende cada año a más de 1.000 niños y sus familias. 

Por si acaso voy a poner ya su cuenta bancaria para las donaciones:

BENEFICIARIO: FUNDACIÓN ALADINA

CONCEPTO: TIME TO SMILE

CUENTA:       BANCO SANTANDER 

ES35 0030 4537 6000 0039 7271  (BIC/SWIFT ESPCESMM)

                BANCO ESPIRITO SANTO

ES82 0131 8860 8227 1701 1306 (BIC/SWIFT BESMESMM)

Grande Reverso de Jaeger-LeCoultre para la Fundación Aladina

Grande Reverso de Jaeger-LeCoultre para la Fundación Aladina

En años anteriores Jaeger-LeCoultre presentó un Reverso personalizado, llamado “Reverso For A Smile” con el logotipo de la Fundación y con el que posaron diversos actores y cantantes en el Festival de Cine. Supongo que este año lo volverá a hacer, pero lo realmente nuevo es que Jaeger-LeCoultre ha reunido fotos realizadas por 7 actores colaboradores en una cuenta de Instagram (las que encabezan y cierran esta entrada), y nos pide que votemos la que más nos guste. La galería se llama “Time to Smile”.

Por cada “like” de la foto más votada Jaeger-LeCoultre donará un euro a la Fundación Aladina, que a su vez lo empleará, como en ocasiones anteriores, para que un grupo de jóvenes pase las vacaciones en Barretstown un campamento de verano creado por Paul Newman hace 20 años para acoger a niños con cáncer o enfermedades graves.

Para ello sólo hay que registrarse con una dirección de correo y una contraseña. No hay nada más sencillo. Más aún que tirarse un cubo de agua en la cabeza (que también, eh?).

Haz saber a todas tus amistades sobre Time to Smile. Como dice la campaña, “No hay tiempo que perder, sino vidas que ganar”.

Fotografía de Belén Rueda

Fotografía de Belén Rueda



Atmos Classique Phases de Lune y el amor eterno

Jaeger-LeCoultre Atmos Classique Phases de Lune Q5117201

El Atmos es a la relojería lo que los árboles a la Naturaleza: su transcurrir no comparte las premuras del ajetreo diario; su lento compás ve con una perspectiva diferente la vida que los humanos, sus creadores, viven.  Se alimenta del aire y necesita un retoque cada 3.821 años. Casi no es de este mundo, ¿verdad?

Atmos - cómo funcionaEl Atmos fue inventado en 1928, aunque los relojes cuyo movimiento se basan en los cambios de temperatura y presión existían desde el siglo XVII. Se basa en una cápsula sellada herméticamente que contiene una mezcla de gas y líquido de cloruro de etilo que se expande en una cámara de expansión cuando sube la temperatura, comprimiendo un resorte en espiral; cuando desciende la temperatura el gas se condensa y el resorte se descomprime ( el cloruro de etilo -o cloroetano- también se usaba como refrigerante).  Ese movimiento enrolla el muelle real.

Para funcionar con tan poca energía se utiliza un péndulo de torsión con hilo hecho de Elinvar, una aleación de acero y níquel cuya elasticidad no cambia con los cambios de temperatura. De hecho ese nombre tan élfico viene del francés Elasticité Invariable. El péndulo de torsión oscila 2 veces por minuto, 1/60 del número de oscilaciones de un reloj de péndulo convencional. El mecanismo no necesita lubricación. De esta forma el Atmos consume 240 menos energía que un reloj de pulsera al uso.

¡60 millones de péndulos Atmos consumen la misma energía que una simple bombilla eléctrica de 15 vatios!

Jaeger-LeCoultre nos presenta ahora la posibilidad de personalizar el Atmos con fases lunares en oro. Tiene sentido, sabiendo que el reloj seguramente pasará de una generación a otra.  El gabinete de vidrio puede ser serigrafiado, permitiendo así crear letras y motivos personalizados. También es posible colocar una placa en su zócalo.La esfera  es absolutamente clásica para aguantar el paso el tiempo (aunque a mí me gusta más la recreación de Hermès). Lacada en blanco con numerales romanos en negro y manecillas azuladas. Y como es costumbre, el dial con los meses en el interior.

Jaeger-LeCoultre - Atmos Classique Phases de Lune - Esfera

Si ves funcionar un Atmos (cuya Ficha Técnica está aquí) te das cuenta por qué es un reloj que enamora. Simplemente te quedas pegado a la caja, viendo el lento transcurrir del tiempo que es, al mismo tiempo, tan breve como en cualquier otro reloj y tan largo como las oscilaciones de su péndulo. Te da otra perspectiva de la vida -aunque luego esta se empeñe en cambiarte el punto de vista…

Jaeger-LeCoultre - Atmos Classique Phases de Lune - Péndulo

Espacio para la personalización del Atmos



Atmos Classique Phases de Lune

Jaeger-LeCoultre Atmos Classique Phases de Lune Q5117201Caja:

  • Dorado con oro rosa de 20 quilates, pulido
  • Dimensiones: 200 x 155 x 225 mm

Esfera:

  • Lacada en blanco
  • Números romanos en negro
  • Ventana de fases lunares perpetua a las 6h (1 día de desfase cada 3.821 años)
  • Indicación de los meses en esfera inferior
  • Agujas de pera lacadas en azul

Funciones:

  • Horas y minutos. Indicación de meses. Fases lunares

Movimiento:

  • Calibre de manufactura JR562 mecánico, casi perpetuo
  • Manufacturado y ensablado a mano
  • Volante anular; período de oscilación de 60 segundos


SIAR Madrid, el gran acontecimiento relojero de España

Foto de familia en la inauguración del SIAR Madrid

Foto de familia en la inauguración del SIAR Madrid

Por fin se ha inaugurado el primer Salón Internacional de la Alta Relojería en Madrid, espejo del que tiene lugar en México desde hace 7 años y que, para ser la primera edición, apunta muy buenas maneras: Audemars Piguet, Baume & Mercier, Bvlgari, Cartier, Chopard, IWC, Jaeger-LeCoultre, Mont Blanc, Panerai, Piaget y Vacheron Constantin están presentes.

Sigue leyendo



En la muñeca: Jaeger-LeCoultre Reverso “chocolate”

reverso chocolate

Si el otro día presentábamos el paso adelante en la colección Reverso, hoy tenemos la oportunidad de probarnos uno de los modelos que más ha dado que hablar desde su presentación en enero en el SIHH, que todo el mundo conoce como “chocolate” y cuyo verdadero nombre es Grande Reverso Ultra Thin 1931 y cuya Ficha Técnica es esta.

Jaeger-LeCoultre sabe cómo encontrar una nueva visión enriquecedora de sus modelos, y este reloj es un ejemplo paradigmático. En el siguiente vídeo lo examinamos.

Quiero agradecer a Marianela Ruiz -Jaeger-Le Coultre Boutique Manager en Madrid- y a Jie Sheng -Sales Associate- su disposición, ayuda y buen humor desplegados durante la grabación del vídeo. Así da gusto trabajar.  Y por supuesto a Adélaïde Carlo, Marketing, Communication  y PR Manager de J-LC en España, por hacer (a mí y al resto de la prensa) la vida más sencilla cuando se trata de su marca.



Nuevo Jaeger-LeCoultre Grande Reverso Ultra Thin 1948

Jaeger-LeCoultre Patrimony Reverso 1948 - publicidad de la época

Jaeger-LeCoultre Patrimony Reverso 1948 – publicidad de la época

La vida del Reverso no parece tener fin, tal como ocurre con todos los productos que consiguen esa difícil mezcla de diseño atemporal, perfecta funcionalidad y capacidad de seducción nada más verlo.  Cualquiera que haya tenido una de estas piezas en sus manos (y en su muñeca) sabe sin duda alguna de lo que estoy hablando. Sigue leyendo



Grande Reverso Ultra Thin 1948

Jaeger-LeCoultre Grande Reverso Utra Thin 1948Caja:
• Acero
• 46,8 x 27,4 mm, grosor 7,2 mm
• Acabado: pulido
• Cristales de zafiro
• Mención “1000 Hours Control” sobre el fondo
• Hermética hasta 30 metros

Esfera:

  • • Plateada y graneada
  • Índices estampados en azul
  • Pequeño segundero a las 6h
  • Agujas con forma de bastón azuladas y facetadas

Funciones:
• Horas, minutos, pequeño segundero

Movimiento:
• Movimiento mecánico de cuerda automática, Calibre 822/2 Jaeger-LeCoultre concebido, ensamblado y decorado a mano
• 21.600 alternancias por hora
• 114 piezas
• 19 rubíes
• Altura: 2,94 mm
• 45 horas de reserva de marcha

Pulsera y hebillas:
• Piel de aligátor color negro mate 20/18
• Hebilla de 18 mm en acero

Disponible sólo en boutiques de Jaeger-LeCoultre

Jaeger-LeCoultre Calibre 822-2



Nuevo AMVOX2 Transponder de Jaeger-LeCoultre

 

Una nueva edición del reloj creado por Jaeger-LeCoultre en 2006 para Aston Martin. En este caso integra la posibilidad de abrir y cerrar las puertas de todos los modelos Aston Martin, además de integrar el ya famoso cronógrafo vertical accionado por pulsaciones sobre el cristal, de manera muy intuitiva: pulsando sobre las 12 arranca y para; sobre las 6, vuelve a cero. Sigue leyendo



AMVOX2 Transponder

Jaeger-LeCoultre AMVOX2 TransponderCaja:

  • Caja de titanio
  • Diámetro 44 mm
  • Cristal de zafiro antirreflejos por ambos lados
  • Hermético hasta 50 metros

Esfera:

  • Negra satinada y rutenio
  • Dígitos e índices luminiscentes

Funciones:

  • Horas y minutos
  • Cronógrafo de arranque vertical mediante movimiento bascular de la caja
  • Indicación de marcha
  • Fecha
  • Transpondedor

Movimiento:

• Movimiento mecánico de carga automática, Calibre Jaeger-LeCoultre 751E
• Frecuencia: 28.800 alternancias por hora
• 41 rubíes
• 5,65 mm de altura
• 280 componentes
• 65 horas de reserva de marcha

Pulsera:

  • Correa de piel, hebilla desplegable de acero satinado

Jaeger-LeCoultre AMVOX2 Transponder watch



Homenaje a Chaplin

001-the-gold-rush-theredlist

Charles Chaplin en el rodaje de La Quimera del Oro (The Gold Rush), en 1935

Charlot es el nombre del personaje del actor Charles Spencer Chaplin conocido como The Tramp (El Vagabundo). El personaje -y las películas en las que aparecía- tuvieron tal impacto que el público hispanohablante cambió el nombre al actor para siempre, incluso refiriéndose a sus películas posteriores en las que ya no aparecía el personaje. Incluso la RAE recoge el término “charlotada”. Sigue leyendo



Jaeger-LeCoultre inaugura su boutique en Madrid

 

El pasado 31 de enero Jaeger-LeCoultre inauguró su nueva boutique, esta vez en Madrid (para alegría de todos los aficionados a la relojería de la capital). 

Lo hizo en El Corte Inglés de la Castellana, que francamente se ha convertido en un punto de visita obligado para todos los que quieren disfrutar viendo alta relojería (supongo que esto no hace muy felices a las joyerías, pero eso es otro tema).

Por supuesto Jaeger tiene otros puntos de venta, pero ser la de El Corte Inglés una boutique oficial de la marca tiene una ventaja añadida: existen más posibilidades de que por allí aparezcan piezas únicas o de ediciones limitadas, lo que nos permitiría (ojalá) disfrutar de guardatiempos que de otro modo no veríamos sino en fotos.

Felicidades a Jaeger-leCoultre, y felicitémonos todos!