Greubel Forsey GMT Earth Final Edition. Fotos en vivo y precio

El último modelo de una de las combinaciones favoritas de la casa: el tourbillon y el GMT

Greubel Forsey GMT Earth Final Edition.
Greubel Forsey GMT Earth Final Edition.

Una de los iconos más reconocibles de Greubel Forsey ha sido el tourbillon y la función GMT, que incluso les ha llevado a crear su primer reloj deportivo (igual de inaccesible que todos los demás, por supuesto). Así ha sido durante 10 años. Pero la manufactura ha decidido poner punto final a ese matrimonio, o al menos en la forma en la que lo conocemos actualmente. Y la ruptura de relaciones se ha plasmado en este Greubel Forsey GMT Earth Final Edition que, coincidencia o no, se viste de luto.

El Greubel Forsey GMT Earth Final Edition., en la muñeca

Como sus antecesores, el Greubel Forsey GMT Earth Final Edition se distingue por presentar el globo terráqueo completo. Esta función apareció por primera vez en 2011. En la época del primer GMT, todavía había partes de la Tierra que se desconocían y, por ejemplo, no era posible ver el Polo Sur. Ahora por fin se ha perfeccionado el diseño de la Tierra: dentro de su nueva apertura de zafiro parece reposar suspendida en el vacío, visible ya desde todos los ángulos. Tanto de frente como en el reverso, esta Tierra grabada con láser permite leer las horas del mundo de forma directa e intuitiva.

Detalle del globo terráqueo del Greubel Forsey GMT Earth Final Edition.

La primera versión del GMT Earth estaba fabricada en oro blanco. La segunda, en platino. El Greubel Forsey GMT Earth Final Edition se presenta con una nueva caja de titanio. Este material, casi el doble de ligero que el acero, no se ve alterado por los cambios de temperatura y es antimagnético, hipoalergénico y ocho veces más resistente que el oro y el platino.

Perfil del Greubel Forsey GMT Earth Final Edition.

Únicamente se elaborarán 11 ejemplares del reloj, tres veces menos que en la edición original. Solo pesa 117 gramos. El peso de la correa se ha reducido a la tercera parte y el de la caja ha perdido algo más de un tercio. La totalidad de la caja está elaborada en titanio, pero también lo están los puentes, el botón de ajuste del GMT, la corona y la hebilla desplegable, y los componentes de decoración más expuestos a los golpes y arañazos.

Lateral y corona del Greubel Forsey GMT Earth Final Edition.


Para acompañar los tonos claros y mates del titanio, Greubel Forsey ha optado por un acabado negro en la esfera, aplicado a la platina (perlada) y a todos los puentes (graneados), con flancos alargados, biselados y molduras pulidas. Este acabado se proyecta igualmente en la correa de caucho natural totalmente negra, cuya cara interior está grabada con los valores cardinales del taller de Greubel Forsey que también pueden apreciarse en el bisel del reloj.

Esfera del Greubel Forsey GMT Earth Final Edition.

El Greubel Forsey GMT Earth Final Edition presenta cuatro indicaciones en el lado de la esfera. La primera es la indicación de las horas, los minutos y los segundos, en una posición descentrada, muy apreciada por el taller de Greubel Forsey. Para los dos primeros, observamos unas amplias agujas esqueletadas terminadas en punta con Super-LumiNova, y acompañadas de un segundero pequeño sobre un disco de zafiro a las tres horas.

A su izquierda se encuentra la indicación de la hora GMT, cuya aguja roja destaca sobre el disco negro de oro, grabado a mano y relleno de laca. Se acciona mediante el pulsador a las 11 horas. La tercera indicación, en situación opuesta, frente a la corona, es la de la reserva de marcha, que se ha diseñado según el mismo proceso: un segmento de oro, negro, grabado y relleno de laca por el que desfila una aguja de acero pulido con acabado espejo. Por último, entre las siete y las nueve horas se reserva la mayor cantidad de espacio a la Tierra, que rota en 24 horas. El anillo de zafiro grabado alrededor del ecuador actúa como indicador de día/noche y permite ver al instante en qué hemisferio es de día y en cuál es de noche.

Lateral del Greubel Forsey GMT Earth Final Edition.

Una última ventana se abre al ecuador en el lado de la carrura. Gracias a ella se logra que la tierra sea realmente visible desde todos los ángulos. Por último, el Greubel Forsey GMT Earth Final Edition se completa con la hora mundial con 24 husos horarios que, en el fondo, indican la hora UTC de 24 ciudades de referencia. Las que aparecen sobre fondo blanco son las que aplican el cambio de hora.

Todas estas funciones influyen en el tamaño: la caja tiene 45,50 mm de diámetro y 16,18 mm de altura. Así que, además de acomodado, su dueño debe tener buena muñeca para llevarlo.

Reverso del Greubel Forsey GMT Earth Final Edition.

El Greubel Forsey GMT Earth Final Edition también integra de la tercera Invención Fundamental de Greubel Forsey : el Tourbillon 24 Secondes. Su velocidad de rotación es rápida y su ángulo, inclinado para resolver el problema que suponen las posiciones críticas del oscilador en relación con la gravedad. El ángulo de 25° y la rápida rotación de la jaula del tourbillon mejoran considerablemente el rendimiento cronométrico, a decir de sus creadores, especialmente en posiciones estables (es decir, cuando se deja encima de la mesilla de noche, por ejemplo).

El precio sólo se comunica cuando se pide, lo que preserva la exclusividad del producto. Personalmente, aunque el GMT es sin duda una de las señas de identidad de la casa, creo que está bien que deje paso a nuevas versiones. A pesar de todo el ingente trabajo decorativo que tiene el reloj, la esfera resulta un tanto desfasada y, si se me permite, basta. Las manecillas no favorecen al reloj, y la de GMT es aún peor. Digamos que ya se le nota la edad. Veremos cómo es (y cuándo aparece) su sustituto. Más información en GreubelForsey.com.

Así queda el Greubel Forsey GMT Earth Final Edition.