Zenith Elite Moonphase Romeo y Julieta. Aromas relojeros

Celebrando los 145 años de la casa de puros con una edición para hombre y mujer

Zenith lleva ya tiempo colaborando con Habanos, una asociación que ya ha cristalizado en otras dos ocasiones. Una fue la edición Cohiba y la otra fue la edición Trinidad (no tan lograda en mi opinión). Ahora le toca a la edición Zenith Elite Moonphase Romeo y Julieta. Uno se podría preguntar por qué Zenith se alía con una marca de tabaco, con lo mal visto que está en estos días. La idea de la marca es asociarse con valores de tradición, respeto por el trabajo artesano, y eso es algo que se conserva en los puros. Además, el puro no se considera lo mismo que un cigarrillo -aunque mate igual, uno por cáncer de pulmón y otro por cáncer de boca y laringe-, sino que se relaciona con un estilo de vida más alto, más detallista, más lujoso (sin contar con el olor que te deja en la ropa).

Es evidente que esta asociación le está dando buenos resultados a la manufactura. Además, en el caso de estos Zenith Elite Moonphase Romeo y Julieta, los relojes no tienen signos que los relacionen con los puros, así que son válidos para cualquiera.Y la verdad es que, en mi opinión, es la edición más atractiva de las tres que se han hecho hasta ahora.

Habanos Romeo y Julieta
Photo by Joris Visser on Unsplash

Romeo y Julieta, la casa fundada en 1875 y cuyo 145º aniversario se celebra este año, es uno de los nombres más venerados dentro el mundo de los puros cubanos. Entre 1885 y 1900, la marca ganó numerosos premios en distintas exposiciones de degustación, como lo demuestran las medallas de su logotipo. Sin embargo, no fue hasta principios del siglo XX que la marca consiguió renombre internacional gracias al liderazgo de José «Pepín» Rodríguez Fernández. Impulsado por su gran cosmopolitismo, el empresario viajaba constantemente por toda Europa y América para promocionar la marca de puros y para participar con Julieta, su caballo, en las carreras más prestigiosas del mundo.

Winston Churchill

Pero la historia de la marca no hubiera sido la misma sin la ayuda de uno de los personajes más importantes del siglo XX: Sir Winston Churchill. Su pasión -sí, realmente fue una pasión- por fumar cigarros comenzó en La Habana, Cuba, cuando el joven de 21 años fue enviado allí con su compañero británico, Reginald Barnes, para observar y escribir sobre el conflicto entre españoles y la guerrilla local. Allí conoció los Romeo y Julieta, y se convirtió en un apasionado de la marca.

No fue la única que fumó, pero al parecer sí la más apreciada. A cambio, Romeo y Julieta creó -y aún mantiene- cigarros llamados Churchill. Se estima que Churchill fumó aproximadamente un cuarto de millón de puros a lo largo de su vida, y la imagen del primer ministro con el puro en la boca, aunque recuerda a un bebé, es una de las más fácilmente reconocibles de todas las que ha producido la Historia del siglo pasado. Por cierto que Winston Churchill llevaba un reloj de bolsillo Breguet.

¿POR QUÉ SE LLAMAN ROMEO Y JULIETA?

Según nos cuenta la marca, la decisión de nombrar la marca con el título de la obra shakesperiana de amor prohibido surgió por el entusiasmo con que los tabaqueros escuchaban la lectura de esta historia romántica. El lector, cuyo cargo tradicional era clave en el proceso de fabricación de los Habanos, era el encargado de animar a los torcedores (los que lían los puros) con la lectura de clásicos de la literatura mientras estos enrollaban las hojas de tabaco para confeccionar los habanos. Se dice que toda la pasión que encierra un puro Habano procede del sentimiento que los tabaqueros han transmitido al puro inspirados por las historias del lector de la fábrica.

Detalle de la esfera del Zenith Elite Moonphase Romeo y Julieta

Tal como relata la historia, Romeo y Julieta vivieron su romance bajo el velo de la noche, con la luna y las estrellas como sus únicos testigos. Esto se retrata en los Zenith Elite Moonphase Romeo y Julieta, donde la la fase lunar doble -que refleja la luna en los dos hemisferios- se contrapone a una esfera de azul profundo pero radiante, con motivos de rayos de sol con un efecto degradado en la versión «Romeo» para hombre y una esfera roja en la versión «Julieta» para mujer, enfatizada con el logotipo de Romeo y Julieta ( y que a mí me recuerda a la que muestran los nuevos Jaeger-LeCoultre, como este calendario perpetuo que vimos en vivo).

El Zenith Elite Moonphase Romeo y Julieta de mujer

La caja del Romeo está elaborada en acero inoxidable y tiene un diámetro de 40,5 mm, mientras que la del Julieta es también de acero inoxidable, pero tiene 36 mm de diámetro y lleva 75 diamantes engastados en el bisel. Ambos Zenith Elite Moonphase Romeo y Julieta van acompañados de correas de piel de caimán de un color a juego con cada esfera y un forro del color inverso. Por dentro se mueve el calibre de manufactura Elite 692, con una frecuencia de 4 hercios y una discreta reserva de marcha de 48 horas.

Los modelos Romeo y Julieta de la colección Elite Moonphase se presentarán en un estuche especial que incluirá ambos modelos y estará limitado a 145 unidades, en conmemoración del 145º aniversario de la marca de puros. Los precios son de 7.800 euros para el Romeo y de 9.700 euros para el Julieta. Más información en Zenith.es.

El Zenith Elite Moonphase Romeo y Julieta de hombre

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies