HM Frog X: Vuelve la rana de MB&F

El retorno de la rana más famosa (o quizá la única) de la relojería

El MB&F HM Frog X, en la muñeca

Uno de los grandes éxitos de MB&F, el que en su momento se conoció como Horological Machine 3, vuelve a la escena por un breve espacio de tiempo. La HM Frog X celebra los 10 años del lanzamiento de una pieza que, en su momento, tuvo un éxito enorme y terminó por establecer a Maximiliam Busser y su empresa como una casa relojera asentada, no simplemente una descarada startup. Vamos a ver qué nos trae de nuevo.

Los tres modelos de la HM Frog X

En 2009, MB&F ya llevaba cuatro años manifestando su creatividad a través del arte mecánico. Las Horological Machines N.° 1 y N.° 2 marcaron las pautas fundamentales que guían la obra del colectivo Maximilian Büsser & Friends: un diseño audaz, una micromecánica innovadora y una creatividad sin límites. Las sucedería la Horological Machine N.° 3. Este reloj tenía los domos con forma de tronco de cono, y cuya última versión vimos en vídeo.

Un año más tarde, en 2010, la HM3 curvó los domos para hacerlos esferas, creando así la HM3 «Frog». Unos «ojos» globulares que giran para dar la hora y los minutos. Una «boca» sonriente deja asomar el centelleo del rotor en forma de hacha de guerra de MB&F a su paso por una escala de fecha. Una reluciente «piel» de titanio, oro rojo o circonio exótico.

La MB&F HM Frog X azul

A lo largo de los seis años en los que se estuvo produciendo, la HM 3 se convirtió en el modelo más famoso de MB&F. Antes de la FrogX, la arquitectura de la caja y el movimiento dieron lugar a 19 variantes: HM3 Starcruiser de oro rojo y blanco, HM3 Sidewinder de oro rojo y blanco, HM3 ReBel, JWLRYMACHINE en versiones morada y rosa, HM3 Frog Ti, HM3 Chocolate Frog, HM3 Black Frog (con rotor verde), HM3 Frog Zr (con rotor morado), HM3 Fire Frog, HM3 Poison Dart Frog, MoonMachine con variaciones de titanio, negra y oro rojo. Y la versión final que mencionaba arriba.

El MB&F HM3 FrogX en morado
El MB&F HM3 FrogX turquesa

Diez años después de su presentación, la HM3 Frog reaparece dentro de una caja de cristal de zafiro. Por primera vez, el motor de la HM3 exhibe todo su esplendor y un rotor agrandado que prescinde de la fecha. Dentro de dos finísimas cúpulas elaboradas con aluminio para garantizar la mayor ligereza posible, las horas y los minutos se leen mediante una indicación que gira bajo unos índices que recuerdan a las pupilas laterales de los ojos de las ranas. La impregnación de Super-LumiNova enfatiza con tonos fluorescentes los segmentos bajo el rotor y en las cúpulas que albergan la indicación de las horas y los minutos.

Tratamiento con Super-LumiNova del HM3 Frog X

La caja transparente de la FrogX es íntegramente de cristal de zafiro, uno de los minerales de mayor dureza conocidos, que ha de trabajarse con herramientas con punta de diamante o brocas especiales de carburo de alta tecnología. No es precisamente MB&F una empresa ajena al uso de materiales complicados. Es más, los busca activamente. Sirva como ejemplo el Space Pirate que vimos en vídeo.

En los anteriores HM3 la corona llevaba grabada la forma en hacha del rotor del reloj. Sin embargo y a simple vista, en este HM Frog X hay poco más que un disco liso y muy pulido. Pero al mirar desde el ángulo justo, con la luz direccional exacta y con la superficie receptora adecuada, se ve el hacha, esculpida a escala microscópica. Esos detalles que tanto gustan a la casa y la hacen tan única.

Aquí se ve el reflejo de la corona del reloj

La HM3 Frog X está dotada del característico motor de la HM3 en su versión MegaWind Final Edition. Los puentes, el volante oscilante, los engranajes y el icónico rotor de cuerda automática en forma de hacha de guerra quedan a la vista por el lado de la esfera. De este modo, el portador del reloj puede admirar plenamente el motor de la HM3, compuesto por más de 300 componentes.

El motor de la HM3, desarrollado por el reputado maestro relojero Jean-Marc Wiederrecht, se basa en un calibre de Girard-Perregaux y se ha dispuesto invertido con el fin de exhibir sin interrupciones la escena que representan el gran rotor de cuerda de oro de 22 quilates y titanio y las oscilaciones del volante.

Parte trasera del HM Frog X

Por lo general, las indicaciones de hora se disponen en la parte superior del movimiento o en un lateral de la esfera. Puesto que el motor de la HM3 se ha invertido para dejar a la vista su funcionamiento, se tuvo que dar con una solución eficaz que permitiera transferir la energía desde la parte inferior del movimiento a las cúpulas que albergan las indicaciones de las horas y los minutos en la parte superior. Emplear piñones corrientes insertados en rubíes hubiera requerido engranajes complejos que generarían fricción y necesitarían un soporte tanto en la parte inferior como en la superior —un factor que incrementaría el grosor del movimiento y, por consiguiente, del reloj—.

Por ello, en lugar de optar por los piñones habituales, la HM3 cuenta con dos cojinetes de cerámica de gran diámetro (15 mm) y de alta tecnología. Dado que tienen un gran diámetro, estos cojinetes permiten reducir el número de engranajes que provocan fricción; asimismo, al ofrecer rigidez como resultado de un diseño y un proceso de producción sumamente precisos, únicamente se requiere un soporte en un extremo (la base), por lo que el movimiento conserva su finura.

Otra vista del MB&F HM Frog X morado

Los MB&F HM Frog X son una edición limitada a 10 unidades por color y un precio de 128.000 euros más IVA. Aunque no dudo que el reloj se va a vender de manera instantánea, también pienso que es un poco faena para aquellos que compraron la «Final Edition», que imagino que la compraron (además de porque les gustara, claro), por tener eso, la última versión. Ahora sale una última-última versión -aunque con cúpulas, no conos, que además vale el doble… No sé, imagino que quien se compró aquella también se puede comprar esta, pero si yo fuera coleccionista me produciría inseguridad pensar que el final de los relojes quizá no es el final del todo, y que por tanto mi inversión es relativa. No sé, ojalá estuviera en la posición de poder pensarlo. Más información en MB&F.com.

Así queda el MB&F HM Frog X
CONTACTA CON NOSOTROS



    Síguenos