Swatch Golden Merry: Navidad suiza en la muñeca

Más navideño y más suizo, imposible

El Swatch Golden Merry, puesto
El Swatch Golden Merry, puesto

Ya no hay quien lo pare: se nos viene la Navidad encima, con todo el azúcar glaseado que eso significa. Las decoraciones, las tiendas llenas de gente, las comidas de empresa, los villancicos… y Mariah Carey. Como todos los años, Swatch lanza relojes para celebrar la época más feliz para cualquier negocio, que además va a servir para recordarnos que no sólo venden el famoso, deseado y esquivo MoonSwatch.

Pues bien, el producto estrella este año es el Swatch Golden Merry, que seguro que no va a dejar a nadie indiferente.

Swatch Golden Merry

Este Swatch Golden Merry está basado en otro reloj navideño que todavía sigue a la venta, porque es uno de los éxitos de la casa: el Die Gloke, un reloj claramente suizo. Este Golden Merry mantiene elementos suizos, como las tiras decorativas, pero en este caso se han acortado y decorado con muérdago y flecos dorados. El cencerro se ha sustituido por dos campanas navideñas, que además suenan, de manera que según te mueves van tintineando.

campanillas en la correa del Swatch Golden Merry

El Golden Merry tiene 38 mm de diámetro y está fabricado en biocerámica, que ya presenté en vivo aquí. Otro de los elementos típicamente suizos está en la esfera, que rinde tributo al arte del corte de papel para crear siluetas. Así, los dibujos de la esfera, aparte de los renos y los abetos, incluye una casa típicamente suiza, sus famosas vacas e incluso un Santa Klaus con uno de los no menos idiosincráticos cuernos suizos.

Toda la esfera está delimitada por una tira que simula las luces navideñas.

Swatch Golden Merry

Como ningún Swatch está completo sin su caja, el Golden Merry también tiene una. ¡Y no pequeña! El reloj viene incrustado en una oblea decorada igual que la esfera del reloj:

Anverso de la caja del Swatch Golden Merry

La parte trasera también está decorada y se complementa con seis colgantes para el árbol de Navidad.

Reverso del Swatch Golden Merry
Colgantes del Swatch Golden Merry

En resumen, el Golden Merry es una buena apuesta de Swatch para un reloj festivo y, por su propia condición, estacionario (salvo que estés en Suiza permanentemente, claro). Y, como tiene un precio de 110 euros, no es una locura ni mucho menos, tanto si se compra para uno mismo como para regalarlo.

Hay también otros modelos navideños, también creados en biocerámica y que además añade elementos brillantes pegados sobre el propio cristal. Son los modelos Gent Bioceramic, Sparkle Night, Perfect Plum y Sparkle Shine. Y unos modelos de 38 mm: Bright Blaze, Dark Spark y Gleam Team, los tres con un precio de 95 euros. Los tres modelos de mayor tamaño cuestan 170 euros.

Swatch navideños

Todos estos modelos navideños ya están a la venta, mientras que el Golden Merry sale el 1 de diciembre. Más información (y venta) en Swatch.es.

Así queda el Swatch Golden Merry