Hermès Carré H: fotos en vivo y precios

Dos de los relojes más bonitos de 2018

Hermès Carré H

Hermès Carré H

El SIHH de 2018 ha sido el primero que ha contado con Hermès como expositor y, aunque el Salón tiene una presencia muy uniforme, Hermès se las apañó para no perder su identidad con uno de los stands más bonitos de la Feria. Y además sus relojes se hicieron notar, como estos Hermès Carré H.

Hermès Carré H Hermès Carré H

En 2014 Hermès presentó el llamado L’Heure Masquée, que es uno de los GMT más bonitos del mercado, como se puede comprobar en el vídeo que hice en su momento. Entonces dije que los desarrollos relojeros que hacía la casa eran muy interesantes. Pero es que los diseños no se quedan atrás (no podríamos esperar menos de una casa como Hermès, por otro lado).

Hermès Carré H

En 2010 apareció la primera versión del reloj, salido de la imaginación del famoso diseñador Marc Berthier. En 2010 el reloj medía 36,5 x 36,5 mm y la esfera presentaba un pequeño segundero y sencillos índices de bastón.

La nueva versión ha aumentado su tamaño hasta los 38 x 28 mm, lo que le viene muy bien para ganar presencia y masculinidad (aunque el reloj es claramente válido para los dos géneros).

Hermès Carré H Hermès Carré H

El acero está pulido y después tratado con un granallado microscópico. Mantiene sin embargo las curvas, lo que le da un toque más delicado que, por ejemplo el Tetra de Nomos el cual, por sus formas, podría ser su competidor.

En la esfera también han seguido los cambios, y para mejor. Se presenta en gris antracita y en negro. El centro tiene un tratamiento de guilloché en secciones para ganar contraste cuando se mueve la mano. El carril de las horas está graneado, y ahora aloja numerales arábigos de doble dígito. Tanto los índices como los numerales y las manecillas tienen tratamiento con Super-LumiNova. Por último, el segundero ahora es central y con una presencia notable, mezclándose muy bien en la esfera.

Hermès Carré H Hermès Carré H

Si damos la vuelta al reloj podremos ver el calibre automático que anima  al reloj. El movimiento H1912 está fabricado por Vaucher, empresa en la que Hermès tiene participación. Opera a 4 hercios y tiene 50 horas de reserva de marcha. Y la decoración deja bien a las claras para quién trabaja.

Hermès Carré H Aunque los relojes cuadrados suelen ser peligrosos, si quiera estéticamente porque sus formas son difíciles de sobrellevar, el Hermès Carré H está muy lejos de eso. En la muñeca queda muy bien, mucho mejor de lo que parecería a simple vista. Es elegante pero no simple, y sus formas, dígitos y segundero le meten también en la pugna por el reloj deportivo e informal.

Los Hermès Carré H ya están disponibles y su precio es de 5.900 euros. A mí me encantaría tenerlo, la verdad. Más información en Hermès.es.

Hermès Carré H Hermès Carré H

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies